Sunteți pe pagina 1din 10

20 marzo de 2018

Video, “1 mayo mártires de Chicago”.

Derecho del trabajo.

Este derecho parte con un supuesto distinto del derecho civil. El derecho civil tiene como supuesto desde
Roma, pero particularmente desde la revolución francesa, desde el mal llamado “Código de napoleón”, es
decir, el “Código civil francés”, que tiene como fundamento la igualdad de las partes, igualdad de condiciones,
no así con el derecho laboral, aquí se elimina ese supuesto, y la primera declaración o dentro de su ADN dice,
que las partes contratantes están en desigualdad de poder, reconoce que una parte es más poderosa que
otra. (empleador > empleado). El derecho del trabajo a través de las normas jurídicas trata de poner a las
partes en igualdad de condiciones, esto lo hace a través de la creación normativa de mínimos o máximos que
nosotros vamos a conocer como derechos laborales.

La visión que tiene el derecho del trabajo es proteger al trabajador, se equivoca aquel que pretende que el
derecho del trabajo protege al empleador. NUNCA SE VA A PREOCUPAR DEL EMPLEADOR, perfectamente
se podría llamar “derecho del empleado”.

Las relaciones contractuales a honorarios, están reguladas por el derecho civil, por tanto se mira como
supuesto, que ambas partes están en igualdad de condiciones. (preguntar)

Leer artículos 1 al 9 en el código del trabajo.

Un poco de historia.

Todo comienza por grupos de trabajadores que peleaban por condiciones más dignas en el trabajo. Esto no
se va a concretar legalmente hasta 1919.

En Chile tenemos un código del trabajo desde el año 1931, que prácticamente se mantiene con sus propias
modificaciones, hasta 1978, en que se modifica el código, que es el que tenemos actualmente, con clara
tendencia neoliberal.

Surge en 1931 el código mencionado por las condiciones que se estaban dando en el ámbito laboral a
principios del siglo XX, que se ve aumentado por la primera y segunda revolución industrial.

Una de las primeras revoluciones en carácter laboral, es la seguridad social.

Bismark “padre de la seguridad social”.


22 marzo de 2018

La economía alemana no podía construir armas, embarcaciones de guerra, entonces gran parte de la
industria siderúrgica ya no tenían movimiento, entonces quiebran …

Alemania al mismo tiempo tendrá, inflación y deflación…

Uno de los capítulos que tiene el tratado de Versalles, es la creación de una institución con asuntos relativos
al trabajo, y la pregunta que surge es ¿Por qué en medio de un tratado internacional post guerra, se crea una
organización de carácter laboral?

Hay varios factores que contribuyen a ello, la primera de ella es que en 1916 se da la “revolución
bolchevique”, la llamada revolución roja, que pone en guardia a los países occidentales que a pesar de estar
en guerra, es la revolución del proletariado, y se da en Rusia porque el Zar Nicolás II quiere al igual que sus
antecesores, casi desde Pedro el Grande, todos tenían una especie de sueño o complejo, que consistía en
europizar a Rusia, porque Rusia la característica que tiene hasta el día de hoy, es que tiene una gran
cantidad de población agrícola, habían cultivado una organización muy feudal, entonces como querían
europizar, dijeron “bueno nosotros también debemos tener nuestra revolución industrial”, luego va a aparecer
entonces una clase política que no existía antes en Rusia, que con el proletariado, que empiezan a leer
autores como Marx, lo que posteriormente da pie a lo anteriormente mencionado, el elemento catalizador de
esta revolución, es la introducción de Rusia dentro de la primera guerra mundial. Gana la revolución y
establecen la dictadura del proletariado, … propone un capítulo que se refiriera al ámbito laboral, porque sino
se les escucha a los trabajadores, eventualmente pudieran tener todos su propia revolución Rusa.

Otra mirada que hay, es que además el sentido que tenía la OIT, es que los gobiernos tuvieron que recurrir a
sus trabajadores, para combatir esta guerra, porque se necesitaban hombres, más de los que usualmente se
requerían, entonces se señala que los políticos europeos para entrar a la primera guerra mundial es que se
pactó tácitamente con los trabajadores (sindicatos) que los estados se comprometían a reconocer derechos si
ellos iban a pelear.

Una tercera tesis que hay, es que el capital se dio cuenta que si no reconocía derechos, primero iba a tener
revoluciones, y algunos dicen (conspirativa), dicen que van a reconocer derechos, es porque a través del
derecho lo que hicieron era tener control sobre los trabajadores. Lo que dicen es que el derecho del trabajo es
una creación del capital.

¿Por qué estados unidos no creó una organización solo nacional, y la propuso al ámbito internacional?

Para lograr una estandarización, que todos tengan un estándar en derechos del trabajo, y esta es la primera
señal de la globalización.

¿Qué vamos a entender por derecho del trabajo?

Hay dos definiciones a lo menos.

Una primera puede ser la del Luiz lizamna, que está en su libro “Derecho del trabajo” “Es la ordenación
jurídica del trabajo prestado por cuenta ajena en condiciones de dependencia y subordinación”
William Thayer y Patricio Novoa, ellos dicen que “el derecho del trabajo es aquella rama del derecho que en
forma principal, se ocupa de regular tuitivamente la situación de las personas naturales que obligan de modo
total o parcial su capacidad de trabajo, durante un periodo apreciable de tiempo a un empleo señalado por
otra persona natural o jurídica, la que remunera los servicios.”

Lo bueno de la primera definición es que explicita dos cosas, la primera es la ajenidad que es un elemento
típico del trabajo del cual está interesado el derecho del trabajo. La ajenidad consiste en que le producto del
trabajo o del operador denominado trabajador, el resultado ya sea físico o intelectual se radica en el
patrimonio del empleador. No todo trabajo que cuente con esta característica está regulado por el ederecho
del trabajo. Esta característica en la segunda definición de forma implícita.

El segundo elemento que se encuentra de manera explícita en la definición de Lizama, es el concepto de


subordinación y dependencia porque además el concepto de subordinación y dependencia es un elemento
que es de carácter jurídico no carácter fáctico. Y como es un elemento jurídico es una intele…

El derecho del trabajo tiene como misión proteger al trabajador, no al empleador, jamás el derecho del trabajo
se preocupará del empleador.

Otra cosa que dice implícitamente Lizama es que el sujeto trabajador siempre será una persona natural,
nunca el trabajador va a ser una persona jurídica. Esto significa que las relaciones entre la universidad de la
serena con el estado de Chile, no están reguladas por el código del trabajo.

www.dt.gob.cl

27 marzo de 2018

Thayer y Novoa dicen que un elemento importante es la “remuneración” (no es pago).

[buscar que es subordinación y dependencia…]

Los elementos mencionados aparecen claramente en la definición de “contrato de trabajo”, establecido en el


art. 7 del código del trabajo. DE MEMORIA

-Trabajador

-Empleador

-Subordinación y dependencia

-Remuneración

¿Cuál es el objeto del derecho del trabajo?

Es el trabajo; el código del trabajo no define lo que es trabajo, por tanto según el código civil, se debe tomar
en un sentido natural y obvio, por tanto se tomará en cuenta para este caso la definición de la RAE; “acción y
efecto de trabajar”, luego nos deriva a “ocupación retribuida”, “obra”, “cosa que es de la actividad humana”,
“esfuerzo humano aplicado a la producción en contraposición al capital”.
Pareciera ser que al trabajo al que se refiere nuestro derecho, es la última definición que da la RAE para el
concepto de trabajo (anteriormente mencionado), pero esta definición no satisface nuestro interés.

El trabajo que le interesa al derecho del trabajo es “aquel trabajo aplicado a la creación de riqueza en
contraposición al capital, pero bajo subordinación y dependencia”, si no es tan los elementos últimos
mencionados no le interesa al derecho del trabajo. De ahí la importancia práctica y jurídica del inc. 1° del art.
8° del código del trabajo.

Según el art. 8° hay una presunción simplemente legal cuando se dan los elementos del contrato de trabajo,
porque admite prueba en contrario.

Algo que se desprende de la definición de contrato, es aquel trabajo al que hace referencia implícitamente el
art. 7°, que se presume que ese trabajo es de carácter personal, y esto se desprende del art. 3° del código
del trabajo.

29 marzo de 2018

Naturaleza jurídica del derecho del trabajo, hay tres doctrinas al respecto. La primera respuesta que se da
dice que el derecho del trabajo es de derecho privado (ius privatistas); ellos se basan en que la regulación del
derecho del trabajo se basa en normas de derecho privado, así por ejemplo el artículo 7° comienza con la
palabra contrato, que es un elemento propio del derecho privado.

También aparecerán los ius publicistas, que sustentan su postura en que las normas del derecho del trabajo
son públicas, por tanto irrenunciables, y esto hace que el derecho del trabajo sea de naturaleza pública.
Ejemplo artículo 5° del código del trabajo dice, que las normas laborales es un derecho para el trabajador
irrenunciables.

Los privatistas responden diciendo que el código civil contiene algunas normas de derecho público, pero eso
no lo transforma en un derecho público o en una normativa de orden público; lo mismo pasa con el derecho
del trabajo, que contiene normas de orden público pero eso no significa que sea un ordenamiento de orden
público; pero los ius publicistas, dicen que en el derecho del trabajo, a diferencia del derecho civil, acá todas
las normas son de orden público, no algunas como en el código civil. …

Por último tenemos una tercera posición que es conocida como la doctrina “sui generis”, que señala que en
realidad el derecho del trabajo tiene características de derecho privado y público, pero también tiene
características que le son propias, que son de su propio género, por tanto no podemos clasificarlo ni en el
derecho privado ni en el derecho público, porque tiene características propias que lo diferencian de ambos,
pero que a la vez se alimenta de ambos.

Característica del derecho del trabajo.

Es un derecho relativamente nuevo, que tiene como hito histórico …

Es un derecho autónomo, es decir, que puede subsistir por sí solo.

Es un derecho realista desde dos puntos de vista; primero que el derecho del trabajo regula una realidad
pero lo regula de la manera “más real posible”, es por esto que el derecho del trabajo va constantemente
cambiando, porque cambian las realidades laborales. Al derecho del trabajo le gusta reflejar las condiciones
económicas y sociales de la época, es por esto que es la legislación que más constantemente está
cambiando. La segunda parte de este realismo es que al derecho del trabajo le interesa como las cosas son,
y no como las partes pretenden que sea. Al derecho del trabajo no le interesan las formalidades.

Teoría de las cláusulas tácitas, el empleador debe tener cuidado con las conductas propias.

Cuarta característica, es un derecho informal, es decir, no necesita, no se vale de formalidades, porque le


gusta las cosas tal como son…

Con la falta de escrituración del contrato hay problemas; lectura artículo 9 del código del trabajo.

Es un derecho tuitivo.

Es un derecho de orden público.

03 abril de 2018

8- dado su origen el derecho del trabajo es de carácter universal, producto del anmisticio de la segunda
guerra mundial donde urge la OIT que regulariza lo que hoy estudiamos, es decir, los principios generales en
que se inspira el derecho del trabajo son los mismos gracias a la OIT.

9- es un derecho esencialmente variable.

10- es un derecho inconcluso, porque mientras existan cambios en la sociedad, en la tecnología, el derecho
nunca dejará de modificarse, a diferencia del derecho civil por ejemplo, que igual se modifica, el derecho del
trabajo lo hace con mucha más frecuencia.

11- es un derecho garantizador de derechos básicos irrenunciables.

12- el derecho del trabajo se puede clasificar a lo menos en derecho individual del trabajo y derecho colectivo
del trabajo.

Fuentes del derecho del trabajo.

El derecho del trabajo tiene la misma clasificación que las fuentes del derecho a secas, cuales son formales y
materiales.

El derecho del trabajo se caracteriza por tener fuentes de origen heteronómico, esto es, que el creador del
derecho es distinto de su destinatario. Desde el poder legislativo a la “persona común”. Las leyes laborales
emanan del legislativo para aplicarse a un sujeto llamado empleador y a un sujeto llamado trabajador, por
esto, es igual que la gran mayoría de los derechos.

Pero también tenemos fuentes de carácter autonómicos, y aquí se empieza a diferenciar de muchos otros
derechos, esto significa, que el propio destinatario de las normas es el creador de ellas, por ejemplo, cuando
las partes empleador y trabajador en virtud de la libertad de contratación, asumen derechos y obligaciones las
cuales se autoimponen. Pero el carácter autonómico se refleja más en el derecho colectivo, que va a surgir un
sujeto que estará formado por varios sujetos que es el sindicado, y el sindicato que es una persona que va a
ubicar a una persona en una mejor posición de igualdad con el empleador, por el solo hecho de la agrupación;
cuando están en esta posición van y negocian colectivamente con el empleador. Los contratos colectivos
cláusulas pasan a formar parte de los contratos individuales. Los contratos colectivos logrados por un
sindicado es una fuente autonómica por excelencia del derecho del trabajo.

Las cláusulas tácitas solo benefician al trabajador, no hay cláusulas tácitas en beneficio del
empleador. Y aquí tenemos otra fuente autonómica, la conducta del trabajador y la conducta del empleador
presenta una voluntad tácita. Por tanto la conducta de las parte también es una fuente autonómica.

Otra clasificación de las fuentes que podemos hacer, es dividirlas como fuentes de origen nacional y de origen
internacional. Algunas fuentes nacionales; la constitución política, es una fuente de origen nacional que
contiene materias de carácter laboral, por ejemplo el art. 19 N° 16 que establece la libertad de trabajo, que
además lo podemos vincular con el art. 20 que establece el recurso de protección porque este derecho no
solamente está garantizada sino que también está protegida. Dejar en claro que se protege la libertad de
trabajo o no el derecho al trabajo. Esta libertad protege tanto al trabajador y como al empleador, que para este
último se llama libertad de contratación, y así llegamos a la conclusión de que nadie puede obligar al
empleador a contratar a un trabajador, puesto que tiene la libertad de contratación emanado de este mismo
artículo, la única excepción que podríamos mencionar a esto, es el caso del fuero laboral (maternal, sindical),
y el caso de la discriminación con motivo del despido del trabajo pero que es calificado por el juez como
grave. Si es declarada grave además en un proceso de tutela laboral, el trabajador tiene el derecho de optar
entre recibir una indemnización tasada que va entre un mínimo de seis a un máximo de 11 remuneraciones,
más todas las otras indemnizaciones que procedieren o la reincorporación al trabajo (la opción es del
trabajador). Lo mismo sucede cuando se tiene fuero, como un dirigente sindical, en principio no se puede
despedir, pero para eso debe haber previa autorización del juez, y en ese caso ya no hay derecho que proteja
al trabajador.

Otra norma de carácter constitucional que hace que sea interna y a la vez internacional, que se encuentran en
el art. 5°, que se refiere a los tratados internacionales que se refiere a los derechos humanos. Los convenios
de la OIT son tratados internacionales que versan sobre derechos humanos, porque se han elevado a
derechos esenciales, porque ya hay una rama denominada derechos… art. 169 de la OIT, se refiere a los
derechos de los pueblos originarios, pero es tan amplio que escapa al derecho del trabajo, dice que cuando
verán asuntos referidos a los pueblos originarios, debe convocarlos para consultar antes de promulgarla, y se
debe adecuar a lo consultado. Hoy se habla de derechos humanos de carácter laboral e internacional, es por
eso que constantemente que la OIT está interviniendo en nuestra legislación porque no se cumplen con los
términos a los que Chile se adscribió al ratificar los tratados internacionales.

05 abril de 2018

Otras fuentes internas es la ley, y en nuestro caso particular el código del trabajo, y también una serie de
leyes dispersas que se refieren al derecho laboral.

También hay una fuente muy particular que es una regulación administrativa, que se realiza por dictámenes…
es un órgano desconcentrado y que se vincula con el presidente de la república a través de la institución de…
que sea desconcentrado significa que no es un órgano dependiente del ministerio del trabajo, es decir, goza
de cierta autonomía y que se vincula con el presidente a través del ministerio del trabajo, pero no depende del
ministerio del trabajo.
Los dictámenes son fuente del derecho del trabajo, la dirección del trabajo está a cargo de la interpretación
(de carácter general, por tanto obliga a todos excepto al poder judicial, es decir, puede dictar sentencias
contrarias a lo que dice la dirección del trabajo) y la fiscalización del cumplimiento de la legislación laboral.
[Dirección del trabajo es distinto al ministerio del trabajo]

En nuestro país la dirección del trabajo interpreta por mandato legal, pero a la vez… cuando chile de adhiere
a la OIT acepta una serie de convenios…

Principios del derecho del trabajo.

De acuerdo a Couture los principios del derecho “son los enunciados lógicos extraídos de la ordenación
sistemática y coherente de la normas de las cuales se obtiene una regla de validez general”. Los principios no
están escritos, se deducen de una serie de artículos de la norma jurídica.

Otro autor Plá Rodríguez dice que los principios del derecho del trabajo estos cumplen tres funciones; la
primera función la denomina “función informadora”, esto es, aquella que sirve de fundamento o que inspira a
la normativa, es la razón de ser. El principio inspirador del derecho del trabajo es el “principio tuitivo o
protector”, el derecho del trabajo que no protege al trabajador no es derecho laboral profesor Ugalde Cataldo.

Segunda función según Plá Rodríguez, es la función normativa, esto es, que las partes de la relación jurídico
contractual laboral, están reguladas por lo principios, incluso el profesor Plá Rodríguez llega a decir que los
principios del derecho operan como fuente supletoria del derecho del trabajo, incluso más allá, dice que es tal
es el poder de los principios del derecho del trabajo que actúan alterando la jerarquía normativa, es decir que
una norma de jerarquía inferior se debe escoger por sobre la de jerarquía superior, cuando la primera protege
al trabajador y la segunda no.

Tercera y última función, Plá Rodríguez dice que cuando se interpretan las normas del derecho del trabajo, se
puede acudir a los principios del derecho, es decir, que los principios del derecho del trabajo tienen una
función interpretadora, este autor dice que a lo menos hay seis principios del derecho del trabajo.

1- El principio protector; este principio conforme a Plá Rodríguez, es aquel que le da sentido a la
existencia de una política o del derecho laboral, vendría siendo para él , la ratio legis, del derecho del
trabajo. Este principio se subdivide en tres:

a) In dubio pro operario, en la duda se favorece al trabajador. Cuando yo tengo una norma pero de
esta tengo dos interpretaciones; una favorece al trabajador y la otra no, se debe escoger la que le
favorece.
b) Norma más favorable; la diferencia con el anterior es que acá tengo dos normas que se aplican al
caso concreto –antinomia-, aquí no se aplican las reglas generales para este tipo de conflictos, acá
se aplica la norma más favorable. (Ejemplo, el conflicto el art. 41 y el art. 172 del Código del
Trabajo).
c) Condición más beneficiosa; esto consiste en que cuando existe una nueva norma, no puede
menoscabar derechos del trabajador. (Teoría progresiva de los derechos), en virtud de esta teoría,
Plá Rodríguez dice que con leyes posteriores no se pueden quitar derechos a los trabajadores, solo
aumentar. Se relaciona esto con la Teoría de los derechos adquiridos. En Chile se interpretaba de
forma distinta que en Europa…
10 abril de 2018

El segundo gran principio de nuestro derecho es el denominado principio de la irrenunciabilidad.

Cada vez que la legislación laboral establece un derecho, lo hace de manera irrenunciable, cuando establece
un derecho en favor del trabajador (recordar que este derecho protege al trabajador).

El legislador y el intérprete deben entender que se establecen estos derechos de manera irrenunciable. Este
no solo es un principio sino que se encuentra en una norma concreta, está en el art. 5° del código del trabajo.
Cualquier cláusula de contrato que establezca la renuncia a algún derecho referido al ámbito laboral, es para
todos los efectos legales, NULO.

[estas normas son de orden público]

El principio de la continuidad (continuidad del contrato).

Lo que nos quiere decir este principio es que el derecho del trabajo siempre debe apuntar hacia la estabilidad
del vínculo contractual laboral, es más, nuestro código reconoce … que inspira al derecho del trabajo.

[Leer artículos 159, 160, 161 y 162 bis del código del trabajo]

Si se tiene un trabajador inválido total o parcialmente no es causa para el empleador para el despido,
es decir no es justa causa.

Se debe tener presente también, que la relación contractual laboral, hace que este contrato mirado desde el
derecho civil, es de tracto sucesivo, esto es, que los derechos y obligaciones se van renovando en el tiempo
sin necesidad de un nuevo contrato.

El contrato por defecto en nuestra legislación, es el contrato de duración indefinida. Nuestro código casi nunca
lo pronuncia, no lo define, por tanto, el código deduce que es el contrato por defecto, conocido por todos.

Cuando el contrato es indefinido, no se sabe cuándo termina, puede ser en 10 días, en un mes, en 15 años,
etc. Pero pareciera que dar mayor estabilidad que el contrato a plazo.

Otra visión que tiene este principio, lo encontramos como norma en el art. 4° inc. 2° del código del trabajo. Ni
aun cuando cambia el dominio de la empresa, cambiarán las condiciones ya pactadas individual o
colectivamente anteriores al cambio del dominio.

El truco radica en que cuando compran lo hacen con la empresa “saneada”, esto es, que despida a los
trabajadores, y luego él los recontrata, lo que se produce aquí es un enriquecimiento sin causa… (¿Por qué
se produce un enriquecimiento sin causa?...

12 de abril de 2018

Principio de primacía de la realidad.


Suele suceder que con consentimiento o sin él, con la complicidad o sin ella, muchas veces el empleador
colocar en el contrato “… de prestación de servicios” y a honorarios, incluso también piden que se agregue un
anexo, que diga que expresamente no es un contrato de trabajo y por tanto no están obligados a paga
cotizaciones previsionales ni a hacer los descuentos legales respecto a un contrato de trabajo… entonces una
vez que firma, el empleador dice “no soy empleador, soy una persona que recibe una prestación de servicios
a honorarios… “ el problema se produce cuando le terminan el contrato, y el trabajador pide que se paguen
indemnizaciones, pero el supuesto empleador, se apegará al anexo… y a que es una relación civil y no
laboral. Recordar que la presunción del art. 8° es una presunción simplemente legal, por tanto admite una
prueba en contrario.

Cada vez que se dan los elementos de la definición del contrato de trabajo del art. 7° del código del trabajo,
tengan el nombre que tengan en el papel, hacen asumir la existencia de un contrato de trabajo.

El art. 9° también contiene parte de este principio en el inc. 3°.

Otro aspecto de este principio, es que se le da valor a las cláusulas tácitas, y su fundamento se encuentra en
el principio de la primacía de la realidad. (Por una conducta, generalmente del empleador, se entiende
tácitamente que modificó el contrato…) no son más que reconocimiento de este principio, no hay una norma
que reconozca estas cláusulas.

5° principio de la razonabilidad.

Este algunos dicen es el freno para no interpretar in extremis los principios anteriores; si no estuviera este
principio, algunos dicen que el derecho del trabajo sería abusivo, es decir, siempre ganaría el trabajador, y el
empleador por el hecho de ser tal, siempre perdería frente al trabajador.

¿Qué dice el art. 9° cuando no existe escrituración del contrato?

Se entenderá que las cláusulas del contrato, serán las que coloque el trabajador. Pero en virtud del principio
mencionado, no siempre será así, porque se aplica la razonabilidad, mirando el contexto, y la realidad de la
situación en la que se encuentre.

6° principio de buena fe.

Este principio nos indica, primero que todos los otros principios se deben aplicar de buena fe. Recordar que
este principio está inserto en todo el derecho. Se presume que todas las partes actúan de buena fe.

Revisar texto que enviará de Gamonal, y otros tres de lectura complementaria.

Hay otros principios que recoge nuestro código y algunos de ellos incluso tienen inspiración de carácter
constitucional.

El primero es el contenido en el art. 19 N° 16 donde el constituyente nos asegura la libertad de trabajo con
una justa retribución, luego nos dice que el empleador tiene libertad de contratación, es decir, nadie puede
obligar a un empleador a contratar a un determinado trabajador. Son dos caras de una misma moneda.
La libertad de trabajo y la libertad de contratación el constituyente además de establecerlas como una
garantía, las protegió, tienen protección constitucional; lo que está protegido es la libertad de trabajo y la
libertad de contratación, no el derecho al trabajo.