Sunteți pe pagina 1din 2

EL PENSAMIENTO POLÍTICO COLOMBIANO A TRAVÉS DE GERARDO MOLINA.

La construcción del pensamiento moderno en Colombia, estuvo caracterizada por la


vinculación con ideas y paradigmas de pensamiento exógenos al país, desde el Liberalismo
y la Democracia en sus modelos anglosajones, hasta las vertientes Marxistas allegadas al
Maoísmo (pero no solo estas) fueron usadas para esbozar los modelos de pensamiento y de
ideología que caracterizaron al país en la era post-colonial.

En esta breve disertación, me voy a referir a un ícono del pensamiento Colombiano, figura
sobresaliente de la intelectualidad cachaca y un académico recordado por muchos por la
relevancia de su vida y obra, así como su participación activa en la vida política del país a lo
largo del siglo XX. Se trata de Gerardo Molina Ramirez, pensador, político, profesor y maestro
universitario e investigador notable. Su legado se trazó a partir de tres grandes obras;
- Las ideas liberales en Colombia
- Brevario de las ideas políticas
- Las ideas socialistas en Colombia

A partir del estudio de estas obras, se pretende escudriñar en las bases filosóficas del
pensamiento de Molina, buscando las ideas que influenciaron su pensamiento de una u otra
manera, hasta llegar a su propia apreciación del “deber ser” de la política en Colombia.
Particularmente relacionamos los pensamientos de Molina con la obra de Karl Marx, teniendo
en cuenta el énfasis del trabajo académico de Molina, que se concentró en el “derecho social”,
que enfatiza en las condiciones materiales del trabajador al interior del proceso productivo.
Es aquí, en la génesis de las preocupaciones de Molina y en su objeto de Estudio, en donde
se hace evidente su vínculo con el Marxismo.

En este sentido, el pensamiento del autor se caracteriza como socialista, partiendo de sus
preocupaciones por las problemáticas de desigualdad social y la precariedad de las
condiciones de vida de los trabajadores en el país. Sin embargo, en las obras de “Proceso y
destino de la sociedad” y “brevario de las ideas políticas”, Molina expone un modelo de política
que busca la solución a estas problemáticas, pero se hace a partir de un programa que vincula
conceptos como; Democracia, Libertad e Igualdad; describiendo así un “socialismo realizable”
que se hace en los términos propios de la democracia liberal, por lo que se rastrea una fuerte
influencia del liberalismo clásico en la faceta política de su formulación, así como la búsqueda
de un fuerte intervencionismo del Estado en la economía, acercándose a pensadores como
Keynes y Prebisch en su fórmula económica.

De esta manera, se hace evidente que Molina no rompe con los postulados básicos del
liberalismo, es creyente de una democracia conciliadora de todas las clases y grupos
sociales, para él, la propiedad privada no es un limitante para la transformación política, así
como la lucha armada no es una opción viable para la misma. Vemos entonces una serie de
fuertes rupturas con las corrientes Marxistas de la época, sin desconocer las fuertes y
constantes convergencias entre estas y el pensamiento de Molina. Encontramos en sus
postulados una fuerte similitud con el “socialismo utópico” en exponentes como Saint-Simon
o Robert Owen.
Así, lo que pretende transmitir Molina en sus obras es la necesidad de encontrar vías de
comunicación entre el Liberalismo y el Socialismo, acercándose a pensadores como el
británico Harold Laski, bajo esta lógica, el socialismo es imposible de realizar como proyecto
universalizante si no se aproxima al liberalismo o utiliza sus métodos. Estas ideas, que
rompen drásticamente con el marxismo ortodoxo, al controvertir postulados como “la lucha
de clases” o la “preeminencia del proletariado industrial” nos ilustran un poco con respecto a
los propósitos del trabajo de Molina, con una fuerte influencia del pensamiento Marxista pero
una gran distorsión del mismo al hacer una simbiosis entre este y el liberalismo puro.

La más importante de las obras de Molina; “Las ideas liberales en Colombia” explica
parcialmente todas estas ideas y expone las razones por las que Molina toma distancia de la
ortodoxia Marxista y se aproxima al liberalismo. Sin embargo, en “Las ideas socialistas en
Colombia” a partir de la reconstrucción de las luchas sociales colombianas y la reafirmación
de las preocupaciones iniciales que tenía, Molina expresa nuevamente su cercanía con los
axiomas básicos del pensamiento de Marx, sin embargo, el desarrollo que le da al mismo es
totalmente heterodoxo.

Molina será siempre recordado por ser un personaje muy icónico, que además de desarrollar
una gran obra en términos de investigación, ocupó importantes y transformadores cargos
laborales, en los que tuvo la oportunidad de aplicar sus ideas a la realidad concreta de su
contexto. Desde maestro y rector de la Universidad Nacional, hasta Senador y candidato a la
presidencia de la república, el legado de Molina es memorable por haber marcado pautas
importantes en la construcción de la identidad nacional Colombiana.

Para efectos del curso de Teorías Políticas Contemporáneas y los propósitos y temáticas
sobre las cuales trabajamos, es importante mencionar algunas observaciones respecto a la
obra de Molina; primero, que el pensamiento Colombiano en la modernidad está fuertemente
cargado de ideas Eurocéntricas, anglosajonas y occidentales; Segundo, que políticos y
pensadores como Molina incidieron fuertemente en la adopción de modelos de política
exógenos al país colombiano, reforzando problemas estructurales de la construcción de
sociedad en Colombia; Y tercero, que a partir de los autores más reconocidos de la
modernidad colombiana, se demuestra una fuerte incapacidad de construir modelos
autóctonos de política, acordes a la realidad particular de la historia colombiana.

BIBLIOGRAFÍA

-Molina, Gerardo: Las ideas liberales en Colombia, Bogotá, Editorial Tercer Mundo. 1970-
1977
-Molina, Gerardo: Las ideas socialistas en Colombia, Bogotá, Editorial Tercer Mundo, 1987
-ACEVEDO CARMONA, DARIO, Gerardo Molina: el magisterio de la política. Antología.
Bogotá: Tercer Mundo Editores, 1992.