Sunteți pe pagina 1din 6

PERMEABILIDAD Y REDES DE FLUJO

1. PRESENTACIÓN (DIAPOSITIVA 1): JK-CHILL.


2. INTRODUCCIÓN (DIAPOSITIVA 1): Si se habla del suelo como material
constructivo, es importante conocerlo como un sistema multifase formado por
sólidos (que constituyen el esqueleto de la composición del suelo), fase líquida
(generalmente agua) y fase gaseosa (generalmente aire, que ocupan los intersticios
entre los sólidos), que cuenta con propiedades y parámetros de identificación que
definen el comportamiento de este. Por lo tanto la siguiente exposición tratará sobre
una de esas características, la cual es de vital importancia al momento de utilizar el
suelo para todo tipo de obras, esta es, la permeabilidad. JK-CHILL.
3. DEFINICIÓN (DIAPOSITIVA 2): La permeabilidad se define como la capacidad
de un cuerpo (en este caso un suelo) de permitir en su seno el paso de un fluido
(para este caso agua o aire) sin que dicho tránsito altere la estructura interna del
cuerpo. Dicha propiedad se determina objetivamente mediante la imposición de un
gradiente hidráulico en una sección del cuerpo, y a lo largo de una trayectoria
determinada. JK-CHILL.
4. LEY DE DARCY (DIAPOSITIVA 3, 4): El flujo de agua a través de medios
porosos está gobernado por una ley descubierta experimentalmente por Darcy en
1856, quien investigó las características del flujo de agua a través de filtros de
material térreo. Utilizando determinados dispositivos de diseño, Darcy encontró
que para velocidades suficientemente pequeñas el gasto o caudal es:
∂V
Q= =k∗i∗A
∂t
Donde Q es caudal o gasto, v es variación del volumen en un diferencial de tiempo,
t es el diferencial de tiempo, k representa el coeficiente de permeabilidad, i el
gradiente hidráulico y ‘A’ el área de la sección transversal del filtro.
Si se considera la ecuación de continuidad, es decir Q=V*A, nos queda que:
V =k∗i
Cuya expresión es conocida como ley de Darcy, en donde v, es la velocidad de
descarga, que es la cantidad de agua que fluye por unidad de tiempo a través de una
sección transversal total unitaria de suelo perpendicular a la dirección de flujo y k,
el coeficiente de permeabilidad.
Ahora bien, es necesario conocer el origen de ‘k’ e ‘i’ y qué factores físicos influyen
en la variabilidad de estos JK-CHILLI.
4.1 Gradiente hidráulico (DIAPOSITIVA 5, 6): El gradiente hidráulico (i) se
define como la pérdida de energía experimentada por unidad de longitud
recorrida por el agua; es decir, representa la pérdida o cambio de potencial
hidráulico por unidad de longitud, medida en el sentido del flujo de agua. El
gradiente hidráulico se obtiene mediante la ecuación de Bernoulli y se define
como MARCESOFI99:
∆h
i=
L
Donde L: longitud de recorrido en la muestra de suelo, en metros y delta de h es
el valor de la pérdida o carga hidráulica.
4.2 Coeficiente de permeabilidad (DIAPOSITIVA 7, 8, 9): Como se ha
mencionado anteriormente, La permeabilidad se cuantifica en base al coeficiente
de permeabilidad (expresado en m/s). Este depende de varios factores:
viscosidad del fluido, distribución del tamaño de los poros, distribución
granulométrica, relación de vacíos, rugosidad de las partículas minerales y grado
de saturación del suelo. Estos son algunos de los valores típicos de
permeabilidad para suelos saturados. (Tabla 1) MARCESOFI99.
4.2.1 Relación de vacíos: Cuando el suelo es comprimido o vibrado, el
volumen ocupado por sus elementos sólidos permanece invariable,
mientras que el volumen de vacíos disminuye, por lo tanto la
permeabilidad del suelo también disminuye.
4.2.2 Textura: Por regla general, como se muestra a continuación, mientras
más fina sea la textura del suelo, más lenta será la permeabilidad.
4.2.3 Estructura: Cuando un suelo es alterado, en él cambia su estructura y
estratificación. En el remoldeado (alterado), quedan libres partículas de
suelo, que al fluir el líquido las mueve y reacomoda, obstruyendo
canales. Entonces la permeabilidad varía según a la estructura del suelo,
como se puede ver en la siguiente tabla (Tabla 2). Existe la práctica
general de alterar la estructura del suelo para reducir la permeabilidad,
por ejemplo mediante la compactación por medios mecánicos de las
presas de tierra. MARCESOFI 99.
5. ENSAYOS PARA DETERMINAR PERMEABILIDAD (DIAPOSITIVA 10, 11,
12, 13): Existen diferentes ensayos que permiten determinar el coeficiente de
permeabilidad k de un suelo, que varían desde ensayos in situ, hasta ensayos de
laboratorios, siendo estos últimos en los cuales enfatizaremos MURKY.
5.1 Ensayos de laboratorio: Entre los ensayos de laboratorio encontramos:
 Permeámetro de carga constante: Este ensayo es válido para suelos
relativamente permeables, como por ejemplo limos, arenas y gravas. Por
el permeámetro la cantidad de agua fluye a través de una muestra de
suelo, de dimensiones conocidas, en un tiempo determinado puede ser
medida. Los niveles de agua a la entrada y salida del parámetro se
pueden mantener constantes por medio de compuertas. La pérdida de
carga h, depende únicamente de la diferencia entre los niveles de agua.
El diámetro D y la longitud L pueden ser medidos. El agua de salida es
recogida en una probeta graduada y la cantidad de descarga Q es medida.
Para el cálculo de k se determina primero el caudal circulante una vez
que el sistema se encuentra en régimen (la cantidad de agua que ingresa
es igual a la que sale), midiendo el tiempo t en el cual se llena un
V m3
recipiente de volumen V conocido. Q= ( )
t seg
.
Una vez obtenido el caudal y en función de las características del
permeámetro, aplicando la Ley de Darcy se obtiene:
h π D2
Q=k∗i∗A ,i= , A=
L 4
Reemplazando y reordenando, obtenemos el valor del coeficiente de
V∗L
permeabilidad k: k =
t∗h∗a
 Permeámetro de carga variable: Este ensayo aplica para suelos menos
permeables, como arcillas y limos. Este tipo de dispositivo, (Figura 14),
brinda mayor exactitud para suelos menos permeables, como arcilla y
limo. En este caso la cantidad de agua escurrida es medida en forma
indirecta por medio de la observación de la relación entre la caída del
nivel de agua en un tubo recto colocado sobre la muestra y el tiempo
transcurrido. El longitud L, el área A de la muestra y el área “a” del tubo
recto son conocidos. En adición, las observaciones deben ser hechas en
no menos de 2 niveles diferentes de agua en el tubo recto. Para la
deducción del valor de k obsérvese el permeámetro de la figura que se
muestra a continuación, el que debe estar en régimen antes de efectuar
cualquier medición. Después de acomodar algebraicamente la expresión,
aL h1
k calcula con la siguiente fórmula: k =2,303 log 10 . MURKY.
At h2
5.2 Ensayos in situ: Existen ensayos en el sitio como Slug Test para suelos
profundos, ensayos de campo varios para acuíferos en suelo y roca y disipación
de cono para suelos de baja a media permeabilidad.
Para resumir, se presenta la siguiente tabla para ordenar de manera gráfica toda
la información mencionada anteriormente MURKY.
6. REDES DE FLUJO (DIAPOSITIVA 13, 14, 15, 16, 17): Las redes de flujo son
mallas que resultan de la intersección de dos familias de curvas:
 Las líneas equipotenciales, que son curvas que unen puntos con igual
potencial hidráulico, y por tanto representan la actitud o cota absoluta de
la superficie freática.
 Las líneas de flujo, que representan, de forma idealizada, el itinerario
seguido por las partículas de agua en su movimiento a través del medio
saturado.
Dado que el agua subterránea se desplaza en la dirección en que el gradiente
hidráulico es máximo, las líneas de flujo son perpendiculares a las líneas
equipotenciales en los medios isótropos MARCESOFI99.
6.1 Flujo bajo presa de concreto: En presas de concreto el agua se mueve de un
punto a otro a causa de la diferencia de carga. En presas de concreto, se supone
que el material es impermeable, por eso el flujo se da por debajo de la presa. Al
igual que en las tuberías o canales, el caudal es directamente proporcional al
área de flujo. Cuanto mayor seas las líneas de flujo, mayor será la pérdida de
carga RED.·..
6.2 Flujo a través de presas de tierra: El flujo a través de medios porosos se da
principalmente por una diferencia de energías dada por la carga o diferencia en
el nivel del agua entre dos puntos, esto es lo que se da en una presa de tierra, lo
cual nos dice que se tiene que analizar de una forma detallada los fenómenos
que se presentan, principalmente en el tema de estabilidad así como las
protecciones necesarias para evitar el colapso de una obra hidráulica de gran
envergadura como son las presas. Existen diferentes soluciones para el cálculo
del caudal de infiltración, pero en este caso, estudiaremos la solución más
general RED.·..
6.3 Cálculo de caudales de infiltración: En cualquier red de flujo, la franja entre
dos líneas de flujo cualquiera se llama canal de flujo. Esta figura muestra un
canal de flujo con las líneas equipotenciales formando elementos cuadrados.
Sean h1, h2, h3 los niveles piezometricos correspondientes a las líneas
equipotenciales. La tasa de infiltración a través de un canal de flujo por longitud
unitaria se calcula de la siguiente manera: debido a que no existe a través de las
líneas de flujo se tiene que: ∆ q 1=∆ q 2=∆ q 3 …=∆ q . De la ley de Darcy, la
tasa de flujo es igual a kiA. Entonces, la ecuación anterior se define como
k∗h 1−h 2
∆ q= ∗l 1=…
l1
La anterior ecuación muestra que si los elementos de flujo se dibujan como
cuadrados aproximados, entonces la caída de nivel piezométrico entre dos líneas
equipotenciales cualesquiera es la misma, y se llama caída potencial. Así
H H Nf
entonces: h 1−h 2−h3−h 4 …= y ∆ q=k , donde H es la
Nd Nd
diferencia de carga entre los lados aguas arriba y aguas abajo, nd es el número
de caídas de ptencial, nf el número de canales de flujo RED.·.. Ejemplo
DESARROLLADO POR RED.·.
Con esto le daríamos cierre a nuestra exposición. Cualquier duda o pregunta les
recomendamos que se las guarden en el culo porque no pensamos responder,
gracias.

Bibliografía
Angelone, S. (2006). Geología y geotecnia.

Das, B. (2001). Fundamentos de ingeniería geotecnica.

Rebollo, L. (Septiembre de 2005). Portal UAH. Obtenido de


https://portal.uah.es/portal/page/portal/GP_EPD/PG-MA-ASIG/PG-ASIG-
67044/TAB42351/T4-Movimiento%20del%20agua%20en%20el%20subsuelo.pdf