Sunteți pe pagina 1din 1

VOLEMOS

Reconocido por autoridades educativas, alumnos y maestros, el abandono de los


estudios, especialmente en el nivel medio superior, es uno de los principales problemas
de este nivel de estudios, factores como el desempeño académico y la falta de recursos
es uno de los principales detonantes de este problema en mi institución, dentro de las
propuestas a realizar:
 Crear programas de motivación entre los alumnos, como excursiones, boletos para el
cine, competencias deportivas, intelectuales, tecnológicas, entre otras, con el propósito de
generar el interés por la asistencia y permanencia escolar.

 Según las propuestas académicas del plantel, invitar a empresarios a la institución, y que
evalúen las habilidades y capacidades de los alumnos, con propuestas de bolsas de trabajo,
para que cada alumno encuentre interés en prepararse, al saber que, al terminar sus
estudios, pueden aspirar a trabajos donde desarrollen sus habilidades.

 Concientizar y comprometer a los padres de la importancia de la preparación de sus hijos


del apoyo, convivencia y participación para crear esos lazos de confianza, que en la mayoría
de los casos son el principal problema de deserción y no por cuestiones económicas como
normalmente se cree.

 Poner en práctica el tutorado entre pares, de manera que desarrollen la confianza y trabajo
en equipo entre alumnos.

 Proponer una mesa abierta para estudiantes, de manera que ellos puedan realizarse
como emprendedores, fortaleciendo el modelo emprendedor del alumno.
Las propuestas realizadas se relacionan directamente con los manuales del programa “YO
NO ABANDONO”; manuales que corresponden del 1 al 12.
Participar para evitar la deserción es factible por razones que aumentan la satisfacción de
ser docente en muchas maneras; ayudas a un joven con problemas a darse cuenta que la
única herencia que vale la pena es la educación y con esa educación tienes una
herramienta para salir adelante en este mundo tan globalizado, ya sea si eres dueño de tu
empresa o trabajas para una.
En un posible futuro podrás encontrar a un alumno en el que el desarrollo de programas
como construye-t o YO NO ABANDONO ayudaron a decidir por la continuación de sus
estudios y te diga: “gracias maestro a su apoyo e interés tanto de usted como de la
institución, mis padres y compañeros pude terminar con mis estudios y pienso terminar mi
educación superior”, pienso que ese es más reconocimiento que cualquier diploma que
puedas recibir como docente.
En conclusión, tanto directivos, docentes, administrativos y todos los involucrados en la
institución educativa debemos poner empeño en los alumnos con altas probabilidades de
abandonar la EMS y tener eso como objetivo desde que empiezan la EMS hasta que la
concluyan.