Sunteți pe pagina 1din 7
Marzo 2013
Marzo 2013

Organizadores gráficos

Mapas conceptuales

Los mapas conceptuales son organizadores gráficos por excelencia. En esta clase proponemos trabajar sobre las características principales, los fundamentos teóricos que los sustentan y las implicancias didácticas.

A modo de primer acercamiento, podemos decir que el objetivo central de los mapas es vincular, jerarquizar, ubicar un nuevo concepto en una trama y dar sentido a los conceptos de manera gráfica.

Alberto Cañas, cofundador y director asociado del Institute for Human and Machine Cognition (IHCM) – institución que creó el software CmapTools–,

explica qué son los mapas

conceptuales.

Machine Cognition (IHCM) – institución que creó el software CmapTools–, explica qué son los mapas conceptuales
Machine Cognition (IHCM) – institución que creó el software CmapTools–, explica qué son los mapas conceptuales
Machine Cognition (IHCM) – institución que creó el software CmapTools–, explica qué son los mapas conceptuales
Especialización docente de nivel superior en educación y TIC – Ministerio de Educación de la

Especialización docente de nivel superior en educación y TIC – Ministerio de Educación de la Nación

Un mapa conceptual sobre mapas conceptuales:

de la Nación Un mapa conceptual sobre mapas conceptuales: Fuente: La Teoría Subyacente a los Mapas

Fuente: La Teoría Subyacente a los Mapas Conceptuales y a Cómo

Construirlos, de Joseph D. Novak y Alberto J. Cañas, 2006.

Tratando de construir una definición más detallada, podríamos describir el mapa conceptual como un diagrama utilizado para la representación del conocimiento que intenta responder a una pregunta de enfoque. Se sirve para ello de conceptos (árbol, gravedad, etc.) o expresiones conceptuales (peso específico, primera infancia, cine de terror, etc.) que se presentan mediante textos, enmarcados generalmente en un óvalo o en un recuadro, ligados entre sí por líneas que contienen una palabra de enlace o conector (verbo, preposición, etc.). Al unir los conceptos, leyendo en el sentido que propone el diagrama da lugar a una proposición. El mapa conceptual puede contener una única proposición o bien, en la mayoría de los casos, representar una red de proposiciones relacionadas entre sí por conceptos comunes.

Por ejemplo, en el mapa mostrado anteriormente podemos leer diversas proposiciones:

Los mapas conceptuales representan un conocimiento organizado compuesto de conceptos que se conectan utilizando palabras de enlace que se usan para formar proposiciones.

O algunas más cortas: "Los mapas conceptuales representan un conocimiento organizado, que es necesario para una enseñanza efectiva" o "Los mapas conceptuales ayudan a contestar preguntas de enfoque"

Mapas conceptuales

Mapas conceptuales

Así, entonces, los componentes básicos de un mapa conceptual son:

Pregunta de enfoque: Es la pregunta que da origen al Mapa Conceptual, especificando claramente el problema o asunto que éste nos ayudará a resolver y delimitando el universo conceptual que trabajaremos, permitiendonos establecer qué conceptos abordaremos y cuáles dejaremos fuera. Cañas y Novak (2009) indican que “Todo mapa conceptual responde a una pregunta de enfoque, y una buena pregunta de enfoque puede llevar a un mapa conceptual a ser mucho más rico”

Conceptos: Son palabras o frases cortas que designan categorías o tipos de objetos, fenómenos, procesos, situaciones, incluyen sus rasgos generales y excluyen las particularidades. Por ejemplo, la palabra “perro” es un concepto que incluye todos los perros de cualquier raza, tamaño o color. En el mapa conceptual, los conceptos se colocan dentro de un recuadro u óvalo como medio de representación de la unidad de significación mínima del conocimiento.

Conectores o enlaces: Sirven para unir los conceptos y definir la naturaleza de la relación que se establece entre ellos. Estas palabras pueden ser formas verbales, preposiciones o pequeñas frases que aclaran el sentido de la relación entre dos o más conceptos. Ejemplos comunes de estos conectores son expresiones tales como: “es”, “de”, “para”, “pueden ser”, “como”, “se dividen en”, “forma parte de”, “pertenece a”, “son”, “tienen”, “depende de”, “entre”, etc. Convencionalmente, en el mapa conceptual los conectores se colocan sobre las líneas que unen los conceptos.

Proposiciones: No son estrictamente un componente de los mapas conceptuales, sino la resultante de las relaciones que se establecen entre los conceptos gracias a los conectores. Son, por tanto, unidades semánticas con valor propositivo puesto que afirman o niegan algo y construyen una unidad de significado superior a cada uno de los conceptos individuales. Habitualmente no tienen una identificación gráfica, aunque en algunos casos, y dependiendo de las herramientas que se utilicen para elaborar el mapa conceptual, vemos líneas discontinuas que engloban las proposiciones para visualizarlas.

Como dice M.A. Moreira (2007):

“Lo importante es que el mapa sea un instrumento capaz de poner en evidencia los
“Lo importante es que el mapa sea un instrumento capaz de poner
en evidencia los significados atribuidos a los conceptos y relaciones
entre conceptos en el contexto de un cuerpo de conocimiento. Por
ejemplo, si el individuo que hace el mapa une dos conceptos a través
de una línea, debe ser capaz de explicar el significado de la relación
que ve entre esos conceptos”.
Especialización docente de nivel superior en educación y TIC – Ministerio de Educación de la

Especialización docente de nivel superior en educación y TIC – Ministerio de Educación de la Nación

Los mapas conceptuales como representación del conocimiento personal o colectivo

Si le pedimos a un grupo que cada miembro represente en forma de mapa conceptual el mismo campo de conocimiento, podemos afirmar con total seguridad que obtendremos tantos resultados diferentes como personas componen ese grupo. Esto es así porque los conceptos adquieren significado en el contexto de experiencias, afectos, relaciones, percepciones, abstracciones y esquemas organizativos propios de cada persona. Si además nos planteamos crear un mapa colectivo, habrá que añadir toda una serie de dinámicas de negociación de significados que posibiliten la creación de un universo conceptual de referencia, lo cual puede ser muy interesante desde el punto de vista didáctico. Como docentes, tendremos que canalizar esta diversidad y, en ocasiones, nos apoyaremos en algún mapa conceptual. Pero es importante subrayar desde ya que su finalidad será, en la mayoría de los casos, servir de andamio que les permita a los alumnos y alumnas construir su propio edificio conceptual apoyándose en la base que les presentamos. Y para lograrlo tendremos que adquirir la destreza suficiente para identificar los siguientes aspectos:

ParaParaParaPara profundizarprofundizarprofundizarprofundizar

Los invitamos a leer también el documento Usos educativos de los mapas conceptuales.

¿Cuál

responderá mediante el mapa conceptual?

¿Cuál es el concepto principal que aglutinará todo el campo de

conocimiento?

¿Cuáles son los conceptos que deben ir y cuáles no?

¿Cómo se elabora un buen conector?

¿Cuál es el grado de complejidad adecuado a las capacidades del

grupo, que permita la correcta comprensión y el enriquecimiento del

mapa conceptual?

¿Cómo organizar el mapa conceptual de manera que pueda ser leído

sin dificultad?

¿Qué

estudiantes encuentren vías abiertas para ampliar y construir su propio

mapa conceptual?

¿Cómo ayudar a los estudiantes en la producción?

¿Cuáles son los criterios que permitirán valorar un mapa conceptual?

Identificar y elaborar la pregunta de enfoque permitirá que ante un mismo tema propuesto por el docente cada grupo de aprendices estará definiendo, aún sin saberlo, el universo de conceptos que estará “dentro” de su mapa conceptual. Ante la siguiente pregunta: “Profe:

que los

se

es

la

pregunta de

enfoque

o generadora

a

la

que

es

lo

que

no

se debe incluir

en

el mapa

para

¿este concepto lo agrego o no a mi mapa conceptual?” su pregunta de enfoque les estará respondiendo sobre la pertinencia o no de la inclusión de cada concepto en el mapa a elaborar.

Mapas conceptuales

Mapas conceptuales

Tomando como referencia esa primera pregunta de enfoque se podrán contestar el resto y veremos surgir un mapa conceptual elaborado con mayor profundidad que nos va a mostrar: “proposiciones más

profundas, más precisas [

con palabras de enlace que representan

mejor la relación entre los conceptos”; “un nivel de comprensión mayor

nos da un mapa tal vez más enredado, pero muestra mayor relación

entre conceptos”. Esta creciente elaboración, como bien sabemos, no se

las intervenciones docentes

va a producir por un acto “mágico”

promoverán la creciente complejidad de lo que se elabora.

]

Mapas conceptuales como estrategia de aprendizaje

Los mapas conceptuales sirven, sobre todo, para aprender. Si vamos a utilizarlos para mostrar “nuestra” interpretación de un contenido, estaremos propiciando un modelo memorístico que no generará aprendizaje significativo en los estudiantes. Aunque pueden utilizarse para mostrar (enseñar) una síntesis gráfica de un desarrollo textual complejo, su importancia principal radica en que el que más aprende es el que construye el mapa conceptual.

Tal es el criterio de su creador, Joseph D. Novak, quien lo presenta como estrategia, método y recurso esquemático (Ontoria y otros, 1996):

Estrategia: “Procuraremos poner ejemplos de estrategias sencillas,

pero poderosas en potencia, para ayudar a los estudiantes a aprender y para ayudar a los educadores a organizar los materiales objeto de este aprendizaje”.

Método: “La construcción de mapas conceptuales [

] es un método

para ayudar a estudiantes y educadores a captar el significado de los materiales que se van a aprender”.

Recurso: “Un mapa conceptual es un recurso esquemático para representar un conjunto de significados conceptuales incluidos en una estructura de proposiciones”.

En nuestra nueva realidad del modelo 1 a 1, podemos potenciar el uso de esta herramienta realizando mapas en forma colaborativa. Es una manera de poner en juego los conocimientos de cada integrante, de trabajar la argumentación y la fundamentación. Se convertirá así en un aliado inestimable para la adquisición de aprendizajes realmente significativos.

Es necesario diseñar estrategias específicas para que la tarea resulte exitosa. En el material de lectura encontrarán algunas ideas para trabajar en el aula y para empezar a dar respuestas a las preguntas que planteábamos antes.

Especialización docente de nivel superior en educación y TIC – Ministerio de Educación de la

Especialización docente de nivel superior en educación y TIC – Ministerio de Educación de la Nación

ActividadesActividadesActividadesActividades

Lean

el

documento

conceptuales.

Usos

educativos

de

los

mapas

Descargar el soft Cmaps Tools

Tienen disponible dos materiales de lectura: Herramientas básicas de CmapTools para dar los primeros pasos y Herramientas avanzadas en CmapTools, donde podrán encontrar una guía para la implementación de mapas conceptuales de uso compartido, la generación de presentaciones y otras acciones.

Comenzarán la actividad individual en donde se aborde un tema a elección de su área de trabajo. El mapa conceptual que enviarán a su tutor no contendrá más de 30 conceptos y deberá contar con:

o

una

o

más

imágenes como fondo o relleno de un

concepto;

o

algún link;

o

alguna información asociada;

o

algún nodo anidado.

Les pedimos que, por favor, en el texto del mensaje especifiquen qué pregunta del enfoque busca responder el mapa. Además, claro, se observará el diseño visual general del mapa.

Recuerden que cuentan, como siempre, con un Foro de consultas técnicas.

Mapas conceptuales

Mapas conceptuales

BibliografíaBibliografíaBibliografíaBibliografía dededede rreferenciarreferenciaeferenciaeferencia

MOREIRA, Marco Antonio (1988), “Mapas conceptuales y aprendizaje significativo en ciencias”, Revista Galáico Portuguesa de Sociopedagogía y Sociolingüística, Nº 23 a 28, pp. 87-95, Pontevedra/Galicia/Braga.

NOVAK, Joseph y Alberto CAÑAS (2006), “La teoría subyacente a los mapas conceptuales y a cómo construirlos”, Florida Institute for Human and Machine Cognition. Disponible en:

http://cmap.ihmc.us/publications/ResearchPapers/TeoriaCmaps/Te oriaSubyacenteMapasConceptuales.html (Última consulta: julio de 2012).

ONTORIA, Antonio y otros (1999), Mapas conceptuales. Una técnica para aprender, Madrid, Narcea, 5.ª edición.

Autor: Equipo TIC del Instituto Nacional de Formación Docente

Cómo citar este texto:

Equipo TIC del Instituto Nacional de Formación Docente (2013), “Clase 2: Mapas conceptuales”, Especialización docente de nivel superior en educación y TIC, Buenos Aires, Ministerio de Educación de la Nación.

Especialización docente de nivel superior en educación y TIC , Buenos Aires, Ministerio de Educación de
Especialización docente de nivel superior en educación y TIC , Buenos Aires, Ministerio de Educación de