Sunteți pe pagina 1din 2

Laura García

Comentario de Texto
Papel 1

El poema a comentar es No Inútilmente, del destacado poeta José Ángel Valente, el


poema fue publicado en 1966 en la antología conocida como La memoria y los signos. Se
podría llegar a decir, que el tema del poema es el homenaje a las palabras como forma de
transformar el mundo y al hombre. Así bien en el poema se hace énfasis en temas como
la insuficiencia del ser humano, la esperanza y la libertad que tiene la palabra, en el
sentido en que nos permiten cambiar el mundo. A continuación se realizar un comentario
de texto, que se dividirá en tres apartados, el primero se constituye desde el primer verso
hasta el séptimo verso, el segundo desde el octavo verso hasta el verso catorce y
finalmente el tercer apartado se puede considerar desde el quinceavo verso hasta el final
del poema. Así bien, por medio de lo anterior se realizará un análisis profundo del poema,
para así lograr entender el trasfondo y la visión del poeta frente a las palabras y su
trascendencia.

En primer lugar en cuanto a la estructura del poema, este es un poema de arte mayor que
consta de cuatro estrofas y 22 versos, a su vez, es un poema de arte mayor, la estructura
en el poema es fundamental por el hecho en que le da musicalidad al poema y permite
enfatizar en el tema de las palabras y como estas y la musicalidad y su significado
permiten cambiar visiones y perspectivas.

En cuanto al primer apartado, se podría llegar a decir que el tema del mismo es la visión
que el yo lirico tiene frente a las palabras, en un primer momento la voz poética, hace
referencia a las palabras, hace uso de la sinestesia en el cuarto verso para dar a entender
lo puras y simples que son estas, “la candidez azul de las palabras” es decir que se
entiende a las palabras con sencillez, así bien el yo lirico en el apartado presenta su
inconformismo frente al alcance que hasta el momento las palabras han llegado a tener,
se siente insatisfecho con lo poco que las palabras han llegado a transmitir ya que se llega
a entender que este considera que la palabra tiene alcances inimaginables que trascienden
en el mundo. Así bien, en cuanto a los rasgos formales se puede ver como se utiliza un
tono de pasión en este apartado, la voz lirica se siente plenamente conmovida por el
poder de la palabra, sin embargo demuestra su inconformismo, por ejemplo, esto se
puede ver en el la segunda estrofa, “No hemos llegado lejos, pues con razón me dices que
no son suficientes las palabras para hacernos más libres.” A partir de lo anterior el tono
de pasión que el yo lirico tiene frente a las palabras se transforma a una decepción en la
que no logra entender y expresar como las personas no le encuentran el trasfondo a las
palabras y el impacto que tienen, hasta el punto de que una palabra mal dicha cambia el
mundo.

En cuanto al segundo apartado, con frases como “te respondo’ se entiende claramente que
es una respuesta al argumento planteado por el yo lirico en el primer apartado, en que
este expresa su inconformismo y decepción frente a la visión que en ocasiones se tienen
de las palabras, en este apartado una voz subsecuente a la voz poética da a entender
porque las palabras no tienen el alcance que el yo lirico en ocasiones quiere que tengan,
en este apartado se pueden identificar rasgos formales tales como la personificación para
Laura García

enfatizar en las palabras, por ejemplo en el onceavo verso, el yo lirico utiliza esta figura
literaria cuando se refiere a las palabras como una cosa, un objeto que se puede recoger y
manipular “quien la recogerá ni de que boca” en este verso el yo poético personifica a la
palabra con la intención de mostrar que en ocasiones las palabras se encuentran en el
camino de las personas y están a disposición de todos, sin embargo después recalca que
cada persona en el mundo es dueña de determinadas palabras, ya que solo de esta forma
se lograra darle la forma verdadera a las palabras y transformar el mundo.

En cuanto al ultimo apartado, se podría decir que el yo lirico después de haber discutido y
hacer entender la importancia de las palabras y de que estas sean transmitidas al mundo
por las personas y de la manera correcta, llega al final, al trasfondo de las palabras, recae
en la esperanza que le tiene a cambiar el mundo con el poder de las palabras y también
demuestra que las palabras que no le pertenecen a una persona son la perdición y
cambian el rumbo de las personas, volviéndolas inútiles y sin función alguna. Uno de los
rasgos formales identificado en este apartado es el símil del verso numero veinte, “se
asocian como nubes” tal símil cumple la función de comparar las nubes con las palabras
que no nos pertenecen, en otras palabras comparar la oscuridad con el daño que hacen las
palabras en la boca de las personas inadecuadas. En este punto el yo lirico concluye
dando a entender la importancia de la palabra y el impacto que tiene en el mundo, utiliza
la palabra inútilmente con el prefijo no para hacer énfasis en que para transformar el
mundo las palabras deben ser usadas sabiamente, siendo útiles para la sociedad y con un
significado que trascienda.

En conclusión se podría llegar a decir que el poema “No Inútilmente” critica como las
palabras equivocadas tienen un impacto negativo en el mundo, así bien por medio de la
reflexión y la discusión, el yo lirico demuestra la importancia de la palabra adecuada, y la
utilidad de las mismas en un mundo caótico como el de hoy en día, en otras palabras la
palabra recogida por la persona equivocada tiene un impacto negativo irremediable,
mientras que la palabra en la boca correcta transforma y trasciende en el mundo, esto se
pude ver a través de rasgos formales presentes en cada uno de los apartados tales como el
símil, la personificación y la sinestesia, así bien el tono utilizado en algunos instantes del
poema es fundamental para darle musicalidad al poema y generar un vinculo con el
mundo exterior, haciendo entender que las palabras son una forma de transformar el
mundo y al hombre.