Sunteți pe pagina 1din 6

MOVIMIENTO ESTUDIANTIL DE 1968

“¡2 de octubre no se olvida!”, esta es una frase que desde hace 50 años hemos escuchado
cada 2 de octubre decir a los medios de comunicación, en las calles, universidades, y hasta a
nuestros familiares, todos conocemos lo que sucedió aquel 2 de octubre de 1968, en la Plaza
de las Tres Culturas, en donde estudiantes, maestros y hasta personas que solo apoyaban el
movimiento estudiantil, amas de casa, obreros, trabajadores, etc., fueron reprimidos con total
violencia sin ningún tipo de compasión.

Recordemos que en el año 1968, Gustavo Díaz Ordaz, era quien lideraba al país (desde 1964
a 1970) uno de los presidentes que será recordado por todos los mexicanos, y no precisamente
por algo bueno que haya hecho por el país, sino, porque durante su mandato ocurrió la terrible
matanza del 68; en ese tiempo imperaba mucho lo que es la violencia y el autoritarismo
presidencial, esos dos factores fueron los que desataron la furia de los estudiantes
universitarios, maestros, trabajadores, etc.

¿Cómo se originó el movimiento del 68?, todo empezó aproximadamente dos meses antes
del 2 de octubre de 1968, un conflicto entre estudiantes de preparatorias de la UNAM y del
IPN, en donde policías granaderos, fueron los que intervinieron en dicho conflicto, entrando
a las instalaciones de la universidad, utilizando todo tipo de represión, hasta llegar a los
golpes, dañando así la integridad de los estudiantes.
Según Sergio Aguayo Quezada (1998): “el gobierno tiene el derecho y la obligación de usarla
fuerza para hacer cumplir las reglas que rigen a una sociedad, el riesgo, siempre presente, es
que el gobierno abuse de ese privilegio y utilice la violencia para castigar a ciudadanos que
no violan ninguna ley. Abundan los gobiernos que han empleado la fuerza de manera ilegal
e ilegítima”, con lo anterior nos podemos dar cuenta que el gobierno, haría todo lo posible
por reprimir al país, a cualquier persona que estuviera en contra de lo establecido por el
gobierno, aun cuando no se haya violado ninguna ley.

Es por eso que los estudiantes días después, convocaron a una manifestación, con el fin de
protestar por la violencia utilizada por los granaderos en contra de los universitarios, fue ahí
en donde las manifestaciones empezaron a tomar demasiada importancia, y eso era lo que no
le gustaba al gobierno, ¿pero qué difusión le daban los medios de comunicación?, en ese
entonces, la información era muy reservada y antes de que se diera a conocer a la sociedad,
tenía que ser revisada por el gobierno, de acuerdo con Aguayo (1998) “la información es
poder, y los gobernantes mexicanos lo sabían. Por tanto, dedicaban tiempo y recursos a
controlarla: la recuperaban, la modulaban en medios de comunicación y editoriales, y la
utilizaban como instrumento para castigar a opositores”.

El gobierno hacia cualquier cosa por recuperar la información, pues hasta llegaron a utilizar
apersonas infiltradas en las manifestaciones con el fin de tener total control, haciendo parecer
ante los ojos de los internacionales incluso en nuestro país, que en México no ocurría nada,
mientras que en las calles del país, estudiantes, maestros, intelectuales, trabajadores, obreros,
campesinos, etc., se reunían con el fin de alzar la voz, contra el gobierno autoritario que no
aceptaba otro ideal más que lo que decían lo que gobernaban en ese entonces junto con
Gustavo Díaz Ordaz.
AGUAYO QUEZADA, Sergio, 1998, “CAPITULO II. POR LA RAZÓN O POR LA FUERZA”, p. 29, 1968 LOS ARCHIVOS
DE LA VIOLENCIA, México, Editorial GRIJALBO.

Ibíd. p. 45.
pues entre otras razones, en ese año, 1968, México seria sede de uno de los eventos deportivos más
importantes del mundo, el 12 de octubre, se celebrarían los Juegos Olímpicos en México,