Sunteți pe pagina 1din 46

MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.

R DOMÉSTICAS

INDICE
4. MANUAL DE O&M DE LA PTAR DE PUCHUKOLLO.....................................................191
4.1. Ubicación de la Planta....................................................................................................191
4.2. Descripción de las Unidades de Tratamiento..................................................................193
4.2.1. Pre-tratamiento.......................................................................................................196
4.2.2. Tratamiento Biológico............................................................................................198
4.2.3. Lagunas de Estabilización......................................................................................200
4.2.4. Descarga del efluente tratado al cuerpo receptor.....................................................202
4.2.5. Funciones de las unidades de tratamiento de la planta............................................203
4.3. Procedimientos de Operación y Tareas de Mantenimiento.............................................204
4.3.1. By-Pass...............................................................................................................204
4.3.2. Rejas...................................................................................................................205
4.3.3. Desarenador........................................................................................................206
4.3.4. Parshall...............................................................................................................207
4.3.5. Filtro Percolador.................................................................................................209
4.3.6. Lagunas de Estabilización...................................................................................218
4.4. Responsabilidades y Seguridad del Personal..................................................................228
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

INDICE DE ILUSTRACIONES

Figura 4.1. Ubicación de la PTAR Puchukollo.........................................................................191


Figura 4.2. Descargas de agua residual a la PTAR de Puchukollo............................................193
Figura 4.3. Emisario Principal de la PTAR de Puchukollo........................................................194
Figura 4.4. Esquema de Ampliación de la Planta de Puchukollo..............................................195
Figura 4.5. Esquema de la Planta de Puchukollo en la Actualidad (2013)................................196
Figura 4.6. Rejas en la planta de Puchukollo............................................................................197
Figura 4.7. Desarenador en la planta de Puchukollo.................................................................197
Figura 4.8. Parshall al ingreso a la Planta de Puchukollo..........................................................198
Figura 4.9. Cárcamos de bombeo al ingreso de los filtros percoladores – Puchukollo..............199
Figura 4.10. Sistema de distribución en los Filtros Percoladores de Puchukollo........................199
Figura 4.11. Ventilación, canal recolector de los Filtros de Puchukollo......................................200
Figura 4.12. Bafle de cemento – Estructura del Efluente de las Lagunas de Puchukollo............201
Figura 4.13. Cuerpo receptor Río Seco PTAR Puchukollo........................................................202
Figura 4.14. By-Pass – PTAR Puchukollo..................................................................................205
Figura 4.15. Plataforma de Acumulación de residuos extraídos en rejas.....................................206
Figura 4.16. Determinación del caudal en una canaleta Parshall.................................................208
Figura 4.17. Dispositivos de control para OD y PH....................................................................209
Figura 4.18. Válvula de alimentación del filtro – Puchukollo.....................................................210
Figura 4.19. Medición del Peso del relleno de un filtro Percolador............................................212
Figura 4.20. Espumas en el efluente de los filtros – Puchukollo.................................................214
Figura 4.21. Puntos de muestreo en el Afluente y Efluente de los filtros – Puchukollo..............216
Figura 4.22. Dispositivos de entrada y salida en las lagunas de Puchukollo...............................220
Figura 4.23. Canales de ingreso a las lagunas de Puchukollo.....................................................224
Figura 4.24. Acumulación de natas en lagunas de estabilización................................................225
Figura 4.25. Personal necesario para la operación de sistemas de lagunas de estabilización......228

ÍNDICE DE TABLAS

Tabla 4.1. Parámetros climáticos promedio de El Alto............................................................192


Tabla 4.2. Características geométricas de las lagunas..............................................................200
Tabla 4.3. Calidad del Efluente de la PTAR de Puchukollo.....................................................202
Tabla 4.4. Funciones de la unidades de tratamiento de la PTAR Puchukollo..........................203
Tabla 4.5. Valores de CV y CH para diferentes tipos de filtros percoladores..........................212
Tabla 4.6. Frecuencia del control de un Filtro Percolador.......................................................216
Tabla 4.7. Consideraciones para la toma de muestras..............................................................221
Tabla 4.8. Parámetros a ser analizados para la evaluación de Funcionamiento de lagunas de
estabilización. 223
Tabla 4.9. Personal necesario para la operación de sistemas de lagunas de estabilización......228
Tabla 4.10. Señalización en la Planta de Tratamiento de Puchukollo........................................234
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

4. MANUAL DE O&M DE LA PTAR DE PUCHUKOLLO.

4.1. Ubicación de la Planta.

La planta de tratamiento de aguas residuales Puchukollo está ubicada al Oeste de la ciudad de El


Alto, a una altura de 3.918 m.s.n.m., se encuentra entre las localidades de Puchukollo Bajo,
Huanokollo y Khiluyo. Colinda con el Río Seco por el Norte, las antenas de ENTEL por el Este, las
colinas de Khiluyo por el Noreste y con Huanokollo por el Sur y el Suroeste (ver Tabla 4.1). El
terreno de la planta es llano con una pendiente de 1% hacia el Noreste, la llanura está cubierta de
una escasa vegetación.
Figura 4.1. Ubicación de la PTAR Puchukollo.

(Fuente. GoogleEarth)

CLIMA

El clima en la ciudad del Alto es frío y seco, con un promedio anual de 7 °C (ver tabla 4.1) de
temperatura y 600 mm de precipitación. Las nevadas pueden ocurrir en cualquier época del año,
aunque lo típico es que ocurran entre julio y septiembre en horas de la madrugada y de la mañana.
Suelen ser débiles y pocas veces la nieve cuaja. En promedio, se tienen 7 días con caída de nieve
por año (www.wikipedia.org/wiki/El_Alto#Clima).

El otoño es frío y muy lluvioso, el invierno es muy frío y algo seco con nevadas ocasionales, las
heladas son muy comunes en las madrugadas. La primavera es fría con lluvias y nevadas
ocasionales. El verano es frío y lluvioso (www.wikipedia.org/wiki/El_Alto#Clima).

191
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Tabla 4.1. Parámetros climáticos promedio de El Alto.


Mes Ene Feb Mar Abr May Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic Anual
Temperatura
diaria máxima 14 14 14 14 13 11 11 12 13 15 17 16 13.7
(°C)
Temperatura
diaria 9 9 9 7 5 3 3 4 6 7 9 10 6.8
promedio (°C)
Temperatura
diaria mínima 4 4 3 -1 -3 -5 -6 -5 -2 -1 1 3 -0.7
(°C)
Días de lluvias
4 4 3 0 0 0 0 0 0 0 1 3 15
(≥1mm)
Días de
nevadas 0 0 0 0.1 0.2 0.8 2.3 1.6 1.5 0.6 0.1 0 7.2
(≥1cm)
(Fuente. www.wikipedia.org/wiki/El_Alto#Clima)

RIO SECO

El curso de agua de río Seco se origina en las estribaciones de los nevados de Chacaltaya, en la
provincia Murillo; atraviesa la ciudad de El Alto en dirección Norte-suroeste, formando parte de la
Cuenca Endorreica y la sub-cuenca río Katari; ingresa a la ciudad de El Alto, por el sector norte del
distrito 5 y atraviesa los distritos 4 y 3. En su transcurso por la ciudad, el río alcanza un largo
aproximado de 10 Km y abarca anchos variables, que en ciertos lugares superan los 40 metros. Su
caudal aproximado, es de 0.109 (m3/s). (Gutiérrez – Zubieta, 2010).

La Planta de Tratamiento de Aguas residuales de Puchukollo se encuentra aledaña al Río Seco, el


mismo que se convertirá en cuerpo receptor de las aguas tratadas provenientes de esta PTAR.

192
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

4.2. Descripción de las Unidades de Tratamiento.

En la ciudad de El Alto la gran mayoría de los distritos 1, 2, 3, 4, 5, 6 y parte de las zonas de los
distritos 7 y 8, descargan sus aguas a la PTAR de Puchukollo (ver Figura 4.2). Las aguas
descargadas por esta urbe son colectadas a través del sistema de alcantarillado sanitario de la ciudad
y llevadas hasta la Planta mediante un emisario principal (tubo de hormigón armado de diámetro
1000 mm, ver Figura 4.3), la cual está administrada por EPSAS (Gutiérrez – Zubieta, 2010)

Figura 4.2. Descargas de agua residual a la PTAR de Puchukollo.

(Fuente. Red Hábitat, 2011)

193
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Figura 4.3. Emisario Principal de la PTAR de Puchukollo.

(Fuente. Red Hábitat, 2011)

La planta de tratamiento de Puchukollo tiene una superficie total de 127 hectáreas. En las gestiones
1997 y 1998 se construyeron 13 lagunas de estabilización divididas en dos series (II y III) en una
superficie de 47.84 hectáreas. Comenzó a operar el 9 de noviembre de 1998. Fue diseñada para una
capacidad es de 430 (l/s) como máximo, (340 (l/s) en época de lluvias y 260 (l/s) en época de
estiaje), con un tiempo de retención según diseño de 28 días, con carga actual de 40 a 45 días.

En épocas de lluvia, puede alcanzar de hasta 1.800 (l/s), en estos casos, se abre las compuertas (By-
Pass) para llevar todo el caudal al Río Seco; debido a que la ciudad de El Alto cuenta con un solo
sistema de recolección de aguas residuales domésticas e industriales, además de las aguas pluviales.
(Gutiérrez – Zubieta, 2010).

Debido a problemas que enfrenta la planta de Puchukollo durante los 15 años de funcionamiento, en
lo que se refiere a la capacidad de tratamiento y la eficiencia en la remoción de algunos de los
parámetros, EPSAS ha optado por ampliar la planta, bajo el siguiente criterio, están previstas 4
etapas (fases) para la ampliación y se estima que la última etapa culminaría el 2035.

Está previsto construir 3 lagunas anaerobias más (ver Figura 4.4). Las lagunas anaerobias existentes
y las lagunas anaerobias futuras van a enviar sus aguas a cárcamos donde mediante bombeo el agua
será enviada a 13 filtros que serán construidos también en 4 etapas. Desde este lugar el agua será
enviada otra vez con bombas a las lagunas facultativas de ambas series, que tendrán la función de
lagunas de sedimentación. Posteriormente el agua saldrá de las lagunas de maduración para
terminar con el tratamiento en una planta de desinfección.
Figura 4.4. Esquema de Ampliación de la Planta de Puchukollo.
194
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

LAGUNAS SERIE II LAGUNAS SERIE III OTROS


II - 1 Laguna Anaerobia III - 1 Laguna Anaerobia FP Filtro Percolador
II – 2 Laguna Facultativa III – 2 Laguna Facultativa B Estacione de Bombeo
II – 3 Laguna Facultativa III – 3 Laguna Facultativa D Desinfección
II – 4 Laguna de Maduración III – 4 Laguna de Maduración E Emisario
II – 5 Laguna de Maduración III – 5 Laguna de Maduración R Rejilla
II – 5T Laguna de Totoras III - 6 Laguna de Pulimiento D Desarenador
II - 6 Laguna de Pulimiento Lan Laguna Anaerobia (ampliación) P Parshall

E – II Enfluente serie II
EG Efluente General RS Río Seco
E- III Enfluente serie III

(Fuente. Elaboración Propia en base a Gutiérrez – Zubieta, 2010).

Por el costo elevado y la falta de recursos económicos fue necesario que el proyecto en la primera
etapa se divida en 2 fases, (gestión 2009 y 2013 – para una población estimada a servir 714.904
habitantes), en la cual la fase 1A consta de 3 filtros, tuberías y bombas necesarias (construidas en la
gestión 2010- ver Figura 4.5) y en la etapa 1B se complementará con 2 filtros adicionales más y la
desinfección. (Gutiérrez – Zubieta, 2010).

Por la topografía en la que se encuentra la planta, las aguas residuales pasan a través de las
diferentes unidades de tratamiento por sistemas de Lagunaje por simple gravedad (EPSAS, 2007).
En el caso de los filtros percoladores el efluente de estas unidades son bombeadas hacia las lagunas
facultativas de ambas series.

Figura 4.5. Esquema de la Planta de Puchukollo en la Actualidad (2013).

195
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

LAGUNAS SERIE II LAGUNAS SERIE III OTROS


II - 1 Laguna Anaerobia III - 1 Laguna Anaerobia FP Filtro Percolador
II – 2 Laguna Facultativa III – 2 Laguna Facultativa A -B Estaciones de Bombeo
II – 3 Laguna Facultativa III – 3 Laguna Facultativa D Desinfección
II – 4 Laguna de Maduración III – 4 Laguna de Maduración E Emisario
II – 5 Laguna de Maduración III – 5 Laguna de Maduración R Rejilla
II – 5T Laguna de Totoras III - 6 Laguna de Pulimiento D Desarenador
II - 6 Laguna de Pulimiento SC Sala de Control P Parshall

E – II Enfluente serie II
EG Efluente General RS Río Seco
E- III Enfluente serie III

(Fuente. EPSAS, 2007).

4.2.1. Pre-tratamiento

By-Pass: Al ingreso a la planta, un vertedero By-Pass permite desviar los caudales excedentes
generados por aguas de lluvia (no existe red pluvial en El Alto) hacia Río Seco (ver Figura 4.14).

Rejas: En el canal de ingreso, un sistema doble de rejas inclinadas permite la retención de los
sólidos más voluminosos. Las rejas son constituidas de barrotes de metal con espaciamientos de
5(cm) y 3(cm) respectivamente (ver Figura 4.6).

Figura 4.6. Rejas en la planta de Puchukollo.

196
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Reja al ingreso de la Planta Rejas después de los desarenadores


(Fuente. Elaboración Propia)

Desarenador: Entre los dos sistemas de rejas, las aguas pasan por un desarenador constituido por
dos compartimientos (ver Figura 4.7), cada uno con dos buzones de purga acoplados en su base a
válvulas de FFD=100 mm, para operar la limpieza del material retenido.

Figura 4.7. Desarenador en la planta de Puchukollo.

Desarenador de 2 compartimientos Compuertas de acción manual para la


limpieza del Desarenador.
(Fuente. Elaboración Propia)

Medición de caudales: En el canal de ingreso (ver figura 4.8) y en los efluentes de las series II y
III, los canales Parshall permiten la determinación de caudal, mediante unas tablas de
correspondencia específicas de cada Parshall. En la desviación del canal de ingreso hacia la serie
III, se instaló una lámina metálica movible a manera de caudalímetro rectangular.
Figura 4.8. Parshall al ingreso a la Planta de Puchukollo.
197
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

(Fuente. Elaboración Propia)

4.2.2. Tratamiento Biológico

Filtros Percoladores: Los tres Filtros Percoladores cada uno de 40 metros de diámetro y con un
medio permeable de 5 metros de altura, reciben las aguas provenientes de las lagunas Anaerobias de
ambas series (II y III), el residuo pasa por un cárcamo y es bombeado a cada filtro circular (ver
Figura 4.9) donde es distribuido por encima del lecho (SESSIL) mediante un distribuidor giratorio.

Los distribuidores de los filtros consisten en dos brazos montados sobre un pivote en el centro del
filtro que gira en el plano horizontal (ver Figura 4.10). Los brazos son huecos y tienen boquillas por
las que se descarga agua residual sobre el medio filtrante. La distancia entre los brazos y la parte
superior del lecho es de 20 cm.

El medio permeable empleado para los Filtros Percoladores es de SESSIL, el cual es un empaque en
forma de tiras las cuales son de 1 1/8” de ancho y hechas de polietileno estabilizado contra rayos
ultravioleta y reforzado con tres cordones de polietileno de alta densidad.

El refuerzo de polietileno no solo provee tensión al medio, sino que también hace que la cinta se
arrugue, lo que asegura una superficie segura para el crecimiento biológico. Los grupos de cintas se
adhieren a soportes de madera de 4 metros de longitud y de sección 1/5/8” x 3/1/8”, que son
sostenidos en los extremos y con el medio colgando verticalmente.

198
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Cada uno de los filtros posee un sistema de desagüe inferior que además de cumplir la función de
ventilación del sistema (ver Figura 4.11), recoge el agua tratada y los sólidos biológicos que se han
separado del medio, y son llevados al canal colector de la unidad que llega hasta los cárcamos de
bombeo, los cuales trasladan las aguas hasta las lagunas Facultativa de ambas series.

Figura 4.9. Cárcamos de bombeo al ingreso de los filtros percoladores – Puchukollo.

Cárcamos de Bombeo de ingreso a los


Filtros Percoladores en la PTAR de Puchukollo. Filtros Percoladores.
(Fuente. Elaboración Propia)

Figura 4.10. Sistema de distribución en los Filtros Percoladores de Puchukollo.

(Fuente. Elaboración Propia)

Figura 4.11. Ventilación, canal recolector de los Filtros de Puchukollo.

199
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Ingreso del residuo al Filtro Canal recolector del efluente de Canal de salida de los filtros. Cárcamos
Sistema de ventilación inferior los filtros. de bombeo hacia las lagunas
(Fuente. Elaboración Propia)

4.2.3. Lagunas de Estabilización

Un canal principal conduce las aguas a dos series de lagunas de estabilización: una denominada
serie II, la otra serie III (ver Tabla 4.2). Las aguas ingresan a la primera laguna de cada serie, II-1 y
III-1. Canales By-Pass internos permiten desviar las aguas a las lagunas II-2 y III-2, durante los
períodos de limpieza de la primera laguna de cada serie (extracción de lodo).

Cada serie es constituida por seis lagunas:


- Una laguna anaerobia-facultativa (II-1 y III-1)
- Dos facultativas (II-2 y II-3 por un lado, III-2 y III-3 por otro)
- Dos de maduración (II-4 y II-5, III-4 y III-5)
- Una de pulimento o acabado final (II-6 y III-6).

En la serie II existe una laguna experimental con plantación de totoras (II-5T), paralelamente a la
laguna II-5. El agua pasa de una a otra laguna por rebalse a través de un bafle de cemento (ver
Figura 4.12).
Tabla 4.2. Características geométricas de las lagunas.
Profundidad Área Volumen
Lagunas
(m) (m2) (m3)
S E R I E II
II-1 Anaerobia-facultativa 4.82 54873.00 190818.09
II-2 Facultativa 3.95 52943.80 120251.60
II-3 Facultativa 2.80 29898.00 64653.43
II-4 Maduración 1.60 36304.40 34342.51
II-5T Totoras 1.67 9723.75 9456.94
II-5 Maduración 1.44 17950.00 16590.98
II-6 Acabado 2.56 13411.50 23730.40
T O T A L Serie II - 215104.45 459843.95
200
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

S E R I E III
III-1Anaerobia-facultativa 4.66 71282.50 224418.95
III-2 Facultativa 4.20 59788.75 154361.00
III-3 Facultativa 1.76 34987.50 39085.27
III-4 Maduración 1.75 25772.50 27463.63
III-5 Maduración 1.80 24043.25 28225.98
III-6 Acabado 2.55 20794.25 39342.49
T O T A L Serie III - 236668.75 512897.32
T O T A L (II y III) - 451773.20 972741.27
(Fuente. EPSAS, 2007).

Figura 4.12. Bafle de cemento – Estructura del Efluente de las Lagunas de Puchukollo.

(Fuente. SEDUE, 1985)

-Laguna anaerobia: Se utiliza como un tratamiento primario o inicial. En esencia es un digestor que
no requiere oxígeno disuelto debido a que bacterias anaerobias descomponen los residuos
orgánicos.
-Laguna facultativa: Laguna en la cual existen una zona aerobia superior mantenida por las algas y
una zona anaerobia inferior. En este tipo de laguna se encuentran organismos aerobios
facultativos y anaerobios.
-Laguna de maduración: Tiene la función primordial de reducir el número de microorganismos
patógenos, por medio de una extensión en el período de retención.
-Laguna de pulimento: En esta laguna se realiza el acabado final del tratamiento, para reducir los
sólidos generados en el tratamiento (algas muertas u otros flóculos).

Aguas Subterráneas: Una red de drenaje, construida con tubos de cemento, une todos los vértices
de los diques principales, para evacuar las aguas superficiales a canales perimetrales, que recolectan
las aguas freáticas. El sistema cuenta con cámaras de inspección en cada laguna. Diez pozos
piezométricos (de los cuales 9 están situados en el interior de la planta y 1 fuera) han sido

201
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

perforados hasta profundidades de 10 a 15 m para el monitoreo de la calidad del agua subterránea y


la detección de la contaminación de las napas freáticas.

4.2.4. Descarga del efluente tratado al cuerpo receptor.

A la salida de la última laguna de cada serie, el agua es conducida por un canal de tierra hasta el
punto de descarga (efluente) al Río Seco, cuerpo receptor, en estos canales independientes para cada
serie se construyeron vertederos y filtros biológicos para incrementar la remoción de los
contaminantes.

Figura 4.13. Cuerpo receptor Río Seco PTAR Puchukollo.

Agua depurada descargada al río seco.


(Fuente. Red Hábitat, 2011)

Por otro lado, es importante mencionar que la calidad del efluente de la PTAR de Puchukollo según
el análisis realizado en el Plan Maestro Metropolitano de agua potable y Saneamiento de La Paz -
El Alto se puede señalar lo siguiente:

Tabla 4.3. Calidad del Efluente de la PTAR de Puchukollo.

Parámetros Unidades Efluente 1 Efluente 2 Anexo A-2


PH - 8.61 8.43 6.9
Conductividad uS/cm 1999 1944 -
Temperatura °C 17.4 18.4 -
Coliformes Termoresistentes UFC/100ml 2.0 x 104 7.9 x 104 1000
DBO5 mg O2/l 120 154 80
DQO mg O2/l 402 410 250 - 300
Nitrógeno Total mg N/l 120.38 115.48 -
Fósforo Total mg P/l 45.46 37.15 -
Sólidos Suspendidos Totales mg/l 120 142 60
Cloruros mg/l 143.12 135.71 -
Sulfatos mg/l 11.47 2016 -

202
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Parámetros Unidades Efluente 1 Efluente 2 Anexo A-2


Efluente 1= Salida de lagunas de pulimento II-6
Efluente 2 = Salida de laguna de pulimento III-6
(Fuente. Plan Maestro Metropolitano de agua potable y Saneamiento de La Paz - El Alto, 2012)

Al respecto se puede señalar que las salidas de las lagunas de pulimento, al unirse son descargadas
al Río Seco, no cumple con los valores establecidos en el Anexo A-2 del Reglamento en Materia de
Contaminación Hídrica (ley 1333).

4.2.5. Funciones de las unidades de tratamiento de la planta.

Las funciones de las diferentes etapas de tratamiento de la planta de Puchukollo se muestran en la


tabla 4.4.

Tabla 4.4. Funciones de la unidades de tratamiento de la PTAR Puchukollo.

Unidad de Tratamiento Cribado Arena DBO Coliformes Sólidos Algas.


Reja 
Desarenador 
Filtro Percolador  
Laguna Anaerobia  
Laguna Facultativa   
Laguna de Maduración 
Laguna de Pulimiento 
(Fuente. Elaboración Propia).

4.3. Procedimientos de Operación y Tareas de Mantenimiento.

El manual de operación y mantenimiento presentado en este acápite para la Planta de Tratamiento


de Aguas Residuales de Puchukollo (ciudad de El Alto) propone los mecanismos necesarios para
203
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

conseguir el funcionamiento óptimo de la PTAR, otorgando a los operadores de los sistemas una
herramienta de trabajo bajo la forma de instructivos.

No todos los sistemas de tratamiento a mantener en la planta de tratamiento de Puchukollo son del
mismo tipo, por lo que los procedimientos sugeridos en este manual se clasificaron como diarios,
semanales y mensuales o anuales.

En gran parte de las intervenciones de mantenimiento que se proponen para la PTAR de Puchukollo
son de carácter preventivo, ya que los sistemas de tratamiento empleados para tratar las aguas
residuales (rejillas, desarenadores, canaletas Parshall, Filtros Percoladores y lagunas de
estabilización), no requieren de acciones mecánicas y/o eléctricas para su funcionamiento.

Por otro lado, debido a la topografía y a la ubicación en la que se encuentran los filtros percoladores
en relación a las unidades que la anteceden y a las subsecuentes (lagunas de estabilización), se
requiere bombear las aguas tanto en la entrada como a la salida de los mismos, como caso único
para los cárcamos de bombeo se considerarán procedimientos de mantenimiento no solo
preventivos si no también correctivos y predictivos.

4.3.1. By-Pass.

El By-Pass está constituido de un murete de 60 cm de altura y de una compuerta de acción manual


(ver Figura 4.14), durante el período de lluvia, se deberá abrir la compuerta del By-Pass para
permitir que el caudal excedentario (mezcla de aguas residuales domésticas con aguas de lluvias)
sea desviando hacia el Río Seco, una vez que el tirante de agua este menor a 60 cm se volverá a
cerrar la compuerta para que el flujo del agua residual siga su curso de tratamiento.

a) Tareas de Mantenimiento.

Las compuertas del By-Pass, deben ser limpiadas mensualmente, eliminando la grasa retenida. Para
prevenir la corrosión se debe repintar con pintura negra anticorrosivo cada año. El engrase del
vástago o tornillo sin fin se debe realizar semestralmente.

Figura 4.14. By-Pass – PTAR Puchukollo.

204
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

(Fuente. Elaboración Propia).

4.3.2. Rejas.

La operación de las rejas se basara simplemente en monitorear e identificar cualquier obstrucción


por materiales de tamaños mayores a los que se espera obtener, de ser así se debe proceder a la
limpieza de la misma. Esto es necesario porque a medida que la basura se acumula en las rejas,
bloquea el canal de paso y causa que el flujo de agua residual regrese por el canal de ingreso
permitiendo que se sedimente mayor cantidad de materia orgánica y ésta se descomponga
produciendo ácido sulfhídrico, el cual causa la corrosión del concreto, metal y pintura; además,
cuando se tiene escasa ventilación se produce una atmósfera tóxica y explosiva por la acumulación
de metano.

a) Control del Tratamiento.

Para el funcionamiento adecuado de las rejas, se deberá registrar los volúmenes de sólidos
evacuados, para poder programar de la mejor manera la evacuación de los residuos. En esta etapa es
importante controlar las velocidades de aproximación a las rejas, las mismas que se recomienda
deberán estar entre 0.50 - 0.60 m/s, para evitar sedimentación de material putrescible o arrastre de
sólidos hacia el sistema de tratamiento.

b) Tareas de Mantenimiento.

Las rejas se limpiaran manualmente de forma diaria y frecuente (se recomienda una limpieza cada 4
horas); para la limpieza se utilizará un rastrillo, donde los residuos acumulados son deslizados
cuidadosamente hacia la plataforma de drenaje, evitando que pasen a través de las rejas y se
introduzcan a la planta.

205
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Una vez que los residuos han escurrido, se deben depositar en la plataforma de drenaje (ver figura
4.15), y cuando los residuos hayan secado, deben ser depositados en el contenedor elevado de
basura (los residuos de la segunda reja serán trasladados con carretilla). El material acumulado en el
contenedor será evacuado quincenalmente por el servicio de limpia municipal de residuos sólidos.

Figura 4.15. Plataforma de Acumulación de residuos extraídos en rejas.

(Fuente. Elaboración Propia).

La plataforma ya vacía debe ser lavada antes de volver a usarla para evitar la proliferación de
moscas y emisión de malos olores. Por otra parte, debido a que estas rejas están en una atmósfera
con humedad, hay que protegerlas de la corrosión pintándolas cada 6 meses con pintura epóxica,
previa limpieza profunda.

4.3.3. Desarenador.

El desarenador consiste en dos unidades en paralelo, cada una con dos compartimientos para la
acumulación de arenas. El desarenador A (derecha) está provisto de dos compuertas metálicas A1 y
A2 y el Desarenador B (izquierda) de dos compuertas metálicas B1 y B2, en ambos casos
compuertas de acción mecánica (ver figura 4.7). Para la deposición de las arenas, se debe controlar
la velocidad de las aguas de ingreso, debe estar en el rango de 0.3 a 0.4 m/s, evitando de esta
manera la precipitación de materia orgánica. (EPSAS, 2007).

En el desarenador deben considerarse los siguientes procedimientos:

- Medición periódica del lecho de arena acumulado.


- Aislamiento del desarenador accionando las compuertas en el momento en que la arena ocupe
2/3 del volumen.

206
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

- Drenaje del agua residual en la cámara mediante bombeo.


- Remoción de la arena.
- Estimación de la cantidad de arena removida para los registros en las fichas de operación.
- Transporte del material removido en volquetas y trasladados a su disposición final.
- Lavado del desarenador para ser utilizado nuevamente.
- Verificación de la cantidad de arena en las unidades subsecuentes.
- Remoción de la arena, si fuera el caso, retenida en las demás unidades de tratamiento.

Cuando el contenido de materia orgánica en el material removido es del orden del 40% al 50%
empieza a producir malos olores, el material retenido debe ser enterrado.

a) Control del Tratamiento.

En el caso de esta unidad de tratamiento se deberá tomar muestras semanales compuestas en el


efluente de la unidad para controlar el porcentaje de remoción del parámetro principal buscado por
esta etapa de tratamiento, los sólidos sedimentables. Por otro lado, se deberá analizar una muestra
de la arena removida en términos de sólidos volátiles.

b) Tareas de Mantenimiento.

La limpieza de los desarenadores se la efectuará semanalmente de forma manual, transfiriendo las


arenas a volquetas y transportadas hacia el sitio de disposición final. Los medios para el acarreo de
las arenas deben tener protección para evitar pérdidas del material.

Una vez que se haya removido todo el material de los compartimientos, se lavaran las paredes para
prevenir la acumulación de grasas y espumas de detergentes, para ser utilizado nuevamente. El
mantenimiento de las compuertas de los desarenadores seguirá el mismo procedimiento que la
compuerta By-Pass, descrito anteriormente.

4.3.4. Parshall.

En cada uno de los aforadores ubicados al ingreso y salida de las series de Lagunaje (II y II), se
determinará el caudal, para tal efecto basta con leer la escala en su punto de lectura a la entrada del
aforador cada dos horas (ver figura 4.16) y usando ecuaciones y tablas (ver anexo 4)
correspondientes se obtiene el valor del caudal diario. El único aspecto que se debe cuidar es que la
descarga sea libre.

207
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Figura 4.16. Determinación del caudal en una canaleta Parshall.

(Fuente. Elaboración propia).

Para saber si una descarga es libre, es necesario observar la superficie del agua inmediatamente
después del aforador. Si se nota el salto hidráulico en las inmediaciones del aforador, entonces es un
salto hidráulico normal y el aforador tiene descarga libre, por lo que no debe corregirse el gasto.

Si el lector tiene dificultad para distinguir el tipo de salto hidráulico, simplemente debe registrar las
medidas aguas arriba y aguas abajo del Parshall y calcular el caudal como corresponda.

En el canal de ingreso a la serie III, se incorporó un vertedero rectangular para evaluar la repartición
de caudal de ingreso entre las dos series. Se efectúan la lectura y el registro en la planilla
correspondiente cada 2 horas.

a) Control del Tratamiento.

Antes de esta unidad aforadora, se instalaron dos dispositivos (ver figura 4.17) que determinan: una
la cantidad de Oxígeno Disuelto y la segunda el pH de las aguas residuales que entraran a las
unidades de tratamiento subsecuentes.

Figura 4.17. Dispositivos de control para OD y PH.

208
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

(Fuente. Elaboración Propia).

b) Tareas de Mantenimiento.

Los aforadores requieren de un mantenimiento semanal para que operen satisfactoriamente. Se


limpiará con cepillos especiales y detergenetes. Normalmente en este tipo de estructuras crece algún
tipo de maleza en las paredes y el azolve suelen acumularse en el fondo, particularmente en la
entrada del aforador, por lo que es recomendable limpiar esta parte, cada vez que asi lo requiera.
Para evitar la maleza, es conveniente pintar el aforador con pintura asfáltica, lo que aumentará la
vida útil del dispositivo.

4.3.5. Filtro Percolador.

a) Puesta en marcha.
Antes de la puesta en marcha de los filtros percoladores se debe verificar las instalaciones en cada
uno de ellos, según el siguiente detalle:
- Asegurarse que no existe ningún objeto que tapone el canal de recolección, asegurando el
libre paso del agua.
- Colocar cuidadosamente el medio filtrante, el mismo no debe ser compactado de ser así
esto puede traducir en una serie de taponamientos.
- Colocar la tubería de ingreso, usualmente la hacen los fabricantes de esta pieza.
- Posteriormente se debe colocar los brazos de distribución, los cuales estarán sujetos por
medio de unos tirantes en su parte superior.
- Verificar que el sistema gire libremente, cualquier vibración que se produzca debe ser
corregida antes de poner a funcionar la unidad.

209
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Es recomendable poner a funcionar los filtros percoladores nuevos o los que han estado fuera de
operación, evitando el periodo de lluvias (dependiendo las condiciones climáticas), considerar
además los malos olores que se presentan en el verano y el bajo crecimiento bacteriano que se
producen en invierno.

Una vez que se ha comprobado el buen funcionamiento tanto del equipo mecánico como eléctrico
(cárcamos de bombeo), el poner a funcionar la unidad es sumamente simple, basta con abrir la
válvula que alimenta el filtro de agua residuale (ver figura 4.18) y observar cuidadosamente el giro
de los brazos, así como la correcta difusión del desecho sobre el medio filtrante.
Las boquillas deben esparcir el agua residual uniformemente sobre el lecho filtrante. Varias semanas
deben pasar (entre 10 y 15 días) para notar el desarrollo de la biomasa en el medio filtrante, durante
este periodo de crecimiento se producirá un efluente inestable.

En los primeros años los caudales son menos que 10 (l/s), para mover el distribuidor se requerirá
por lo menos 20 (l/s), por esto en los primeros años de operación puede ser posible y útil trabajar
solamente con un filtro (para aumentar la carga hidráulica) (Wagner, 2008), para luego ir
incorporando al funcionamiento uno a uno los demás filtros.

Figura 4.18. Válvula de alimentación del filtro – Puchukollo.

(Fuente. Elaboración Propia).


Una vez que se ha establecido una adecuada biomasa se considera que la planta se encuentra en un
estado normal de operación y se requiere de una pequeña rutina de operacional para controlar el
proceso.

b) Operación de los Filtros

Como la operación de un filtro percolador depende de la biomasa que en él se genera, es evidente


que cuando empiece a funcionar no existe una población adecuada de organismos en el medio
210
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

filtrante. La generación de una biomasa adecuada es indispensable no únicamente en unidades


nuevas, sino también en aquellas que por haber estado mucho tiempo sin funcionamiento han
ocasionado la muerte de algunos microorganismos. Por lo tanto debe evitarse que los filtros queden
fuera de operación durante un periodo de tiempo muy largo.

Durante los meses de invierno se requiere una atención cuidadosa para evitar congelamientos, las
bajas temperaturas que presenta la ciudad de EL Alto puede ocasionar la disminución de la
reproducción de los microorganismos que forman la biomasa.

Se debe controlar en los distribuidores rotatorios su velocidad de giro, la cual debe mantenerse en el
orden de 10 rpm. Por otro lado; la superficie del filtro debe mantenerse libre de vegetación en
general y de acumulaciones de hojas u otras basuras que puedan causar taponamientos y afectar el
funcionamiento de los filtros.

Para controlar el buen funcionamiento de los filtros es indispensable analizar las aguas residuales
que entran, así como el efluente de la unidad. El operador con una simple observación deberá
identificar la presencia de los siguientes factores: variación en los caudales, formación de espumas
en el clarificador, el calor del medio filtrante y los olores que indican cambios en la forma en que se
desarrolla el proceso biológico de tratamiento.

Será necesario medir el peso del relleno (ver figura 4.19) para constatar, que el filtro tiene una
abstracción. Normalmente el peso máximo que es aceptable es un peso de 250 (kg/m 3) para el tipo
de relleno utilizado en los filtros de Puchukollo (SESSIL), en el caso de ser superado este valor nos
indica que se pueden presentar problemas de obstrucción en el filtro.

Figura 4.19. Medición del Peso del relleno de un filtro Percolador

211
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Medio Filtrante SESSIL - Puchukollo


(Fuente. Wagner, 2008).

Para ello se deberá lavar el filtro eso significa disminuir la velocidad de distribución de agua del
filtro y aumentar la carga hidráulica. Se deberá tener cuidado al momento de realizar esta operación
cuando se camine sobre el medio filtrante, puesto que la biopelícula que se encuentra en el medio es
sumamente resbalosa.

Principales parámetros de operación de los filtros percoladores.

-Carga volumétrica (CV): Es la masa de DBO que se aplica al filtro diariamente por cada metro
cúbico de empaque (kg DBO5/m³.dia). El valor de la CV se muestra en la tabla 4.4.
-Carga hidráulica (CH): Es el gasto o flujo que se aplica por unidad de área del filtro (m3/m2.día).
Los valores de carga hidráulica se detallan en la tabla 4.4. En caso de usar valores diferentes a
los recomendados, se debe sustentar adecuadamente con base en estudios piloto o experiencias
anteriores evaluadas por una autoridad competente.

Tabla 4.5. Valores de CV y CH para diferentes tipos de filtros percoladores.


CV (kg DBO5/m3.día) CH (m3/m2.día)
Baja Velocidad 0.2 2.0 – 5.0
Velocidad Media 0.2 – 0.5 4 – 10
Alta Velocidad 0.7 – 1.0 15 - 30
(Fuente. Gutierrez – Olmo – Garcia, 2005)

Recirculación

212
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Una fracción del residual tratado en los filtros percoladores retorna a los mismos después de
separarlos de la biomasa en el sedimentador secundario. El flujo que retorna es lo que se denomina
recirculación. En todo caso sería muy útil trabajar con una recirculación, pero recircular agua
significa costos de energía, por lo que el fin de una operación es evitar estos costos. Trabajar con
recirculación tiene ventajas tales como:

-Reducción del peligro de una obstrucción.


-Una carga más homogénea sobre el filtro.
-Disminución de las concentraciones en la entrada del filtro.
-Ecualización de cargas hidráulicas.
-Mejora la actividad del film biológico, es decir, mantiene húmeda la biomasa en el filtro, en el caso
en que por alguna razón no esté entrando agua residual al filtro para ser tratada, la recirculación
puede ser de utilidad para que la biomasa no se seque.

Posibles problemas de los Filtros.

La generación de malos olores está generalmente asociada con los problemas de exceso de
sobrecarga volumétrica del filtro y al crecimiento excesivo del espesor de la capa de la biomasa
sobre el medio de relleno, razón por la cual la aireación en el filtro es insuficiente. Para el control de
olores se realizarán los siguientes pasos:

- Incrementar la recirculación para aumentar el poder abrasivo y eliminar el crecimiento


biológico excesivo manteniendo las condiciones aerobias
- Reducción de la carga orgánica de la DBO.
- Cambio del relleno, por uno que presente una superficie más grande (por ejemplo medios
plásticos).
- Eliminación de grasas en el afluente del filtro.
- Aumentar la ventilación.
- Eliminando depósitos en el fondo, enjuagándolos o raspándolos.

Una cantidad excesiva de moscas en los filtros suele producir molestias tanto en la propia planta de
tratamiento como en el trabajo rutinario de los operadores. La proliferación de moscas del género
Psychoda se debe a un excesivo crecimiento del número de sus larvas en el interior del lecho. Por lo
tanto para evitar esto se deberá inundar la superficie del lecho, disminuyendo el intervalo de pasada
del distribuidor, con lo cual se evita la salida de la mosca. En última instancia (no recomendable) se
puede acudir al empleo de insecticidas para su eliminación, y solo bajo una estricta supervisión de
personal calificado para ello.

213
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

La presencia de estos incestos puede deberse también al mal estado del filtro con respecto a la
humedad en caso de una carga baja de DBO, operaciones discontinuas, falta de ventilación, la
temperatura del filtro es más alta que la del medio ambiente, distribución deficiente de agua o
simplemente un mantenimiento de limpieza insuficiente. Esto se puede prevenir aumentando la
carga hidráulica (recirculación), disminución de la carga, limpieza de los muros del filtro, mejorar la
distribución con un mantenimiento de los brazos distribuidores.

Las causas de la formación de espumas en los canales de salida (ver figura 4.20) son por la
presencia detergentes no biodegradables. Para la eliminación de espumas es deberá rociar agua
atomizada en las zonas de acumulación. Los canales recolectores que se encuentran en el fondo de
los filtros deben mantenerse libre de depósitos sólidos.

Figura 4.20. Espumas en el efluente de los filtros – Puchukollo.

(Fuente. Elaboración Propia).

De igual manera el encharcamiento de la superficie del lecho es uno de los problemas comunes en
un filtro percolador, en ocasiones puede presentarse acumulación de agua en la superficie. Esta agua
debe eliminarse, las causas pueden ser: Excesivo crecimiento de la biomasa motivado por alta carga
volumétrica, Taponado del empaque debido a pobre efectividad en la eliminación de fangos en el
sedimentador primario o excesiva cantidad de biomasa en el interior y la superficie del lecho; para
evitarla, se puede recurrir a clorar las aguas antes de la entrada, para producir la muerte de parte de
la biomasa, y un lavado enérgico para su retirada (no recomendado). En un caso extremo se detiene
la operación del filtro y se deja secar. Las medidas que se deben seguir para prevenir este hecho
son:

- Reducción de la carga orgánica de la DBO.


214
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

- En caso extremo se debe cambiar el relleno.


- Aumentar el caudal.
- Limpiar la superficie del filtro con presión alta.
- Aumentar la ventilación.
- Poner el filtro fuera de servicio y secarlo.

Uno de los problemas que se pueden presentar en los filtros no menos importante, es una velocidad
insuficiente del distribuidor, eso se puede justificar por un impulso insuficiente por falta de caudal o
por la obstrucción del distribuidor, para prevenir este hecho se debe aumentar el caudal (carga
hidráulica, recirculación) o realizando la limpieza del distribuidor y de los orificios.

c) Control del Tratamiento.

Es necesario realizar muestreos periódicos y determinaciones analíticas que permitan conocer la


evolución en la calidad del agua tratada, además de controlar la calidad de la operación y
determinar cambios en esta.

El procedimiento de toma de muestras se realiza cumpliendo con las recomendaciones de las guías
internacionales de la OMS/OPS, como ser el tipo de recipiente, tiempo de almacenamiento, lo cual
a la vez está sustentado por la Norma Boliviana NB-10.15-003.

La recolección de las muestras deben tomarse en puntos donde las aguas residuales estén bien
mezcladas y no deben ser incluidos en el muestreo los sedimentos o material flotante que se hayan
acumulado previamente en el punto de muestreo. Las muestras deben examinarse tan pronto como
sea posible. En caso contrario, deben mantenerse en frío hasta ser conducidas al laboratorio para los
análisis correspondientes

Los parámetros usuales para controlar un filtro percolador son los siguientes:

Tabla 4.6. Frecuencia del control de un Filtro Percolador.


Parámetro Lugar de Muestreo Tipo de Muestra Frecuencia
DBO5 Efluente Muestra Compuesta Semanal
Sólidos Suspendidos Totales Efluente Muestra Compuesta Semanal
Sólidos Sedimentables Efluente Muestra Compuesta Diario
PH Efluente Muestra Simple Diario
Temperatura Afluente Muestra Simple Semanal
(Fuente. SEDUE, 1985)

215
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Los métodos utilizados para la determinación de los parámetros Físico, Químicos y microbiológicos
analizados en laboratorio de la PTAR PUCHUKOLLO son recomendados por el STANDARD
METHODS, Internacional Estándar Book Number, 087553-091-5. El registro de los análisis y
resultados obtenidos se efectúa en las planillas de control adjuntas en Anexo 5

Figura 4.21. Puntos de muestreo en el Afluente y Efluente de los filtros – Puchukollo.

Efluente del Filtro Percolador Afluente del Filtro Percolador


(Fuente. Elaboración Propia).

d) Tareas de Mantenimiento.

En general, el mantenimiento de un filtro percolador consiste en:

Mantenimiento diario

- Al comenzar las actividades diarias se debe limpiar los vertederos de distribución y retirar los
sólidos que se encuentren en ellos.
- Mantener las paredes mojadas. Esto evitara la presencia de moscas en el filtro.
- Remover cualquier acumulación de hojas u otras basuras presentes en la superficie del medio
filtrante.
- Limpiar las tuberías de entrada y salida, con agua a presión para retirar la basura que pueda
encontrarse en éstas.
- Observar el nivel del agua sobre la superficie del lecho filtrante.
- Control sobre las aberturas de los distribuidores para evitar su bloqueo o taponado.

Mantenimiento semanal

- Con agua a presión limpiar la superficie del filtro logrando desprender parte de la biomasa del
medio filtrante, y en las zonas donde se pueda observar una tendencia al encharcamiento
penetrar unos 30 cm sin remover el filtro.

216
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

- Revisar la tubería principal que se localiza a la salida del filtro y quitar el lodo presente para
mantenerlo limpia.

Mantenimiento anual

- Revisar las estructuras de concreto y metálica, para verificar aquellos puntos de corrosión y así
proceder a lijar y aplicar pintura anticorrosiva.

Mantenimiento en los Cárcamos de bombeo (SEDUE, 1985).

Estaciones de bombeo: Los cárcamos de bombeo deben ser inspeccionados cuando menos cada
año. Todas las partes de metal y concreto que estén en contacto con el agua residual deben tener una
capa de pintura anticorrosiva, la cual debe aplicarse cuando sea necesario, al igual que todas las
estructuras en la estación de bombeo. Cuando realice alguna reparación al equipo de bombeo,
póngale sus guardacoples y limpie perfectamente el área o revise que no haya lloraderos en el
cárcamo seco y cerciórese que las bombas funcionan al nivel que se requiere que operen.

Motores: Los motores deben ser lubricados después de 2000 horas de operación en el período
marcado por el fabricante. El motor tiene que ser detenido cuando empiece a eliminar la grasa.
Remueva el tapón del orificio de alimentación de grasa y tapones de los drenes. Destape el dren de
cualquier grasa dura, agregue grasa nueva a través del orificio de alimentación hasta que empiece a
salir por el orificio del dren. Arranque el motor y permita que opere por 15 min para eliminar el
exceso de grasa. Pare el motor e instale los tapones de los orificios de llenado y dren. Después de
cinco años de operación, el embobinado del motor puede tender a deteriorarse debido a la humedad
y al calor. Mandar revisar y reparar a un taller de servicio autorizado.

Bombas: Las bombas deben ser lubricadas estrictamente bajo las recomendaciones del fabricante,
no utilice lubricantes baratos de baja calidad. Revise el alineamiento de la flecha de la bomba con la
flecha del motor (hágalo según las indicaciones del fabricante), esto alargará la vida de los baleros
del motor y de la bomba. Los baleros deben ser lubricados cada 500 horas de operación,
dependiendo de las condiciones del servicio.

Emplear un mantenimiento correctivo en los cárcamos de bombeo es muy costoso ya que se


desatiende al equipo una vez que fue reparado y lubricado; y repararlo nuevamente cuando éste deje
de operar. En caso que se quiera emplear este tipo de mantenimiento será el de tipo correctivo de
emergencia. De ser así se seguirá el siguiente procedimiento.
217
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

De todas las bombas empleadas para el bombeo de las aguas a tratar, se deberá dejar al menos una
fura de funcionamiento o en stand-by, mientras que el resto están operando. Cuando se descompone
una, la bomba de stand-by entra en operación y suple la descompuesta, mientras que es reparada;
esto es mantenimiento correctivo; ahora, si la bomba descompuesta no se repara y se descomponen
otras bombas, entonces hay que reparar inmediatamente alguna de las descompuestas para poder
trabajar a la capacidad de operación. Esto último es mantenimiento correctivo pero de emergencia.

Este tipo de mantenimiento es indeseable, ya que produce una vida corta del equipo, es costoso y
produce muchos problemas operacionales.

La única manera de mantener un record de un mantenimiento preventivo es llevando


"REGISTROS". Cualquiera que sea el sistema de registros usado, debe llevar al día todas las
actividades efectuadas. La tarjeta de registro, debe tener la fecha y el trabajo realizado, debe incluir
todas las inspecciones mecánicas así como el servicio y debe estar firmado por el técnico quien hizo
el servicio. Asegúrese que la información en la tarjeta sea completa y correcta.

4.3.6. Lagunas de Estabilización.

La operación de un sistema de Lagunaje, requiere de una serie de rutinas que deberán ser ejecutadas
a fin de garantizar el buen funcionamiento de las mismas:

- Medición de caudales.
- Control de niveles de agua.
- Control en los dispositivos de transición.
- Detecciones Sensoriales: Olores y Colores.
- Medición de la Profundidad de Lodos.

La medida del caudal tiene una importancia decisiva para evaluar el funcionamiento de las lagunas.
Se deberá tener un registro de los caudales para determinar las cargas orgánicas e hidráulicas, el
tiempo de retención hidráulica, y como resultado, la eficiencia del sistema de tratamiento y su
capacidad. El operador debe registrar los caudales diariamente para tener una historia de los
caudales para poder anticipar problemas.

Durante épocas de lluvias y secas se debe realizar una medición de caudales más intensiva para
obtener mejores datos del comportamiento hidráulico. La lectura del caudal se debe realizar durante
218
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

5 días consecutivos; luego se puede obtener el caudal promedio de ese período de muestreo. Es
importantísimo comparar la diferencia entre las épocas para conocer bien la infiltración de agua
pluvial que puede dañar el proceso biológico de las lagunas.

Las lagunas tienden a secarse fácilmente provocando olores desagradables, crecimiento de plantas y
proliferación de insectos. Este descenso del nivel del agua puede ser causado por infiltraciones en el
fondo de los diques. Para subsanar ello, se debe reponer la capa de arcilla o impermeabilizar por
otros medios.

Por el contrario, para proteger las lagunas contra las sobrecargas hidráulicas por infiltración de
aguas pluviales, el operador debe desviar el sistema cuando los caudales llegan al nivel de
sobrecarga. Para tal efecto, el operador, debe desviar el flujo fuera del sistema. Una vez que el flujo
se normalice, el operador debe realizar la operación a la inversa, abriendo la entrada hacia las
lagunas y cerrando el desvío de emergencia.

La principal y más importante operación es la verificación de la carga de agua sobre las estructuras
de entrada y salida de las lagunas (ver Figura 4.22). Fallas en estos puntos conduce a la presencia de
cortos circuitos y a una pobre eficiencia en el funcionamiento de las lagunas de estabilización.

Figura 4.22. Dispositivos de entrada y salida en las lagunas de Puchukollo.

(Fuente. Elaboración Propia).

Las detecciones de malos olores y colores son muy importantes para conocer el grado de
funcionamiento de las lagunas. El operador debe estar pendiente de los olores y los colores que sean
219
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

extraños a los que deben existir normalmente en las lagunas. Las lagunas facultativas y de
maduración no deben tener olores fuertes si están funcionando bien. El color del agua residual en la
entrada de una laguna facultativa normalmente debe ser gris; el color de las aguas a la salida de las
lagunas facultativas y de maduración es verde por la concentración de algas presentes.

La observación (visual y olfativa) de las lagunas permitirá determinar, de forma aproximada pero
eficaz, si operan o no correctamente. En las lagunas anaerobias una coloración en superficie gris
negruzca y la presencia de abundante burbujeo son reflejo de un buen funcionamiento de este tipo
de lagunas. Por el contrario, la aparición en las mismas de micro-algas o de tonalidades rosáceas
son síntomas de que se está alimentado a la laguna con una carga inferior a la del proyecto.

Una coloración verdosa y la ausencia de burbujeo son síntomas de un buen funcionamiento de las
lagunas facultativas y de maduración, mientras que la aparición de tonalidades rosáceas indicará
que estas lagunas están recibiendo más carga de la de diseño. Otro síntoma de buen funcionamiento
de este tipo de lagunas es la ausencia de olores desagradables.

La única forma de verificar los cálculos de acumulación de lodos es efectuar mediciones en las
lagunas facultativas o anaeróbicas con una frecuencia de una vez por año. Se mide la acumulación
de lodos al sumergir un palo suficiente largo para la profundidad de la laguna. El palo debe tener un
extremo revestido con tela blanca absorbente. Se introduce éste en la laguna cuidando que
permanezca en posición vertical, hasta que alcance el fondo; entonces se retira y se mide la altura
manchada con lodos, que queda fácilmente retenido en la tela (Mara, et al., 1992). Se debe efectuar
cuadrículas con una lancha en la superficie de la laguna para poder estimar la profundidad media y
el volumen de lodos. Con los datos obtenidos se puede determinar la tasa de acumulación de los
lodos y el volumen de lodos en la laguna. Antes que la profundidad de los lodos llega a 0.5m, y
preferiblemente 0.3m (antes de que se ocupen 25% del volumen de la laguna), se debe planificar
una limpieza durante la próxima época seca.

La mayoría de los sólidos suspendidos presentes en el efluente sobre todo en las lagunas de
maduración y las de pulimiento, está constituida de algas algo complicadas de remover ya que las
condiciones climáticas favorecen a su población, para prevenir este hecho, se podrá usar una dosis
de 20 (mg/l) de sulfato de Aluminio en las lagunas de pulimiento para mejorar el efluente final en
descargas intermitentes.

220
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

a) Control del Tratamiento.

Para la realización del programa de muestreo y medición, se deben tomar en cuenta los siguientes
aspectos (Yánez, 1992):

- El tipo de medición o análisis a efectuarse.


- Los requisitos de preservación de las muestras.
- El modo de preservación de muestras hasta que se llevan al laboratorio.
- La variabilidad del parámetro y la precisión del análisis.
- El uso práctico de la información.

El procedimiento de toma de muestras se realiza cumpliendo con las recomendaciones de las guías
internacionales de la OMS/OPS, como ser el tipo de recipiente, tiempo de almacenamiento, lo cual
a la vez está sustentado por la Norma Boliviana NB-10.15-003.

Tabla 4.7. Consideraciones para la toma de muestras.

Volumen Período máximo de


Parámetro Envase *
ml almacenamiento
Temperatura 100 In situ
pH 25 P, v 6 horas
Conductividad eléctrica 100 P, v 24 horas
Turbiedad 100 P, v 7 días
OD 600 P, v 4-8 horas
DBO 50 P, v 24 horas
DQO 50 P, v 7 días
Fósforo 50 P, v 24 horas
Materia sedimentable 1000 P, v 24 horas
Sólidos 100 P, v 7 días
Nitrógeno total 500 P, v 7 días
Nitrógeno amoniacal 400 P, v 24 horas
Bacteriológico ** 120 P, v 8 horas
Sulfuros 50 P, v 24 horas
Metales pesados 300 P, v 7 días
*P = plástico; V = vidrio
** Las muestras siempre son refrigeradas y los frascos son esterilizados en autoclave.
(Fuente. EPSAS, 2008).

Todos los materiales y envases para los muestreos son previamente limpiados con mucho cuidado y
los envases de muestras para análisis de bacteriología son previamente esterilizados en autoclave,
en su generalidad los ensayos de laboratorio se realizan de inmediato minimizando los períodos de
almacenamiento de las muestras, sin embargo en el caso de almacenamiento las muestras siempre se
refrigeran.

221
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

La toma de muestra se realiza con envases adecuados y sujetados a una vara o tallo largo, la
profundidad mínima de muestreo es 30 cm por debajo de la superficie del agua. El control de las
lagunas se realizará en los siguientes puntos:

A afluente a la planta y corresponde al afluente de las series II y III.


II-1 efluente de la laguna II-1 y afluente de la laguna II-2.
II-2 efluente de la laguna II-2 y afluente de la laguna II-3.
II-3 efluente de la laguna II-3 y afluente de la laguna II-4.
II-4 efluente de la laguna II-4 y afluente de II-5 y II-5T.
II-5 efluente de la laguna II-5 y afluente de la laguna II-6.
II-5T efluente de la laguna II-5T, descarga a la laguna II-6.
II-6 efluente de la laguna II-6, corresponde al efluente de toda la serie II.
E efluente general (final) de la planta

En forma análoga se consideran los puntos de muestreo de la serie III. Por lo tanto en la serie II
existen siete puntos de muestreo y en la serie III seis puntos de muestreo.

Los métodos utilizados para la determinación de los parámetros Físico, Químicos y microbiológicos
analizados en laboratorio de la PTAR PUCHUKOLLO son recomendados por el STANDARD
METHODS, Internacional Estándar Book Number, 087553-091-5. El registro de los análisis y
resultados obtenidos se efectúa en las planillas de control adjuntas en Anexo 5.

Tabla 4.8. Parámetros a ser analizados para la evaluación de Funcionamiento de lagunas


de estabilización.

Tipo de Frecuencia de
Parámetro
muestra Muestreo
DBO Compuesta Semanal
DQO Compuesta Semanal
OD Compuesta Semanal
Sólidos Suspendidos Totales Compuesta Semanal
Sólidos Sedimentables Compuesta Semanal
Sólidos Totales Compuesta Semanal
Sólidos Disueltos Compuesta Semanal
Aceites y Grasas Compuesta Mensual
Fósforo Compuesta Mensual
Nitrógeno total Compuesta Mensual
Temperatura Simple Semanal
PH Simple Semanal
Amoniaco Total Compuesta Mensual
Coliformes totales Simple Semanal
222
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Tipo de Frecuencia de
Parámetro
muestra Muestreo
Coliformes Fecales Simple Semanal
Fenoles Compuesta Mensual
Hidrocarburos Totales Compuesta Mensual
Cianuro Compuesta Mensual
Detergentes Sintéticos Compuesta Mensual
Cromo Compuesta Mensual
Cadmio Compuesta Mensual
Plomo Compuesta Mensual
Mercurio Compuesta Mensual
Arsénico Compuesta Mensual
Sulfuros Compuesta Mensual
Caudal Compuesta Mensual
(Fuente. Elaboración Propia en base a EPSAS, 2008).

Semanalmente se toma muestras en 4 puntos: Afluente de la Planta, Efluente de la serie II y de la


serie III y el Efluente general de la Planta.

Una evaluación completa del funcionamiento de un sistema de Lagunaje es un proceso que requiere
mucho tiempo y personal experimentado para interpretar los datos obtenidos. En uno de los días de
cada periodo de muestreo, debe determinarse la profundidad de los lodos de las lagunas anaerobias
y facultativas, con la prueba de la “toalla blanca” descrita anteriormente.

b) Tareas de Mantenimiento.

El mantenimiento rutinario de la instalación de las lagunas debe ser el objetivo fundamental del
operador. Si no se cuida diariamente de que este mantenimiento se realice, en poco tiempo la planta
se deteriorará. El operador, por tanto, debe ser consciente de que su trabajo es muy importante para
el funcionamiento adecuado del sistema.

Se deberá realizar un mantenimiento diario en los canales de ingreso a las lagunas (ver figura 4.23)
los cuales deben mantenerse sin obstrucciones de material flotante u otros sólidos. Se deberá
Limpiar con un cepillo y lavar con mangueras para prevenir la acumulación de grasas, natas o
detergentes. En aquellas instalaciones dotadas de arquetas de reparto que permiten enviar las aguas
pre-tratadas hacia las lagunas, se deberá efectuar la extracción de los sedimentos y flotantes

223
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

acumulados, así como la comprobación del funcionamiento y estanqueidad de las compuertas que
permiten regular el número de lagunas en operación.

Figura 4.23. Canales de ingreso a las lagunas de Puchukollo.

(Fuente. Elaboración Propia).

Remoción de natas y Sólidos: La remoción de natas y sólidos flotantes se debe hacer diariamente o
cuando sea necesario para que no se extiendan demasiado sobre el área superficial de las lagunas,
donde se puede causar problemas de malos olores por su descomposición, y por la formación de
lugares adecuados para la cría de insectos.

Por lo general, la dirección del viento hace que las natas y sólidos flotantes se acumulen en las
esquinas de las lagunas (Véase Figura 4.22). El operador necesitará un desnatador y una carretilla
para la limpieza de natas; estos desechos deben ser enterrados en el mismo lugar donde se entierran
los sólidos del desarenador y de la rejilla. También, se debe mantener las pantallas de las salidas
para que las natas y sólidos flotantes no salgan de la laguna en el efluente.

Figura 4.24. Acumulación de natas en lagunas de estabilización.

224
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Acumulación de Natas en laguna Anaerobia. – Puchukollo.


(Fuente. Elaboración Propia)

Vegetación: Se debe prestar atención a la eutrofización (surgimiento plantas acuáticas) de las


lagunas especialmente en las facultativas, las que deben ser extraídas, secadas y quemadas o
enterradas y evitar que estas salgan por el efluente. La tarea el operador es removerlas tan rápido
como sea posible antes de que cubran toda la superficie de la laguna.

Mosquitos, Moscas y Otros Animales: La proliferación de mosquitos, moscas, otros insectos, y


roedores debe ser nula si se ha cumplido con la tarea de enterrar todo lo relacionado con el material
flotante y el material orgánico. Los mosquitos y otros insectos pueden ser controlados manteniendo
limpias y sin vegetación los márgenes de las lagunas.

Taludes: El operador debe inspeccionar una vez por semana el estado de los taludes para verificar
si ha ocurrido algún desperfecto. Los taludes pueden resultar dañados por la erosión de lluvias y
vientos, en caso de que se detecten estos desperfectos, se procederá inmediatamente a su reparación,
rellenado y compactando las hendiduras, en algunos casos se deberá cubrir los taludes interiores con
un revestimiento de hasta 0.30 m por debajo del nivel del agua.

Retiro de lodos: Las lagunas primarias (anaeróbicas o facultativas) presentan una acumulación de
lodos en el fondo de las mismas, lo que pueden afectar el funcionamiento del sistema a través de
una reducción en el volumen útil, y, por lo tanto, el tiempo de retención hidráulica. Generalmente,
los lodos tendrán que ser removidos con una frecuencia de 5 a 10 años en lagunas facultativas, y de
2 a 5 años en lagunas anaeróbicas.

225
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Una vez que se determinó la cantidad de lodos depositados en cada una de las lagunas, se procederá
a la extracción de lodos de forma manual, para ello se deberá utilizar palas y caretillas. El
procedimiento de depuración debe demandar por lo menos tres meses y se hará de la siguiente
manera:

- Suspender la alimentación de aguas residuales a la laguna a ser limpiada mediante la


colocación de la correspondiente ataguía en la estructura de reparto que alimenta a la laguna
que va a ser limpiada.
- Iniciar el desaguado de la laguna con ayuda de una bomba sumergible y el agua residual
descargarlo a la laguna adyacente hasta donde el desnivel de agua lo permita, durante este
proceso de deberá tener cuidado de no bombear los lodos.
- Alcanzado el nivel mínimo de bombeo, retirar la bomba sumergible y dejar que la laguna inicie
su proceso natural de secado.
- Durante la etapa de secado natural se formarán pequeños charcos de agua que pueden dar lugar
a la proliferación de insectos
- Una vez que los lodos se han resquebrajado y alcanzado una consistencia manejable, proceder
al retiro de los mismos. Se considera seco cuando una persona puede caminar sobre el lodo sin
hundirse ni resbalarse.
- Durante la extracción de los lodos se deberá tener cuidado de no dañar los taludes ni el fondo
de la laguna.
- Los lodos secos serán dispuestos en áreas impermeabilizadas para tal efecto; la disposición
final está sujeta a su composición y sus características como abono.
- Concluida la etapa de retiro de lodos y antes de llenado de la laguna, proceder a realizar la
inspección de la laguna y reparar las áreas que hayan podido ser afectadas.

Llenado de la laguna Anaerobia: Una vez llenas, se detendrá la alimentación, dejando transcurrir
el tiempo necesario para el establecimiento de las condiciones anaerobias, que se pondrá de
manifiesto por el oscurecimiento del agua y la aparición de burbujeo en la masa líquida, este
procedimiento puede durar días o hasta incluso meses. Alcanzado este punto, se continuará
alimentando las lagunas anaerobias con el caudal de diseño, empleando su efluente para el llenado
de las lagunas facultativas.
Llenado de la laguna Facultativa: Estas lagunas son llenadas gradualmente para permitir el
desarrollo de poblaciones de bacterias y algas (esto toma de 15 a 20 días) y alcanzando el gasto
final en 1 meses. Al inicio se aplica una pequeña lámina de agua de 1 metro de altura. Luego se
espera el tiempo necesario como para que se produzca el desarrollo de las algas en forma natural y
bajo condiciones climáticas normales.

226
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

Una vez que las aguas residuales se han tornado verdes como consecuencia de la presencia de las
algas, diariamente se aplicará una lámina de agua, este proceso se realiza lentamente hasta alcanzar
el máximo nivel del agua o nivel de rebose de los vertederos.

4.4. Responsabilidades y Seguridad del Personal.

Para poder llevar acabo las actividades de operación y mantenimiento de la Planta de tratamiento, se
deberá contar con el personal calificado para desarrollar estas actividades. Para plantas de
tratamiento con lagunas de estabilización se puede estimar el personal necesario en base a los
valores de la tabla 4.8 y la figura 4.25, en función a los habitantes conectados al sistema de
227
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

alcantarillado, donde se indican los valores máximos y mínimos a adoptar, estos valores consideran
la suma de todos los encargados Jefe de la planta, químicos, ingenieros, operadores, peones, etc.

Tabla 4.9. Personal necesario para la operación de sistemas de lagunas de estabilización.

Personal
Habitantes Conectados
Mínimo Promedio Máximo
10.000 1 1 2
25.000 1 2 3
50.000 2 3 6
100.000 3 6 10
200.000 5 10 16
500.000 10 17 25
1.000.000 15 25 30
(Fuente. Wagner, 2010).

Figura 4.25. Personal necesario para la operación de sistemas de lagunas de estabilización.

(Fuente. Wagner, 2010).

Según los datos tomados en cuenta para la ampliación de la planta de Puchukollo se consideró que
para la gestión 2009 y 2013 se tendrá una población estimada a servir 714.904 habitantes, para lo
cual según la figura 4.25 el personal mínimo es de 12 y el máximo es de 28, por lo que se sugiere
adoptar un promedio de 22 personas que operen la planta de tratamiento de aguas residuales de
Puchukollo (cantidad que podrá ser modificada según sea la necesidad de la planta), según el
siguiente detalle:

- 1 Jefe de Planta (Ing. Sanitario)


- 1 Jefe de Laboratorio
- 3 Ayudantes de Laboratorio.
- 6 Operadores (que trabajaran: 2 turno mañana, 2 turnos de la tarde y 2 turnos de la noche)
228
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

- 6 Obreros
- 1 Eléctrico
- 1 Guardia de Seguridad
- 1 persona destinadas al área de administración (secretaria)

A continuación se presenta una descripción de las labores que deberán ser ejecutadas al interior de
la planta de tratamiento de Puchukollo por el personal propuesto para la operación y mantenimiento
de la misma.

a) Ingeniero Sanitario (Jefe de Planta): Las labores del Jefe de Planta se orientarán a la
verificación de que los procesos de tratamiento de las aguas residuales se realizan a plenitud, así
como a la coordinación de las actividades que deberán llevar adelante el grupo de operadores y
trabajadores. Las funciones que deberá desempeñar son las siguientes:

-Administrar y dirigir las acciones de operación y mantenimiento de las plantas de tratamiento de


aguas residuales, y como tal, ejercita autoridad directa sobre todo el personal bajo su
responsabilidad.
-Coordinar con el profesional encargado del laboratorio en los aspectos relativos al control de la
calidad de las aguas residuales tratadas.
-Suministrar de materiales al personal para la operación y mantenimiento de la planta de tratamiento
de aguas residuales en general.
-Planificar los programas de monitoreo, evaluación e investigación en las plantas de tratamiento de
aguas residuales.
-Procesar los registros operacionales para el control de los procesos de tratamiento de la planta.
-Elaborar periódicamente los informes relativos a la administración, operación y mantenimiento de
las plantas de tratamiento.
-Supervisar el cumplimiento del programa de operación, mantenimiento y seguridad al interior de las
plantas de tratamiento.
-Capacitar al personal que trabajará en las plantas de tratamiento en lo referente a labores de
operación, mantenimiento y seguridad, así como de sus responsabilidades.

b) Laboratorista

-Realizar las determinaciones analíticas relacionadas con el control operacional de las distintas
unidades de tratamiento.
-Cumplir con el programa de monitoreo, evaluación o investigación definido por el Jefe de Planta.
-Registrar y archivar adecuadamente los resultados de los análisis realizados.
-Solicitar oportunamente los equipos, insumos, etc. para la realización de las determinaciones
analíticas programadas.

229
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

-Tomar las muestras de aguas residuales en los lugares de muestreo determinados en el programa de
monitoreo, evaluación o investigación.
-Informar al Jefe de Planta sobre los resultados de las pruebas analíticas en general y en especial,
cuando se determine o sospeche la existencia de algún problema que pudiera afectar el buen
funcionamiento de la planta de tratamiento de aguas residuales.

c) Operador: El personal responsable por la operación y el mantenimiento de la planta y


tratamiento de las aguas residuales requiere tener conocimiento sobre diversos temas vinculados
con su trabajo para cumplir con las responsabilidades que ella demanda. Estas responsabilidades
son:

- Estar completamente familiarizado con la planta de tratamiento de aguas residuales, para lo


cual debe conocer: La función de cada una de los procesos que conforma la planta de
tratamiento y el vínculo entre los diferentes procesos que conforman la planta de tratamiento.
- Estar completamente familiarizado con la teoría y la práctica de los procesos operacionales de
la planta de tratamiento y de otros tipos de plantas mayores.
- Estar familiarizado con las características de las aguas residuales a ser tratadas incluyendo las
variaciones del caudal, cargas orgánicas y de sólidos, etc.
- Estar familiarizado con los procesos de mantenimiento, teniendo en mente que es imposible
realizar una buena operación sino existe un buen mantenimiento.

Es obvio que si el operador tiene todo el conocimiento indicado anteriormente, estará capacitado en
lograr una buena operación. Por ello, el operador competente es responsable por la aplicación de sus
conocimientos en la obtención de la máxima eficiencia de cada uno de los procesos de tratamiento
que conforma la planta y al efecto debe:

-Obtener información acerca de las características del agua residual a ser tratada.
-Mantener un registro completo y exacto de todos los acontecimientos relacionados con la operación
y el mantenimiento.
-Supervisar y capacitar a los obreros en la teoría y práctica de operación, mantenimiento, seguridad,
registro, etc.
-Preparar informes basados en los registros de operación y mantenimiento.
-Ser capaz de comunicarse con un lenguaje adecuado obrero y jefes sobre los diferentes temas
vinculados con el tratamiento de aguas residuales.

d) Obreros: Dentro de las actividades a ser desarrolladas por los obreros se encuentra:

230
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

-Participar activamente en todas las labores de operación y mantenimiento de la planta de


tratamiento de aguas residuales en lo que respecta a:
 Mantener limpias todas las estructuras de llegada de las aguas residuales.
 Mantener limpias las vías de acceso y vías interiores de la planta de tratamiento.
 Limpiar los alrededores de las edificaciones de la planta de tratamiento de aguas residuales.
 Retirar el material u objetos que interfieren en la distribución de las aguas residuales crudas
o tratadas.
 Apoyar en la toma y transporte de muestras de aguas residuales.
 Apoyar en el transporte de materiales y herramientas de trabajo.
-Comunicar al Operador de turno cualquier problema que pudiera presentarse en las estructuras de la
planta de tratamiento.
-Mantener en estado de pulcritud todas las instalaciones que conforman la planta de tratamiento de
aguas residuales

e) Electromecánico: Ente sus funciones se encuentra el realizar el mantenimiento preventivo de


los equipos mecánicos de la planta de tratamiento manteniendo un registro dé incidencias en lo
relativo a: cárcamos de bombeo, compuertas, etc. Entre otras actividades tales como:
-En lo posible, realizar el mantenimiento correctivo de todos los equipos electromecánicos de la
planta de tratamiento, siempre que sea viable realizarlo con los recursos existentes, o en caso
contrario, colaborar con el equipo encargado de su ejecución.
-Realizar el mantenimiento preventivo y correctivo de las redes de alimentación y distribución de
energía eléctrica al interior de la planta de tratamiento de aguas residuales.
-Mantener en buenas condiciones operativas las redes de iluminación al interior de la planta de
tratamiento de aguas residuales, así como de las instalaciones auxiliares y de oficinas.
-Mantener informado al Jefe de Planta sobre la disponibilidad y requerimientos de piezas de
recambio y materiales básicos requeridos para el adecuado mantenimiento de la planta de
tratamiento, a fin de garantizar la continuidad en el funcionamiento de los equipos
electromecánicos.
-Realizar el inventario inicial de todos los equipos eléctricos y electromecánicos de la planta de
tratamiento, así como actualizarlo periódicamente.

SEGURIDAD.

Las medidas de seguridad están dirigidas a que el personal cumpla con sus funciones y proteja su
integridad física, así como su salud, para lo cual se hace necesario que cuente con los equipos y las
herramientas apropiadas para la realización de su trabajo y de los elementos necesarios para
preservar su integridad física.

231
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

El equipo de protección individual recomendable para el personal que trabaja en la planta de


tratamiento de Puchukollo: Cascos de seguridad, botas, guantes de cuero, mascarillas antigás, ente
otros.

Es responsabilidad del Jefe de Planta la protección y conservación de la buena salud del personal
que trabaja en la planta, así como de sus familiares, en razón que los trabajadores se convierten en
portadores potenciales hacia sus hogares, de diferentes tipos de enfermedades, cuyos agentes están
contenidas en las aguas residuales. Dentro de este contexto, las siguientes medidas deben ser
observadas por todo el personal de la planta de tratamiento:

-No ingerir alimentos o fumar en la jornada de trabajo. Ingerir los alimentos solamente en el
comedor que debe existir para el efecto.
-Lavarse las manos con agua y jabón desinfectante antes de la ingestión de los alimentos.
-Lavar al final de la jornada de trabajo y previo a su almacenamiento, todo el material y equipo
utilizado en el cumplimiento de sus funciones.
-Mantener limpio los servicios higiénicos.
-Cambiarse la ropa de vestir por prendas adecuadas y exclusivas para este fin al ingresar a la planta
de tratamiento y previo al inicio de su labor.
-Utilizar guantes de cuero durante la manipulación de las compuertas, remoción de material flotante,
natas, etc., para prevenir posibles cortes.
-Emplear guantes descartables durante la extracción de las muestras de agua residual.
-Periódicamente, todos los trabajadores de la planta de tratamiento deberán ser sometidos a análisis
parasitológico.
-Realizar campañas de vacunación contra enfermedades tales como fiebre tifoidea, hepatitis y
tétanos.
-Tomar baño al finalizar la jornada de trabajo.
-No llevar sus indumentarias de trabajo a sus casas.

Adicionalmente, la planta de tratamiento de aguas residuales debe contar con un botiquín de


primeros auxilios equipado con un mínimo de implementos.

Con relación a las medidas de seguridad, es necesario tener en cuenta los aspectos siguientes:

-Se colocarán letreros y señales para la prevención de accidentes en las diferentes vías al interior de
la planta de tratamiento, así como las de seguridad para el personal (ver Tabla 4.9).
-Todas las barandas se pintarán en color amarillo así como también todos los desniveles que existan
en la planta.
-Mantener limpias las vías de acceso, diques y demás espacios verdes.
-Prever la instalación de extintores contra incendios en las oficinas.
232
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

-Disponer de salvavidas para el rescate de personas que puedan caer en las lagunas en lugares
estratégicos de la planta.
-Trabajar en parejas en las labores de limpieza de las lagunas de modo que uno esté listo a prestar
auxilio al otro.
-En caso de visitas: Definir la ruta a ser seguida por los visitantes, colocar cercas de protección en
esa ruta, mantener libre de obstáculos las rutas.
-Las personas que visiten las instalaciones de la planta de tratamiento de aguas residuales deben ser
dotadas de casco y barbijos, y ser guiados por una persona autorizada.
Tabla 4.10. Señalización en la Planta de Tratamiento de Puchukollo.

ACTIVIDAD SEÑALIZACIÓN
Operación de
Rejillas,
desarenador y
canaletas
Parshall
Operación de
Filtros
Percoladores y
Lagunas de
Estabilización
Operación en
cárcamos de
bombeo y
sistemas
electromecánic
os en general

Laboratorio,
vivienda y
galpón

Caminos de
acceso y áreas
comunes.

Letreros de
Información en
General

(Fuente. Elaboración Propia en base a IBNORCA, APNB 55001-1)

233
MANUAL DE OPERACIÓN Y MANTENIMIENTO PARA P.T.A.R DOMÉSTICAS

234