Sunteți pe pagina 1din 30

IDEA FUNDANTE 1

De GALILEO a GAIA
30
RUALDO: Rubén Pesci realizó una carrera muy promisoria y fértil en el desarrollo de un
nuevo urbanismo para América Latina.
No es solamente que haya realizado numerosos grandes proyectos y de gran éxito.
A lo largo del tiempo desarrolló ideas precursoras sobre urbanismo y ambiente en un
mundo en transformación. Por mucho tiempo el urbanismo fue un tema solamente
técnico, sin recibir influencia de los grandes temas de economía política, sociología,
historia, medio ambiente y ecología.
Con la caída del muro de Berlín y la caída de todos los disfraces, como él mismo dice,
Pesci pasó por grandes cambios en sus conceptos fundamentales del arte de proyectar.
El urbanista pasó al arte de la proyectación. Una palabra que no tiene traducción para el
portugués y que llama la atención por su significado en sí, más allá de las normas escritas MASCARAS VENECIANAS.
guiadas por los conceptos del modelo tecnocrático.
Esta nueva manera de proyectar, Rubén, vos la iniciaste hace mucho tiempo. Esta
innovación de que el proyecto es parte fundamental del proceso. ¿Cómo fue eso?

RUBÉN: Sucedió porque viví años en Italia, en italiano existe la palabra proyectación.
El sustantivo de proyectar es parte de la cultura italiana y un gran argentino, Tomás
Maldonado, diseñador, radicado en Milán hace ya 40 años, adoptó esa palabra
italiana, la entendió y la comenzó a proponer. A punto tal que 20 años después, la Real
Academia de la lengua Española aceptó también que se tenía que pensar en términos
de conjunto de proyectos, del accionar permanente del proyecto y no solamente del
proyecto como un hecho circunstancial, aislado, concreto.
Estas ideas fundantes no todas son mías, afortunadamente.
Son ideas culturales, ideas de donde tomé en algunos casos en embrión, apenas
empezadas, y en otros tomé ya muy maduras, pero en otro contexto y que traje
a América Latina donde construí como un paradigma alternativo para mejorar las
condiciones de vida del ambiente. Proyectación entonces lleva algo definitivo, algo
importantísimo: el proyecto es una acción permanente, no es la producción de
objetos, no es la producción de un acontecimiento sino el proceso de producción
permanente de cambios en la realidad.
Claro que puede haber proyectación maligna, que es la que predomina hoy. La TOMAS MALDONADO.

proyectación existe. Las leyes que gobiernan el mercado en la ciudad son una forma
de proyectación permanente del suelo como mercancía. Pero así como existe una
proyectación maligna, puede aparecer una proyectación benéfica, una cultura
benéfica del proyecto permanente, del cambio permanente, porque esta es una de

De GALILEO a GAIA
31
las cosas más bonitas de la cultura ambiental: el ambiente como un proyecto, no como
un hecho que está ahí para cuidarlo, sino que está ahí, somos parte para intervenir en
los ciclos de la vida, en la trama de la vida (al decir de Fritjov Capra).

Ver recuadro: “La Esperanza Proyectual”

RUALDO: Pero la cuestión de proyectación, en estos términos que planteas, escapa de


una visión fordista de proyectación.

RUBÉN: Porque tiene una diferencia notable: en la interpretación fordista es la línea


de montaje, que sí es permanente y no hay que interrumpirla, produce 40 coches por
día, 1000 piezas por día; pero es una línea de montaje permanente y repetitiva y el
ambiente no es así. El ambiente es estocástico, el ambiente es complejo, el ambiente
es incierto. Entonces la proyectación no es el diseño de una línea de montaje, sino el FRITJOF CAPRA.
rumbo de una navegación a vela, tiene que estar permanentemente corrigiendo el
rumbo, porque el proceso de proyectación de la realidad es complejo, estocástico e
incierto.

Ver recuadro: “La Proyectación Ambiental como proceso de regulación de los sistemas complejos”

RUALDO: Las escuelas enseñan el fordismo, el proyecto como si fuera un hecho…

RUBÉN: Que tiene principio y tiene fin… El Banco Interamericano de Desarrollo y la


mayor parte de los organismos multilaterales hasta hace muy poco trabajaban con la
idea de resultados. Te daban un crédito, te daban un subsidio, un millón de dólares
y tú tenías que prometer que al cabo de los 5 años que duraba el proyecto ibas a
mejorar la vida de 100 personas, pero resulta que en 5 años de la realidad actual, no
sólo de Latinoamerica, todo está en cambio. Hoy inclusive en Europa esa población
objetivo de tu proyecto puede haberse mudado de país, puede haber entrado en un
proceso de proyectación negativo, puede haber simplemente cambiado de forma de
vida. Esta es la complejidad de nuestra realidad, como la navegación en un velero,
no como el Titanic que se hundió, esta es la metáfora más linda que yo encontré en mi
vida. En el Titanic el capitán se fue a dormir porque el rumbo era cierto, no había dudas PORTADA DEL LIBRO, ES UNA INTERPRETACIÓN DEL VELERO
y no habían pensado que podía venir una fuerza desde abajo, no habían pensado en “VERONA”, QUE POR MUCHOS AÑOS HOSPEDÓEL ESTUDIO
DE RALPH ERSKINE, MAESTRO DE LA ARQUITECTURA
la incertidumbre, en un témpano que derivaba más al sur de lo previsto. En un velero Y EL URBANISMO ACTUAL.

De GALILEO a GAIA
32
no se puede hacer eso, en un velero hay que estar siempre controlando el timón. Y
esa metáfora del velero (que tiene que rumbear permanentemente para poder llegar
a alguna parte, y tampoco es cierto que llegue a alguna puede no llegar en esa etapa,
pero en la siguiente si), cambia el paradigma de la inserción en la realidad. Por eso
la proyectación, así vista, espontánea ha sido natural en el humanismo italiano en
particular y así lo hicieron en la realidad. Dos mil y pico de años de historia hicieron
que aprendieran a vivir la incertidumbre y si bien los monumentos de la ciudad son
perfectos y pertenecen a un determinado momento (romano, barroco, neoclásico) la
ciudad es una trama de cambios permanentes y no se distingue, salvo sea un experto,
lo viejo de lo nuevo, la ciudad se va amoldando. Aunque parezca mentira la ciudad es
un organismo blando en los países mediterráneos y en particular en Italia, entonces
ellos tienen la proyectación en el corazón, en la mente y saben controlar los excesos:
“muy alto no, muy bajo tampoco, muy denso demasiado. Tiene que aparecer la plaza, INTERPRETACIÓN GRÁFICA DEL TITANIC Y EL VELERO.
tiene que aparecer la fuente de agua, tienen que hacer angostas las calles para regular
la temperatura”.

Ver recuadro: “Del invento al contexto”

Todo esto se está perdiendo, de alguna forma natural (como se dice que es natural
la vida natural), procesos muy complejos de autorregulación, los mecanismos
homeostáticos, tan reconocidos por la ecología, que cuando supe de la ecología me
sentí ecólogo en el sentido del conocimiento, del logos, de la eco, en este sentido me
sentí ecólogo, no naturalista. Empecé a ver el logos de la tierra y también la historia
de las sociedades, de las ciudades, de la historia de las guerras en sentido ecológico y
todo ello me fue fortaleciendo la idea de que proyectar definido como un colocar un
objeto nuevo en el mundo, es el determinismo más grande quizás del cartesianismo
iluminista. En cambio proyectación es la metáfora del cambio, proyectación
permanente del mundo, necesito alimentación, es la metáfora del metabolismo. El
ser humano necesita adecuar su metabolismo, una planta, un animal, más aire, más
agua, más alimentos, luchar contra otra especie que amenaza mi nicho ecológico.
Todo ello precisa un proceso de regulación permanente, una homeóstasis, una
negentropía (entropía negativa) y ello es la proyectación.

Ver recuadro: “Introducción a la Proyectación Ambiental”

De GALILEO a GAIA
33
“Helicoide”
Concebí en 1974, junto a Gianni Scudo, de
Venecia, un modelo isomorfo a los procesos
evolutivos “neg-entropicos”, esto es, de
autorregulación.
Lo denominamos “helicoidal”, y desde
entonces nos guía diacrónicamente en la
proyectación de sistemas complejos. Esta
visión de proceso conlleva pasar del off-line y el
hard-ware, al on-line y el soft-wear.

De GALILEO a GAIA
34
RUALDO: Esta visión de proyectación es novedosa, es la posmodernidad, o sea la
integración de muchas vertientes de pensamiento de ecología, la idea de hacer lo
urbano, que muchos dicen que es el más complejo artefacto humano. Porque no estamos
hablando de una botella, de un avión supersónico, de un arma de guerra fantástica,
no, estamos hablando del más complejo artefacto humano que es la ciudad y mientras
que a la ciudad se la entiende como un objeto de fabricación y no como un artefacto
complejo, la vertiente de pensamiento se va para una cosa más simple, y por tanto
equivocada, porque te vas a equivocar en el sentido del Titanic. Buena metáfora esta de
la vela seguramente. Entonces esta visión del la ciudad como un artefacto complejo que
necesita la proyectación antes que todo es novedosa, es posmoderna, ¿O crees que de
esto se pueden buscar las raíces en la antigüedad clásica?

RUBÉN: Claro que sí. La antigüedad es así, en todos los mundos por lo menos que
yo pude descubrir. Esto se ve muy potentemente en Italia porque tiene 2500 años
de historia testimoniada, con un lenguaje construido maduro. Lo ves en todas la
épocas, lo que fue Roma, lo que fue luego en la decadencia y las ciudades medievales,
protegidas en sí mismas, y así puedes continuar a través de toda la historia.
En otros países quizás se nota un poco menos, porque la historia antigua fue mucho
más pequeña, corta en el tiempo o no hay testimonios. Si tienes que ver la proyectación
romana no vas a ver Barcelona porque no quedó casi nada, vas a ver Roma. Si tenés que
ver la proyectación renacentista vas a ver Roma, Florencia, Venecia, porque era muy
fuerte allí mientras que en otros países no llegó a tiempo. Entonces, estos registros
absolutamente diacrónicos de como se constituyó la sociedad en el territorio (yo
podría decir directamente como se constituyó la sociedad porque sin territorio hasta
hoy no hay sociedad) son la verdadera historia, y no la foto instantánea de solo un
monumento.

Ver recuadro: “Conclusiones del SIESS 06”

De GALILEO a GAIA
35
TESTIMONIOS PROYECTUALES

1976 - PLAN DE MAGDALENA


1980 - PARQUE COSTERO DEL SUR
1995 - CAMINO DEL GAUCHO
20 AÑOS DE PROYECTACIÓN CONTÍNUA

De GALILEO a GAIA
36
1976 - 1980 CICLO PROYECTUAL PLAN DE MAGDALENA

1 2 El “Plan de Desarrollo y mejoramiento ambiental”, Magdalena, 1976, fue generado como


un experimento innovador de enfoque y metodología. La participación social y la visión
de sistema fueron sus características sobresalientes.

1- Partido de Magdalena: su ubicación en la región (Cuenca del Plata) y en particular en la


intersección de tres sectores ecológicos y territoriales de gran significación.
2- El Partido de Magdalena en la Provincia de Buenos Aires . Observándose la extensión territorial
del mismo (3.000 kms.2) y su gran cercanía a La Plata, y el Área Metropolitana de Buenos Aires.
3- El esquema de síntesis del diagnóstico del medio natural muestra las áreas más y menos
dotadas ecológicamente.
4- Sistema Ambiental Magdalena (modelo deseable del partido).

De GALILEO a GAIA
37
5 6

7 5- Palacio Municipal de Magdalena, del siglo XIX.


6- Fotografía aérea del casco urbano de la ciudad de Magdalena. Se nota la trama amanzanada
del centro histórico y la sucesiva dispersión periférica.
7- El acervo histórico-monumental está asimismo vinculado a la riqueza cultural local. Es el caso
del Teatro Español , del siglo XIX, que ya ha sido remodelado a partir de los programas y acciones
recomendados por el Plan.

De GALILEO a GAIA
38
1980 - 1984 CICLO PROYECTUAL PARQUE COSTERO DEL SUR

1 Uno de los proyectos surgidos en el Plan de Magdalena, fue ver su costa sur como un
parque natural y cultural, con un enfoque avanzado de paisaje integral. En 1984, una vez
presentado a UNESCO, fue declarado Reserva de Biosfera natural y cultural. Es un claro
ejemplo de proyectación desde el territorio global hacia un área de detalle que cobra
relieve internacional.

1- Localización de la Reserva de Biósfera Natural y Cultural Parque


Costero del Sur, en el territorio de la Provincia de Buenos Aires.
2- Paisaje del cordón forestal y los bañados aledaños.
3- Una estancia antigua dentro del bosque natural.
2

De GALILEO a GAIA
39
4 - Subproyecto de patrimonio natural. 5- Subproyecto de patrimonio cultural.

4 5

De GALILEO a GAIA
40
6 - Subproyecto de uso social. 7- Subproyecto de equipamientos y servicios.
6 7

De GALILEO a GAIA
41
8 8- El parque de la Estancia “El Destino”.
9- Estancia “Santa Rita”.
10-Estancia “Juan Gerónimo”.

9 10

De GALILEO a GAIA
42
1995 - 2007 CICLO PROYECTUAL CAMINO DEL GAUCHO
El ciclo proyectual se retoma años después, con la visión integral de este paisaje, que abarca todas las llanuras pampeanas costeras.

1 2

1- El litoral costero de esta región es de fundamental importancia para la


conservación de ecosistemas de dunas, humedales y lagunas.
2- Región del Camino del Gaucho Brasil - Uruguay - Argentina.
3- Aspectos de cuatro ecosistemas característicos del bioma pampa.

De GALILEO a GAIA
43
4 4- Programa Camino del Gaucho en Brasil.
5- Circuitos turísticos propuestos para recorrer el Camino del Gaucho en Argentina.
6- Estancia histórica en la Provincia de Buenos Aires.
7- Primer portal del Camino del Gaucho en Maipú, inaugurado en 2006.

6 7

De GALILEO a GAIA
44
8- Fiesta anual del Camino del Gaucho.

De GALILEO a GAIA
45
RECUADROS IDEA FUNDANTE 1

1974 - Introducción a la Proyectación Ambiental - Rubén O. Pesci, Gianni Scudo


2000 - Del Invento al Contexto - Rubén Pesci
2006 - Conclusiones del SIESS 06
2007 - La Esperanza Proyectual - Rubén Pesci
2007 - La Proyectación Ambiental como proceso de regulación de los sistemas complejos - Rubén Pesci

De GALILEO a GAIA
46
1974
Introducción a la Proyectación Ambiental
Rubén Pesci, Gianni Scudo
1. Contexto

En los últimos años la crisis de las estructuras disciplinarias (objetivos y métodos) proyectación). “Lo que últimamente se ha dado en llamar ‘entorno humano’ - o
en el campo de la proyectación ha llevado a una gran confusión de posiciones y también ‘medio humano’- es el escenario donde, bien o mal, se instala nuestra
propuestas, confusión que refleja directamente el cambio de escala sufrido por existencia. Es el mundo que nos rodea y en función del cual vivimos; mundo,
la estructura productiva y tecnológica (grandes sistemas monopolistas) después por lo tanto, en el que estamos incluidos y, en algunos casos, recluidos, pero en
de la segunda guerra mundial, destruyendo todo intento de recomposición el que siempre, y en todos los casos, actuamos. De ahí que el entorno humano
interdisciplinaria que no tomase en consideración los efectos inducidos por no sea solo receptáculo, ámbito, sino también producto. En otras palabras,
semejante cambio de escala en todos los niveles de la interacción ambiental. además de moradores del entorno humano somos sus creadores, inventores,
Cae definitivamente el mito y la ilusión de poder utilizar la nueva dimensión constructores y fabricantes. El entorno humano es cultura, porque es en la
tecnológica para fines “más humanos”, y con ella cae la división tradicional de siempre recomenzada tarea de dar estructura y sentido a su entorno que el
las disciplinas proyectuales (arquitectura, urbanismo, planificación territorial, hombre realiza y consolida el mundo cultural que le es propio e irremplazable”.
etc.) que no pueden ya resolver la problemática planteada por el ambiente.
La proyectación ambiental propone la renovación de la actual metodología 3. Proyectación de objetos / Proyectación ambiental
proyectual. Nace así la necesidad de una revolución epistemológica que
imponga la superación, sea de las fragmentaciones disciplinarias como de Mientras la proyectación tradicional es un proceso que atañe a objetos de
la lógica interdisciplinaria. La teoría de los sistemas y el estructuralismo, en distinta escala y a conjuntos de objetos, la proyectación ambiental se define
campos diferentes, estimulan procesos de refundación de los paradigmas como proceso de control de aquellos hechos eco-comportamentales que
(estructuras conceptuales) de investigación en proyectación. constituyen uno o más niveles del sistema productivo y reproductivo. Como
tal, la proyectación ambiental no se sitúa como alternativa o sustitución
2. El concepto unificante de ambiente y la necesidad de una aproximación de la proyectación tradicional, sino que constituye una actitud distinta y
ambiental a la proyectación revolucionaria frente al carácter conflictivo de la realidad, que considera la
interacción hombre-sociedad-ambiente como un proceso circular y retroactivo,
En la década del 60, a través de la contribución del estructuralisrno y de la parcialmente análogo al metabolismo de los sistemas biológicos; pero en la
fenomenología desde un punto de vista filosófico, de la escuela de Berkeley conciencia de la historicidad humana, dicha interacción es circular en sí misma
(Alexander, Halprin), del funcionalismo comportamentista norteamericano y establece anillos de retroacción con los procesos llamados “naturales”.
(Weber, Chapín y otros) desde un punto de vista proyectual, y de la teoría de los La regulación homeostática (se entiende por tal a las acciones y reacciones
sistemas (von Bertalanffy y otros) influida por la teoría orgánica (Whitehead, que amortiguan las oscilaciones en un sistema) se da con mayor eficiencia
von Uexküll, etc.) desde un punto de vista epistemológico, surge el concepto en las comunidades bióticas que el hombre ha aprendido a alterar en forma
de ambiente como paradigma que unifica una serie de enfoques, hasta aquel cuantitativamente relevante y absolutamente determinista, anteponiendo los
momento bastante fragmentarios e inconexos (debate sobre metodología de la valores de cambio a los valores de uso.

De GALILEO a GAIA
47
Uno de los objetivos de la proyectación ambiental es el de contribuir a construir adonde pueda hacerlo. Las variables de las interacciones del hombre con su
en las comunidades humanas (en sus diversos niveles de complejidad) una ambiente son, pues, las formas en que pueden realizarse las modificaciones
homeostasis cultural permanente que permita regular colectivamente los climáticas y los cambios de residencia”.
procesos de control del ambiente físico y, en general, de los recursos naturales En el mismo sentido, Hillier y Leaman estructuran las interacciones ambientales
y humanos. sobre cuatro subsistemas (o funciones, como ellos los llaman) interactuantes.
Cada edificio puede entonces ser considerado como:
4. Procesos de regulación
• modificador del clima
Los procesos a los cuales nos referimos tienen en cuenta la estructura y la • contenedor de actividades
función de la homeostasis (circularidad y retroacción), tal como la definen • agente de cambio en el uso de los recursos (modificador de recursos)
las ciencias naturales (Odum y otros) y la cibernética (Wiener, Ashby). En el • estructura simbólica y cultural (modificador de cultura)
campo de las ciencias naturales, el ecosistema (estructura y funcionamiento)
es un ejemplo ya clásico de circuitos de regulación. En las investigaciones de A este nivel, de concepción reductiva y operacionista del ciclo ambiental, existe
la psicología ecológica, R. Barker encara los procesos de regulación entendidos una vasta área de investigación (performance design) que gira principalmente
como circuitos ambiente-organismo-ambiente en los cuales, en lugar de los en torno del edificio, entendido como modificador del clima y contenedor de
tradicionales determinismos físicos-ambientales, económicos, etc., se presenta actividades.
el ineludible proceso de interacción eco-comportamental. Pero en realidad son
la cibernética y la teoría general de los sistemas las estructuras cognoscitivas No es casual que el subsistema “edificio como estructura simbólica y cultural”
que han puesto más a punto los modelos dinámicos para el control de los haya sido muy poco analizado, como admiten los mismos autores (no solo
sistemas complejos. Hillier y Leaman, sino también Broadbent). En efecto, si se considera no
solo la importancia del ambiente como estructura colectiva y, por lo tanto,
5. Procesos de regulación y procesos de proyectación: los modelos de significativa, sino también el mismo ciclo ambiental (o sea la interacción entre
integración ambiental los diversos subsistemas) como portador de valores (estructura epistémica
no neutral), los cuatro subsistemas propuestos por los ingleses constituyen
En el campo de la proyectación, pasando de un tipo de intervención estática una racionalización de los procesos de investigación que se dan dentro del
(proyectación de objetos) al control-realización de un proceso cíclico sistema socioeconómico-productivo existente, sin plantearse el problema y, en
ambiental, se introduce el concepto de valor de la elección (objetivos) en el que consecuencia, sin dar cabida a la necesidad de poder transformarlo. Se interesan
la relación dialéctica necesidad-recursos se resuelve mediante una estrategia de más en el funcionamiento que en la formación-transformación del contexto.
proyectación colectiva (formulación de los objetivos, análisis de las situaciones Respecto del uso y la puesta a punto de instrumentos proyectuales, debería
eco-comportamentales y relevamiento de los conflictos, síntesis entendida hacerse un análisis profundo del pasaje de los instrumentos estáticos
como formulación de posibles estrategias, acciones, registro de los efectos de especializados (proyecciones ortogonales, requisitos funcionales, ergonomía
las acciones, etcétera). clásica, percepción gestáltica, etcétera) que caracterizan a la proyectación
Geoffrey Broadbent define del siguiente modo las grandes constantes de la tradicional y, parcialmente, al performance design, a instrumentos dinámicos-
interacción del hombre con su ambiente: “El hombre construye porque quiere sistémicos (notación espacio-temporal, registro de las secuencias de
modificar el clima existente en un lugar determinado, a fin de poder desarrollar comportamiento, procesos retroactivos, verificación, autogestión, etc.) que
confortablemente alguna de sus actividades: cuando estas actividades no caracterizan a los aportes más recientes de la proyectación ambiental.
pueden concretarse en forma conveniente en ese lugar, el hombre se muda

De GALILEO a GAIA
48
6. La interacción ambiental como construcción colectiva

Cuando enfrentamos la posibilidad de transformación, es necesario construir Individualización de las finalidades o metas: en esta fase se determina el
una estructura epistémica (circularidad ambiental) que permita y estimule a estado constante interno (finalidad) y el objetivo externo o la relación (meta)
la colectividad a autodefinir los niveles comunicativos del ambiente (Dolci). que el sistema debería tratar de alcanzar; esto representa la señal de comparación
Esta tendencia implica una concepción nueva de la proyectación ambiental para los procesos de retroacción adaptativa del sistema, tal como la temperatura
completamente distinta de aquella, aún funcionalista, propuesta por los autores para la cual está regulado un termostato.
ingleses antes citados. La proyectación ambiental es entendida como sistema
ordenador de la alternancia uso (comportamiento) y transformación (ambiente Análisis: en esta fase se reúne información acerca de los aspectos relevantes
físico), que permite controlar esa clase particular de recursos ambientales que de la situación tanto dentro como fuera del sistema, lo que comprende una
constituyen el espacio público y el privado. evaluación de la discrepancia del estado actual del sistema con respecto a la
Esta forma de concebir la proyectación ambiental implica básicamente un señal de comparación y a los procesos de adaptación adecuados para reducir
cambio radical de postura epistemológica, que tiende a formular paradigmas tal discrepancia, y de cuáles son las posibles alternativas resolutivas.
de investigación dentro de los cuales la misma explicitación del programa
proyectual se convierte en una fase integrante de la investigación. Se supera así Síntesis: en esta fase intervienen procesos, generalmente de tipo lógico, aptos
la dicotomía forma-contexto que, bajo ropajes diversos, ha caracterizado a la para disminuir el número de alternativas posibles en relación con su capacidad
investigación proyectual en los últimos años. de reducir a un nivel satisfactorio la discrepancia del estado del sistema con
El Grupo Scienza e Progettazione dei Sistemi (Bergamo, Braulin, Los, respecto a la señal de comparación. Esto permite la supervivencia del sistema
Scudo, Mancuso) está trabajando desde hace algunos años en el Instituto manteniendo razonablemente bajos los costos de los procesos de adaptación
de Arquitectura de Venecia en un paradigma de investigación que trata de necesarios.
elaborar un modelo evolutivo para encuadrar y dar una estructura orgánica
a los diversos “materiales” de la proyectación ambiental. En el curso del año Ejecución: en esta fase las señales de ‘comando’ son enviadas desde el decisor a
académico 1971/72 se ha elaborado una primera fase. otros subsistemas para efectuar los procesos seleccionados en la fase de síntesis.
Este modelo permite una lectura multidisciplinaria de los flujos percepción
(uso) producción (construcción), que caracterizan los cambios de estado del La espiral propuesta en este caso distingue, dentro de la transición proyectual
ciclo ambiental (transformación). (de un estado dado a otro subsiguiente), subestados y subtransiciones que
Posteriores investigaciones han llevado al Grupo a dinamizar el modelo, en la práctica corresponden a momentos de reflexión y momentos de acción
que puede ser expresado con un gráfico espiral en el que un giro de la hélice proyectual de la praxis total. Por otro lado, es necesario destacar el proceso de
representa un ciclo ambiental completo (objetivos - situación observada en el síntesis, dado que se presenta como asunción histórico-cultural (opción ético-
contexto - conflictos relevados - acciones propuestas) o bien una transformación política), motivación fundamental de máximo efecto multiplicador sobre la
transición que vuelve al estado de equilibrio momentáneo el desequilibrio del cual se apoya el proceso de transformación a un costo relativamente bajo frente
estado anterior del ambiente. a las prestaciones posibles (concepto de eficiencia sistémica).
Dentro del mismo enfoque, Rubén O. Pesci ha elaborado un modelo
alternativo, el que asume la descripción de Miller de los cuatro estados o
momentos distinguibles en el proceso decisional (proyectual) puesto en acción
por todo sistema viviente para superar los problemas que se presentan en las Fuente: Colección summarios nº7 “Proyectación Ambiental”. Abril de 1977.
transformaciones evolutivas: Buenos Aires, Argentina.
VOLVER
De GALILEO a GAIA
49
2000
Del Invento al Contexto
Rubén Pesci
Me temo que es este nuestro problema mayor, pues si la democracia pudo Sostenemos que no es igual el proyecto invención que el proyecto contexto.
ahuyentar a la dictadura, no es suficiente para sustituir a la república. Y esto quizás se vuelve evidente cuando pueblos enteros, culturas enteras, se
En los procesos mencionados, desde la caverna hasta la república, conviven definen y caracterizan a través de la historia, ya sea como pueblos de artistas,
dos tipos de inteligencias proyectuales. como los napolitanos, pueblos de inventores, como los sajones en general,
El primero es el proyecto inventivo, en general aplicado a una innovación y pueblos de constructores, como los italianos en especial. En realidad,
tecnológica, que luego reproducida por millones, produce claros beneficios. debe recordarse aquí la importancia del tipo de lenguaje en los procesos
En nuestro análisis, el fuego, la rueda y la vela, son claros ejemplos que hoy de comunicación; se trata de culturas que optaron por enfatizar una u otra
podríamos actualizar con la máquina a vapor, el avión, el microchip y tantas forma de lenguaje.
otras maravillas. Estos inventos pueden incluso concebirse sin ética y sin
estética, son invenciones abstractas de todo lugar e identidad específicos, casi En los pueblos de artistas predomina el lenguaje derivado del pensamiento
a-ambientales, disponibles para su uso maléfico o benéfico... analógico poblado de metáforas musicales, poéticas, pictóricas, sublimando
Los pueblos de inventores son los que han triunfado en la etapa moderna y la comunicación escénica (como sostiene el ya mencionado Paul Virilio),
contemporánea, impulsados por su visión productivista y en general, salvo capaces de representar imaginariamente la realidad y sembrando una interfase
notables excepciones, coinciden con las culturas nórdicas. de lirismo, de alta potencia imaginativa, surrealista o hiperrealista entre la
realidad y la fantasía. Dice Virilio:
Pero existe también el proyecto contextual, que en nuestro escueto recorrido
se asocia claramente con la caverna, la ciudad, la escuela, la sociedad, el paisaje “De hecho, Italia ha estado siempre a la vanguardia en los dominios de la
armonioso y la República. Son proyectos que requieren de ética y estética, REPRESENTACIÓN artística o política. Del Quattrocento al «bel canto»,
porque son concretos, se aplican a una sociedad y a un lugar (son ambientales) pasando por la arquitectura barroca o el cine, la península italiana ha
y deben entonces ser consensuados por quienes los habitan. En tanto los sido el laboratorio de la Europa de la cultura.”1
inventos son proyectos sin usuarios concretos, los contextos son proyectos
hechos y/o concertados con los usuarios. La ópera, articulación de teatro, escenografía, música e historias, es tal vez la
síntesis más grandiosa de esta forma de expresión.
Existen pueblos que han desarrollado más estas culturas-proyectos, típicas En los pueblos de inventores predomina el lenguaje derivado del pensamiento
de la antigüedad, el medioevo y el renacimiento, así como de las culturas digital, pues para sostener las invenciones, aunque fruto de intuiciones
aborígenes de casi todos los lugares del mundo (como la cultura inca y pre- analógicas (como las alas que sustentan los aviones, inspiradas en las alas de
inca en América Latina, proverbial en este sentido). Siempre pensamos en el los pájaros) con fuertes lógicas inductivas de apoyo, se requiere de un sostén
ejemplo del sur europeo y sus culturas mediterráneas, que sustentaron casi hasta tecnológico preciso. En esas culturas se tuvo que desarrollar el experimentalismo,
hoy la actualización y la custodia permanente de esos proyectos contextuales. el laboratorio, el ensayo de materiales y el soporte físico-matemático y químico
Podría ser quizás el caso más emblemático la mencionada región de Toscana en de cálculo y verificación. La industria es la manifestación culminante de
Italia, “el paisaje más conmovedor del mundo”, según una frase del historiador
Fernand Braudel. 1 Virilio, Paul (1997). Un paisaje de acontecimientos. Paidós. Buenos Aires.

De GALILEO a GAIA
50
estas cuentas aplicadas, y la tenacidad y laboriosidad que el pensamiento Son la representación más acabada que nos lega el pasado de lo que quere¬mos
protestante imprimió a sus pueblos, el sentido de la responsabilidad moral denominar culturas proyecto, o proyectos culturales integrales, porque son
y de la productividad social, fueron sus brazos de palanca para lograr estos aquellas que mejor nos ilustran la interacción entre cultura subjetiva y cultura
«milagros» terrenales. objetiva que mencionábamos en el Capítulo 1. Allí donde existía la división
del trabajo, pero articulada para productos mayores como la construcción de
En los pueblos de constructores predomina el lenguaje derivado del la ciudad y el paisaje armonioso. Donde la belleza y el arte se aplicaban a esos
pensamiento analógico pero fuertemente apoyado en lógicas digitales que, productos concretos y de dimensión social, antes que al objeto artístico aislado
como la geometría y la perspectiva, son interfases entre el análisis de la forma o a la fantasía teatral. Donde la tecnología evolucionaba integrada al diseño
y el esplendor poético de la misma. y la belleza, como en las Catedrales, las ciudades y los labrantíos de Toscana,
Son culturas de la luz y la sombra, del contraste, de la vida en el exterior en antes que a productos en serie y a la cadena de montaje.
climas armoniosos que no saben de la pura neblina ni de la pura lluvia. Son las Citamos nuevamente Italia, como podríamos hacerlo con muchos lugares
culturas mediterráneas, particularmente evolucionadas en el sur de Europa, y de toda la Europa mediterránea, pues ha acumulado históricamente y vuelto
que tienen como paradigma las ciudades y poblados italianos. sustentable hasta ahora, buena parte del ambiente construido de su territorio, y
Como ya hemos dicho, todos estos lenguajes son inherentes a la condición sostenido también sociedades de alta civilización y capacidad de comunicación.
humana, y la ausencia de alguno representa momentos incompletos de la No en vano el gobierno italiano impulsó hace una década una exposición que
civilización. recorrió todo el mundo, denominada “Italia: un país hecho por la mano del
Sabemos también que en algunas culturas de extremo oriente como China o hombre”. Y no por casualidad en Italia se encuentra el 40 % del patrimonio
Japón, esas simbiosis y sus sinergias se sostuvieron equilibradamente durante cultural mundial, en una densidad de patrimonio por habitante cinco mil
más de un milenio. veces mayor que el promedio en el resto del mundo.
Por ello, cuando falta alguno de ellos o se someten algunos al predominio
de otro, se empobrece el proyecto social global por el aletargamiento o Es ocioso recordar que la modelación del país italiano es una tradición
alienación de una parle de la potencialidad del proyecto humano. consagrada desde la época de Roma, estirpe de constructores que por primera
vez proyectaron ciudades, caminos y acueductos, como una red sobre un
Es lo que aconteció con pueblos de artistas, que tomaron esa coartada ante el enorme territorio, fenómeno que encuentra semejanzas solo con casos como
sometimiento de sus otras posibilidades (Nápoles se hizo más artística para huir el imperio chino, el imperio incaico y la colonización de América por España,
de su trágica realidad como Nación dependiente de poderíos extranjeros); con y, aunque insuficientemente conocido aún, el mundo árabe que culminó en
los países anglosajones que miran con envidia la sensualidad mediterránea y Al-Andaluz, en el sur de España.
buscan su inspiración, como lo hicieron Goethe, Schiller, Hesse y tantos otros
cuando bajaban al sur a reencontrar la vida... Y con los pueblos mediterráneos, Pero Roma es el paradigma, porque además influyó fuerte y directamente
que siguieron casi hasta hoy construyendo armoniosamente su realidad, pero en algunos de los otros fenómenos mencionados. Da testimonio de esto el
perdieron poderío frente al avance tecnológico de la industrialización pesada. reconocido biólogo y ambientalista catalán Ramón Folch cuando dice:

Las culturas de constructores nos ofrecen, sin embargo, el mejor ejemplo de “Y yo soy justamente eso, un latino tout court, un romano de tantos, nacido
integralidad ambiental como escenario vivo y concreto, respetuoso, causa y en los confines occidentales del Imperio. Mi ciudad se llama Iulia Augusta
efecto de mejores solidaridades sociales y naturales, que proponemos enfatizar Paterna Faventia Barcino, Barcelona para los amigos. Tiene algo más de
hoy para reforzar «el lenguaje del cambio». dos mil años, aunque por acá ya hubo gentes desde hace cuatro mil: lo

De GALILEO a GAIA
51
sabemos por aquello de la arqueología, que dio con sepulturas, cuchillos utensilios) y se pueden comprar individualmente. Es decir, son productos
de sílex y esas cosas fascinantes. Pero la Barcino de verdad, con su cardo consumibles y funcionan en el mercado.
maximus y su decumanus, es romana, una de las doce colonias tarraconenses El proyecto del contexto es un proyecto social y espacial; como nos gusta
que engendraron Julio César y Augusto, de donde le viene la parte perdida decir, es un proyecto ambiental, y requiere de una proyectación solidaria,
de su nombre (la que quedó, así son las cosas, es la más antigua, o sea la consensuada, sustentable, como la que aprendieron a hacer los pueblos de
Barcino latetana, un villorrio ibérico irrelevante). Por eso digo que voy de constructores en el proyecto colectivo de la ciudad y el paisaje.
romano en zapatillas escribiendo semejante prólogo.

Rubén Pesci, que como la mayoría de los argentinos tiene nombre italiano, Las crisis ecológicas, urbanas, de empleo, de inseguridad, de insolidaridad,
se muestra enamorado de Roma. Se comprende: Roma es “la” ciudad. de decadencia de las instituciones de la república, reclaman hoy reincorporar
Seguramente no es la mejor ciudad imaginable, pero es la ciudad que imaginó como lenguaje prestigioso, como proyecto cultural de punta, la construcción
la ciudad, de modo que es el paradigma urbano por definición. Occidente, armoniosa y sustentable del ambiente y de la sociedad.
en la actualidad administrada por los anglosajones, es un invento latino.
La ciudad también. Por eso los latinos que vivimos en ciudades romanas
parecemos no compartir el arrebato de Pesci cuando redescubre Roma: nos
habla de lo cotidiano, cosa que no suele despertar grandes entusiasmos.
Digo que “parecemos” no compartir, porque en realidad sí compartimos.
Nos percatamos de ello al viajar, cuando comprobamos, pasmados, que
hay modelos francamente peores. La primera vez que le mostré Barcelona
a Rubén Pesci, hace años, recibí un elogio sorprendente: “nadie me enseñó
así una ciudad”, me dijo. La cosa fue que anduvimos por una anatomía
romana, medieval, renacentista y burguesa en pos de su fisiología sistémica,
algo obvio para un ecólogo mediterráneo como yo, tal vez más novedoso
para un arquitecto argentino. El vio la ciudad de forma diferente, yo
comencé a aprender cuán diferentes pueden ser las ciudades.”(1)

Sin embargo, no bastan los pueblos de constructores, como no le bastó a


Roma esta gran cualidad, ni debemos equivocarnos y reiterar sus muchos
errores. Pero tampoco entregarnos al puro productivismo, fruto de invenciones
descontextualizadas. Se trata solo de poner énfasis en lo que más nos falte en
esta etapa de nuestra historia.
El proyecto del objeto, abstracto, industrial o artístico, ha sido el cometido
triunfante de los últimos tres siglos, y ese triunfo se debe a su cualidad (1) Fragmentos del prólogo de Ramón Folch al libro de Rubén Pesci, “La
productiva, repetitiva, pero también a su facilidad de producirse como valor ciudad de la urbanidad”.
de cambio. Se producen cosas que se pueden vender (autos, cuadros, muebles, Fuente: Del Titanic al Velero. La vida como proyecto. Rubén Pesci. Editorial
CEPA. Año 2000. Pag.41-45
VOLVER
De GALILEO a GAIA
52
2006
Conclusiones del SIESS 06
Seminario Iberoamericano de Educación para la Sustentabilidad
Encuentro Cátedras UNESCO de Desarrollo Sustentable
Venezuela 2006

El cambio de aptitudes que provoca y exige el cambio epistemológico en la - El espacio proyectual debe articular intervención y política, siendo la
filosofía, la ciencia y el arte, lleva a nuevos corpus de conocimiento, nueva participación solo un medio y nunca un fin.
episteme aún en creación. Dijimos al respecto en 2006:
- El conocimiento se auto-reproduce en la medida en que se enfrenta a los
- Los problemas creados no pueden ser solucionados con la ciencia y los desafíos de la realidad en el tiempo y se somete a una nueva ética y una moral
conocimientos que los han creado. Exigen una mirada transdisciplinaria, del desarrollo.
que (de forma científica, crítica y proactiva) interprete pertinentemente el
actual saber ambiental y promueva la elaboración de un nuevo saber para la - Es preciso desencadenar cambios de actitud que:
sustentabilidad. * Reflexionen sobre la experiencia.
* Perturben los saberes.
- Una nueva producción de conocimiento exige un análisis y una evaluación de * Sean coherentes y consistentes.
la necesidad de nuevos conocimientos. Al evaluar la cuestión de los proyectos * Recuperen el valor de la intuición.
se verifica que la situación existente deriva de paradigmas bien intencionados * Y que establezcan un compromiso con el cambio.
aunque hoy insuficientes.
- La aptitud debe basarse en una mirada dialógica/transversal que pueda
- Es necesario superar el paradigma ambientalista basado en la conservación, recurrir a la tríada percepción-interfases-patrones para comprender e intervenir
el saber popular infalible y la tradición como reaseguro, por un enfoque que el ambiente. Las destrezas nos posicionan respecto de nuestras limitaciones y
valorice la cooperación entre competentes que se auto-organizan en redes para necesidades.
innovar. No basta con ambientalizar el antiguo paradigma. La finalidad del
proceso proyectual es intervenir en la realidad y no solo observarla. - La voluntad de cambio es detonada por la curiosidad, la crisis y la observación
del pasado y el futuro del paradigma.
- Transitando un proceso se puede alcanzar un saber diferenciado y superador.
- El futuro exige un nuevo conocimiento que articule la voluntad, la libertad
- El proyecto ambiental es un desencadenante de formación de capital social y y el poder colectivo.
debe instalar un nuevo relato sobre valores revisados y oportunidades para el
desarrollo.
Fuente: Proyectar la Sustentabilidad. Pág. 115-120 editorial CEPA. Colección
- Todo proyecto debe contener pensamientos de previsión y prevención. Sustentable 02. Idea y realización: Rubén Pesci, Jorge Pérez, Lucia Pesci.
Año 2007
VOLVER
De GALILEO a GAIA
53
2007
La Esperanza Proyectual
Rubén Pesci
¿Qué es un proyecto? ¿Qué es proyectar?

Proyecto viene de “proiesis”, de proyectil, arrojar algo para obtener un efecto; Cuando Tomás Maldonado describe “la esperanza proyectual”1 como el camino
proyectarse, verse en el espejo que refleja nuestro resultado. Proyecto como hacia el cambio, alude y reclama al mismo tiempo toda la potencia del proyecto,
construcción del mundo, para el cual existen algunos antecedentes como la que para nosotros se corresponde con el ciclo completo de la idea a la iniciativa,
teleonomía, que es el conocimiento de la predicción de mirar más allá y prever de la iniciativa al proyecto y del proyecto a su propia retroalimentación y ajuste
un resultado. Para Giulio Carlo Argan, la condición proyectual es la condición a través del monitoreo, en un proceso permanente.
humana esencial, y lo afirma cuando señala “No hay destino sin proyecto, y
no hay proyecto sin destino”. Pero también vulgarmente se conserva aún esa Dos conceptos se están aliando en esta formulación, obvia y vieja como la
idea de proyecto, y usamos esa expresión en el lenguaje de todos los días para historia, pero que hoy renace con todo vigor: el propio concepto de proyecto,
referirnos a algún acto volitivo en que nos reconocemos y nos proyectamos. como motor del destino, como impulso teleonómico, sin el cual no hay
destino, y menos aun el destino benéfico hacia el cual aspiramos; pero también
La esperanza proyectual el de proceso proyectual, que supone la aprehensión de la realidad desde el
hacer endógeno de su propia construcción, aquel proceso de conocimiento
En esta mirada, la actitud proyectual y su saber contienen una visión hermenéutica que construyendo precisa de habitar, y habitando logra ser.
impor¬tante para las actuales líneas de la pedagogía. El “reflexionar haciendo”
del conocimiento proyectual supone una actitud crítica, un proyecto crítico, Se trata de una esperanza en los términos que antes hemos planteado,
en aquello de “hacer converger el susurro con la transformación” y construir porque percibe integradamente la complejidad ambiental, ligando inducción
un inédito posible. a deducción, pensamiento digital y pensamiento analógico, positivismo
cartesiano e incertidumbre prigoginiana. Pero también resulta esperanzador
La cuestión del ambiente como potencialidad, la mirada sobre todas las porque se propone restablecer la contribución benéfica de todos los actores
posibilidades de transformación benéfica que provoca trabajar con todos sociales, conscientes de que la enorme complejidad a afrontar no puede ser
los tipos de capitales, superando la mirada economicista, permite intuir las resuelta solamente desde la Ilustración y el poder hegemónico.
amplias potencialidades, la potencia de todos los proyectos posibles para una Para ello, debe desmontarse también la idea del proyecto que se cree capaz de
más benéfica calidad de vida y de sustentabilidad de los ecosistemas naturales. todo. En realidad, el accionar proyectual se plantea como una mediación entre
Es ante todo una condición ética, asumida filosófica e ideológicamente. Si bien los factores super estructurales que afectan a la sociedad y sus condiciones
se nutre de las potencialidades concretas que el ambiente, visto como sistema estructurales de vida, para lograr un espacio proyectual de cambios factibles,
de relaciones, ofrece de todos modos, depende siempre de que la condición progresivos, pacíficos y concertados.
humana se coloque como un factor proactivo, que desea que el constructo
ambiental sea favorable.

1 Maldonado, Tomás (1969). Ambiente humano e ideología. Nueva Visión. Buenos Aires.

De GALILEO a GAIA
54
Participación, proceso proyectual y enfoque proactivo
Rubén Pesci, 2007

Queremos enfatizar este aspecto, esencial para afrontar la complejidad. Estamos aprendiendo que existe un saber diferente a los saberes de los distintos
Para pasar de una posición reactiva a un enfoque proactivo (que busque grupos sociales y las distintas corporaciones disciplinarias, y ese saber, que
soluciones, las desarrolle y las promueva), es necesario aumentar y hacer más denominamos “proyectual”, es el que se nutre de la percepción y de las
genuina la participación social, y desencadenar procesos proyectuales que enseñanzas del propio proyecto.
ineludiblemente la incluyen.
Nos hemos referido antes al saber proyectual, identificándolo con el saber
En realidad, es el proyecto el que da sentido a la participación. Estamos cada ambiental: no sé del ambiente sólo deduciendo sus condiciones, pues me falta
vez más convencidos de que no es suficiente escuchar a los actores sociales, por la experiencia empírica que nutre mi saber inductivo, analógico, intuitivo,
más solidaria y benéfica que sea esta actitud. Muchos de esos actores son los heurístico. Reiterando a Piaget, solo se conoce lo que se hace, y la praxeología
sujetos de esa enajenación colectiva que produjo la Ilustración y, por lo tanto, es la instancia superadora porque integra la teoría y la práctica.
sus opiniones están teñidas de la alienación ambiental generalizada. Quizás
han logrado en su mayoría cambiar de actitud, y por eso reaccionan contra la Por ello el proyecto como un nuevo campo de conocimientos, (esencial para
negación del ambiente, pero no saben juzgar con criterio profundo, porque no afrontar la complejidad de la trama de la vida) y el ambiente, como sede
construyen ni habitan un buen ambiente. permanente de la complejidad, se constituyen como dos términos indivisibles.
No hay ambiente sin proyecto, y no hay proyecto sin ambiente; y la cultura
Es necesario realizar el proceso educativo que implica pasar de ser actores a ambiental requiere de una cultura proyectual. Esa recobrada imaginación,
autores de un proceso de cambio, readquiriendo el conocimiento derivado del quizás la más peligrosa para el paradigma hoy en crisis, debe ser entonces la
hacer ambiental y, por lo tanto, participando del propio proceso proyectual, acción de aprendizaje o re-aprendizaje esencial.
porque la complejidad ambiental requiere de todas las miradas.

Fuente: Proyectar la Sustentabilidad. Pág. 105-107 editorial CEPA. Colección


Sustentable 02. Idea y realización: Rubén Pesci, Jorge Pérez, Lucia Pesci. Año 2007
VOLVER
De GALILEO a GAIA
55
2007
La Proyectación Ambiental como proceso de regulación de los sistemas complejos
Rubén Pesci
El proyectista ambiental no debe ni puede ser el autor del objeto perfecto e los marginados de siempre.
indeleble, porque esa cosa perfecta e indeleble genera impactos permanentes Cuando hablamos de control en el sentido de gobernabilidad, nos referimos
en su encuentro con las otras: genera conflictos. La medianera entre lotes a un mecanis-mo. Es como decir: tengo la necesidad de un timón para poder
urbanos es la perfecta representación de la teoría de conflictos. Una medianera conducir un barco; el timón es un mecanismo de control para la gobernabilidad
es la representación de un conflicto latente o manifiesto. Si en la casa de del barco. Lo que debe quedar claro es que control, no es lo mismo que
al lado van a construir un edificio, tiemblo, literalmente, tiemblo; lo que gobernabilidad.
parecía mi micromundo perfecto se derrumba apenas descubro que el límite La gobernabilidad es un fin; el medio para lograrla puede ser el control; pero
no me pertenece. En la aproximación objetual a la realidad, el hombre trató en algunos momentos el medio para lograr la gobernabilidad no es el control,
de regularla por pedacitos, y así es como todo el derecho está prácticamente sino abrir el juego a la participación: la mesa de concertación. La mesa de
basado en el derecho privado. Los planes reguladores urbanos no se hacen concertación no es un mecanismo de control, sino un proceso de resolución
para entender hacia dónde tiene que ir la ciudad, normalmente se hacen para de conflictos mediante el diálogo.
regular cómo construye el privado. ¿Por qué? Porque se considera que esa es la Queremos evitar la tentación, típica de muchos planificadores, de pensar que
única forma de producir la realidad. Y entonces se desarrollan a su vez distintas el ambiente, en particular el humano, se controla. En realidad, es tan complejo
especializaciones para reducir los impactos entre esas cosas. que, a lo sumo, se puede intervenir en él para ajustarlo, siendo parte de él,
entendiéndolo y produciendo pequeños ajustes permanentes para evitar la
En realidad, el fenómeno tiene que ser planteado exactamente al revés: debemos ingobernabilidad.
comprender la realidad por sistemas, procurando respetar que esos sistemas Una figura muy linda, que suelen formular algunos antropólogos, es ver la
sean abiertos y tengan vida propia, que sean autosustentables. producción de la cultura como el dialogo permanente entre la Cultura Subjetiva
(CS) y la Cultura Objetiva (CO).
En la Argentina, por ejemplo, existe hoy un “boom” de la producción
automotriz; pero se producen autos y no se producen carreteras. Y sin embargo, Cultura Subjetiva como el conjunto de las necesidades y aspiraciones y Cultura
el automóvil, ¿por dónde funciona? Además, el hecho contiene una trampa Objetiva como la tecnocultura, como la manifestación física construida,
muchísimo mayor, pues el que produce automóviles hace su negocio sobre el “constructo” que hace la sociedad para satisfacer aquellas necesidades.
la inversión ciudadana de años y años de impuestos que han permitido la Objetivación que puede ser una ley, una casa, un dique, una represa, un
existencia de las carreteras. El fabricante de automóviles tendría que pagar las camino o cualquier otro constructor, incluso, el aprovecha-miento racional de
mejores carreteras, pues caso contrario, el sistema no se sostiene. Pero así es el procesos naturales como la agricultura.
absurdo sobre el que está montada la realidad. Normalmente, en las culturas autoconscientes, en las que se conocen
profundamente y que se pertenecen a sí mismas (no las culturas dependientes),
Con esta aproximación se puede comprender mejor por qué existen tantos la relación entre CS y CO es un proceso de ida y vuelta, con absoluta
conflictos entre los elementos del sistema. interdependencia, y su producto, este conjunto de relaciones, es la cultura
Y luego, la tierra de nadie. ¿Qué es? ¿Cómo se vuelve tangible para todos? En ambiente.
la periferia de nuestras ciudades y la periferia del mundo, los países pobres y Lo que sucede en la realidad es que a la Cultura Objetiva la construyen algunos
De GALILEO a GAIA
56
pocos que están fuera del sistema y a la cual le dan su direccionalidad. No se lo vemos en un solo plano, en realidad, los seres humanos, en tanto organismos
trata solo del habitual “malo de la película”: capitalistas monopolistas, etc., organizados y autoconscientes, modifican el soporte físico, biótico y abiótico,
suele haber también profesionales entre ellos. En general, han salido del sistema en una escala y velocidad mucho mayor que la de las demás especies, y son
autosustentable y se especializan en mani-pular, de alguna manera, el poder: capaces también de intervenir en cualquier otro ecosistema, no solamente en
profesionales, políticos u hombres de empresa sin escrúpulos de solidaridad. el propio. A través de esa modificación, que llamaremos el sistema tecnológico,
Esta construcción de una realidad (de una Cultura Objetiva) es aquello que se o tecnosistema, el hombre produce un hábitat organizado (desde el automóvil
corresponde con las necesidades y aspiraciones del conjunto del cuerpo social, hasta los sistemas de riego) y haciéndolo produce una utilización mucho más
produce un quiebre en el ambiente histórico, privilegiando una sociedad de grande de energía, de materia y de información. Esta producción genera una
flujo lineal, de desajuste permanente y de descontrol absoluto de sus efectos a aventura nueva, la cultura, que se va estratificando en miles y miles de años.
largo plazo, pero útil para los designios de estos poderosos. En otras palabras, Una cultura que es distinta a la que tuvo ayer, anteayer, o a la que va a tener
una sociedad de perfecto control, de manejo excelente y muy eficaz para los mañana, y que, obviamente, produce modificaciones cada vez más grandes en
designios de algunos que ejercen el poder. La realidad de nuestra época se está el hombre y en los ecosistemas en general. En síntesis, en la biosfera.
comportando más o menos de esta manera.
¿Cómo hacer para empezar a salir de esta crisis? Vamos a abordar el tema de las Se trata de la condición humana, que se hace absolutamente poderosa porque
circularidades que establecen los seres vivos con su soporte físico, con su medio se ha vuelto histórica. Esta conciencia histórica le hace sentirse dueño de su
ambiente. Pero antes, una aclaración: en FLACAM cuando usamos la expresión destino y capaz de producir todas las modificaciones que se proponga, incluso
“medio ambiente” nos referimos expresamente a una sola mitad, puede ser el una biosfera artificial a donde todos nos podríamos trasladar. Es entonces
medio ambiente social, puede ser el medio ambiente natural. Creemos que es la historicidad, y la autoconciencia de nuestra capacidad de cambio, la que
un casticismo de incorrecta acepción hablar del “medio ambiente”. Por favor, distingue a la condición humana. ¿Cuál es la diferencia fundamental que ha
dejémosla de lado, porque no tiene ningún sentido. Estamos hablando del producido la condición humana dentro de estos procesos de homeostasis
ambiente. natural? Que somos capaces de modelar la realidad en forma mucho más
parecida a una helicoide, que está signada fundamentalmente por el factor
¿Cómo se vinculan en el ambiente, cómo funcionan los ecosistemas, en una tiempo, porque es histórica, se mira a sí misma y se revisa. Nosotros creemos
forma simple o elemental de describirlos? que el proyecto ambiental, si queremos empezar a modelarlo, tenemos que
pensarlo en términos de helicoide, pues exige una cantidad de cambios de
Determinados organismos interactúan con su medio ambiente físico-natural concepción, de tiempos y de enfoque ético, entre ellos, la modestia de pensar
produciendo modificaciones, que luego modifican las condiciones originarias, y que no lo empezamos nosotros.
así se representa la circularidad retroactiva, autoequilibrante, que va modelando
(automodelando) el sistema en un proceso permanente bastante estable a través Muchos ya han estado trabajando antes de que se produzca nuestra intervención
del tiempo. Su evolución se mide en tiempos muchísimo más largos que los de en cada proyecto ambiental. Lo hacemos en tanto profesionales proyectistas,
la vida humana, en los cuales ese organismo es modificado y modifica, a su vez, cuando el problema se fue demasiado de cauce, donde la reivindicación ya está
su soporte, en lo que llamaremos “circularidad” u “homeosis” del ambiente planteada, donde es intolerable la contaminación que se produce, donde la
que, de alguna manera, representa este fenómeno de la vida que es el que nos ciudad creció demasiado. En fin, donde el conflicto reclama un cambio.
permite sostenernos.
Pero tampoco lo vamos a terminar nosotros. En algún momento, el ciclo va a
¿Qué han hecho los seres humanos con ese comportamiento? Por de pronto, si pasar a otras manos y va a seguir.

De GALILEO a GAIA
57
A este proceso llamamos proyecto ambiental, sabiendo que forma parte de un funcionamiento real de los sistemas ambientales.
proyecto social más largo que nuestra intervención y la intervención del grupo Existe un principio teleológico, que puede o no ser aceptado, de que los sistemas
o del equipo que pueda trabajar sobre el mismo. tienen una cierta direccionalidad. Algunos especialistas en sistemas lo aceptan,
otros no; Teilhard de Chardin cree mucho en ello. En nuestro caso creemos que
¿Por qué lo entendemos así? Porque ante ese fuerte condicionante que los seres los sistemas sociales tienen que tener una cierta direccionalidad: se proponen
humanos, a través de la cultura y el hábitat, introducimos sobre la realidad estrategias para alcanzar ciertos fines superiores (utopías, ideologías, voluntades
natural y construida (teoría de conflictos mediante), el proceso de cambio y históricas). En verdad, la sociedad se propone que su sistema, de alguna
la tendencia a la entropía están continuamente activados. Es por ello que el manera, se maneje dentro de determinados rangos, con una direccionalidad.
concepto de gobernabilidad nos ayuda: el sistema que queremos proyectar La direccionalidad de tener un por qué; por ejemplo, que la ciudad de La Plata
está permanentemente en interacción con los sistemas externos, que luchan siga siendo una buena ciudad o mejore, esa es la direccionalidad.
denodadamente para intervenir sobre su realidad y modificarla a su beneficio
(otros proyectistas, sistemas de poder o grupos sociales que empiezan a ver En la realidad, lo que le pasa a estos sistemas es que de golpe se achican, se salen
que este sistema funciona y que quieren apoderarse de él). Quizás hicimos de cauce, cambian su centro de gravedad. La helicoide actúa así: es compleja,
bien la etapa de formulación del proyecto en laboratorio, pero no lo pudimos recibe “inputs” permanentes y emite “outputs”, pues es un sistema abierto y
trasladar a la realidad, una de las fases en realidad indispensables. viviente, y el proyecto tiene que ser capaz de entender y controlar los excesos
de dispersión, o los defectos de entrada del sistema. Si se sale demasiado, puede
Con el modelo proyectual de helicoide podemos imaginar que modelamos ser que no lo podamos mantener dentro de un cauce; si se cierra demasiado, el
el conjunto de los fenómenos que acontecen en torno al proyecto. Pero lo proyecto se achica, no interesa, se pierde parte de los actores sociales.
amenazan múltiples deformaciones. La espiral que se cierra es la que típicamente
se produce en los procesos totalitarios, donde hay cierre de la información
del exterior, va aumentando el control y la incertidumbre (por eso la palabra
control no me gusta), y el sistema se va muriendo. Aumenta -el dictador quiere
eso- el control y la certidumbre de todo lo que pasa. En la novela “Cien años de
soledad” se representa acabadamente esta deformación, hasta que el dictador
muere solo, abandonado y carcomido por los perros. El sistema no se aguanta,
muere, no es sustentable.

Inversamente, la ex Yugoslavia ha generado un proceso de expansión de la


helicoide: todas las fuerzas se han desatado; es como que hay muchas espirales
dentro de lo que era una sola espiral, muchas espirales que están contendiendo
entre sí, que aparecen en distintos momentos y que hacen que el sistema entre
en un proceso de dispersión total.

Vale la pena observar cómo el mismo modelo proyectual de helicoide lo hemos


podido aplicar tanto a la macro-escala como a la micro-escala. Ello es función Fuente: Proyectar la Sustentabilidad. Pág. 115-120 editorial CEPA. Colección
de que su condición es altamente “isomorfa” representativa, semejante al Sustentable 02. Idea y realización: Rubén Pesci, Jorge Pérez, Lucia Pesci. Año 2007
VOLVER
De GALILEO a GAIA
58
BIBLIOGRAFÍA
De la prepotencia a la levedad: paradigma y pedagogía para la sustentabilidad (2002) Buenos Aires.
Pesci, Rubén. FLACAM, Editorial CEPA.
“Sobre la modernidad”, (1988). Pesci, Rubén. Revista A/MBIENTE n°57, reflexiones sobre
Percepción Ambiental, Autores Varios Programa MAB de UNESCO, Proyecto MAB 13. el libro El futuro de la modernidad, de Tomás Maldonado, La Plata.

Ecología urbana aplicada a la ciudad de Roma (1978) Giacomini, Valerio. Report 4, pág. Teoría Genérale dei Sistemi Viventi, (1978), Franco Angeli Editori, Italia.
15, Programa MAB-UNESCO.
De la prepotencia a la levedad. (2002) Pesci, Rubén. FLACAM, paradigma y pedagogía
Proyectación Ambiental, “Cap. VI.3: Percepciao” (1995) Castello, Lineu, Documentos para la sustentabilidad, “Cap. 2.1: La concepción proyectual del ambiente”.
Ambiente nº 2, Serie: Desarrollo Sustentable, Editorial Fundación CEPA, La Plata,
Argentina. Del Titánic al velero, la vida como proyecto, “Cap. 2: La condición proyectual: origen y
evolución”.(2002) Pesci. Rubén . Editorial Fundación CEPA (2002).
Fenomenología de la percepción (1945) Maurice Merleau-Ponty. 1908-1961. Editorial
Gallimard. Paris, Francia. Que lo hermoso sea poderoso, (1991) Folch, Ramón. Ed. Altafulla, Barcelona.

La Invención de lo Cotidiano (1999) Michel de Certeau, 1925-1986. México. Universidad La Ciudad In-Urbana, (1985) Pesci, Rubén. Ed. Fundación CEPA.
Iberoamericana. ITESO. Centro Francés de Estudios Mexicanos y Centroamericanos.
Proyectación Ambiental, (1995) Pesci, Rubén. Fundación CEPA.
Proyectación Ambiental, “Cap. VI.4- Las Interfases” (1995) Pérez, Jorge. Documentos
Ambiente n° 2, Serie: Desarrollo Sustentable, Editorial Fundación CEPA, La Plata, Desenvolvimento Sustentavel e Gestiao Ambiental nas Cidades (2004). Rubén Pesci
Argentina. UFRGS editora, Porto Alegre.

Proyectación Ambiental, “Cap. VI.4: Patrones” (1995), Accattoli, Omar, Documentos Ciudadela (1951) Saint Exupery, Antoine. Alba Editorial.
Ambiente n° 2, Serie: Desarrollo Sustentable, Editorial Fundación CEPA, La Plata, Arg.
Cuadernos de Ambiente (1985) Fundación CEPA La Plata. Argentina.
Ecological psychology (1969) Barker, Roger. Apuntes inéditos.
Uomini e Parchi (1982) Giacomini, Valerio Franco Angeli, Milano.
Genius Loci (1977) Norberg Schulz, Cristian Electa Editrice, Italia.
Design with Nature (1971) McHarg, lan. Natural History Press, New York.
El Orden en la Diversidad: Comunidad sin Proximidad, “en Ciudades y Espacio: El
uso futuro del suelo urbano” (1976) Weber, Melvin. Ed. Oikos-Tau. La Ciudad de la Urbanidad (1999) Pesci, Rubén. Editorial Fundación CEPA/CP67, Buenos
Aires, Argentina.
II bambino alia scoperta dello spazio (1974), Sauvy, Jean y Simón. Ed. Feltrinelli, Italia.
La ciudad en la historia (1958) Mumford, Lewis. Ed. Infinito.
La dimensión oculta (1968) Hall, Edward. (1914-2009) Ed. Bompiani, Italia.
La ciudad in-urbana (1985) Pesci, Rubén Edit. Ambiente, Fundación CEPA. La Plata.
Proyectación Ambiental. “Cap. 1.1: Un nuevo humanismo y la proyectación Argentina.
ambiental” (1995) Pesci, Rubén. Documentos Ambiente n° 2, Serie: Desarrollo
Sustentable, Editorial Fundación CEPA, La Plata, Argentina. La citta vivente (1966) Wright, Frank Lloyd. Einaudi, Torino.

“El Ambientalista 10” (1982) di Castri, Francesco.(1930- 2005). Revista A/MBIENTE n°34 Las ciudades invisibles (1972) Calvino, Ítalo. Ed.Fantástico, Italia.
La Plata.
El territorio como sistema: conceptos y herramientas de ordenación, (2003) - Folch,
“Proyectación Ambiental”, (1976) Pesci, Rubén y Scudo, Gianni Revista Sumarios Ramón (coordinador). Diputación de Barcelona. España.

De GALILEO a GAIA
59