Sunteți pe pagina 1din 9

Todos los seres vivos estamos formados por un conjunto de

diminutas unidades, las células, solo visibles al microscopio.


Una célula es la unidad anatómica y funcional de todo ser
vivo que tiene la función de autoconservación y
autoreproducción, por lo que se la considera la mínima
expresión de vida de todo ser vivo. Cada célula de tu cuerpo
se hizo a partir de una célula ya existente.

Los seres vivos pueden estar formados por dos tipos de


células:

Eucariotas: son aquellas células que tienen un núcleo


rodeado por una envoltura celular (membrana) que lo aísla
del resto de la célula. Todas las células humanas son
eucariotas, tienen núcleo aislado y membrana nuclear (que
rodea y aísla al núcleo). Es una célula más evolucionada que
el otro tipo, la procariota.

Procariotas: la procariota tiene núcleo pero no está separado


del resto de la célula por la membrana nuclear porque no
tiene membrana que lo rodea y protege.
El ser vivo más simple está formado por una sola célula, por
ejemplo las bacterias. Estos seres vivos se llaman
Unicelulares.

"Los seres humanos somos organismos multicelulares,


formados por millones de células eucariotas, con varios tipos
diferentes de células que trabajan juntas para mantener la
vida".

Un conjunto de células que trabajan juntas para realizar la


misma actividad se conoce como tejido. Luego un conjunto de
células del mismo tipo se combinan para formar el propio
tejido.

En los seres humanos, hay alrededor de 200 tipos diferentes


de células, y dentro de estas células hay alrededor de 20
diferentes tipos de orgánulos (elementos internos de la
célula). Por eso no podemos hablar de la "célula humana",
sino de las células humanas, aunque veremos las partes
comunes a todas ellas. Más adelante veremos también los
tipos de células del cuerpo humano.

La agrupación de tejidos da lugar a los órganos y el conjunto


de órganos forman un sistema. Todos los sistemas forman el
cuerpo humano.

Pero a pesar de esta organización estructural, toda la


actividad se reduce a la célula humana.
Los principales partes de la célula humana son las
siguientes:

- Membrana Celular: Una fina membrana que rodea a la


célula, la protege y permite el paso de ciertas sustancias
a través de ella.

-El núcleo: Que contiene la información para regular las


funciones de la célula y donde se encuentra el material
genético hereditario. En su interior se encuentran los
cromosomas (portadores del material hereditario o genético).

- Citoplasma: Que está compuesta fundamentalmente por


agua y sobre el citoplasma están flotando unas pequeñas
estructuras llamadas Orgánulos. Ahora veamos varios tipos
diferentes de orgánulos.

- Lisosomas: Son orgánulos formado por pequeñas


vesículas rodeadas por membrana y que contienen enzimas
digestivos. Su función es digerir los alimentos que llegan a
la célula. Las enzimas tienen la función de acelerar la
velocidad de las reacciones químicas que se producen en la
célula.
-Mitocondrias: Son orgánulos encargados de suministrar la
mayor parte de la energía necesaria para la actividad
celular, son la central de Energía.
En general el retículo endoplásmico produce lípidos,
descompone drogas y otras sustancias y empaca
proteínas que son transportadas al aparato de Golgi.

Los Ribosomas: son pequeños orgánulos que producen la


síntesis de proteínas (síntesis de proteína = combinación de
aminoácidos para formar una proteína).

Retículo endoplasmático rugoso (RER): su principal misión


es el transporta de materiales a través de la célula y producir
proteínas en sacos llamados cisternas (que se envía al
aparato de Golgi, o se inserta en la membrana celular). Para
la producción de las proteínas utiliza los ribosomas adheridos
a él.

Retículo Endoplasmático liso (REL): realiza funciones de


síntesis lipídica y el rugoso, dado a la presencia de
ribosomas, en funciones de síntesis proteica.
- Aparato de Golgi: Es un orgánulo aplanado en capas, con
forma de saco que se ve como una pila de tortitas y está
situado cerca del núcleo. Produce las membranas que rodean
a los lisosomas. El aparato de Golgi se encarga de: La
modificación, distribución y envío de gran número de diversas
macromoléculas necesarias para la vida, la modificación de
proteínas y lípidos (grasas) que han sido sintetizados
previamente tanto en el retículo endoplasmático rugoso como
en el liso y los etiqueta para enviarlos a donde corresponda,
fuera o dentro de la célula, la modificación de sustancias
sintetizadas en el RER, la secreción celular.

- Nucléolo: Es un orgánulo dentro del núcleo. Es donde se


produce el ARN ribosomal, moléculas que se encargan de
llevar una copia de la información del ADN desde el núcleo de
la célula hasta el citoplasma. Algunas células tienen más de
un nucléolo.

- Microtúbulos: Se encuentran extendidos por todo el


citoplasma y desempeñan múltiples funciones en la célula
eucariota. Algunas de estas funciones son: intervenir en la
determinación de la forma celular, son los responsables de
diversos movimientos celulares incluyendo algunas formas de
locomoción celular, el transporte intracelular de vesículas y
orgánulos en el citoplasma, la separación de los cromosomas
durante la mitosis celular y del batir (movimiento) de cilios y
flagelos (pequeños pelillos).
Membrana plasmática: Se trata de una capa doble
compuesta por proteínas que tiene como función brindar
protección a la célula exteriormente.

Pared celular: Es una capa resistente, que a su vez es


rígida, ya que es capaz de soportarlas fuerzas del crecimiento
de un ser vivo. Esta está localizada en el exterior de la
membrana plasmática de las células procariotas de las
bacterias y arqueas.

Citoplasma: Se trata de un líquido que permite el fácil


movimiento de las diferentes estructuras. Este está
compuesto por: agua, lípidos, proteínas, hidratos de carbono
e iones. Este líquido se encuentra presente tanto en las
células eucariotas como en las células procariotas.

Nucleoide: Es una región irregular que se compone de


material genético (acido desoxirribonucleico como única
molécula). El genoma de organismos con célula procariota
suele presentarse de manera circular, con doble cadena de
ADN. El nucleoide se encarga de guardar la información
genética, al igual que el núcleo, presenta en las células
eucariotas.
Ribosomas: Son aquellas estructuras compuestas por ácido
ribonucleico (ARN) y proteínas, que generan el aspecto
granuloso del citoplasma celular. Estas estructuras solo
pueden ser visibles usando un microscopio electrónico, por
tener un minúsculo tamaño (29 nanómetros en células
procariotas). La función principal de los ribosomas es la
síntesis proteínas a través del material genético que llega
desde el ADN.

Pili Son estructuras: también conocidas como fimbrias,


presentes en la superficie de diversas bacterias, y que
mantienen la forma de pelos. Estas estructuras se encargan
de transferir información genética.

Flagelos: Los flagelos son estructuras delgadas y largas que


están compuestas por cierta proteína conocida como
flagelina. Estas estructuras se encargan del movimiento
presente en la superficie de algunas bacterias.

Osteocitos: Los osteocitos son las células principales del


tejido óseo, representan aproximadamente el 95% del total de
células de este tejido. Cada osteocito se encuentra situado en
una laguna tallada en la sustancia intercelular mineralizada
del hueso.
Fibra muscular: o miocito es una célula fusiforme y
multinucleada con capacidad contráctil y de la cual está
compuesto el tejido muscular.

Célula epidérmica: Cubren las estructuras primarias de la


planta. Son células aplanadas, con formas a menudo
irregulares, interdigitadas, otras veces con formas más
regulares, poligonales, sobre todo hexagonales. No dejan
espacios intercelulares. A menudo se dotan de una capa
hidrófoba externa llamada cutícula. Las células epidérmicas
no son más que uno de los variados componentes de la
epidermis.

Cianobacterias: Son una división del reino Monera que


comprende las bacterias capaces de realizar fotosíntesis
oxigénica y, en algún sentido, a sus descendientes por
endosimbiosis, los plastos. Son los únicos procariotas que
llevan a cabo ese tipo de fotosíntesis, por ello también se les
denomina oxifotobacterias.

Célula del Intestino: Permiten que el bolo alimenticio luego


de pasar por los procesos gástricos, puedan definirse según
los nutrientes a donde se dirigirán, por si al delgado o al
grueso, las células intestinales en si sirven para engrasar el
quimo en el proceso de desecho y que permita pasar por el
intestino grueso y ser posible su paso por el ano pues en el
camino se reseca el desecho y necesita de grasas para poder
pasar.
Glóbulo rojo: Tipo de célula sanguínea que se produce en la
médula ósea y que se encuentra en la sangre. Los glóbulos
rojos contienen una proteína llamada hemoglobina, la cual
trasporta oxígeno desde los pulmones a todas las partes del
cuerpo. Por lo general, la verificación del número de glóbulos
rojos en la sangre forma parte de una prueba llamada
recuento sanguíneo completo (RSC), que se puede usar para
determinar la presencia de afecciones como la anemia, la
deshidratación, la desnutrición y la leucemia. También se
llama eritrocito y RGR.

Glóbulo blanco: Tipo de célula sanguínea que se produce


en la médula ósea y que se encuentra en la sangre y los
tejidos linfáticos. Los glóbulos blancos son parte del sistema
inmunitario del cuerpo. Estos ayudan al cuerpo a combatir
infecciones y otras enfermedades. Los tipos de glóbulo
blanco son los granulocitos (neutrófilos, eosinófilos y
basófilos), los monocitos y los linfocitos (células T y células
B). Con frecuencia, la verificación del número de glóbulos
blancos en la sangre es parte de la prueba de recuento
sanguíneo completo (RSC).