Sunteți pe pagina 1din 3

Alimentos Transgénicos

Los alimentos transgénicos son alimentos genéticamente modificados. Estos


alimentos han sido alterados mediante técnicas de ingeniería genética
introduciéndoles uno o varios genes que les confieren propiedades especiales.

La mayoría de los alimentos transgénicos que existen en la actualidad son de origen


vegetal. El maíz transgénico, por ejemplo, es más resistente a las plagas y a las
inclemencias del tiempo. Otras mejoras genéticas pueden hacer que los alimentos
se conserven durante más tiempo, aumenten su tamaño o potencie su sabor.

Ventajas de los alimentos transgénicos


 Se pueden obtener plantas que proporcionan más y mejores nutrientes. De
hecho, esto es algo que hoy día se realiza sin problemas. Se modifica tal
planta para que produzca mayor cantidad de tal o cual nutriente que es
relevante para los humanos. Esta ventaja, como se comprende fácilmente,
es enorme.
 Se pueden obtener plantas de crecimiento significativamente más veloz. Si
en lugar de producirse una cosecha por año puedo realizar dos, la
productividad tiene un aumento muy significativo.
 Se pueden obtener plantas que tiene menores requerimientos para crecer.
Las necesidades de humedad, temperatura, o acidez del suelo (solo por
poner algunos ejemplos) pueden ajustarse a las necesidades de cada lugar,
permitiendo que un sitio que no tenía muchas posibilidades de producir
alimentos, pueda hacerlo.
 Se pueden conseguir también mejores animales para producir mayor
cantidad de leche o lana, por ejemplo.
 Se puede vehiculizar en un alimento tal vez vacunas o medicamentos, si
fuera el caso.
 Se puede desarrollar especies con mucha más resistencia a los enemigos
naturales. Esto hace que las necesidades de pesticidas sean mucho
menores, y por lo tanto que se contamine mucho menos.
 Se pueden desarrollar especies que no necesiten tanta ayuda externa
(fertilizantes) para tener una producción adecuada.
 Todo esto hace que las zonas menos favorecidas del mundo puedan producir
más, mejores y mucho más baratos alimentos, contaminando mucho menos.
En otras palabras, los alimentos transgénicos son un arma fundamental para
luchar contra uno de los principales enemigos de nuestra especie que es el
hambre.
 El desarrollo de este tipo de alimentos, con menor tiempo de producción,
menores costos y mayor cantidad de nutrientes es básico para lograr bajar la
tasa de desnutrición en el planeta.
 Logra producir alimentos en cantidad suficiente aún con condiciones
climáticas adversas es clave. Si tomamos el ejemplo de algunas zonas de
África, densamente pobladas y con una producción baja de alimentos, una
sequía de mayor duración a la habitual hace que ese frágil límite ser rompa
y se llegue fácilmente a una catástrofe humanitaria, algo que vemos con
demasiada frecuencia.

Desventajas de los alimentos transgénicos


 La experiencia que existe con estos alimentos transgénicos es muy limitada
en el tiempo y podrían existir consecuencias que aún no hemos conseguido
valorar. Este uno de los argumentos más fuertes de quienes combaten estos
productos. El punto es que si bien es cierto que la experiencia es limitada y
podría ocurrir algo, no queda claro ni que podría ser ni debido a que. En otras
palabras, es un argumento con una fundamentación discutible.
 La resistencia que se genera en algunas especies frente a enemigos
naturales (plagas) podría derivar en especies de más complicado manejo.
Este es un argumento bastante más sólido que el anterior.
 El planteo es que podrían surgir nuevas plagas resistentes a la resistencia
adquirida de los alimentos transgénicos es un argumento similar al que se
utiliza con los antibióticos. Si bien han sido tal vez la revolución más
importante en la medicina y han logrado curar millones de personas de lo que
antes era una muerte segura, es cierto también que han surgido gérmenes
con una importante resistencia a los antibióticos.
 Esto desencadena una batalla eterna de desarrollo de nuevos antibióticos y
nuevas resistencias. Sin embargo, si evaluamos el resultado final, sin duda
alguna es positivo en relación con la importancia que han tenido y tienen hoy
día los antibióticos.
 Hay enormes intereses comerciales detrás del desarrollo de estos productos
y alimentos transgénicos, lo que despierta una cierta desconfianza.

En conclusión, no son ni tan buenos ni tan malos. Existe poca experiencia en el


tiempo como para poder hacer afirmaciones contundentes, pero sin duda alguna
son un arma tremendamente poderosa para combatir el hambre en el mundo.

Lista de alimentos transgénicos


 Soja transgénica: Los cambios que se hacen a partir de los genes extraídos
de los herbicidas de bacterias se introducen en las semillas de soja. Cuando
esta es modificada resulta mucho más resistente a los glifosatos y a los
herbicidas.
 Maíz transgénico: En el caso del maíz los nuevos genes son insertados en
el genoma de la planta. Gracias a estas modificaciones que recibe es mucho
más resistente a los insectos, glifosatos y herbicidas. Los granos de maíz
que se producen gracias a la transformación genética se caracterizan por ser
más brillantes y tener un color anaranjado.
 Carnes transgénicas: Este tipo de carnes se hace desde hace más de 20
años, cuando los animales (Cerdos, aves, peces y vacas) comenzaron a ser
modificados. Las modificaciones tienen el objetivo de aumentar el tamaño y
el peso de los animales, así como el de acelerar su crecimiento.
 Trigo transgénico: Este trigo es mucho más resistente ante las sequias,
insecticidas y a los insectos. Sin embargo, vale la pena resaltar que
actualmente hay más casos de gente que resulta intolerante al trigo y a los
celíacos, por lo que se cree que hay una relación directa con las
modificaciones genéticas que se han hecho sobre el trigo.
 Papas transgénicas: En el caso de las papas las enzimas de almidón son
invalidadas al ser introducida una copia antagónica del gen que la anula. Para
poder producir este tipo de papas es necesario generar las condiciones
necesarias, ya que en realidad es bastante complejo, tanto que en la
actualidad no se pueden encontrar este tipo de papas en el mercado.
 Tomates transgénicos: La principal diferencia entre los tomates
transgénicos y los comunes es que el tiempo en el que se descomponen es
mucho más largo. Para lograr esto, una de sus enzimas tiene que ser inhibida
genéticamente gracias a su gen opuesto. Para esto tiene que ser introducido
en el genoma de la tomatera. Actualmente este tipo de tomates intenta ser
reinsertado en el mercado, ya que anteriormente habían sido retirados por
ciertas dificultados el momento de comercializarlos.
 Arroz transgénico: Para poder modificar genéticamente al arroz se le debe
de introducir tres genes nuevos, dos provenientes de los narcisos y uno de
una bacteria. El resultado es un arroz con mayor contenido de vitamina A.
 Café transgénico: Generalmente el café es modificado con el único objetivo
de aumentar la producción, aunque también suele ser modificado para una
mayor resistencia a los insectos, para disminuir los niéveles de cafeína y para
mejorar su aroma.
 Uvas transgénicas: Principalmente el objetivo con el que se modifican las
uvas es para aumentar su resistencia y para eliminar las semillas que tienen.

¿Cuántos tipos de alimentos transgénicos hay?


Podemos considerar que existen los siguientes grupos de alimentos transgénicos:
1. Sustancias empleadas en tratamientos de animales con el objetivo de
mejorar la producción: El mejor ejemplo que podemos mencionar sobre
este tipo de transgénicos son las hormonas de crecimiento bovino que se
utiliza para aumentar la producción de la leche. Esta hormona está permitida
en Estados Unidos, pero no en la Unión Europea.
2. Sustancias usadas en la industria alimentaria, obtenidas de
microorganismos por técnicas de DNA recombinante: El mejor ejemplo
que podemos mencionar en este caso es la quimosina (cuajo) recombinante,
la cual se usa en la Unión Europea para fabricar queso. Está tiene algunos
problemas burocráticos, pero no es una fuente de problemas ecológicos, ni
representa riesgo alguno para el consumidor.
3. Animales transgénicos que segregue en su leche una proteína humana
o que tengan menor contenido de lactosa: Estos aún no se encuentran a
nivel comercial, así que en realidad no hay mucha información al respecto.