Sunteți pe pagina 1din 48

EDITORIAL

Cada “pibe preso” es un fracaso de la sociedad

En el presente editorial hacemos nuestras las palabras de la declaración que la Mesa


BICE Argentina (Oficina Internacional Católica de la Infancia) realizó el último 14 de
agosto.

Debido a los hechos que fueran de público conocimiento a través de los medios de
comunicación en las últimas semanas, y siendo conscientes de la situación que está
atravesando nuestro país, donde los derechos de nuestros niños, niñas, adolescentes
y jóvenes están siendo vulnerados en todos sus sentidos, la Mesa BICE Argentina que
agrupa y articula a distintas Instituciones de inspiración católica y otras organizaciones
de la sociedad civil que comparten los objetivos y principios de BICE, asumiendo el rol
que nos cabe como promotores de encuentro y diálogo entre los múltiples actores so-
ciales que velan por el bienestar y los derechos de niños, niñas adolescentes y jóvenes
creemos necesario pronunciarnos al respecto.
Expresamos nuestra profunda preocupación por la sucesión de situaciones que expo-
nen a nuestras chicas y chicos, especialmente de las barriadas populares, a situaciones
de violencia física y verbal, arrestos arbitrarios, estigmatizaciones, despojándolos de
derechos fundamentales incluyendo sus propias vidas.
No permanecimos indiferentes, ni lo haremos, cada vez que se pretenda amenazar o
suprimir sus esperanzas, por el contrario, alzamos nuestras voces y muy especialmente
protegeremos el derecho a que sus voces y organizaciones sean respetadas y escucha-
das.
Este tiempo electoral nos obliga a reflexionar sobre lo que consideramos los logros y
fracasos de una sociedad. En su encuentro con un grupo de presos en la ciudad de
Juárez (México, 17/02/16) nuestro papa Francisco dijo: “Ya tenemos varias décadas per-
didas pensando y creyendo que todo se resuelve aislando, apartando, encarcelando,
sacándonos los problemas de encima, creyendo que estas medidas solucionan ver-
daderamente los problemas. (…) La misericordia divina nos recuerda que las cárceles
son un síntoma de cómo estamos en la sociedad, son un síntoma en muchos casos de
silencios, de omisiones que han provocado una cultura del descarte. Son un síntoma de
una cultura que ha dejado de apostar por la vida; de una sociedad que poco a poco ha
ido abandonando a sus hijos”.
Por eso lamentamos los dichos del candidato Esteban Bullrich que señala como un
logro lo que constituye un fracaso: “un pibe más que está preso”. Cada “pibe preso”
es un fracaso de la sociedad y de las políticas de su Estado. Es necesario –dice el papa
Francisco– “ir saltando las vallas de ese engaño social que cree que la seguridad y el
orden solamente se logran encarcelando”. Un logro sería avanzar sobre las causas es-
tructurales de la inequidad social que llevan a un círculo de violencia que afecta espe-
cialmente a los más pobres de nuestro pueblo.

La Mesa BICE Argentina está integrada por la Comisión Arquidiocesana de Niñez y


Adolescencia en Riesgo de Buenos Aires, los Hermanos Maristas, Defensa de los Niños
Internacional (DNI), la Fundación Emmanuel, la Fundación La Salle, la Fundación Nueva
América y Suma Qamaña.

Oscar Campana

1
Año LVIII • N˚ 365 • Septiembre 2017

Editor: 1 Editorial
SAN PABLO Oscar Campana
Riobamba 230 - C1025ABF - Ciudad de Cada “pibe preso” es un fracaso
Buenos Aires de la sociedad
www.sanpablo.com.ar
4 Perspectivas teológicas
Director de periódicos:
Gerardo Daniel Ramos
Fernando Teseyra, ssp
¿Está la teología argentina a tono con
Director responsable: Francisco? Balance y discernimiento
Oscar A. Campana propositivo a partir de diez autores
director.vidapastoral@sanpablo.com.ar emblemáticos
Dirección, redacción y administración:
12 Experiencias
Riobamba 230 - C 1025ABF - Ciudad de
Ana Lourdes Suárez
Buenos Aires
Las religiosas en Arraigos para la Vida.
Tel: (011) 5555-2400
Tejiendo sororidad y renovando sen-
Fax: (011) 5555-2425
tidos
Suscripciones:
Tel.: (011) 5555-2416/17/21/24 23 Testigos
suscripciones@sanpablo.com.ar Andrea Elba Poretti
Suscripción anual: $ 418.- Los mártires y los testigos de la fe de
(11 números, incluye gastos de envío) nuestros tiempos
Precio unitario: $ 38.-
(No incluye gastos de envío) 33 Comunidad, carismas y
ministerios
Reg. Prop. Intelectual: N° 5341382
Nahuel Ferrero
31 de marzo de 2017
Nueva Ratio para nuevos tiempos.
ISSN: 1666-5120
Aspectos importantes del nuevo
Impreso por: documento para la formación
G. S. Gráfica s.r. l., Cnel. Charlone 958, sacerdotal
B1868DZF PIÑEYRO, Avellaneda, Prov. de Bs.
As., Argentina. 39 Comentario bíblico
Ariel Álvarez Valdés
¿Qué significado tienen los números
Esta revista es propiedad de en la Biblia?
la Sociedad de San Pablo (Paulinos)
46 Reflexión
Eduardo A. González
Consolar al triste… orientar al
deprimido

3
] Gerardo Daniel Ramos]
Sacerdote betharramita, teólogo

¿Está la teología argentina


a tono con Francisco?
Balance y discernimiento
propositivo a partir de diez
autores emblemáticos
En el presente artículo, el autor sostiene que hay que animarse a
pasar más decididamente de una teología “del hecho pastoral”,
que quiere Francisco, a una teología “de hecho pastoral” como
pide el Papa. Que la teología no sólo analice eruditamente lo que
dice Francisco, sino que lo convierta en su sitz im Lebem existen-
cial. Esto todavía una deuda pendiente.

Con el trasfondo de un trabajo previo cando interpretar las actitudes, estilo


sobre las Universidades Católicas, y método que el Pontífice nos está
según el papa Francisco y, la bre- proponiendo para el quehacer teo-
ve indicación general de Evangelii lógico en Argentina. En un segundo
gaudiun 133, me concentraré par- momento, me aproximaré de modo
ticularmente en dos textos del ac- breve, comparativo y sinóptico, a
tual Obispo de Roma concernientes diez exponentes representativos de
a la teología en Argentina, a saber, nuestra teología, reconocidos todos
la Carta con motivo del Centenario ellos por su notoriedad, cantidad de
de la Facultad de Teología de la publicaciones y gestión universitaria
UCA y el Videomensaje al Congreso (cátedras, grupos de investigación,
Internacional de Teología organizado congresos, etc.), para ver en qué
en ese mismo ámbito académico, bus- sentido han ido plasmando esas ac-
4
REFLEXIÓN

Mi foco de
atención está
puesto más en
el faciendum
de un horizon-
te teológico
posible que
en el factum
crítico de
Cinco de los téologos mencionados en la nota participando en Roma la realidad
(2015) de un simposio sobre la reforma de la Iglesia dada.
titudes, estilo y método teológicos, pectiva de la cultura contemporá-
y en qué sentido los mismos siguen nea”, por eso Francisco sostiene en
siendo materia pendiente. La in- su Carta, que “enseñar y estudiar
tención al partir de una percepción teología significa vivir en una fron-
fenomenológica general y no del tera, ésa en la que el Evangelio se
análisis pormenorizado de dos o tres encuentra con las necesidades de
autores, responde a que mi foco de las personas a las que se anuncia, de
atención está puesto más en el fa- manera comprensible y significativa
ciendum de un horizonte teológico […]. La teología que desarrollan ha
posible que en el factum crítico de de estar basada en la Revelación,
la realidad dada. Para concluir, ofre- en la Tradición, pero también debe
ceré también mi aporte propositivo. acompañar los procesos culturales
y sociales, especialmente las tran-
Lo que Francisco pide siciones difíciles […]. No se confor-
a los teólogos men con una teología de despacho
El Concilio Vaticano II ha sido “una […]. También los buenos teólogos,
relectura del Evangelio en la pers- como los buenos pastores, huelen a

G. Ramos, “Las Universidades Católicas según el Papa Francisco”: El camino sapien-


cial de Martín Fierro y la formación académica. Universidad de la vida y vida de la
universidad, Saarbrücken 2015, 31-46. El texto fue presentado con algunas preci-
siones ulteriores en el VIIIº Encuentro Nacional de Docentes Universitarios Católicos
(Buenos Aires, 15-17/05/2015) con el título: “Algunas implicancias del magisterio
pastoral del papa Francisco en la vida y misión de la Pontificia Universidad Católica
Argentina, UCA” [Consulta en línea el 24/06/2017: http://www.enduc.org.ar/en-
duc8/trabajos/trab203.pdf].

5
pueblo y a calle y, con su reflexión, dición eclesial y muy en serio la rea-
derraman ungüento y vino en las lidad, poniéndolas a dialogar […].
heridas de los hombres [….]. Que la Una cosa es la substancia de la an-
teología sea expresión de una Iglesia tigua doctrina, del depositum fidei,
que es ‘hospital de campaña’”, que y otra la manera de formular su ex-
refleje “la centralidad de la miseri- presión. Debemos tomarnos el tra-
cordia […]. El estudiante de teología bajo, el arduo trabajo de distinguir,
que la UCA está llamada a formar el mensaje de Vida de su forma de
[…] no es un teólogo ‘de museo’ […] transmisión, de sus elementos cultu-
y tampoco un ‘balconero’ de la his- rales en los que en un tiempo fue
Por eso “hay toria’”, sino “una persona capaz de codificado […]. Custodiar la doctrina
una sola for- construir en torno a sí la humanidad, exige fidelidad a lo recibido y –a la
ma de hacer de transmitir la divina verdad cris- vez– tener en cuenta al interlocutor,
tiana en una dimensión verdadera- su destinatario, conocerlo y amarlo”.
teología: de mente humana, y no un intelectual Sostiene que “este encuentro entre
rodillas […]: sin talento, un eticista sin bondad o doctrina y pastoral no es opcional,
animarse a un burócrata de lo sagrado”. es constitutivo de una teología que
pensar rezan- Al poco tiempo, Francisco comple- pretenda ser eclesial. Las preguntas
ta estas ideas con un Videomensaje. de nuestro pueblo, sus angustias, sus
do y a rezar “Celebrar los cien años de la Facultad peleas, sus sueños, sus luchas, sus
pensando”, de Teología es celebrar el proceso de preocupaciones poseen valor her-
buscando maduración de una Iglesia particu- menéutico […], nos ayudan a pro-
“una corres- lar […], la vida, la historia, la fe del fundizar en el misterio de la Palabra
Pueblo de Dios que camina en esa de Dios […]. Los acontecimientos
pondencia tierra y que ha buscado ‘entenderse’ pastorales tienen un valor relevante
creadora con y ‘decirse’ desde las propias coorde- […], las personas y sus distintas con-
los problemas nadas […], que vive, cree, espera y flictividades, las periferias, no son
de nuestra ama en suelo argentino […], de cara opcionales, sino necesarias para una
a la vida de su pueblo y no al margen mayor comprensión de la fe”. Dado
época”.
[…]. Una de las principales tareas que “el Espíritu Santo en el pueblo
del teólogo es discernir, reflexionar: orante es el sujeto de la teología,
¿qué significa ser cristiano hoy?, ‘en por eso una teología que no nazca
el aquí y ahora’; ¿cómo ese río de los en su seno, tiene ese tufillo de una
orígenes [que es la Tradición] logra propuesta que puede ser bella, pero
regar hoy estas tierras y hacerse visi- no real. Esto nos revela lo desafiante
ble y vivible? […]. En esta Argentina de la vocación del teólogo”, quien
[…] se nos pide repensar cómo el “en primera instancia es un hijo de
cristianismo se hace carne […] para su pueblo […], conoce su gente, su
saciar la sed de nuestro pueblo […]. lengua, sus raíces, sus historias, su
El camino es la reflexión, el discerni- tradición […]. Se sabe ‘injerto’ en
miento, tomar muy en serio la tra- una conciencia eclesial y bucea en

“La teología –no sólo la teología pastoral– en diálogo con otras ciencias y experiencias
humanas, tiene gran importancia para pensar cómo hacer llegar la propuesta del Evangelio
a la diversidad de contextos culturales y de destinatarios”. Pero para “cumplir este servicio
como parte de la misión salvífica de la Iglesia” Francisco pide a los teólogos que “lleven en
el corazón la finalidad evangelizadora de la Iglesia y también de la teología, y no se conten-
ten con una teología de escritorio” (Evangelii gaudium, n.133).

6
esas aguas”. Además, “el teólogo del pueblo, y frente al teólogo de
es un creyente […], alguien que ha museo, balconero de la historia, al
hecho experiencia de Jesucristo”, y margen del pueblo.
“un profeta, porque mantiene viva la
¿En qué medida los teólogos
conciencia de pasado y la invitación
siguen a Francisco?
que viene del futuro”. Por eso “hay
Ahora voy a detenerme en diez teó-
una sola forma de hacer teología:
logos argentinos, representativos de
de rodillas […]: animarse a pensar diferentes instituciones académicas,
rezando y a rezar pensando”, bus- ámbitos de trabajo, sexo y discipli-
cando “una correspondencia crea- nas, a partir de un cuadro de doble
dora con los problemas de nuestra entrada, en los que intentaré discer-
época”. nir en qué sentido lo que Francisco
En síntesis, integrando las reflexio- pide a los teólogos y teólogas argen-
nes de ambos textos, Francisco opo- tinos está presente en los referidos
ne dos tipos paradigmáticos de teo- cuatro niveles de análisis. Parto prin-
logías. Los mismos están orientados cipalmente de la experiencia de ha-
al discernimiento de una “pastoral ber escuchado en reiteradas oportu-
en conversión” (Evangelii gaudium, Las observa-
nidades a estos autores, dialogado
nn. 25-33). Por lo tanto, en sentido en más de una ocasión con cada
ciones ano-
estricto no habría que encasillar en uno/a de ellos/as, y de haber leído tadas en el
ellos a ningún teólogo en particu- buena parte de sus obras. Cuento, cuadro dan
lar. El Papa desarrolla la contrapo- además, que los lectores puedan
sición de esos dos paradigmas en
cuenta de un
tener cierto conocimiento de estos
cuatro niveles de análisis: 1) Sitz im mismos teólogos. En todo caso, y a cierto déficit
Lebem o ámbito de gestación: una modo de ejemplo, ofreceré algunas en relación al
teología madurada en la frontera obras significativas de cada uno de estilo teológi-
por teólogos que tienen olor a ove- ellos, publicadas de preferencia con
ja, con otra realizada en un despa-
co propuesto
anterioridad a la elección del actual
cho por quienes pintan y perfuman sucesor de Pedro, el 13 de marzo de por Francisco
las periferias; 2) Método: el teólogo 2013, cuando sus opciones teoló- como para-
creyente que piensa rezando y reza gicas no podían quedar de ningún digmático
pensando, haciendo entrar en diálo- modo afectadas por la elección del también en
go doctrina y pastoral, y diferente al nuevo Pontífice. Hecho esto, inten-
intelectual sin talento, burócrata de taré deliñar algunas apreciaciones Argentina.
lo sagrado; 3) Actitudes y temas: el conclusivas y un aporte personal.
que se centra en la misericordia, en
contraste con el eticista sin bondad; Observaciones conclusivas
4) Pastoralidad: el que se concentra y propositivas
en esta Argentina de cara a la vida Sin entrar en mayores apreciaciones

Francisco y la teología en Argentina


- Carta del Santo Padre Francisco al Gran Canciller de la Pontificia Universidad
Católica Argentina en el Centenario de la Facultad de Teología, 03/03/2015.
[Consulta en línea 16/05/2017: w2.vatican.va/content/francesco/es/letters/2015/
documents/papa-francesco_20150303_lettera-universita-cattolica-argentina.
html].
- Videomensaje del Santo Padre Francisco al Congreso Internacional de Teología
organizado por la Pontificia Universidad Católica Argentina, Buenos Aires, 01-
03/09/2015. [Consulta en línea 16/05/2017: w2.vatican.va/content/francesco/es/
messages/pont-messages/2015/documents/papa-francesco_20150903_video-
messaggio-teologia-buenos-aires.html].

7
Diez exponentes representativos de nuestra teología
Por orden alfabético y procurando representar diferentes instituciones académi-
cas, ámbitos de trabajo y disciplinas:
Cecilia Avenatti
C. Avenatti de Palumbo (Coord.), Miradas desde el Bicentenario. Imaginarios, fi-
guras y poéticas, Buenos Aires 2011; Lenguajes de Dios para el siglo XXI. Estética,
teatro y literatura como imaginarios teológicos, Buenos Aires 2007.
Virginia Raquel Azcuy
V. Azcuy (Coord.), “Apuntes para una teología de la ciudad. En el camino hacia
una reflexión interdisciplinaria”: Teología 100 (2009) 481-501; “En la encrucijada
del género. Conversaciones entre teología y disciplinas”: Proyecto 45 (2004).
Víctor Manuel Fernández
V. M. Fernández, Conversión pastoral y nuevas estructuras, Buenos Aires 2010;
“La experiencia sapiencial y la comunicación del Evangelio”: Teología 99 (2009)
321-335; La gracia y la vida entera, Barcelona 2003.
Lucio Florio
L. Florio, Evolución y cristianismo. Un diálogo posible, Buenos Aires 2007.
Carlos María Galli
C. M. Galli, De amar la sabiduría a creer y esperar en la sabiduría del amor: la teo-
logía, inteligencia de la fe, profecía de la esperanza, sabiduría del amor, Buenos
Aires 2012; Dios vive en la ciudad. Hacia una nueva pastoral urbana a la luz de
Aparecida, Buenos Aires 2011; Jesucristo: camino a la dignidad y la comunión.
La cristología pastoral en el horizonte del Bicentenario. De “Líneas pastorales” a
“Navega mar adentro”, Buenos Aires 2010; “La peregrinación: ‘imagen plástica’
del Pueblo de Dios peregrino”: Teología y Vida 44 (2003) 270-309; “La teología
latinoamericana de la cultura en las vísperas del Tercer Milenio”: VV.AA., El futuro
de la reflexión teológica en América Latina, Medellín 1997, 244-362.
Fernando Ortega
F. Ortega, “Teología en contexto epocal: una mirada recíproca”: Teología 102
(2010) 131-144.
Jorge Scampini
J. Scampini, “El movimiento ecuménico a 40 años del Concilio Vaticano II”:
Teología 42 (2005) 623-642; La conversión de las Iglesias, una necesidad y una
urgencia de la fe, Cahiers Oecuméniques 42, Editions Universitaires Fribourg Suiss
2003.
Juan Carlos Scannone
J. C. Scannone, Discernimiento filosófico de la acción y pasión históricas. Planteo
para el mundo global desde América Latina, Barcelona-México 2009; Religión y
nuevo pensamiento. Hacia una filosofía de la religión para nuestro tiempo desde
América Latina, Barcelona 2005.
Carlos Schickendantz
C. Schickendantz (Ed.), Cambio estructural de la Iglesia como tarea y oportunidad,
Córdoba 2005; Religión, género y sexualidad. Análisis interdisciplinares, Córdoba
2004; Culturas, religiones, iglesias. Desafíos de la teología contemporánea,
Córdoba 2004; Lenguajes sobre Dios al final del segundo milenio, Córdoba 2003.
Jorge Seibold
J. Seibold, La mística popular, México 2006.

8
.

y detalles, las observaciones anota- cuenta de un cierto déficit en rela-


das en el cuadro, y especialmente ción al estilo teológico propuesto
la integración y valoración crítica por Francisco como paradigmático
desplegada en la última fila, dan también en Argentina. Sintetizo esta
9
convicción en cuatro proposiciones que se moral de quien participa de esos procesos, y
condicen con los anteriores niveles de análisis. que quienes se sientan urgidos por el Espíritu
1) La impostación académica que se percibe a poner en práctica una mayor misericordia lo
como preponderante en nuestra teología por hagan con cierto desprecio de la teología.
momentos aleja de las ‘fronteras’ a quienes la 4) Da la impresión de que todavía la teología
desarrollan, o al menos no les permite acercar- argentina no entró de lleno en diálogo con el
se tanto (por ejemplo, al sensus fidei fidelium). cambio de época y las nuevas estrategias co-
Esto lleva a que, en términos comparativos, municacionales. La producción teológica lle-
haya una prevalencia formal en el modo de ga poco y a pocos. Daría la impresión que su
hacer teología por encima de la agenda ma- capacidad de alimentar la vida del pueblo de
terial y concreta implícita en la vida del pue- Dios es escasa, y que muchas propuestas de
blo (de Dios). (La obra de P. Bourdieu, Homo reflexión quedan como al margen de la preo-
academicus, Buenos Aires 2012, da cuenta de cupación real de las personas. En esto hay que
una amplia gama de mecanismos observables seguir haciendo un esfuerzo por inculturar es-
desde la sociología en ámbitos universitarios tilos, actitudes, método y lenguaje.
que tienden a institucionalizar, rigidizar y “re-
producir” en este caso la teología, más que a Para concluir, dejo a consideración un método
favorecer un estilo de “puertas abiertas” y “en que fui desarrollando a lo largo de mi teología
salida” como pide el papa Francisco. Bajo esta del cambio de época (ver G. Ramos, Antología
perspectiva, lo académico puede terminar por teológica. Peregrinando la Vida, contemplando
convertirse en una piedra en el zapato…). el Icono, comunicando la Palabra, Middletown
2) Si bien se avanzó mucho, todavía no llega DE 22017, 30-31), que posibilita avanzar en las
a percibirse en todos los casos una satisfacto- cuatro proposiciones que acabo de referir, y
ria vinculación entre espiritualidad y teología. que pienso responde muy bien a las tres con-
Esto se nota, por ejemplo, en muchos desarro- vicciones que Francisco subraya respecto de
llos teológicos que no terminan de ser teolo- los teólogos al final de su Videomensaje: 1) el
gales, sino más bien descriptivos e interpreta- teólogo es hijo de su pueblo; 2) el teólogo es
tivos, al estilo de otras ciencias de la religión. un creyente; 3) el teólogo es un profeta.
3) Una sana preocupación por especializarse
puede alejar a la teología de su vertiente sa-
piencial. Esto hace que en ocasiones el que-
hacer teológico incida poco en la sensibilidad

Si bien se
avanzó mu-
cho, todavía
no llega a
percibirse
en todos los
casos una
satisfactoria
vinculación
entre espiri-
tualidad y
teología.

10
] Ana Lourdes Suárez]
Socióloga, investigadora del CONICET,
miembro de Teologanda

Las religiosas en
Arraigos para la Vida
Tejiendo sororidad
y renovando sentidos
En esta nota, la autora pone foco en las religiosas argentinas que sostie-
nen una experiencia concreta: Arraigos para la Vida, surgida por inicia-
tiva de algunas de ellas, y nutrida en gran medida por ellas y
otras religiosas que se fueron sumando.

A Susana Pascuale, quien con su


testimonio de vida ayudó a forjar mi
respeto y aprecio por la vida religiosa
femenina.

“Puede que seamos una especie en


extinción. Pero yo digo… antes de
extinguirme por lo menos quiero pa-
sar la semilla”.
Susana Pascuale

El vigor alcanzado por la vida religio- señanza, de caridad (asilos, rehabili-


sa femenina –medido en términos tación) y a sanatorios/hospitales, se
de su crecimiento numérico y de sus ha ido quebrando y hace varias dé-
obras en el campo social– fue cons- cadas que está en crisis1. S. Bianchi
tantemente desafiado en las últimas analiza el proceso de surgimiento y
cinco décadas. En Argentina el fuer- afianzamiento de las congregacio-
te y progresivo afianzamiento de nes religiosas en Argentina. Muchas
institutos de vida religiosa femenina de éstas fueron de fundación argen-
iniciado en el siglo XIX, con obras tina, y varias llegaron de Europa,
sociales en torno a institutos de en- especialmente de Italia y España.
12
EXPERIENCIAS

La búsqueda
de nuevos
sentidos y
roles dentro
de la Iglesia
y de la socie-
dad atraviesa
Entre las obras de estas congrega- católico. Las estadísticas de Estados la dinámica
ciones, los institutos de enseñanza Unidos, por ejemplo, muestran que actual de gran
fueron las de mayor incidencia; re- en 2014 las religiosas eran menos parte de la
presentaban el 54% en 1960. En la de la tercera parte de las que fueran
actualidad, la baja numérica de las en el 1965, 179.954, 49.883 respec-
vida consagra-
religiosas, los noviciados vacíos, el tivamente2. La búsqueda de nuevos da femenina.
alto promedio de edad, y las gran- sentidos y roles dentro de la Iglesia y
des dificultades para sostener sus de la sociedad atraviesa la dinámica
obras son indicios de los desafíos de actual de gran parte de la vida con-
la institución, indicando tal vez el fin sagrada femenina.
de ciclo de una forma de vida reli- El objetivo de esta nota es destacar
giosa femenina (Ver Bianchi, “Acerca los recorridos, trayectorias y búsque-
de las formas de la vida religiosa fe- das de las religiosas que coordinan
menina”, 189. Según datos presen- esta actividad. Arraigos para la Vida
tados por la autora en base a Guías es un espacio que, a mi entender,
Eclesiásticas, en 1966 las religiosas expresa notas de un paradigma de
en Argentina eran 11.773, y en 2009 espiritualidad holístico, femenino,
eran 8.014. La merma también se horizontal, abierto y sanador. Las re-
dio en la vida religiosa y eclesiástica ligiosas que sostienen esta actividad
masculina, pero con menor intensi- expresan el paulatino adentrarse de
dad. Entre 1973 y 2009 éstos dismi- parte de la vida consagrada en esto
nuyeron en un 24.5%, mientras que que se presenta como un nuevo pa-
la merma de las religiosas fue del radigma traccionador, que sacude
35%. Esta merma en la vida religiosa de raíz estructuras sociales que por
afectó de diversas maneras a todo el siglos han cimentado la vida religio-
mundo occidental, tradicionalmente sa femenina.
1Ver S. Bianchi, “Acerca de las formas de la vida religiosa femenina. Una aproximación
a la historia de las congregaciones en la Argentina”: Pasado Abierto, Revista del CEHis
1 [2015] 169-199.
2Datos del PEW Research Center, Religion and Public Life, 8 de Agosto 2014,
http://www.pewforum.org/–.

13
El análisis que efectúo es socio-an- 1. Arraigos para la Vida, en el
tropológico; evito categorías teo- sendero de un paradigma contra-
lógicas que por mi formación no hegemónico
podría utilizar adecuadamente. La La iniciativa Arraigos para la Vida
fuente de datos son entrevistas gru- tomó forma en 2007 bajo el impul-
pales realizadas durante tres días so inicial de dos religiosas: Graciela
consecutivos (28 de febrero, 1 y 2 Dibo y Susana Pascuale. Al grupo
de marzo de 2014) a las que eran animador se fueron sumando otras
para esa fecha las coordinadoras religiosas y algunas mujeres laicas.
nacionales de Arraigos para la Vida. Desde la pluma de las religiosas ini-
Entendemos la Estas entrevistas las hicimos Gabrie- ciadoras, Arraigos para la Vida “es
espiritualidad la Zengarini y yo, en el marco de una un espacio privilegiado de relación,
holística como actividad de sistematización de esta formación y promoción entre muje-
experiencia3. En un clima distendi- res y para las mujeres especialmen-
un intento do y sororial fuimos conversando en te de las más vulneradas. Buscamos
de ir más base a una guía de preguntas que vivir una espiritualidad holística ins-
allá de las Gabriela y yo habíamos previamente pirada en el Evangelio de Jesús en
dicotomías, preparado. Participaron de las en- clave ecuménica, feminista y ecoló-
trevistas: Graciela Dibo (dominica gica que posibilita la transformación
dualismos y del Santísimo nombre de Jesús, de personal y empodera para el cambio
antinomias fundación tucumana), Susana Pas- social en articulación solidaria con
que separan y cuale y Adriana Chialvo (religiosas otras prácticas sociales. Entendemos
dividen. del Calvario), Mabel Castán Berger la espiritualidad holística como un
(franciscana Misionera de la Madre intento de ir más allá de las dicoto-
del Divino Pastor), Belén Elía (laica) y mías, dualismos y antinomias que
Norma Argerich (laica). Me baso en separan y dividen; buscamos ensa-
esta ocasión en las entrevistas a las yar modos de poner en relación el
cuatro que son actualmente religio- cuerpo y la mente, la inteligencia
sas. emocional, los propios deseos y las
La estructura del artículo es la si- acciones, las palabras y la realidad,
guiente: presento primero cómo es la fe y la política (…) Estamos enrai-
definido y entendido Arraigos para zadas en experiencias de margen y
la Vida por las religiosas responsa- buscamos vivir con pasión y compa-
bles. Discuto el paradigma en el que sión las tareas de la creación y re-
la iniciativa tiende a inscribirse y los creación de la vida, especialmente
desafíos que éste comporta para el en solidaridad con la mujeres en si-
modelo aún dominante de vida reli- tuación de riesgo de vida en alguna
giosa femenina. Presento luego as- de sus dimensiones: física, psíquica,
pectos de las trayectorias y búsque- socio espiritual4.” La dinámica de la
das de estas religiosas, destacando iniciativa gira en torno a círculos de
las confluencias y marcas significati- mujeres. Estos se reúnen periódica-
vas que fueron capitalizando. mente en diversas localidades del

3El equipo de sistematización está conformado por Gabriela Zengarini, Graciela Dibo,
Susana Pascuale y Ana Lourdes Suárez desde su conformación en 2013 y en 2015 se
ha incorporado Mónica Ukaski. El año pasado vivimos la Pascua de la hermana Susana
Pascuale).
4Proyecto Arraigos para la vida. Espiritualidad holística en clave de mujeres, escrito por
las religiosas responsables en noviembre de 2013 que condensa el contenido de los
folletos de difusión de la iniciativa).

14
país, buscando experimentar una mujeres (laicas) participantes –que
espiritualidad holística en clave de aquí no reporto– son muy ilustrati-
mujeres. Las animadoras, muchas vos y ratificantes de lo que pretende
de ellas religiosas, proponen peda- ser el espacio. Aluden, entre otros,
gogías integradoras de diversas di- a procesos de integración, conexión,
mensiones y orientadas a favorecer sanación, paz, y empoderamiento5.
y acompañar procesos vitales de Las religiosas entrevistadas tienen
resignificación femenina en solidari- también afirmaciones que testimo-
dad con las mujeres más vulnerables nian vivencias que van en la misma
de sectores populares y con escasos línea6. Así:
recursos económicos. Estos círculos - “Este espacio a mí me permitió co- El paradigma
son concebidos, según lo escrito nectarme con lo más profundo de actualmente
en la folletería de difusión de la ini- mi ser, y mi búsqueda y mis deseos, hegemónico,
ciativa, como espacios de sabiduría aunque sea atravesado por opciones
consolidado
colectiva y fuente de paz, justicia y eclesiales, de vida religiosa, de for-
solidaridad. mación, de misión...” (M64). con la moder-
Resumiendo: lo distintivo de la ini- - “Yo lo digo así: ´Si Arraigos... no nidad, des-
ciativa es su eje en una espirituali- tiene sentido para mí, no tiene sen- taca la au-
dad holística, que se vivencia desde tido para nadie´. O sea, ese es un toridad, y al
la relación y sabiduría tejida en cír- giro para la eclesialidad, porque ve-
culos de mujeres. Los testimonios de níamos con el paradigma de la pas- hombre en su
capacidad de
5Ver comunicaciones de Graciela Dibo, “Círculos de mujeres de Arraigos para la Vida, dominio sobre
‘ensayos de paz’. Relectura feminista de Mc 5, 24-34 desde la práctica de la espiritua- la creación,
lidad holística en clave de mujeres”, y de Gabriela Zengarini, “Los Círculos de Arraigos
para la Vida: espacios de espiritualidad desde la ‘práctica de la relación’ entre mujeres”. las relaciones
6Las citas textuales de las entrevistadas van con la inicial del nombre: A=Adriana, y la sociedad.
G=Graciela, M=Mabel y S=Susana, seguido del número de página del cuadernillo
donde está la desgravación).

15
toral: hay que hacer, hay que hacer, mienza a legitimarse en gran parte
hay que hacer. No, nada, acá no hay a partir de la mecánica cuántica y de
ningún deber ser. Los hay pero no la teoría de la relatividad. Siguiendo
es el eje. Entonces… Yo necesito de a Boaventura De Sousa Santos en el
este espacio para ser yo, ser en rela- primer capítulo de su libro Una Epis-
ción y hacerme, y hacerme con otras temología del Sur, en el paradigma
y solidarizarme con otras” (M65). que él denomina emergente en vez
- [Este espacio] “nos devuelve digni- de la eternidad, el eje es la historia;
dad, el ocupar el lugar que tenemos en vez del determinismo, la imprevi-
que ocupar. Y creo que a las muje- sibilidad; en vez del mecanicismo, la
El eje de res les pasa lo mismo porque ellas se interpenetración, la espontaneidad y
Arraigos para sienten con esa libertad de tomar la la autoorganización; en vez de la re-
la Vida en palabra y comparten su vida, y tie- versibildad, la irrevesibilidad y la evo-
nen su lugar, estamos en el círculo lución; en vez del orden, el desorden;
una espiritua- y… “ (A98). en vez de la necesidad, la creatividad
lidad holística Quisiera enfocar la reflexión sobre lo y el accidente7. El conocimiento, en
lo ancla en que es Arraigos para la Vida desde lo cuanto a su contenido y forma, del
este paradig- que comporta en términos de para- paradigma emergente tiende a ser
digma; tanto en términos de conoci- un conocimiento no dualista, un
ma contrahe- miento y vivencia, como de modelo conocimiento que se funda en la
gemónico. de Iglesia, particularmente de para- superación de las distinciones tan
digma de la vida religiosa consagra- familiares y obvias que hasta hace
da femenina. La sabiduría colectiva poco considerábamos insustituibles,
de los círculos de mujeres es parte, a tales como naturaleza/cultura, natu-
mi entender, de un paradigma con- ral/artificial, vivo/inanimado, men-
trahegemónico, y ayuda a su conso- te/materia, observador/observado,
lidación y legitimidad. Los párrafos subjetivo/objetivo, colectivo/indivi-
siguientes pretenden introducir la dual, animal/persona. El paradigma
próxima sección centrada en el reco- de conocimiento que caracteriza se
rrido de las religiosas animadoras de corresponde en gran medida con el
la iniciativa. paradigma ecológico de F. Capra.
De Sousa Santos define al paradig-
El paradigma actualmente hege- ma como8. La incertidumbre del co-
mónico, consolidado con la mo- nocimiento que la ciencia moderna
dernidad, destaca la autoridad, y al siempre vio como limitación técnica
hombre en su capacidad de dominio destinada a sucesivas superaciones,
sobre la creación, las relaciones y la se transforma en el nuevo paradig-
sociedad. Busca controlar, medir, ma en la clave de entendimiento de
cuantificar. Un paradigma que pa- un mundo que más que controlado
tentó la dualidad, sobre un supuesto ha de ser contemplado.
de linealidad y progreso. Paradigma La espiritualidad es clave en este
que lleva la impronta del patriar- nuevo paradigma. Es la llave que
cado, del dominio, del control. El permite el autoconocimiento, y el
paradigma contrahegemónico co- acceso a nuevas dimensiones de
7(B. De Sousa Santos, Una epistemología del sur: La reinvención del conocimiento
y la emancipación social, México 2009).
8“el paradigma del conocimiento prudente para una vida decente”, en tanto lo que
emerge no es sólo un paradigma científico –el paradigma de un conocimiento pru-
dente–, sino que tiene que ser también un paradigma social –el paradigma de una
vida social–: De Sousa Santos, Una epistemología del sur, 40.43.

16
Las cuatro
religiosas,
actualmente
de mediana
edad, ateso-
ran lo vivido
en variados y
múltiples pro-
conocimiento integral y emancipa- del misterio que nos deslumbra y so-
torio. Es la llave que introduce la brepasa, es la fuerza de la energía
cesos y espa-
condición de posibilidad de pers- que impulsa hacia la vida en modos cios eclesiales
pectivas alternativas a la visión ra- inesperados y a veces caóticos, pero y sociales.
cional que privilegió la linealidad, la que siempre es ‘para ir hacia delan-
abstracción, lo racional; permitiendo te’... impulso vital que algunos lla-
o haciendo posible ahora en cambio man aliento o soplo de Dios, Ruaj...
el encuentro con la totalidad de la o Sofía, madre de los vivientes... o
vida. Se propulsan abordajes holís- infinidad de otros nombres que re-
ticos que permitan comprender y presentan esta experiencia del Ab-
experimentar la totalidad, y desde soluto en cada latitud y cultura”10. El
ahí la dinámica de la “trama de la eje de Arraigos para la Vida en una
vida” en tanto proceso creativo e in- espiritualidad holística lo ancla en
terconectado en el que nada puede este paradigma contrahegemónico.
ser entendido por sí mismo, sino por Además, un aspecto relevante a des-
su pertenencia a la infinita y exten- tacar es que la iniciativa, estructura-
sa danza de la creación9. La dimen- da en torno a círculos de mujeres, se
sión espiritual es indispensable para inscribe en este paradigma también
superar el reduccionismo del para- por el sujeto colectivo en el que se
digma de la modernidad. La espiri- centra: mujeres. La iniciativa se ar-
tualidad pasa a ser concebida como ticula en torno a un círculo de su-
expresión de un impulso profundo y jetos emergentes. Le da así espacio,
universal que mueve y ha movido el voz y posibilita una experiencia ho-
corazón de los hombres y las muje- lística y emancipadora, a un sujeto
res desde los orígenes. Es, utilizan- colectivo históricamente silenciado y
do lo expresado por Sara Fliess, “la controlado. Y está sostenida –y este
llave que permite descubrir el pulso es el punto que más quisiera subra-

9Ver F. Capra, La trama de la vida: una nueva perspectiva de los sistemas vivos, Barce-
lona 1998).
10S. Fliess, Focusing y crecimiento espiritual: www.loscerezosargentina.org.ar.

17
yar a los efectos de esta comunica- Entonces le vas poniendo connota-
ción– por sujetos emergentes en la ciones de confianza, de amistad, de
sociedad y en la Iglesia (religiosas), solidaridad, de sintonía, de pacto...
quienes cargan en sus espaldas las Si está la relación, todo lo demás
heridas de hacer parte de una insti- fluye”.
tución patriarcal –la Iglesia católica– - “Nosotras tenemos otra práctica,
que legitima su estatus subordinado tenemos otra eclesialidad que nos
frente a los varones clérigos, des- hace sentir bien y que hace sentir
plegando eficientes estrategias de bien a las otras mujeres” (A91).
control. Se trata de religiosas –las que - [Arraigos... es] “como una enreda-
El mayor participan de las actividades de Arrai- dera … porque la enredadera crece,
intercambio gos– que junto con mujeres laicas (de se arraiga, crece, se arraiga, crece…
variadas situaciones socio-religiosas) y… nosotras, las mujeres, hacemos
con laicos en construyen un entramado armonio- esta migración de una conciencia a
actividades so que horizontaliza los roles, las otra, de un cambio a otro”... (G11)
internas de vivencias y empodera así a todo el “Nuestros arraigos son en movi-
las congre- colectivo. Son espacios que tejen mientos (S13).
entre todo este colectivo de muje-
gaciones y res vínculos de sororidad. El término, 2. Las religiosas del grupo coordi-
en la misión nacido en el ámbito feminista, hace nador: herederas e iniciadoras
enriqueció en referencia a la alianza de las muje- ¿Por qué las religiosas entrevista-
diversas direc- res desde la que alimentan su lucha das –coordinadoras de Arraigos
contra la opresión, creando espacios para la Vida– sostienen esta activi-
ciones. en que las mujeres puedan desple- dad? ¿Qué recorridos y búsquedas
gar nuevas posibilidades de vida11. marcaron sus itinerarios? Estas son
La sororidad hace referencia, en bre- las preguntas que sondearé en esta
ve, a la hermandad entre mujeres, sección. La fuente de datos, reitero,
quienes al percibirse como iguales son las entrevistas que les hicimos;
pueden aliarse, compartir y, sobre se destacan, por lo tanto, sólo los hi-
todo, cambiar su realidad. Es un tér- tos que las propias religiosas de tres
mino que aplica bien a lo que sus- congregaciones resaltaron.
citan los círculos de Arraigos... Por Las cuatro religiosas, actualmente
un lado sororidad entre las religio- de mediana edad, atesoran lo vivido
sas que participan, y paralelamente en variados y múltiples procesos y
sororidad entre todo el colectivo de espacios eclesiales y sociales. Fueron
mujeres. Así gracias a esta alianza, protagonistas de experiencias, de
a esta hermandad, resignifican su búsquedas, de recorridos individua-
subjetividad femenina y cuestionan, les e institucionales que marcaron el
en forma no directamente confron- camino andado y colaboraron en la
tativa, su lugar dentro de la Iglesia. construcción del paradigma contra-
Ilustro esta afirmación con un par de hegemónico.
afirmaciones de las religiosas entre- Pertenecen a congregaciones que
vistadas: en las últimas décadas han ido
- [Arraigos... es] “como espacio de cambiando aspectos de su presen-
creatividad y de libertad en donde cia y misión. Desde dejar el hábito,
cada una encuentra su lugar en rela- cambiar la dinámica y la carga con-
ción” (G22). ventual, hasta importantes cambios
- “Lo más importante es la relación. en el tipo de “obra” o misión, estas
11(M. Lagarde, Enemistad y sororidad: hacia una nueva cultura feminista: e-mujeres.
net/ateneo/marcela-lagarde/textos/enemistad-y-sororidad-nueva-cultura-feminista).

18
congregaciones fueron pasando por a empoderar a las religiosas. Ayu-
relevantes procesos de “aggiorna- daron asimismo a ir superando “el
mento”. Procesos que implicaron pacto patriarcal entre varones, aun
constantes discernimientos comu- entre los más abiertos” (G60).
nitarios e individuales, relecturas de Asimismo, el mayor intercambio con
sus carismas fundacionales, y forma- laicos en actividades internas de las
ción humana que permitiera tener congregaciones y en la misión se
aproximaciones adecuadas a la rea- enriqueció en diversas direcciones.
lidad social. Señalo a continuación Favoreció la apertura de los carismas
algunos aspectos dentro de este y la formación y el compromiso de
camino. los laicos. Entre los cambios de es- En las últimas
tructura, una mencionada por una décadas, la
2.1. Espacios de interacción entre religiosa entrevistada, fue la aper-
congregaciones y laicos tura de las asambleas de su congre-
vida religiosa
La estructuración de espacios de gación a la participación de laicas/ femenina en
interacción entre congregaciones os. Algunas congregaciones hicieron general co-
fue un fecundo semillero de cono- con ellos procesos de planificación menzó a verse
cimiento mutuo, aprecio, proyectos pastoral participativa.
comunes, etcétera. Espacios que
sacudida,
ayudaron a sacar a las congregacio- 2.2. Lectura popular de la Biblia: interpelada y
nes religiosas de su aislamiento, y a lectura con ojos de mujer fuertemente
limar resquemores y competencias. Entre las metodologías que demo- movilizada
Las religiosas entrevistadas se en- cratizaron el conocimiento religioso,
por la teología
contraron trabajando en los inter- la lectura popular de la Biblia fue de-
juniorados donde paralelamente a sarrollada e implementada en Amé- “feminista”
planificar una formación más amplia rica Latina, emparentada (en parte) y la teología
encarada en equipo, fueron tejiendo con la dinámica de las comunidades en “clave de
una amistad, sintonizando búsque- eclesiales de base. Implicó un des- mujer”.
das y motorizando proyectos. Se en- pliegue de metodologías que apun-
contraron también en espacios faci- taban a dar voz y protagonismo a
litados por la Conferencia Argentina los sectores populares y a ayudar a
de Religiosas y Religiosos, con sus tener una lectura crítica de su reali-
diversas propuestas, entre las cuales dad social.
las semanas de vida religiosa que re- Las religiosas entrevistadas tuvieron
dundó a veces en la concreción de en mayor o menor medida un invo-
espacios de trabajo “pastoral” co- lucramiento personal con estas pe-
munes. dagogías, enriqueciéndose así con
Como expresó una de las religiosas, las comunidades que acompañaban.
“esta red de amistad entre religio- Conjugado con formaciones más
sas, que no pasa por la formalidad sistemáticas en las Sagradas Escritu-
ayuda a agudizar el discernimiento” ras, algunas fueron sumergiéndose
(G87). Y asimismo va al encuentro en una lectura popular de la Biblia
de la “necesidad de tener pares en la desde la clave de la hermenéutica
vida religiosa para darle forma a ini- de la sospecha. En una conjunción
ciativas y cambios… Necesito pares, positiva entre formación y la prác-
necesito pares de la vida religiosa en tica concreta de animar a grupos
donde poder hacer esto” (G57). con esta pedagogía, las religiosas
Estos espacios de intercambio faci- entrevistadas dan cuenta de saltos
litaron asimismo el tejido de sólidos importantes en su maduración per-
vínculos de sororidad, que ayudaron sonal. Una afirma, a propósito de su

19
participación en un grupo que apli- logía feminista online radicada en
caba este abordaje: “fue mi usina Sevilla, cofundada por Mercedes Na-
de creatividad… [que posibilitó el varro Puerto. Se menciona asimismo
desarrollo] de la expresión a través un curso tomado en Argentina en
de lo simbólico” (G). Entre las meto- el Isedet dado por Elizabeth Schüs-
dologías desarrolladas se menciona ller Fiorenze. Se mencionan también
al bibliodrama, la dramatización de varias mujeres referentes, algunas
las narrativas. teólogas feministas, otras simple-
Esta formación en una aproximación mente modelos de vida, con las que
bíblica con “ojos de mujer”, como cabe armar una genealogía de mu-
en un espiral, fue haciendo entrar jeres que han ido transmitiendo su
a otras religiosas. Las religiosas más sabiduría tocando el corazón de las
La experiencia formadas, por ejemplo, fueron con- mujeres entrevistadas. Hago alusión
de esta cerca- vocadas por otras congregaciones aquí sólo a las menciones a interac-
nía de las reli- para un acompañamiento con estas ciones más o menos vinculadas a
giosas con los dinámicas. Así se fue también ali- instancias formativas con diversas
mentando el vínculo de sororidad teólogas feministas: Antonieta Po-
pobres, aun entre las religiosas. tente, Helena Teresinha e Ivonne Ge-
en el marco bara de Brasil. A esta última una de
de conflictos 2.3. Sumersión en una teología las congregaciones le pidió acom-
y discerni- feminista pañamiento en uno de los recien-
En las últimas décadas la vida reli- tes retiros. Se menciona asimismo a
mientos, a giosa femenina en general comenzó Ana María Donato, a Carmelita Fre-
mi entender, a verse sacudida, interpelada y fuer- itas, de quien una de las religiosas
ha sido muy temente movilizada por la teología comentó: “Vino a correr los para-
fecunda en “feminista” y la teología en “clave digmas que veníamos teniendo, era
de mujer”. Aun aquellas congre- por el cambio cultural, cambio que
su camino
gaciones y religiosas que resisten veníamos teniendo” (A36). “Y ella
por diversas y cuestionan este abordaje, se han me dijo: ‘Vos sos demasiado joven
razones. visto en algún grado interpeladas –cumplía cuarenta–. Y yo ya ten-
por la nueva perspectiva, que lleva a go…’ Mientras decía todo eso, tenía
replanteos sobre su identidad como tanta experiencia que te decía como
consagradas, y su rol dentro de la las dos cosas; por un lado, abrían,
Iglesia y la sociedad. abrían, abrían y en otra, bueno… te
Las religiosas entrevistadas expresa- ayudaban” (G36).
ron diversas instancias de inmersión Así, en este tejido e intercambio con
en la teología feminista. Algunas se referentes de la teología feminista
vinculan a procesos de formación. norteamericana, europea y latinoa-
Entre la formación más sistemática mericana, se va estructurando una
se mencionó haber cursado el Mas- nueva mirada teológica que inter-
ter del Duoda, master en estudio de pela profundamente su subjetividad
la diferencia sexual de la Universidad como religiosas y su misión en la
de Barcelona; también los vínculos Iglesia y en la sociedad. Cabe final-
con Efeta, la primera escuela de teo- mente destacar la participación de

12(ver M. González, La reflexión teológica en Argentina, 1962-2004: Un mapa de sus


relaciones y desafíos hacia el futuro, Buenos Aires 2010).
13Ver A. M. Quiñones, Del estado de perfección a seguir a Jesús con el pueblo pobre.
El comienzo de la vida religiosa inserta en medios populares en Argentina (1954-1976),
Tesis de Disertación para la Licenciatura en Teología Pastoral, UCA, Buenos Aires 1997.

20
todas las entrevistadas (en mayor o religiosas entrevistadas que no hicie-
menor medida) en Teologanda, un ron estas opciones de inserción, se
programa de estudios, investigacio- vieron igualmente interpeladas por
nes y publicaciones; espacio desde la cercanía y el acompañamiento de
el cual se alienta y apoya la forma- los más carenciados.
ción y participación de mujeres en la La experiencia de esta cercanía de
teología. las religiosas con los pobres, aun
en el marco de conflictos y discerni-
2.4. Opción por estar entre los pobres: mientos, a mi entender, ha sido muy
los desafíos de la inserción fecunda en su camino por diversas
Los debates y la reflexión generada razones. Entre ellas, propongo la
por la recepción del Concilio Vati- siguiente hipótesis: el sincero inter-
cano II y sobre las distintas formas cambio y diálogo entre la vida reli-
de darle cauce a la opción preferen- giosa femenina y la cultura popular
cial por los pobres acompañaron un ayudó a que esta opción de vida se
proceso de discernimiento sobre el fuera despojando de aspectos ecle-
sentido de la misión de la vida reli- siales institucionales rígidos. Cabe
giosa, sobre todo la femenina, tan conjeturar que existe una afinidad
“encerrada” en sus obras12. Acom- entre espiritualidad, religiosidad de
pañar a los pobres llevó a propues- los sectores populares y matriz cul-
tas radicales como las de vivir con tural que la vida religiosa, en sincera
los pobres; opción que algunas con- inmersión con los más pobres, pue-
gregaciones hicieron a través de lo de ayudar a potenciar. Es una afini-
que se conoció como la inserción en dad que, como consecuencia, crea
medios populares13.Las congrega- comunidades más fraternas. Frater-
ciones de las religiosas entrevistadas nidad que se nutre en un tejido de
atravesaron por este debate y toma- sororidad entre las religiosas y entre
ron diversas opciones más o menos ellas y sus comunidades, que, anali-
radicales de vida inserta entre los zo, es la fuente de su incidencia.
pobres. Así algunas religiosas deja-
ron sus colegios u obras, y traslada- 2.5. Opción por las mujeres
ron sus casas a medios populares, La teología feminista, mencionada
viviendo y desarrollando sus activi- en los párrafos de arriba, junto con
dades entre los pobres. Una de las la experiencia de la interacción más
religiosas afirma: “El primer cambio directa con las mujeres pobres, fue
[se refiere a su congregación] fue ir llevando a replanteos sobre el tipo
a los barrios y plantear otra cuestión de “misión” de la vida religiosa fe-
en la animación y en la vida, estan- menina en los sectores populares.
do en los barrios. Fue un proceso de Pensar la opción por los pobres
deshacer el convento en el barrio” desde la dimensión de género, fue
(S33). Más adelante afirma: “En me- decisivo en concebir la “liberación”
dio de lo popular, en una casita po- y el acompañamiento a los más vul-
pular,… pero con el aire de la gente nerables desde una espiritualidad
y de compartir la Palabra” (S43). Las más holística, en la que la dimensión
14La experiencia de escucha como medio para un proceso natural de recuperación
de angustias, fue trabajada por la hermana Verónica Rafferty de la congregación de
Dominicas Irlandesas, quien adapta la técnica conocida como,“Re-evaluation Coun-
seling”, de Harvey Jackins, creando ella una nueva herramienta de rápida difusión en
sectores populares de Argentina, conocida como M.Ap.A., “Mujeres Aprendiendo a
Ayudarse”.

21
corporal y la experiencial fueron cobrando cre- espiritualidad holística fue abriendo el espa-
ciente relieve, llevando a replanteos de abor- cio; como expresó una de las religiosas “con
dajes más confrontativos. la preocupación de poder seguir haciéndonos
Las religiosas entrevistadas comenzaron a re- solidarias de lo que ya veníamos haciendo con
orientar su misión hacia una opción por pri- las mujeres de sectores más vulnerables…
vilegiar el empoderamiento de las mujeres, aunque no en forma excluyente… El desafío
especialmente de las más pobres. En algunas de la mixtura social y de diversidad de inser-
fue una opción efectuada por la propia con- ciones dentro de la Iglesia –monjas, laicas–”
gregación. Lo corporal pasó a tener creciente (G5).
relieve. El cuerpo de las mujeres, tan vapulea-
do y controlado en nuestra cultura, se fue pri- Las religiosas que sostienen Arraigos para la
vilegiando como espacio de sanación. Como Vida, en síntesis, son herederas de un fecun-
afirmó una de ellas, “tuvimos la intuición de do recorrido; tienen la memoria de un pasado
la necesidad de partir de lo corporal” (S53). Se que es guía y luz para un futuro que presagia
comenzó espontáneamente, con la dinámica una vida religiosa más madura, enraizada en
de círculo de mujeres; se apeló, entre otras, lo místico y a la vez encarnada. Una opción
a la herramienta de la escucha mutua, en la de vida que puede ayudar a sanaciones pro-
búsqueda de habilitar el protagonismo de las fundas. Ellas, con sus opciones y su entrega,
mujeres, impulsando su empoderamiento14. están ayudando a forjar ese futuro.
Esta es una experiencia que fue asimismo
ensanchando la conciencia. Adentrarse en la

22
TESTIGOS

] Andrea Elba Poretti]


Miembro de la Comunidad de
Sant’Egidio de Buenos Aires

Los mártires y los testigos


de la fe de nuestros tiempos
La autora nos presenta, en esta nota, la realidad actual del martirio en
la Iglesia, su dimensión ecuménica y el magisterio del papa Francisco al
respecto.

En este tiempo hay muchos mártires plices de su sufrimiento, sino para


que mueren y derraman su sangre estar atentos y vigilantes. Es necesa-
por su fidelidad a Cristo y al Evan- rio alzar la voz por ellos y unir las
gelio. Sin tener que remontarnos fuerzas para que nuestras súplicas
demasiado al pasado, al comienzo al Señor lleguen a aplacar la sed de
de la Semana Santa de este año, odio y violencia y se produzca el mi-
el Domingo de Ramos de abril dos lagro de la reconciliación y la paz. La
iglesias coptas de Egipto sufrieron distancia geográfica de los lugares
ataques terroristas dejando decenas de persecución y conflicto que nos
de muertos y otro tanto de perso- separa, y a veces hasta nos hace
nas heridas. Y sucesivamente hasta sentirnos ajenos a esas realidades,
en las últimas semanas del mes de puede ser colmada por la oración
mayo, nuevos atentados perpetra- hecha con fe e insistencia. De hecho
dos a iglesias coptas en Egipto están dice la Carta a los Hebreos: (ustedes)
provocando más y más muertes. “no han resistido todavía hasta lle-
El martirio de los cristianos nos cues- gar a la sangre en su lucha contra
tiona en nuestra fe para no ser cóm- el pecado” (Heb 12, 4). La memoria

23
de los mártires es un fuerte mensaje da de “los que vienen de la gran tri-
de solidaridad con aquellos cristia- bulación; han lavado sus vestiduras
nos cuyo testimonio desarmado es y las han blanqueado con la Sangre
un escándalo ante la violencia y el del Cordero” (Ap 7, 13-14).
terror.
Cada año, la Comunidad de Sant’Egidio, San Bartolomé: lugar memorial
movimiento nacido bajo los aires del de los “Nuevos Mártires”
Concilio Vaticano II (ver recuadro), de los siglos XX y XXI
hace Memoria de los mártires y tes- En 1999, Juan Pablo II decidió, en
tigos de la fe contemporáneos con preparación del Jubileo del año
En este tiempo una vigilia de oración que reúne a 2000, establecer una comisión de
“Nuevos Mártires”, para investigar
hay muchos los representantes de las distintas
confesiones cristianas. De hecho, sobre los mártires cristianos del siglo
mártires que XX. La comisión ha trabajado du-
es muy importante tener presente
mueren y el ecumenismo de la sangre como rante dos años en los locales de la
derraman su el mismo papa Francisco lo define: Basílica de san Bartolomé, reunien-
do alrededor de 12.000 dossiers de
sangre por “Sentimos que para nosotros son
mártires y testigos de la fe llegados
su fidelidad verdaderas las palabras del apóstol
desde las diócesis de todo el mundo.
Pablo: ‘Si un miembro sufre, todos
a Cristo y al Entre los frutos de este trabajo se
sufren con él; y si un miembro es
Evangelio. honrado, todos se regocijan con
encuentra la oración ecuménica de-
sarrollada en el Coliseo romano, con
él´ (1Cor 12, 26). Los sufrimientos
la presencia del papa Juan Pablo II
compartidos han hecho que los cris-
y los representantes de las principa-
tianos, divididos por el contrario en
les Iglesias cristianas. En esa ocasión
muchos aspectos, se acercasen unos
se subrayó que el gran número de
a otros. De la misma manera que el
cristianos matados o perseguidos en
derramamiento de la sangre de los
el siglo XX formaba un contingente
mártires se convirtió en la semilla de
que aún se debe explorar, un patri-
nuevos cristianos en la Iglesia primi- monio compartido por cada confe-
tiva, hoy en día la sangre de tantos sión cristiana.
mártires de todas las iglesias se con- Pasado el Jubileo, Juan Pablo II qui-
vierte en semilla de la unidad de los so que esta memoria de los testigos
cristianos. Los mártires y los santos de la fe del siglo XX pudiera volver-
de todas las tradiciones eclesiales ya se algo visible en la Basílica romana
son uno en Cristo; sus nombres están de San Bartolomé. En octubre de
escritos en el único martirologio de la 2002, con una solemne celebración
Iglesia de Dios. El ecumenismo de los ecuménica que contó con la presen-
mártires es una invitación a nosotros cia de los cardenales Ruini, Kasper y
aquí y ahora a caminar juntos hacia George, y del patriarca rumano or-
la unidad cada vez más plena”. todoxo Teoctist, se colocó en el al-
En esta vigilia de oración, que sue- tar mayor un gran ícono dedicado
le desarrollarse en el seno de la Se- a los mártires del Siglo XX. El ícono
mana Santa, uno a uno y según los representa, con una simbología to-
continentes y regiones geográficas, mada del Apocalipsis, las situaciones
se nombra a quienes han muerto por las que atravesaron los mártires,
a causa del Evangelio. Es una larga según los trabajos de la comisión.
lista que año tras año nos invita a Otras memorias de mártires han
recorrer los lugares del martirio y la sido situadas en las capillas laterales,
persecución y nos hace centrarnos cada una dedicada a una situación
en la Pasión de Cristo desde la mira- histórica particular.
24
Cada año, la
Comunidad
de Sant’Egidio
hace Memoria
de los mártires
y testigos de
la fe contem-
poráneos con
una vigilia de
oración que
reúne a los
representantes
de las distin-
tas confesio-
nes cristianas.

El icono de los nuevos mártires.

Posteriormente, el 7 de abril de cisco ha expresado en el mes de


2008, el Santo Padre Benedicto XVI enero de 2017: “Los mártires son
visitó la Basílica. los que llevan adelante a la Iglesia,
los que la sostienen, antes y ahora
Los nuevos mártires, el papa (...). Esta es la gloria de la Iglesia y
Francisco, su vista a la Basílica nuestro sustento y también nuestra
de san Bartolomé y el viaje a humillación: nosotros que tenemos
Egipto de todo, que todo lo tenemos fácil y
Con su gran sensibilidad ante el su- que nos lamentamos continuamente
frimiento de muchos, el papa Fran- cuando nos falta algo”. Y concluye:

25
“Pensemos en estos hermanos y her- Dijo Andrea Riccardi, fundador de la
manas que hoy, en un mayor núme- Comunidad de Sant’Egidio en su sa-
ro que en los primeros siglos, sufren ludo inicial: “Los mártires nos ense-
el martirio”. De hecho, el Papa cons- ñan a vencer con el amor y no con el
tata que “hoy, en el siglo XXI, nues- poder”. A su lado estaban parientes
tra Iglesia es una Iglesia de mártires”. o amigos de quienes han entregado
Por eso nos dice: “También nosotros, su vida por el Evangelio. Cada uno
es verdadero y justo, nos sentimos de ellos dio un breve testimonio.
satisfechos cuando vemos un acto Eran Karl Schneider, hijo de Paul,
eclesial que ha tenido un gran éxito, pastor asesinado en 1939 en el cam-
los cristianos se manifiestan… ¡Es po de exterminio de Buchenwald,
bello!, ¿no? ¿Es fuerza esto? Sí, es Roselyne, la hermana del anciano
fuerza. Pero la fuerza más grande sacerdote Jacques Hamel, asesinado
En 1999 está en las pequeñas Iglesias, con en Rouen, Francia, el pasado 26 de
Juan Pablo poca gente, que son perseguidas, julio de 2016 mientras celebraba la
II decidió, en con sus obispos encarcelados. Esta misa, y el joven seminarista Francis-
es nuestra gloria hoy y nuestra fuer- co Guevara, amigo de William Qui-
preparación
za también”. jano asesinado el 28 de septiembre
del Jubileo El sábado 22 de abril, vigilia del do- de 2009 en El Salvador por su oposi-
del año 2000, mingo de la misericordia, el papa ción a las maras en Apopa, un barrio
establecer una Francisco ha visitado en Roma el muy periférico de San Salvador.
Santuario de los nuevos Mártires de Andrea Riccardi también evocó la
comisión de
los siglos XX y XXI en la Basílica de significativa coincidencia de la visita
“Nuevos Már- san Bartolomé en la Isla Tiberina y del Papa con el cuarto aniversario
tires”, para in- con una gran oración en memoria del secuestro de los obispos ortodo-
vestigar sobre de todos ellos. Lo recibió el alegre xos de Alepo Boulos Yazigi y Grego-
los mártires pueblo de Sant’Egidio compuesto rios Ibrahim, que en distintas opor-
por los niños de las Escuelas de la tunidades oró en esa Basílica. Y pun-
cristianos del Paz, ancianos, personas enfermas o tualizó Andrea: “Seguimos pidiendo
siglo XX. con capacidades especiales, prófu- su liberación, junto a la de Paolo
gos, jóvenes y adultos. Dall’Oglio”. “¿De qué tiene necesi-
Al comienzo de la celebración, en dad hoy la Iglesia? –se preguntó el
el atrio de la Basílica, el Papa besó papa Francisco en su homilía–. De
la cruz y, para presidir la oración, mártires, de testigos, es decir de los
recibió la estola del padre Ragheed santos de todos los días”. 
Aziz  Ganni, sacerdote caldeo asesi- Y también, a partir de la reflexión
nado en Mosul, Irak. De allí, el Santo del Evangelio según san Juan en el
Padre recorrió la nave central para capítulo 15, expresó: “Si nos fijamos
llegar hasta el altar principal donde bien, la causa de toda persecución
se guardan los restos del Apóstol san es el odio: el odio del príncipe de
Bartolomé y se detuvo varios minu- este mundo hacia los que Jesús salvó
tos en oración y silencio ante el íco- y redimió con su muerte y con su re-
no de los nuevos mártires, pintado surrección”. Y puntualizó: “En el pa-
por Renata Sciachí, de la Comunidad saje del Evangelio que hemos escu-
de Sant’Egidio, que condensa las chado (ver Jn 15,12-19), Jesús utiliza
historias de persecución y asesinato una palabra fuerte y que asusta: la
de los cristianos durante el siglo XX palabra ‘odio’. Él, que es el maestro
en todas las regiones del mundo, a del amor, a quien tanto gustaba ha-
la luz de una reflexión teológica cen- blar de amor, habla de odio. Pero Él
trada en el libro del Apocalipsis (ver siempre quería llamar a las cosas por
recuadro). su nombre. Y nos dice: ‘¡No teman!
26
Si el mundo los odia, sepan que a mí ícono que traigo hoy como regalo
me ha odiado antes que a ustedes’“. aquí. No sé si aquel hombre sigue
Con este espíritu y compenetrado en Lesbos o si ha podido ir a otro
con el lugar del Santuario de los lugar. No sé si pudo salir de aquel
Nuevos Mártires, el Papa testimonió campo de concentración, porque los ¿De qué tiene
su encuentro con un musulmán en campos de refugiados –muchos de necesidad hoy
su visita a la Isla de Lesbos: “Quisiera ellos– son campos de concentración, la Iglesia? –se
añadir un ícono más a esta iglesia. para toda la gente que está allí. Y preguntó el
Una mujer. No sé cómo se llama, los pueblos generosos que les aco-
pero ella nos mira desde el cielo. gen deben cargar con este peso, papa Fran-
Yo estaba en Lesbos saludando a porque los acuerdos internacionales cisco en su
los refugiados y vi a un hombre de parecen ser más importantes que los homilía–. De
unos 30 años, con tres niños. Me derechos humanos. Aquel hombre mártires, de
miró y me dijo: ‘Padre, yo soy mu- no tenía rencor: él, musulmán, lle-
sulmán. Mi esposa era cristiana. Los vaba esta cruz de dolor sin rencor. Se
testigos, es
terroristas vinieron a nuestro país, refugiaba en el amor de su esposa, decir de los
nos miraron y nos preguntaron cuál agraciada por el martirio”. santos de to-
era nuestra religión, y vieron que dos los días.
ella llevaba un crucifijo, y le pidie- A continuación, el Santo Padre reco-
ron que lo tirara al suelo. Ella no lo rrió cada una de las capillas laterales
hizo y la degollaron delante de mí. de la Basílica, donde se conservan
Nos amábamos mucho’. Este es el reliquias y recuerdos de los mártires

La Comunidad de Sant’Egidio
La Comunidad de Sant’Egidio nació en Roma en 1968, luego del Concilio
Vaticano II. Hoy en día es un movimiento de laicos comprometidos en
la comunicación del Evangelio y la caridad presentes en Roma, Italia
y en más de 70 países en el mundo. Está reconocida por el Pontificio
Consejo para los Laicos como “Asociación pública de laicos de la Iglesia”.
Está articulada en comunidades difundidas en el mundo, que comparten
la misma espiritualidad y fundamentos que caracterizan el camino de
San Egidio:
- La oración, que acompaña la vida de todas las comunidades en Roma
y en el mundo, la cual constituye un elemento esencial. La oración
es el centro y el lugar primario de la total orientación de la vida de
comunidad.
- La comunicación del Evangelio, corazón de la vida de la Comunidad,
que se extiende a todos aquellos que buscan y piden un sentido en la
vida.
- La solidaridad con los pobres, vivida como servicio voluntario y gratuito,
en el espíritu de una Iglesia que es “Iglesia de todos y particularmente
de los pobres” (Juan XXIII).
- El ecumenismo, vivido como amistad, oración y búsqueda de la unidad
entre los cristianos del mundo entero.
- El diálogo, indicado por el Vaticano II como camino de la paz y de la
colaboración entre las religiones, pero también como forma de vida y
como metodología para la reconciliación de los conflictos.

27
y testigos de la fe. En cada una rezó de los bombardeos y la destrucción.
en silencio y encendió una vela con Fue muy cordial en el trato con cada
gran devoción y recogimiento que uno, reconociendo a alguno de
le alcanzaban amigos, asistentes o ellos que había encontrado en otras
familiares de los mártires, como la oportunidades. La cercanía del Papa
hermana Lucía Citro, colaboradora es siempre un gesto de consuelo
de las hermanas saverianas asesina- para quien ha sufrido tanto.
das en Burundí; la hermana Agosti- Antes de retirarse, el Papa tomó
na, colaboradora del padre Puglisi, nuevamente la palabra y dijo: “Gra-
y muerto por su lucha contra las cias por estar aquí y por la oración
mafias; la hermana del padre An- en esta Iglesia de los mártires. Pen-
drea Santoro, asesinado en Turquía; semos en la crueldad, la crueldad
un representante del Patriarcado de que hoy se cierne sobre mucha gen-
En el discurso Moscú. te; la explotación de la gente… La
en la Con- En la capilla que conserva los re- gente que llega en barcazas y se
ferencia de cuerdos de los mártires de Asia y quedan en países generosos como
de Oriente Medio, el papa Francisco Italia y Grecia que los reciben, pero
Al-Azhar, el
bendijo una pequeña talla de ma- luego los tratados internacionales no
Papa ha des- dera, representando una paloma, dejan”. Y con su gran pragmatismo,
cripto a Egipto reproducción a la vez de una del que sabe de sabiduría, señaló: “Si en
como Tierra iconostasio de una antigua iglesia Italia cada municipio recibiera a dos
de Alepo, bombardeada durante el inmigrantes habría espacio para to-
de Alianzas.
sitio de la ciudad. Se la presentó un dos. Y que esa generosidad del Sur,
refugiado sirio de Alepo. Tras la ben- de Lampedusa, de Sicilia, de Lesbos
dición del Papa, la paloma fue colo- se pueda contagiar un poco al nor-
cada en el altar. te. Sí, somos una civilización que no
Para concluir la primera parte de la tiene hijos, pero también cerramos
visita se nombró a algunos de los las puertas a los inmigrantes. Eso se
mártires y testigos de la fe contem- llama suicidio”.
poráneos. Cada uno de estos nom- Andrea Riccardi ha concluido: “Gra-
bres, como las cuentas de un rosario, cias, Padre Santo, por estar aquí con
retumbó con gran solemnidad ante nosotros en un día lleno de signifi-
el recogimiento del los presentes. cado y cargado de dolor. Gracias
Después de haber rendido el home- por estar frente a este gran cuadro
naje a las reliquias de los mártires y de las bienaventuranzas que son
concluida la oración, en un segun- los mártires. A ellos, les pedimos
do momento de la visita, el Papa que intercedan por usted. De algún
encontró un grupo de inmigrantes modo, sentimos que nuestra oración
y de prófugos que llegaron a Italia de esta tarde acompaña y prepara
gracias a los corredores humanita- su próximo viaje a Egipto, tierra de
rios que promueve la Comunidad mártires y del diálogo”.
de Sant’Egidio junto a otras Iglesias
cristianas y fuerzas vivas, y que evi- Días después, el Papa ha realizado su
tan, por un lado, que los refugiados viaje a Egipto respondiendo a la invi-
deban someterse a los viajes de la tación a la Conferencia Internacional
muerte por el mar Mediterráneo, para la Paz en Al-Ahazar Conference
explotados por inescrupulosas ma- Center, de El Cairo. Se lo considera-
fias de traficantes y, por otro, ga- ba un viaje extremo, peligroso, pero,
rantizan la integración a las nuevas como ha definido Andrea Riccardi,
sociedades de quienes abandonan “es (el viaje de) un Papa desarmado
sus tierras escapando de la guerra, pero no resignado a la violencia”. La
28
consecuencia directa es que Fran- como Tierra de Alianzas. No se pue-
cisco no necesita resguardarse de- de soslayar que el discurso del mar-
masiado porque se sabe protegido tirio va muy unido a la construcción
por Dios y así es verdaderamente un de la paz. Y con la mente dirigida
hombre libre. Resuenan las palabras hacia el Monte Sinaí se refirió a los
del Salmo 118: “El Señor está con- mandamientos que se promulgaron
migo no temo, ¿qué puede hacerme allí antes de ser escritos en la pie-
el hombre?”. dra. Y ha dicho: “En el corazón de
En el discurso en la Conferencia las ‘diez palabras’ resuena, dirigido
de Al-Azhar ha descripto a Egipto a los hombres y a los pueblos de

La historia de la Basílica de san Bartolomé en la Isla Tiberina La Basílica


La Basílica de San Bartolomé en la isla tiene más de mil años. Surge en de san Barto-
Roma, sobre la Isla Tiberina, lugar que reviste una importancia particular
lomé es hoy
para la historia de Roma, está a mitad de camino entre Trastevere, barrio
de la primera predicación cristiana, y la antigua judería. Esta posición un lugar vivo
en medio del río Tevere, lugar clave para el cruce del mismo, expresa de oración y
bien uno de los aspectos más característicos de esta basílica, que reúne encuentro.
memorias que representan mundos distintos y lejanos, juntos en una
única y original síntesis de fe, arte e historia.
La Basílica fue construida en un lugar de peregrinación reconocido:
desde hace siglos, de hecho, en la Isla Tiberina existía un templo
dedicado a Esculapio, y eran muchos los que visitaban el lugar sagrado
para implorar por la propia curación. En el año 998, el emperador
alemán Ottone III edificó la iglesia para recibir los restos de dos mártires:
San Bartolomé apóstol, cuyo cuerpo se custodia en el altar mayor, y san
Adalberto, obispo de Praga, que fue asesinado en el año 997 mientras
evangelizaba poblaciones paganas en el extremo septentrional de la
Europa cristiana.
La nueva construcción obró una transformación en el tejido de la Isla
Tiberina, expresión de aquel cambio general sucedido en la ciudad
de Roma como consecuencia de la difusión del cristianismo. El pozo
presente en la basílica, algo muy extraño, es un ejemplo de este proceso:
éste, probablemente se remonta a la época romana y sus aguas eran
consideradas taumatúrgicas. Los cristianos supieron conservar y
valorizar aquella tradición: el pozo se ha vuelto un símbolo evangélico.
En el antiguo zócalo de mármol que lo sostiene, de hecho, hay una
imagen central de Jesús que sugiere a quien la mira la asociación con
las palabras del Evangelio de Juan: “El que cree en mí, como dice la
Escritura: ‘De su seno correrán ríos de agua viva’” (Jn 7,38).
La Basílica de san Bartolomé es hoy un lugar vivo de oración y encuentro.
Confiada en 1993 a la Comunidad de Sant’Egidio, es frecuentada por
jóvenes de la escuela secundaria y universitarios, que en ella animan
liturgias y oraciones, usando los locales anexos para actividades a favor
de los pobres. Destacada por sus actividades ecuménicas, Sant’Egidio
en estos años ha multiplicado los encuentros y las iniciativas en la
Basílica, que, con su historia y sus testimonios artísticos e históricos, está
–se podría decir– naturalmente llamada a ser lugar privilegiado para
encuentros entre representantes y fieles de las varias Iglesias cristianas.

29
30
todos los tiempos, el mandato ‘no Absoluto, es indispensable excluir
matarás’ (Ex 20,13). Dios, que ama cualquier absolutización que justifi-
la vida, no deja de amar al hom- que cualquier forma de violencia. La
bre y por ello lo insta a contrastar violencia, de hecho, es la negación
el camino de la violencia como re- de toda auténtica religiosidad”. Pero
quisito previo fundamental de toda ha afirmado: “Para prevenir los con-
alianza en la tierra. Siempre, pero flictos y construir la paz es esencial
sobre todo ahora, todas las religio- trabajar para eliminar las situaciones
nes están llamadas a poner en prác- de pobreza y de explotación, donde
tica este imperativo, ya que mientras los extremismos arraigan fácilmente,
sentimos la urgente necesidad de lo así como evitar que el flujo de dinero

Icono de los “Nuevos Mártires” y testigos de la fe del Siglo XX


El icono de los “Nuevos Mártires” y de los testigos de la fe del siglo xx, pintado por Renata
Sciachì, de la Comunidad de Sant’Egidio, representa la historia de los testigos del siglo
pasado a la luz de una reflexión teológica centrada en el libro del Apocalipsis.
En la parte superior se encuentra Cristo en el trono, rodeado por ángeles y una
muchedumbre de testigos de la fe, vestidos de blanco, que llevan palmas en las manos.
“A través de la gran tribulación”: estas son las palabras que se encuentran en el centro
del icono y que son la clave para la interpretación. Bajo esa leyenda vemos un campo de
concentración, con su alambre de púa, que se transforma en catedral: es la experiencia de
muchos testigos. En esta catedral se encuentran los evangelios abiertos, con las palabras
de Jesús en el Evangelio de Juan “para que todos sean uno” (Jn 17,21a), el crucifijo y el
cirio pascual, símbolos de la pasión, muerte y resurrección del Señor. A derecha e izquierda
se ven dos grandes cortejos de testigos de la fe: uno simboliza el Oriente cristiano, el otro
Occidente. En estos dos grandes cortejos se reconocen personas como Dietrich Bonhöffer,
el patriarca Tichon de la Iglesia ortodoxa rusa, padre Girotti (dominico italiano, experto de
la Biblia, muerto en el lager de Dachau donde predicó). 
Continuando hacia abajo se notan algunos edificios destruidos y cristianos que están
por ser inmolados; es el recuerdo del genocidio de los armenios y de muchos cristianos
orientales, acaecido en 1915, en Turquía. Se recuerdan también todos los intentos de
aniquilación de la presencia cristiana, como el ocurrido en Albania.
En la parte derecha del icono se ve una serie de cuadros; en ellos comprendemos cómo
en las historias de los testigos de la fe se vuelva a trazar la pasión de Cristo. Subiendo,
se encuentra un hombre vestido con hábitos brillantes, mientras es golpeado por dos
guardias. Por encima, el recuadro muestra una muchedumbre que está por ser fusilada,
en una ejecución pública, como ha sucedido en el arco de la historia del mil novecientos.
En el primer cuadro, hacia abajo, se recuerdan a los innumerables asesinados. Se ve un
obispo sobre el altar: es monseñor Romero, muerto mientras celebraba la eucaristía. Se
reconocen, entre otros, a monseñor Gerardi y a don Giuseppe Puglisi, muerto por la mafia
en Sicilia.
A la izquierda, en cambio, los cuadros nos recuerdan que, en el sufrimiento, la vida de los
“nuevos mártires” es testimonio de amor, más fuerte que el odio. En el cuadro superior,
desde el interior de una cárcel, rumana, se pueden identificar a los prisioneros, cada uno
teniendo en sus manos hojas. Subiendo la narración icónica se encuentran cristianos
perseguidos que, sin embargo, no han dejado de dar de comer a los hambrientos, curar
a los enfermos, amar al prójimo que sufre, y comunicar el Evangelio a todos. Se ve un
cristiano que recibe a un hombre vestido con el uniforme que, en este icono, representa
a los perseguidores: es la señal de la disponibilidad de los testigos de la fe a perdonar,
confiar en la posibilidad a cada hombre para cambiar el propio corazón.

31
y armas llegue a los que fomentan gre inocente de fieles indefensos ha
la violencia. Para ir más a la raíz, es sido derramada cruelmente: su san-
necesario detener la proliferación de gre inocente nos une. Querido Her-
armas que, si se siguen produciendo mano, igual que la Jerusalén celeste
y comercializando, tarde o tempra- es una, así también nuestro martiro-
no llegarán a utilizarse. Sólo sacan- logio es uno, y vuestros sufrimientos
do a la luz las turbias maniobras que son también nuestros sufrimientos”.
alimentan el cáncer de la guerra se Y ha concluido: “Fortalecidos por
pueden prevenir sus causas reales”. vuestro testimonio, esforcémonos
Y ha concluido esa intervención di- en oponernos a la violencia predi-
ciendo: “Espero que, con la ayuda cando y sembrando el bien, hacien-
de Dios, esta tierra noble y querida do crecer la concordia y mantenien-
de Egipto pueda responder aún a su do la unidad, rezando para que los
vocación de civilización y de alianza, muchos sacrificios abran el camino a
contribuyendo a promover procesos un futuro de comunión plena entre
de paz para este amado pueblo y nosotros y de paz para todos”.
para toda la región de Oriente Me- En este sentido quisiera finalizar con
dio”. las palabras que ha dirigido durante
Durante su viaje no ha faltado la su encuentro con las autoridades:
oportunidad para encontrarse con “La paz es un don de Dios pero es
los religiosos y religiosas, sacerdotes también trabajo del hombre. Es un
y seminaristas a quienes ha agra- bien que hay que construir y prote-
decido por todo el bien que hacen ger, respetando el principio que afir-
“trabajando en medio de numero- ma: la fuerza de la ley y no la ley de
sos retos y, a menudo, con pocos la fuerza. Paz para este amado País.
consuelos”. “Deseo también ani- Paz para toda esta región, de mane-
marlos”, agregó. “No tengan miedo ra particular para Palestina e Israel,
al peso de cada día, al peso de las para Siria, Libia, Yemen, Irak, Sudán
circunstancias difíciles por las que del Sur; paz para todos los hombres
algunos de ustedes tienen que atra- de buena voluntad”.
vesar. Nosotros veneramos la Santa
Cruz, que es signo e instrumento de
nuestra salvación. Quien huye de la
Cruz, escapa de la resurrección. ’No
temas, pequeño rebaño, porque el
Padre ha tenido a bien darles el rei-
no’ (Lc 12,32)”.
En la visita de cortesía al Patriarca Or-
todoxo Copto, Su Santidad el papa
Tawadros II, Francisco no ha omiti-
do su cercanía a la realidad de los
mártires, fundamentando a partir de
ellos el camino ecuménico: “Nuestro
camino ecuménico crece de manera
misteriosa y sin duda actual, gracias
a un verdadero y propio ecumenis-
mo de la sangre. (…) Cuántos márti-
res en esta tierra, desde los primeros
siglos del Cristianismo (…) Aun re-
cientemente, por desgracia, la san-

32
COMUNIDAD, CARISMAS Y MINISTERIOS

] Nahuel Ferrero]
Seminarista de la Diócesis de Río
Cuarto

Nueva Ratio para


nuevos tiempos
Aspectos importantes del
nuevo documento para la
formación sacerdotal
El joven autor nos presenta de forma ágil y amena los elementos
sustanciales del documento que rige el nuevo ordenamiento de la
formación al sacerdocio en la Iglesia.

El 8 de diciembre de 2016, la Sagra- Hay que decir que el trabajo se hizo


da Congregación para el Clero pu- atendiendo a los aportes de exper-
blicó la nueva Ratio fundamentalis tos de todo el mundo, quienes han
institutionis sacerdotalis: el don de tenido la posibilidad de dar a cono-
la vocación presbiteral. Es el docu- cer sus propuestas y opiniones. Tam-
mento que sienta las bases para la bién es necesario remarcar que des-
formación de los futuros presbíteros de 2013 el Papa nombró como se-
en la Iglesia. Aproximadamente hace cretario de dicha Congregación a un
cuarenta años que no se actualiza- obispo mexicano, monseñor Jorge
ba, y era ya tiempo de una revisión Carlos Patrón Wong, que tiene gran
de cómo debe ser la formación hoy experiencia en la formación y una
en los seminarios. amplia autoridad a nivel latinoame-
33
ricano en este asunto. Seguramente fiel a su fundador, también lo sea a
este es un reconocimiento del Papa su época y a su gente. Asimismo,
a los aportes que se pueden ofrecer repensar la manera de formar a los
desde este continente en esta área ministros ordenados es un modo de
de la Iglesia; un latinoamericano allí hacerle frente a esta realidad.
es un signo. El continuo llamamiento del papa
Este documento se nutre, en primer Francisco contra el clericalismo, la
lugar, del magisterio de los Papas mundanidad espiritual, el quietis-
anteriores; primero de Juan Pablo mo (el “siempre se ha hecho así”) y
II, a quien pertenece la Exhortación las advertencias sobre las diferentes
apostólica Pastores dabo vobis, que “tentaciones” que se pueden sufrir
ofrece de manera explícita, una vi- dentro de la Iglesia –sobre todo por
sión integral de la formación de los parte de los ministros, por la razón
futuros sacerdotes, presentando de que detentan una especie de
El trabajo se cuatro dimensiones de la persona “poder/mando” en función de regir
hizo aten- del seminarista: la humana, la in- en nombre de Cristo cabeza en las
diendo a los telectual, la espiritual y la pastoral diferentes comunidades–; estos ele-
aportes de (Ratio fundamentalis, 1). También se mentos, decimos, están presentes
tiene en cuenta el “motu proprio” desde un bajo perfil en el nuevo do-
expertos de Ministrorum institutio de Benedicto cumento de una u otra forma. Por
todo el mundo XVI, que puso en evidencia que la ejemplo, en el número 42 se indica
quienes han formación de los seminaristas con- que el sacerdote debe tener una
tenido la posi- tinúa, naturalmente, en la llamada sólida maduración interior que per-
formación permanente de los sa- mita desarrollar su identidad para
bilidad de dar cerdotes, constituyendo ambas una no caer en apariencias obsesivas,
a conocer sus sola realidad (Ratio fundamentalis, en narcisismos y autoritarismos, en
propuestas y 1); y obviamente del papa Francis- un cultivo ostentoso y exterior de la
opiniones. co, a quien gracias a su impulso e acción litúrgica y en la búsqueda de
indicaciones hoy se tiene una herra- “carrerismos” en la Iglesia. La mira-
mienta formativa acorde a este mo- da está puesta en reconocer cómo
mento. el sacerdocio ministerial está al ser-
vicio del sacerdocio común de todos
Como se sabe, el actual pontificado los fieles. Como se sabe, esto no es
de Francisco y su espíritu misione- tema nuevo, pero en la práctica ha-
ro, dialogante, directo y reformista bitual puede parecer que sí lo sea.
ha permitido que temas que po- El desafío es reintegrar la jerarquía a
drían, en algún momento, generar lugares y funciones en y del Pueblo
resistencia a ser tratados, hoy se de Dios para que cada uno de los
los aborde con profundidad, natu- bautizados encuentre su lugar y se
ralidad y sin miedo. Es sabido que santifique en él. Esta es la imagen
el tema de la formación sacerdotal fuerza que sostiene todo el esfuerzo
no es un asunto espinoso en la ac- del papa Francisco para romper con
tual realidad de la Iglesia, como sí las barreras de una mal entendida o
lo son, por ejemplo, el tema de la mal vivida vida eclesial: el clericalis-
comunión a los divorciados vueltos mo.
a casar y las reformas debidas en El documento, como dijimos ante-
la curia romana, entre tantísimos riormente, no muestra novedad en
otros. Pero sí es un tema que reviste su esencia, sigue sosteniendo ele-
mucha importancia al momento de mentos que desde siempre se han
reflexionar sobre la Iglesia que pre- aceptado en la Iglesia sobre cómo
tende aggiornarse, para que, siendo se han de formar los nuevos sacer-
34
Este documen-
to se nutre en
dotes; insiste en que es el seminaris- tados inmediatos, sino en poner el
ta el primer protagonista necesario acento en iniciar procesos que des- primer lugar
e insustituible de la formación, a la emboquen en resultados a término, del magisterio
vez, en la mediación necesaria que superiores en calidad a los que se de los Papas
ha de tener la Iglesia en la figura de obtendrían por el apuro en esforzar- anteriores.
los formadores y del obispo. La no- se en lograr efectos inmediatos. Esta
vedad radica en el modo en cómo manera de pensar libra de ansieda-
ha de encararse la formación: es des que gastan y no colman. Aquí se
decir la pedagogía de la formación, entiende el largo tiempo que requie-
que atiende a mirar los procesos, los re la formación inicial y la impor-
caminos progresivos y graduales que tancia de la formación permanente.
hay que recorrer en el seminario y en Ayuda a superar las dificultades del
el tiempo posterior a la formación momento presente y los cambios
inicial, luego de la ordenación. Todo que impone el dinamismo de la rea-
esto en vistas a una mejor respuesta lidad en que se vive.
en el servicio pastoral. Otro de los principios del Papa en
Evangelii gaudium postula que la
Magisterio que nutre realidad es más importante que la
la nueva Ratio idea (Evangelii gaudium, 231), el cual
El proceso formativo del candidato nos recuerda que la formación es
tiene como fin descubrir el don de una relación humana de mediación,
su vocación y junto, con ese don que es Dios quien trabaja por medio de
él es, evidenciar el servicio a la Igle- formadores y formandos. Esto per-
sia y a la comunidad de bautizados mite descubrir que esos vínculos
de la que él sale y a la cual él volverá. formativos están supuestos en idea-
La pedagogía formativa es nueva y les a seguir, que son elaboraciones
denota un cambio de perspectiva. fruto de la reflexión, mientras que
Recordemos, para entender esto, la realidad vital simplemente es y
los principios expuestos en Evangelii puede diferir del ideal reflexionado
gaudium. Por ejemplo al hablar de provocando en algún caso cierto
“progreso”, de “gradualidad” pensa- tipo de conflicto. El desafío es po-
mos en el principio que dice que el der encontrar el modo en que am-
tiempo es superior al espacio (Evan- bas, realidad e idea, dialoguen. Esto
gelii gaudium, 222). Este principio previene, como dice el Papa, de caer
invita a no apurarse por tener resul- en proyectos que son más formales
35
El actual
pontificado de
Francisco y su
espíritu misio-
nero, dialo-
gante, directo
y reformista
ha permitido
que temas que
que reales. Ahí no habría un proceso nimiento, que tiene una gran im-
podrían en de formación, a lo sumo habría un pronta jesuita, al igual que lo hace,
algún mo- vínculo aparente que estará muy le- por ejemplo, en Amoris laetitia en el
mento generar jano a la transformación del corazón tan discutido capítulo ocho, cuando
resistencia a de los seminaristas; se alcanzaría habla de discernimiento pastoral.
definiciones y ordenación pero no Aquí dice que el discernimiento es
ser tratados, convocación, ni conversión interior importante para ser aprehendido
hoy se los que apueste a la libre elección por por el futuro sacerdote para que sea
aborde con el Señor y por su llamada vocacional. capaz de interpretar la realidad de
profundidad, El otro principio que da luz al tema la vida humana a la luz del Espíritu.
formativo es el que postula que el La caridad pastoral cuya nota parti-
naturalidad y todo es superior a la parte (Evangelii cular es la de ser siervos de Cristo y
sin miedo. gaudium, 234). Una única dimensión administradores de los misterios de
de la persona no hacen a la persona. Dios, propone una formación que
La persona es más que el resultado adopte la simplicidad, la sobriedad,
de dimensiones yuxtapuestas, es la autenticidad como características
una unidad. Esa unidad, para po- propias del discípulo, encaminado
der ser mejor transformada por la al sacerdocio.
palabra de Dios y la guía del Espí- Junto al discernimiento, hace hinca-
ritu, a través de los formadores y la pié en la opción por la comunidad
comunidad, puede ser distinguida, y su unión con la vida espiritual.
mas no separada. Distinguida en el La vida espiritual, entendida antes
tiempo, para entender los progresos como la relación personal con Dios
y las gradualidades de los pasos que a través de la oración en trato asiduo
se van dando en el camino, distin- y familiar con el Padre, es ampliada
guida y en la realidad individual, la hoy al recordar que eso está bien si
de las dimensiones tanto humanas, está unido a la relación de servicio
espirituales, pastorales e intelectua- con las demás personas, con todos,
les para lograr ganar en libertad de en especial con los hermanos más
corazón y servir mejor. necesitados. Sin esta nota de servi-
Un elemento nuevo que presenta cio fraterno, la vida espiritual, según
el documento es el término discer- la Ratio, sería incompleta. La vida es-

36
37
Monseñor Jorge Carlos Patron Wong
La pedagogía
formativa es piritual es relación simultáneamente llega también a incidir en la forma-
nueva y deno- vertical y horizontal. Vertical, primero: ción sacerdotal. Trae mucha luz so-
es desde el encuentro con Dios desde bre lo que se espera de los presbíte-
ta un cambio donde surge la caridad; y, horizon- ros del mañana y de estos tiempos.
de perspecti- tal, después: el trato con las demás Este modelo innovador apunta a lo-
va. personas a quienes se debe amar y grar una importante asimilación, por
servir. parte de los ministros ordenados, de
las cuestiones sociales actuales y
Palabras del secretario de la de los cambios de paradigmas hu-
Congregación para el Clero manos que se dan en el mundo de
Según sostiene el arzobispo Jor- hoy presenta, a la vez que muestra
ge Carlos Patrón Wong, la nueva elementos y herramientas que per-
Ratio establece el “mapa” para la mitirán mejorar la relación pastor-
formación de los sacerdotes desde comunidad, en definitiva una nueva
una perspectiva interdisciplinar. El manera de ser Iglesia.
texto nuevo es más amplio que el
de 1970, porque ha incorporado el Conclusión
contenido de muchos documentos Como todo lo nuevo en la Iglesia no
que la Iglesia fue publicando sobre es captado rápida y automáticamen-
la formación sacerdotal durante los te, y lleva su tiempo, pero los pasos
últimos cuarenta años, y está en se están dando en materia formati-
plena continuidad con él. Al mismo va de los futuros presbíteros. Hoy la
tiempo se renueva la propuesta for- Iglesia quiere vivir una profunda re-
mativa incorporando las experien- novación misionera con intenciones
cias positivas y alentadoras que en de transformarlo todo, según lo ex-
las últimas décadas se han realizado presa Francisco; esta transformación
en muchos seminarios, ofreciendo incluye también la formación sacer-
una mediación pedagógica adecua- dotal y este documento –la Ratio–
da, para facilitar su aplicación prác- pareciera ser fruto de ese sueño.
tica. Si se quieren señalar algunos
temas transversales, serían cuatro: la nahuelferrero.62@gmail.com
formación es del hombre interior; es
siempre integral; se hace de manera
gradual y exige un acompañamiento
y discernimiento cuidadosos.
Recordando el estado permanente
de misión, el paradigma con el que
Francisco apuntala hoy la acción de
la Iglesia que toca todos sus ámbitos

38
COMENTARIO BÍBLICO

] Ariel álvarez Valdés]


Biblista, Presidente de la
Fundación Diálogo

¿Qué significado tienen


los números en la Biblia?
En la presente nota, el permanente enigma de los números bíblicos es
abordado por el autor, que nos presenta los tres sentidos de los mis-
mos, expresión, a su vez, de un Dios manifestado en un pueblo y una
cultura concretos.

Las tres lecturas del número malmente para indicar la cantidad


Si leyéramos en el diario que murió de algo, para la mentalidad bíblica
un hombre a los 38 años, o que se los números podían expresar no una
incendió un edificio de 7 pisos, na- sino tres realidades bien distintas:
die dudaría del significado de estos cantidad, simbolismo, y mensaje
números. Expresan precisamente la “gemátrico”.
edad de ese hombre, y la cantidad
exacta de pisos del edificio. En cam- Primer sentido: cantidad
bio, si leemos en el Evangelio que Lo primero que puede expresar un
Jesús curó a un hombre que llevaba número en la Biblia es cantidad. En
38 años enfermo (Jn 5,5), o que se esto se asemeja al uso que le damos
recogieron 7 canastas luego de la nosotros diariamente.
multiplicación de los panes (Mc 8,8), Por ejemplo, cuando se nos dice que
la cosa cambia. Ya no estamos tan el profeta Elías predijo una sequía de
seguros de que se refiera a los años 3 años en Israel (1 Rey 18,1), o que
que el hombre estuvo enfermo, o a el rey Josías gobernó 31 años en Je-
la cantidad de canastas que en ver- rusalén (2 Rey 22,1), o que Salomón
dad recogieron aquel día. puso 12 gobernadores encargados
Es que para nosotros el número tie- de mantener al palacio un mes cada
ne un sentido muy distinto del que uno (1 Rey 4,7), o que Betania, la
tenía para los antiguos orientales. aldea donde Jesús resucitó a Lázaro,
Mientras nosotros lo usamos nor- distaba 15 estadios (= 3 km) de Je-
39
40
Para la men-
talidad bíbli-
ca los núme-
ros, podían
expresar no
una sino tres
realidades
bien distintas:
cantidad,
simbolismo,
y mensaje
rusalén (Jn 11,18). Es evidente que veces es desconocida. Por eso estos “gemátrico”.
ninguno de estos números es sim- números no son “razonables”, y re-
bólico ni encierra un mensaje ocul- sultan difíciles de comprender para
to. Simplemente se refieren a la can- nosotros, occidentales, prisioneros
tidad de años, personas o distancia de la lógica. Pero los semitas los
mencionadas en el texto. usaban con toda naturalidad para
Así como éstos, es posible identifi- transmitir ideas, mensajes o claves.
car muchos otros números con los Aunque la Biblia no suele explicar
cuales la Biblia ofrece informaciones el símbolo de cada número, los es-
y datos históricos concretos, y que tudiosos han logrado averiguar al-
expresan únicamente cantidad. No gunos de ellos, y gracias a esto han
hay lugar para la confusión: lo que conseguido que muchos episodios
el número dice, eso mismo quería bíblicos se vuelvan más comprensi-
decir el autor. bles.

Segundo sentido: simbolismo El 1, el 2 y el 3


Pero los números bíblicos tienen un El número 1 simboliza a Dios, que
segundo sentido: el simbólico. Un es único. Por ello indica exclusividad,
número simbólico es aquél que no primado, excelencia. Así, cuando Je-
indica una cantidad, sino que expre- sús le contesta al joven rico: “¿Por
sa una idea, un mensaje distinto de qué me preguntas por lo bueno?;
él, que lo supera y lo desborda. uno solo es el Bueno” (Mt 19,17).
No siempre es posible saber por qué Y sobre el matrimonio: “Ya no son
un número tiene tal significado. La dos sino una sola carne” (Mt 19,6).
asociación entre ambas realidades a O cuando dice: “El Padre y yo somos
41
uno” (Jn 10,30). También cuando mos era un Paraíso antes del pecado
Pablo expresa: “Todos ustedes son de Adán y Eva. O sea, no se trata de
uno en Cristo Jesús” (Gal 3,28). Y el un sitio determinado, como piensan
autor de la carta a los efesios: “Hay algunos que todavía lo andan bus-
un solo Señor, una sola fe, un solo cando en algún lugar de Oriente. Y
bautismo, un solo Dios” (Ef 4,5). En cuando Ezequiel llama al Espíritu de
todos estos casos, el 1 simboliza el los 4 vientos para que soplen sobre
ámbito divino. los huesos secos (Ez 37,9), no es que
En cambio, el 2 representa al hom- haya 4 vientos, sino que invoca a los
bre, pues en él suele darse una dua- vientos de todo el mundo. Y cuan-
lidad, una división interior por culpa do el Apocalipsis cuenta que el tro-
de sus debilidades y pecados. Esto no de Dios se asienta sobre 4 seres
aclara algunos enigmas del Evange- (Ap 4,6), quiere decir que se asienta
El número 1 lio. Por ejemplo: según Marcos, Je- sobre todo el mundo, que la tierra
simboliza a sús curó a un solo endemoniado en entera es el trono de Dios.
Dios, que es Gerasa (Mc 5,2); pero según Mateo, El 5 significa “algunos”, “unos cuan-
único. Por eran 2 (Mt 8,28). Según Marcos, tos”, una cantidad indefinida. Así, se
sanó a un solo ciego en Jericó, llama- dice que en la multiplicación de los
ello indica
do Bartimeo (Mc 10,46); pero según panes Jesús tomó 5 panes (= algu-
exclusividad, Mateo, los ciegos eran 2 (Mt 20,30). nos panes). Que en el mercado se
primado, Según Marcos, en el juicio contra Je- venden 5 pajaritos por dos monedas
excelencia. sús se presentaron “algunos” falsos (= algunos pajaritos). Que Isabel, la
testigos (Mc 14,57); para Mateo, és- madre de Juan el Bautista, luego de
tos eran 2 (Mt 26,60). ¿Quién está su embarazo se escondió en su casa
contando la verdad? Ambos. Mar- por 5 meses (= algunos meses). Que
cos nos da la versión histórica, y Ma- la samaritana del pozo de Jacob te-
teo usa el número simbólico. nía 5 maridos (= varios maridos). Je-
El número 3 expresa “totalidad”, sús emplea frecuentemente el 5 en
quizás porque 3 son las dimensio- sus parábolas en este sentido indefi-
nes del tiempo: pasado, presente nido: las 5 vírgenes prudentes y las 5
y futuro. Decir 3 equivale a decir necias, los 5 talentos, las 5 yuntas de
“todo” o “siempre”. Así, los 3 hijos bueyes que compran los invitados al
de Noé (Gn 6,10) representan a to- banquete, los 5 hermanos que tenía
dos sus descendientes. Las 3 veces el rico Epulón. Y Pablo, hablando del
que Pedro negó a Jesús (Mt 26,34) don de lenguas, dice: “Prefiero decir
simbolizan todas las veces que Pedro 5 palabras (= algunas pocas) com-
le fue infiel. Las 3 tentaciones que prensibles, que 10.000 en lenguas”
Jesús sufrió del diablo, representan (1 Cor 14,19).
todas las tentaciones que él tuvo du-
rante su vida. Y a Dios, en el Antiguo El 7, el 10 y el 12
Testamento, se lo llama el 3 veces El número 7 tiene el simbolismo más
Santo, porque tiene toda la santidad conocido de todos. Representa la
(Is 6,3). perfección. Por eso Jesús dirá a Pe-
dro que debe perdonar a su herma-
El 4 y el 5 no hasta 70 veces 7. También puede
El número 4 en la Biblia simboliza expresar la perfección del mal, o el
al cosmos, al mundo, ya que 4 son sumo mal, como cuando Jesús en-
los puntos cardinales. Así, cuando se seña que si un espíritu inmundo sale
dice que en el Paraíso había 4 ríos de un hombre puede regresar con
(Gn 4,10), significa que todo el cos- otros 7 espíritus peores, o cuando el

42
Evangelio cuenta que el Señor expul- Apocalipsis hablará de 12 estrellas
só 7 demonios de María Magdalena. que coronan a la Mujer, 12 puertas
Por su sentido de perfección, esta ci- de Jerusalén, 12 ángeles, 12 frutos
fra aparece referida frecuentemente del árbol de la vida.
a las cosas de Dios. El Apocalipsis es
el que más lo emplea: 54 veces para Otros números con mensajes
describir simbólicamente las reali- El número 40 también tiene un sim-
dades divinas: las 7 Iglesias de Asia, bolismo: representa el “cambio” de El número
los 7 espíritus del trono de Dios, las un período a otro, los años de una 3 expresa
7 trompetas, los 7 candeleros, los generación. Por eso el diluvio dura “totalidad”,
7 cuernos y 7 ojos del Cordero, los 40 días y 40 noches (pues es el cam- quizás porque
7 truenos, las 7 plagas, las 7 copas bio hacia una nueva humanidad).
que se derraman. Muchos se equi- Los israelitas están 40 años en el
3 son las di-
vocan cuando toman este número desierto (hasta que cambia la gene- mensiones del
como si fuera una cantidad o un ración infiel por otra nueva). Moisés tiempo: pasa-
tiempo reales. permanece 40 días en el monte Si- do, presente y
La tradición cristiana continuó este naí, y Elías peregrina otros 40 días
futuro. Decir
simbolismo del 7, y por eso fijó en 7 hasta allí (a partir de lo cual sus vidas
los sacramentos, los dones del Espí- cambiarán). El profeta Jonás predice 3 equivale a
ritu Santo, las virtudes. la destrucción de Nínive en 40 días decir “todo” o
Por su parte, el número 10 tiene un (para darles tiempo a que cambien “siempre”.
valor mnemotécnico (es decir, que de vida). Jesús ayunará 40 días (por-
sirve como ayuda memoria). Al ser que es el cambio de su vida privada
10 los dedos de las manos, resulta a su vida pública).
fácil recordar esta cifra. Por eso son Por su parte el número 1.000 sig-
10 los mandamientos que, según la nifica multitud, gran cantidad. En
tradición bíblica, Yahvé dio a Moisés el libro de Daniel se dice que el rey
(podrían haber sido más), y 10 las Baltasar dio una gran fiesta con
plagas que azotaron a Egipto. Tam- 1.000 invitados (Dn 5,1). El Salmo
bién por esta razón se ponen sólo 90 sostiene que 1.000 años para
10 antepasados entre Adán y Noé, y nosotros son como un día para Dios
10 entre Noé y Abraham, aun cuan- (Sal 90,4). Salomón ofreció 1.000
do sabemos que existieron muchos sacrificios de animales en Gabaón (1
más. Rey 3,4), y tenía 1.000 mujeres en su
Otro número simbólico es el 12. Sig- harén (1 Rey 11,3).
nifica “elección”. Por eso se hablará A veces este número puede entrar
de las 12 tribus de Israel, cuando en combinación con otros. Así, el
en realidad el Antiguo Testamento Apocalipsis dice simbólicamente
menciona más de 12; pero con esto que al final del mundo se salvarán
se quiere decir que eran tribus “ele- 144.000, porque es la combinación
gidas”. Igualmente se agruparán en de 12 x 12 x 1.000, y significan los
12 a los profetas menores del An- elegidos del Antiguo Testamento
tiguo Testamento. También el Evan- (12), y los elegidos del Nuevo Testa-
gelio mencionará 12 apóstoles de mento (x 12), en una gran cantidad
Jesús, que resultan ser más de 12 si (x 1.000).
comparamos sus nombres; pero se Finalmente quedan algunos otros
los llama “Los Doce” porque son los simbolismos menores. Como cuan-
elegidos del Señor. Asimismo, Jesús do san Lucas cuenta que Jesús eligió
asegura tener 12 legiones de ánge- a 70 discípulos para enviarlos “a to-
les a su disposición (Mt 26,53). El dos los lugares y sitios por donde él
43
Otro número
simbólico es el
12. Significa
“elección”.

tenía que pasar” (Lc 10,1). No está ¿Qué significa esto? Es una particula-
dando una cifra real, sino simbólica, ridad de las lenguas hebrea y griega.
ya que según Génesis 10, el total Mientras en castellano escribimos los
de pueblos y naciones que existían números con ciertos signos (1, 2, 3),
en el mundo era 70. Lucas, hombre y las letras con otros diferentes (a, b,
de mentalidad universalista, al de- c), en hebreo y griego se emplean las
cir que Jesús mandó 70 misioneros, mismas letras para escribir los núme-
quiso decir que los mandó para que ros. Así, el 1 es la letra “a”, el 2 la
el Evangelio llegara a todas las na- letra “b”, etcétera. De esta manera, si
ciones del mundo. sumamos las letras de cualquier pa-
labra se puede obtener siempre una
Averiguar en cada caso cifra. El número así obtenido se llama
Pero no todos los números bíblicos “gemátrico”.
son simbólicos. En cada caso hay Esta posibilidad que ofrecían las len-
que preguntarse: ¿Esta cifra indica guas bíblicas daba lugar a juegos
cantidad o encierra un mensaje? ingeniosos y entretenimientos ori-
Por ejemplo, cuando se dice que 4 ginales, ya que en cada cifra podía
personas llevaron un paralítico ante haber escondida una palabra. En un
Jesús en una camilla, evidentemen- grafito encontrado en la ciudad de
te el 4 no es simbólico sino real: la Pompeya, a más tardar del 79 d.C.,
camilla tenía 4 extremos, y era la un desconocido escribió: (“amo a
forma más práctica de poder trans- aquella cuyo número es 545”).
portarla. Y cuando leemos que Pablo La Biblia trae varios casos de gema-
se embarcó en la ciudad de Filipos tría. Por ejemplo, en Génesis 14,14
y después de 5 días llegó a Tróade, se cuenta que Palestina fue invadida
no hay que pensar en un simbolismo por cuatro poderosos ejércitos del
del 5; más bien era el tiempo que en Oriente, que se llevaron prisionero a
ese entonces tomaba un viaje entre Lot, el sobrino de Abraham. Cuan-
ambas ciudades. do el patriarca se enteró, reunió 318
personas, salió en persecución de
Tercer sentido: gematría aquéllos, logró derrotarlos, y resca-
El tercer sentido que puede tener un tó a Lot. Ahora bien, ¿cómo pudo
número en la Biblia es el “gemátrico”. Abraham, con sólo 318 personas,
44
vencer a los cuatro ejércitos más poderosos de El más famosos juego bíblico de gematría lo
la Mesopotamia? Hay que ser muy ingenuo trae el Apocalipsis, con el número 666 de la
para creerlo. A menos que el número signifi- Bestia (Apoc 13,18). El mismo libro aclara que
que algo. En efecto, sabemos que Abraham se trata de la cifra de un hombre. Y quien se
tenía un sirviente heredero de todos sus bie- oculta detrás de ésta no es otro que el empe-
nes, llamado Eliezer (Gn 15,2). Si ahora suma- rador Nerón, ya que si transcribimos “Nerón
mos los números que corresponden a las le- César” en hebreo obtenemos: N (=50) + R
tras hebreas de este nombre, tenemos: E (=1) (=200) + W (=6) + N (=50) + Q (=100) +
+ L (=30) + I (= 10) + E (=70) + Z (=7) + R S (=60) + R (=200) = 666.
(=200) = 318. Con lo cual se habría querido
decir que Abraham salió a combatir con todos Y el Verbo se hizo escritura
sus herederos; y que sus herederos, es decir, la A ningún cristiano le resulta extraño que Je-
descendencia de Abraham, será siempre su- sús, la Palabra de Dios, se haya hecho hombre.
perior a sus enemigos. Menos aún que haya vivido como un hombre
de su tiempo. Al contrario, es normal imagi-
El éxodo y los antepasados de Jesús narlo vestido con las túnicas del siglo I, ali-
En el libro de los Números (Núm 1,46) hay mentándose con las comidas de su época, y
otro ejemplo. Se cuenta que durante el éxo- utilizando los medios técnicos y de movilidad
do de Egipto salieron 603.550 hombres, sin de entonces.
contar mujeres, ancianos y niños. De ser esto Pero en cambio a mucha gente le cuesta en-
cierto, habría que calcular que salieron unos tender que la Biblia, que también es Palabra
tres millones de personas de Egipto, cantidad de Dios, se haya encarnado en la cultura e
desorbitada, probablemente jamás alcanzada idioma de entonces. Piensan que habla como
por la población de Israel en toda su historia. nosotros, con nuestras expresiones y nuestra
Pero si sustituimos las letras de la frase “todos mentalidad. Y no es así. Como Cristo se encar-
los hijos de Israel” (en hebreo: r's kl bny ysr'l) nó en un hombre de hace 2.000 años, la Biblia
por sus correspondientes valores numéricos, también habla como la gente de hace 2.000
obtenemos precisamente 603.550. Con esta años. Y así como resultaría ridículo imaginar
cifra, pues, el autor quiso afirmar que salieron a Jesús de saco y corbata, viajando a Jerusa-
“todos los hijos de Israel”. lén en taxi, y transmitiendo sus sermones por
San Mateo también trae uno de estos juegos. radio, también es ridículo interpretar la Biblia
Divide a los antepasados de Jesús en tres se- literalmente con nuestras categorías mentales,
ries de 14 generaciones cada una, y agrega como hace mucha gente. Debemos situarnos
al final: “El total de generaciones son: desde en la mentalidad y cultura de los judíos de
Abraham a David 14 generaciones; desde Da- aquella época.
vid hasta el destierro 14 generaciones; desde De esta manera, cuando nos encontremos con
el destierro hasta Cristo 14 generaciones” (Mt números o cifras en la Biblia debemos pregun-
1,17). Pero esto es imposible. Mateo pone tarnos si se trata de una cantidad, un simbolis-
sólo tres nombres para cubrir los 430 años mo, o un número gemátrico. Esto nos ayudará
de esclavitud en Egipto, y sólo dos ascendien- a desentrañar mejor el sentido de la Palabra
de Dios. Y con ella, el mensaje que tiene para
tes para llenar los tres siglos entre Salomón y
nuestra propia vida.
Jesé. Se trata, evidentemente, de una agrupa-
ción artificial de nombres para que den sólo
14 generaciones, ya que 14 es el número ge-
mátrico del rey David: D (=4) + W (=6) + D
(=4) = 14. Como se esperaba que el futuro
Mesías fuera descendiente de David, el evan-
gelista quiso decir que Jesús es el “triple Da-
vid”, y por lo tanto el Mesías total, verdadero
descendiente de David.
45
] Eduardo A. González]
Vicario general de la Diócesis
de San Martín

Consolar al triste…
orientar al deprimido
Frente a uno de las mayores dolencias de nuestro tiempo, el autor nos
recuerda la bienaventuranza que habla del consuelo a los afligidos y
del llamado que supone a la solidaridad de cada creyente frente
al que sufre.

La tristeza es un sentimiento provo- temor y a angustiarse. Dijo a sus


cado por una pérdida importante. acompañantes: Mi alma siente una
Sea un valor material, sea un vínculo tristeza de muerte...” (Mc 14,33).
afectivo o un proyecto no realizado, La necesidad de la presencia de los
embarga el ánimo con una sensa- amigos, en esas circunstancias tan
ción de pesadumbre y abatimiento. abismales, adquiere una especial
Job, el personaje bíblico que ha per- dimensión de consuelo impregna-
dido a sus hijos, sus bienes y su sa- do por la solidaridad del entorno.
lud, se lamenta: “Como un esclavo De ahí brota el reproche de Jesús a
que suspira por la sombra, como un sus compañeros dormidos: “¿Es po-
asalariado que espera su jornal, así sible que no hayan podido quedarse
me han tocado en herencia meses, despiertos conmigo, ni siquiera una
me han sido asignadas noches de hora?” (Mt 26,40). En cambio, “Tres
dolor. Al acostarme pienso, ¿cuándo amigos de Job se enteraron de todos
me levantaré? Pero la noche se hace los males que le habían sobreveni-
muy larga y soy presa de la inquie- do... y se pusieron de acuerdo para ir
tud hasta la aurora” (Job 7,2‑4). a expresarle sus condolencias y para
El relato de Jesús de Nazaret en la consolarlo” (Job 2,11).
oscuridad del Huerto de los Olivos Aliviar la tristeza era una tarea que
manifiesta sobriamente un inmen- ya preocupaba a los hombres pro-
so dramatismo: “Comenzó a sentir pulsores de la cultura grecolatina.
46
REFLEXIÓN
Agustín de Hipona relata en sus lio de Marcos lo utilizó para expre-
Confesiones que ante la muerte de sar los sentimientos de Jesús en la
su amigo sólo encontraba algún tortura y agonía de la cruz y la vida
desahogo en los sollozos y las lágri- entregada confiadamente en manos
mas. Aristóteles afirma en la “Ética” de su Padre (ver Mc 15,34).
que en los momentos de tristeza, el Otros escritos del Antiguo Testa-
amigo que acompaña es el que con- mento muestran a Dios como quién
suela. Tomás de Aquino lo comen- conoce las dificultades de su pueblo
ta en la Suma Teológica explicando y los consuela con la ternura y el
que quien tiene la compañía de los encuentro. “¡Consuelen, consuelen
amigos, se siente amado por ellos. a mi Pueblo, dice su Dios! Hablen
Cómo ese sentimiento produce un a Jerusalén, hablen a su corazón y La tristeza
sereno bienestar, se amortigua y dis- anúncienle... Como un pastor, él
es un
minuye la tristeza. apacienta su rebaño, tiene en bra-
zos a los corderos, los pone junto a sentimiento
Una divinidad consoladora su corazón y conduce al reposo a las provocado
Varios Salmos son invocaciones y sú- ovejas que han parido” (ver Is 40,1- por una
plicas personales o de todo el pue- 11).
pérdida
blo por encontrarse sumergido en El Dios del consuelo se dirige a los
la angustia, el dolor y el sufrimiento hombres y mujeres a través del importante.
intenso. anuncio de Jesús de Nazaret: “Feli- Sea un valor
El Salmo 21 comienza casi como un ces los afligidos, porque serán con- material, sea
reclamo a Dios y recordando sus in- solados” (Mt 5,5). En su discurso de un vínculo
tervenciones en los momentos más despedida, poco antes de su muer-
difíciles: “Dios mío, Dios mío, ¿por te, previene a sus discípulos que no afectivo o un
qué me has abandonado? ¿Por qué los dejará huérfanos, porque rogará proyecto no
estás lejos de mi clamor y mis ge- al Padre, quien les dará otro Parácli- realizado,
midos? / Te invoco de día y no res- to, es decir, alguien que acompañe y embarga
pondes, de noche y no encuentro consuele (ver Jn 14,16).
descanso; / y sin embargo tú eres el Pablo de Tarso extrae la última con-
el ánimo
Santo, que reinas entre las alabanzas secuencia del Dios del consuelo con una
del pueblo. En ti confiaron nuestros que se trasluce en el discípulo y la sensación de
padres: confiaron y tú los libraste; / discípula que acompaña todo sufri- pesadumbre y
clamaron a ti y fueron salvados, con- miento humano: “Bendito sea Dios,
fiaron en ti y no quedaron defrau- Padre de Cristo Jesús nuestro Se-
abatimiento.
dados. / Pero yo soy un gusano, no ñor, el Padre de las misericordias y
un hombre. La gente me escarnece Dios de todo consuelo, el que nos
y el pueblo me desprecia... / Pero tú reconforta en todas nuestras tribu-
Señor, no te quedes lejos; / tú que laciones para que podamos dar a los
eres mi fuerza, ven pronto a soco- que sufren el mismo consuelo que
rrerme...”. La lectura completa de recibimos de Dios. Porque así como
este salmo muestra la intensidad de participamos abundantemente de
la súplica y el fuerte abatimiento de los sufrimientos de Cristo, también
un hombre desamparado, que ade- por medio de Cristo abunda nuestro
más del dolor físico y anímico, sufre consuelo” (2 Cor 1,3-5).
sobre todo por sentirse abandona- La tarea de “consolar al triste” está
do de Dios. Sus palabras reflejan, en al alcance de cualquiera, ya que no
medio de la abrumadora tristeza, requiere ni dinero ni grandes cono-
una ilimitada esperanza. Según nu- cimientos, el varón más pobre y la
merosos comentaristas, el Evange- mujer más excluida están en con-
47
diciones de brindar su presencia y “La solidaridad no es un sentimien-
compañía. to superficial por los males de tan-
Nuestro “triste” contemporáneo será tas personas, cercanas o lejanas. Al
una persona adulta, varios jóvenes contrario, es la determinación firme
posmodernos, una familia, un ba- y perseverante de empeñarse por el
rrio amenazado por la inseguridad, bien común; es decir, por el bien de
otro “barrio privado” entristecido por todos y cada uno, para que todos
el aislamiento de sus murallas, una seamos verdaderamente responsa-
nación y hasta todo el planeta, pro- bles de todos” (Juan Pablo II, Sollici-
fundamente alterado en su armonía tudo rei socialis, 38).
Varios Salmos ecológica.
son invocacio- La tristeza de la exclusión
nes y súplicas Orientar al deprimido Hay tristezas por accidentes inevi-
A diferencia de la tristeza, producto tables, vínculos imposibles de vigo-
personales de una pérdida consciente, la de- rizarse, angustias ante el fin de la
o de todo el presión y los trastornos de ansiedad existencia propia o de los familiares
pueblo por provienen de causas inconscientes. y amigos más queridos, pesares por
encontrarse Algunos estudios de psicopatología las enfermedades y depresiones por
señalan que alrededor del 20% de la causas aún inconscientes o poco co-
sumergido en población de sociedades desarrolla- nocidas. Existe también un auténtico
la angustia, das, sufre algún trastorno de ansie- dolor de los pecados, que reconoce
el dolor y el dad clínica reconocible y tratable. el mal cometido o el bien omitido.
sufrimiento En estas situaciones, los consejos Pero hay tristezas provocadas por
optimistas, la presencia de los ami- la injusticia impuesta, las guerras
intenso. gos y la exhortación a levantar el sin sentido, la falta de ayuda por las
ánimo tienen poco resultado. Así demoras burocráticas o las culturas
como una infección necesita del an- de la muerte y de la exclusión. Si la
tibiótico adecuado, los trastornos de globalización no sirve para desarro-
ansiedad requieren un diagnóstico llar una vida más humana de todos
preciso y un tratamiento que puede los hombres y mujeres, y por el con-
combinarse, desde la utilización de trario, se ensanchan aún más las
los psicofármacos dirigidos a blo- diferencias de las clases, los grupos
quear la serotonina hasta las psico- sociales, y los pueblos entre sí, sólo
terapias individuales o grupales. obtendrá una tristeza globalizada.
Frente al deprimido, el mejor acto Una vez más, una acción tan per-
solidario es orientarlo a la consulta sonal dirigida concretamente a con-
del especialista y en casos más gra- solar al que sufre, supone también
ves, acompañarlo hasta la puerta enfrentar las causas más remotas de
del consultorio. Un paso más llevaría esas dolencias.
al mutuo fracaso y desconsuelo. Por eso, la obra de misericordia es-
Completando la tarea de los pro- piritual “consolar al triste” tiene hoy
fesionales, los grupos de autoayu- una nueva formulación, “solidaridad
da, como “Alcohólicos Anónimos”, con el que sufre, está apenado o
“Depresivos Anónimos”, “Narcóticos deprimido y arrancar las raíces de la
Anónimos” y similares, procuran el tristeza social, cuidando así la ecolo-
encuentro solidario que lleva a des- gía integral”.
cubrir en el propio doliente las fuer-
zas y las energías para encontrar una
salida a su desconsuelo, su enferme-
dad, su adición o su angustia.

48