Sunteți pe pagina 1din 12

PRECEDENTE VINCULANTE

EXP.N° 01150-2004-AA/TC
BANCO DE LA NACIÓN
ANALISIS

El Banco de la Nación, ante una resolución


denegatoria (improcedente) a su recurso
extraordinario en contra de una resolución
emitida por la sala de Derecho
Constitucional y Social de la Corte Suprema
de fecha veintiséis de setiembre del año
dos mil tres, el cual en su resolución
declaró improcedente la demanda de
amparo de autos
En razón a esta denegatoria por parte de la
sala mencionada líneas arriba, es que con
fecha veintiséis de febrero del dos mil dos, el
recurrente (Banco de la Nación) interpone una
demanda de amparo contra EsSalud y contra
la titular del Quincuagésimo Segundo
Juzgado "A" Civil Corporativo de Lima
Solicita que se deje sin efecto la Resolución
N° 581, de fecha veintiocho de diciembre del
dos mil uno, por ser considerada por parte de
la recurrente que con esa denegatoria que se
han vulnerado sus derechos constitucionales
al debido proceso y a la tutela jurisdiccional
efectiva; ya que esta consideró no haber sido,
ni es parte procesal en el proceso seguido por
la Asociación de Trabajadores Renunciantes
del Instituto Peruano de Seguridad Social
(ATRIPPS) con el Instituto Peruano de Salud
(IPSS), ahora EsSalud
la Resolución N° 581 , y es que estando a la
resolución mencionada, ordenó al Banco de la
Nación que realice el pago de intereses de un cheque
girado a favor del IPSS depositado en ella.
Sosteniendo, además, que existe una prohibición
legal expresa para realizar dicho abono, conforme lo
establece el artículo 181 ° de la Ley de Títulos
Valores N° 27287( actual a ala fecha)
La Tercera Sala Civil de la Corte Superior de Justicia
de Lima, declaró infundada la excepción de
caducidad e improcedente la demanda, manifestando
que no se habría vulnerado el derecho constitucional
al debido proceso contenida en nuestra Constitución
Política, ya que esta refiere que se le notificó
correctamente con la resolución cuestionada, a lo
cual el Banco de la Nación, procedió a interponer un
recurso de apelación fuera del plazo de ley, el cual
fue declarado improcedente.
La recurrida confirma la apelada argumentando que
las acciones de garantía no proceden contra
resoluciones judiciales o arbitrales emanadas de
proceso regular.
FUNDAMENTOS DEL TC PARA
ESTABLECER EL PV.
Considerar si es pertinente que el Tribunal
Constitucional tiene la competencia para
realizar un análisis a un proceso que
contraponga los intereses de dos entidades
de derecho público

Por otro, lado el Tribunal Constitucional


considero en base a que con anterioridad
ese Colegiado se habría considerado
competente para revisar otro proceso
semejante y que en merito a esas
consideraciones,
La relación jurídica procesal constitucional
quedaba plenamente establecida entre
demandante y demandada, ya que por su
naturaleza, estaba dirigida a la tutela
efectiva de derechos fundamentales
La resolución materia de cuestionamiento,
esta fue ejecutada a través de una medida de
embargo sobre una cuenta que poseía el IPSS
en una entidad bancaria, ya que el dinero fue
depositado en el Banco de la Nación, como
consecuencia de dicho acto procesal, se
convirtió en depositario,así que se involucra
al Banco de la Nación, ya que en su condición
de depositario, este no sería pues parte de la
relación jurídico procesal ya que las partes
procesales era ATRIPPS - IPSS
independientemente de la naturaleza del
proceso, las personas no pueden quedar en
un estado de indefensión. Garantizando
entonces, entre otras cosas, que las personas
que intervienen en un proceso tengan la
posibilidad de poder presentar las pruebas
necesarias para acreditar los hechos que
sirven de base a su pretensión.
El Tribunal constitucional considera que se ha
vulnerado el derecho de defensa del Banco de
la Nación, declarando fundado la demanda de
Amparo presentado por el Banco de la Nación,
así mismo, la nulidad de la resolución
cuestionada. Estando a lo fundamentado el
Tribunal Constitucional lo sentó como
precedente vinculante, ello en consideración
de los fundamentos 1, 5 y 6, conforme al
artículo VII del Título Preliminar del Código
Procesal Constitucional.