Sunteți pe pagina 1din 3

Activo Circulante: El activo corriente, también denominado activo circulante, es aquel activo líquido

a la fecha de cierre del ejercicio, o convertible en dinero dentro de los doce meses. Además, se
consideran corrientes a aquellos activos aplicados para la cancelación de un pasivo corriente, o que
evitan erogaciones durante el ejercicio. Son componentes de activo corriente las existencias, los
deudores comerciales y otras cuentas a cobrar, las inversiones financieras a corto plazo y la
tesorería .Un activo circulante es un bien o derecho líquido o que puede convertirse en líquido en
menos de un año.
Es decir, es el dinero que una empresa tiene más o menos disponible para usar en cualquier
momento (el dinero que tiene en las cajas y bancos, las existencias, las deudas de los clientes, etc.).
El activo circulante son bienes y derechos líquidos de una empresa. Es decir, es el dinero que una
empresa tiene para disponer en cualquier momento.

Balance: El estado de situación financiera se estructura a través de tres conceptos patrimoniales, el


activo, el pasivo y el patrimonio neto, desarrollados cada uno de ellos en grupos de cuentas que
representan los diferentes elementos patrimoniales.
El activo incluye todas aquellas cuentas que reflejan los valores de los que dispone la entidad. Todos
los elementos del activo son susceptibles de traer dinero a la empresa en el futuro, bien sea
mediante su uso, su venta o su cambio. Por el contrario, el pasivo: muestra todas las obligaciones
ciertas del ente y las contingencias que deben registrarse. Estas obligaciones son, naturalmente,
económicas: préstamos, compras con pago diferido, etc.
El patrimonio neto puede calcularse como el activo menos el pasivo y representa los aportes de los
propietarios o accionistas más los resultados no distribuidos. Del mismo modo, cuando se producen
resultados negativos (pérdidas), harán disminuir el Patrimonio Neto. El patrimonio neto o capital
contable muestra también la capacidad que tiene la empresa de autofinanciarse.

La ecuación básica de la contabilidad relaciona estos tres conceptos:


Patrimonio neto = Activo – Pasivo que dicho de manera sencilla es:
Lo que se es = Lo que se tiene - Lo que se debe

Déficit: Resultado negativo que se produce al comparar los egresos con los ingresos de un ente
económico.
La diferencia que resulta de comparar el activo y el pasivo de una entidad, cuando el importe del
último es superior al del primero, es decir cuando el capital contable es negativo. Saldo negativo que
se produce cuando los egresos son mayores a los ingresos. En contabilidad representa el exceso de
pasivo sobre activo. Cuando se refiere al déficit público se habla del exceso de gasto gubernamental
sobre sus ingresos; cuando se trata de déficit comercial de la balanza de pagos se relaciona el
exceso de importaciones sobre las exportaciones.
m. Comercio. Faltante que resulta comparando el haber con el capital puesto en la empresa. En la
administración pública, parte que falta para levantar las cargas del Estado. No sufre variación en
plural.

Egresos: El concepto de egresos, de todas maneras, se encuentra muy ligado a la contabilidad; en


este caso, significa la salida de dinero de las arcas de una empresa u organización, mientras que por
ingresos se entiende el dinero que entra.
Los egresos incluyen los gastos y las inversiones. El gasto es aquella partida contable que aumenta
las pérdidas o disminuye el beneficio, y siempre supone un desembolso financiero, ya sea
movimiento de caja o bancario. El pago de un servicio (por ejemplo, de conexión a Internet) y el
arrendamiento de un local comercial son algunos de los gastos habituales que forman parte de los
egresos de las empresas.

Ganancia: La ganancia es la riqueza que una o las distintas partes involucradas obtienen como
producto de una transacción o proceso económico.
La ganancia también es conocida como beneficio económico e implica el resto económico del que un
actor se beneficia como resultado de realizar una operación financiera. En pocas palabras, es la
proporción entre los ingresos totales menos los costos totales de producción, distribución y
comercialización de, por ejemplo, un producto o servicio en particular. Se conoce como ganancia
económica o beneficio económico a la utilidad que obtiene el actor de un proceso económico,
comercial o productivo. Puede calcularse como los ingresos totales (obtenidos por las ventas, los
intereses de inversiones, etc.) menos los costos totales (gastos de producción, impuestos).

Ingresos: las cantidades que recibe una empresa por la venta de sus productos o servicios
(ingresos empresariales, en inglés revenue), y el conjunto de rentas recibidas por los ciudadanos (en
inglés income).
Un ingreso es una recuperación voluntaria y deseada de activo, es decir, un incremento de los
recursos económicos. Se derivan de las transacciones realizadas por la empresa con el mundo
exterior que dan lugar a alteraciones positivas en el patrimonio neto de la misma.

Inversión: Inversión es un término económico, con varias acepciones relacionadas con el ahorro, la
ubicación de capital, y la postergación del consumo. El término aparece en gestión empresarial,
finanzas y en macroeconomía. En el contexto empresarial, la inversión es el acto mediante el cual se
usan ciertos bienes con el ánimo de obtener unos ingresos o rentas a lo largo del tiempo. La
inversión se refiere al empleo de un capital en algún tipo de actividad económica o negocio, con el
objetivo de incrementarlo. Dicho de otra manera, consiste en renunciar a un consumo actual y cierto,
a cambio de obtener unos beneficios futuros y distribuidos en el tiempo.
Desde una consideración amplia, la inversión es toda materialización de medios financieros en
bienes que van a ser utilizados en un proceso productivo de una empresa o unidad económica, y
comprendería la adquisición tanto de bienes de equipo, como de materias primas, servicios etc.
Desde un punto de vista más estricto, la inversión comprendería sólo los desembolsos de recursos
financieros destinados a la adquisición de instrumentos de producción, que la empresa va a utilizar
durante varios periodos económicos.

Largo Plazo: Los préstamos a largo plazo constituyen la forma más común de financiación por parte
de las empresas. Bajo la denominación de deudas a largo plazo y atendiendo a quién es el
prestamista, el PGC desarrolla los subgrupos 16, «Deudas a largo plazo con empresas del grupo y
asociadas», y 17, «Deudas a largo plazo por préstamos recibidos y otros conceptos». En cualquiera
de los casos anteriores, se ha de tener en cuenta que los intereses que devengan estas deudas son
explícitos y que, por lo tanto, no forman parte del valor de reembolso

Pasivo Circulante: En contabilidad, el pasivo circulante (o pasivo exigible a corto plazo) es la parte
del pasivo que contiene las obligaciones a corto plazo de la empresa. En este contexto se entiende
por corto plazo un periodo de vencimiento inferior a un año. El carácter de circulante hace referencia
a que se trata de recursos financieros que no tienen afán de permanencia dentro de la empresa y se
contrapone a los recursos permanentes. está formado por sus deudas a corto plazo, que deben ser
pagadas en un plazo inferior a los doce meses. Se trata, por lo tanto, del pasivo exigible a corto
plazo que es circulante ya que no existe intención de que permanezca en la empresa durante mucho
tiempo y está en constante rotación o movimiento.

Patrimonio: El Patrimonio Neto está formado por el Activo menos el Pasivo. A su vez el Pasivo más
el Patrimonio Neto forman el conjunto del Pasivo de la empresa, el conjunto de bienes, derechos y
obligaciones que tiene una persona o empresa. Los Bienes son los elementos materiales e
inmateriales con que cuenta la empresa. Por ejemplo, la maquinaria, el dinero que tenga en caja, las
existencias de productos o los locales que posea. Los Derechos permiten a la empresa ejercer una
facultad. Por ejemplo, son derechos, los préstamos que tenga concedidos, o las cantidades
adeudadas por sus clientes. Las Obligaciones, por el contrario, representan responsabilidades a las
que debe hacer frente la empresa. Son ejemplos de obligaciones las deudas que tenga contraídas la
empresa con los bancos, con sus trabajadores o con la Administración.

Pérdida: Pérdida contable representa una disminución de una parte de los bienes y derechos de la
empresa (activos). El término pérdida también se aplica a resultados negativos, que vienen
determinados por la diferencia entre los ingresos (ventas, prestación de servicios, etc.) y los gastos
necesarios para generar dichas ventas (compras, gastos salariales, gastos generales, etc.) durante
un ejercicio.
No se deben confundir los conceptos de gastos y pérdidas, ya que aunque ambos se agrupan bajo la
misma rúbrica por tener el mismo efecto contable, los gastos representan recursos empleados en
servicios o bienes que se consumen con el fin de generar utilidades, mientras que las pérdidas
representan gastos que no generan dichas utilidades.

Préstamos: Un préstamo es una operación mediante la cual una entidad financiera (banco u otra
entidad financiera) pone a nuestra disposición una cantidad determinada de dinero mediante un
contrato. El crédito en un préstamo es dinero donde la persona se compromete a devolver la
cantidad solicitada en el tiempo o plazo definido según las condiciones establecidas para dicho
préstamo más los intereses devengados, seguros y costos asociados si los hubiera.

Cheque Financiero: Un cheque es un documento contable de valor en el que la persona que es


autorizada para extraer dinero de una cuenta (por ejemplo, el titular), extiende a otra persona una
autorización para retirar una determinada cantidad de dinero de su cuenta, la cual se expresa en el
documento, prescindiendo de la presencia del titular de la cuenta bancaria.
El cheque es un título de valor a la orden o al portador y abstracto en virtud del cual una persona,
llamada librador, ordena incondicionalmente a una institución de crédito el pago a la vista de una
suma de dinero determinada a favor de una tercera persona llamada beneficiario.

Superávit: Exceso de los Ingresos sobre los egresos, o también la diferencia entre el Capital
contable y el social. El Superávit figura en el Balance dentro del grupo de Capital, por tratarse de
Utilidades retenidas en un negocio, y es una cuenta de saldo Acreedor. Al Superávit se le llama con
frecuencia "Utilidades por repartir". Diferencia positiva que existe entre el Capital contable (exceso
del Activo sobre el Pasivo) y el Capital social pagado de una Sociedad determinada. El concepto se
utiliza en la economía y las finanzas para hacer referencia a la abundancia del dinero que ingresa o
del patrimonio en comparación a los gastos o las deudas.

Vida Útil: Se entiende por vida útil el tiempo durante el cual un activo puede ser utilizado, tiempo
durante el cual puede generar renta.
Toda empresa para poder operar, para poder desarrollar su objeto social requiere de una serie de
activos fijos, los cuales, como consecuencia de su utilización, se desgastan hasta el punto de quedar
inservibles.
Algunos activos, por su naturaleza y destinación, o por el uso que se haga de ellos, pueden tener
mayor vida útil que otros.
Período durante el cual se espera utilizar el activo amortizable por parte de la empresa o el número
de unidades de producción que se espera obtener del mismo. En el caso de activos sometidos a
reversión, su vida útil es el período concesional cuando éste sea inferior a la vida económica del
activo.