Sunteți pe pagina 1din 3

MÉTODO DEL PRINCIPIO DEL TRABAJO VIRTUAL.

El principio del Trabajo Virtual es uno de los métodos más usados en análisis estructural. Se
puede aplicar a cualquier tipo de estructuras, permite calcular deflexiones y rotaciones de forma
no muy laboriosa, y también se puede obtener con su aplicación las deformaciones causadas
por efectos de cambios de temperatura.

El Principio del Trabajo Virtual es aquel principio que permite expresar relaciones que involucran
los sistemas de fuerzas en equilibrio y los sistemas compatibles de desplazamientos. Como su
mismo nombre lo dice, este principio se fundamenta en la aplicación a una estructura de una
carga virtual, o sea, inexistente en la realidad, y en el cálculo del trabajo desarrollado por esta
carga virtual.

El trabajo virtual se basa en la ley de la conservación de la energía. Para emplear esta ley en los
acápites que siguen, es necesario hacer las siguientes suposiciones:

 Las fuerzas internas y externas están en equilibrio.


 El cuerpo se mantiene dentro del rango elástico.
 Los apoyos no tienen movimiento.

Consideremos un cuerpo que cumpla con las condiciones antes mencionadas, al cual se le
aplican gradualmente cargas concentradas P, en diferentes puntos, de tal manera que este
cuerpo resulte deformado. Estas fuerzas externas producen fuerzas internas en el cuerpo que
las llamaremos fuerzas S. Si tomamos un elemento de este cuerpo de longitud l, veremos que
este se deformó por la acción de las fuerzas en mención.

Lugo, si queremos calcular el trabajo externo realizado será igual a la carga actuante multiplicada
por su desplazamiento ∆.
1 1 1
𝑊𝑒 = 𝑃𝐴 ∗ ∆𝐴 + 𝑃𝐵 ∗ ∆𝐵 + 𝑃𝐶 ∗ ∆𝐶
2 2 2
Ahora calcularemos el trabajo interno del elemento tomado:
1
𝑊𝑖 = ∑ 𝑆 ∗ 𝑑𝑙
2
Igualando los trabajos externo e interno, se tiene:
1 1 1 1
𝑃𝐴 ∗ ∆𝐴 + 𝑃𝐵 ∗ ∆𝐵 + 𝑃𝐶 ∗ ∆𝐶 = ∑ 𝑆 ∗ 𝑑𝑙
2 2 2 2
Ahora supongamos, que al mismo cuerpo se le aplica una carga virtual gradualmente en un
punto donde se desea calcular la deflexión. Esta carga por facilidad la haremos unitaria. Su
dirección debe ser la misma que la dirección en que se desea conocer la deflexión del punto.
Esta carga virtual produce fuerzas virtuales en el interior del cuerpo que las denominaremos
fuerzas 𝜇. De la misma manera, se puede igualar el trabajo externo de la carga virtual unitaria y
el trabajo interno de las fuerzas 𝜇. Finalmente sumando los trabajos externos correspondientes
e igualando a la suma de los trabajos internos se obtendrá la base fundamental del trabajo
virtual.

Es por ello que el Principio del Trabajo Virtual se puede indicar como sigue:

“Si un cuerpo deformable está en equilibrio bajo un sistema de fuerzas y permanece en equilibrio
al someter al cuerpo a un pequeño desplazamiento virtual, el trabajo virtual exterior realizado
por el sistema de fuerzas externas actuando sobre el cuerpo es igual al trabajo de deformación
virtual interno realizado por las fuerzas internas”.

Además, la carga virtual puede sustituirse por un momento virtual, y entonces se obtendrá las
rotaciones en cualquier punto del cuerpo en que se coloque el momento.

Deflexiones en pórticos por trabajo virtual.

En los pórticos calcularemos axial y momentos, basándonos en el concepto de trabajo virtual.

Para determinar las deflexiones y pendientes mediante trabajo virtual, se consideran dos
sistemas de carga.

El primer sistema consiste en el pórtico sometido a la fuerza o fuerzas para las cuales deben
calcularse las deflexiones y pendientes.

El segundo sistema consiste en el pórtico sometido sólo a la fuerza virtual actuando en el punto
y en la dirección en que se desea el desplazamiento o pendiente.

Luego el procedimiento sigue de igual forma como lo indica el principio del trabajo virtual. La
estructura ficticia con la carga unitaria en su lugar se sujeta ahora a las deformaciones del pórtico
real cuando esté sujeta a las fuerzas reales, y se iguala el trabajo interno y el trabajo externo
resultante. Para este cálculo la única carga externa que realiza trabajo es la carga unitaria, y
siempre que permanezca constante, el trabajo externo es igual a 1*∆ en la posición y dirección
de la carga unitaria.

Si por ejemplo consideramos un pórtico sometido a diversas cargas F las deformaciones (de
acortamiento, alejamiento y cambio de pendiente) obtenidas por la aplicación de estas cargas.
Estas deformaciones internas causan deflexiones externas, y cada carga externa se desplaza una
corta distancia, por lo que: El trabajo externo realizado por el sistema de cargas actuantes a
medida que recorren sus respectivas deflexiones de la armadura es igual al trabajo interno
realizado por las fuerzas en los miembros a medida que recorren sus respectivos cambios de
longitud.

Las fuerzas causadas en los miembros del pórtico por la carga unitaria se llaman fuerzas 𝐹𝑣𝑖 .
Éstas causan pequeñas deformaciones de los miembros y pequeñas deformaciones externas de
la armadura. Cuando las cargas externas regresan al pórtico, la fuerza y el momento en cada uno
de los miembros cambia por una fuerza apropiada que consideraremos F y M, así mismo la
deformación de cada miembro cambia por su valor FL/EA y ML/EI. La pórtico se deflexiona y la
carga unitaria recorre una distancia ∆, además se origina una pendiente.

El trabajo interno realizado por todas las fuerzas 𝜇 a medida que recorren estas distancias es:
𝐹𝐿 𝑀𝑣 𝑀
𝑊𝑖 = ∑ 𝐹𝑣𝑖 ∗ + ∑ (∫ 𝑑𝑥)
𝐴𝐸 𝐸𝐼
Al igualar el trabajo interno con el externo, la deflexión en un nudo de la armadura puede
expresarse como sigue:
𝐹𝐹𝑣 𝐿 𝑀𝑣 𝑀
∆= ∑ + ∑ (∫ 𝑑𝑥)
𝐴𝐸 𝐸𝐼
Cabe recalcar que los valores de 𝐹𝑣 y 𝑀𝑣 son adimensionales.
Deflexiones en armaduras por trabajo virtual.

Para determinar los desplazamientos los desplazamientos mediante trabajo virtual, se


consideran dos sistemas de carga.

El primer sistema consiste en la estructura sometida a la fuerza o fuerzas para las cuales deben
calcularse las deflexiones.

El segundo sistema consiste en la estructura sometida sólo a la fuerza virtual actuando en el


punto y en la dirección en que se desea el desplazamiento.

Luego el procedimiento sigue de igual forma como lo indica el principio del trabajo virtual. La
estructura ficticia con la carga unitaria en su lugar se sujeta ahora a las deformaciones de la
armadura real cuando esté sujeta a las fuerzas reales, y se iguala el trabajo interno y el trabajo
externo resultante. Para este cálculo la única carga externa que realiza trabajo es la carga
unitaria, y siempre que permanezca constante, el trabajo externo es igual a 1*∆ en la posición y
dirección de la carga unitaria.

Si por ejemplo consideramos una armadura sometida a diversas cargas P las deformaciones (de
acortamiento o alejamiento) obtenidas por la aplicación de estas cargas. Estas deformaciones
internas causan deflexiones externas, y cada carga externa se desplaza una corta distancia, por
lo que: El trabajo externo realizado por el sistema de cargas actuantes a medida que recorren
sus respectivas deflexiones de la armadura es igual al trabajo interno realizado por las fuerzas
en los miembros a medida que recorren sus respectivos cambios de longitud.

Las fuerzas causadas en los miembros de la armadura por la carga unitaria se llaman fuerzas 𝜇.
Éstas causan pequeñas deformaciones de los miembros y pequeñas deformaciones externas de
la armadura. Cuando las cargas externas regresan a la armadura, la fuerza en cada uno de los
miembros cambia por una fuerza apropiada que consideraremos F y la deformación de cada
miembro cambia por su valor FL/EA. La armadura se deflexiona y la carga unitaria recorre una
distancia ∆. El trabajo externo realizado por la carga unitaria cuando las cargas externas regresan
a la estructura pueden expresarse de la siguiente manera:

𝑊𝑒 = 1 ∗ ∆
Internamente la fuerza 𝜇 en cada miembro recorre ∆𝐿 = 𝐹𝐿/𝐴𝐸. El trabajo interno realizado
por todas las fuerzas 𝜇 a medida que recorren estas distancias es:
𝐹𝐿
𝑊𝑖 = ∑ 𝜇 ∗
𝐴𝐸
Al igualar el trabajo interno con el externo, la deflexión en un nudo de la armadura puede
expresarse como sigue:
𝐹𝜇𝐿
∆= ∑
𝐴𝐸
Cabe recalcar que los valores de 𝜇 son adimensionales, ya que se supone que la carga unitara es
adimensional.