Sunteți pe pagina 1din 1

La metodología propuesta para el desarrollo para la aplicación de servicios se basa en la

experiencia de investigaciones previas en aplicaciones móviles, la evaluación del


potencial de éxito de terceros, en el desarrollo de software de modelado orientado a
objetos (ISE-OO). Y sobre todo en los valores de los métodos ágiles.

ISE-OO adopta el enfoque de los micromundos interactivos y la orientación de los


objetos. Los elementos de microondas más comunes utilizados en los servicios móviles
interactivos son: mundo, escenarios, personajes y roles, argumento e historia, variables
de compensación, variables de control, variables de resultados, áreas de comunicación,
caracterización de la atmósfera, restauración del estado anterior, mecanismos de gestión
De la información del usuario para el análisis de las actuaciones, ampliando las
posibilidades del micromundo, personalización del entorno y apoyo a la comunicación de
grupo, entre otros (Gómez, Galvis y Mariño, 2018).

Entre los métodos ágiles, los conceptos que están inmersos en los cuatro postulados o el
manifiesto ágil se heredan (Beck et al., 2016).

 Desarrollar software que funcione mejor que buena documentación.


 Responder a los cambios es más importante que seguir un plan.
 Cooperación con el cliente en la negociación del contrato.
 Individuos e interacciones a través de procesos y herramientas.

Entre las 6 M, se sugiere que las aplicaciones móviles deben satisfacer las necesidades de los
usuarios mientras generan ingresos. Los 6 M llevan el nombre de los seis atributos medidos
para evaluar el éxito del servicio propuesto: Movimiento, Momento, Yo, Multiusuario,
Dinero y Maquinaria. (Ahonen, Barret y Golding, 2002).

El objetivo es adquirir un prototipo funcional de una aplicación para mejorarla más


adelante, especialmente en términos de funcionalidad y complejidad. Es recomendable
utilizar plantillas de diseño conocidas para adaptarse a las necesidades cambiantes.
(Formichella, 2014)

Por lo general, se utiliza cuando los plazos de entrega son muy cortos y debe realizar la
entrega inmediatamente. No se puede excluir el uso de otros métodos más adelante, ya
que este tipo de desarrollo se puede usar para brindar a un cliente una descripción general
de la aplicación, generalmente dentro de unos días. (Minniti, 2016)}

Para (Lederman, 2017) señala que:

una aplicación se realiza en períodos cortos de desarrollo de aproximadamente un mes a


seis meses. Para obtener un retorno rápido, se pueden realizar varias actualizaciones de
una aplicación tan pronto como se proporcionen estas características. Un tema solicitado
por los usuarios en diversos mercados de aplicaciones, que otorgan gran importancia a la
mejora frecuente de la aplicación para mantenerla viva, e incluso respaldar su propio
marketing al ofrecer más visibilidad con cada actualización.