Sunteți pe pagina 1din 5

ANATOMÍA PATOLÓGICA

NOMBRE: Leonarda Castro

CURSO: 4° “A”

TESAURISMOSIS DEL GLUCOGENO (GLUCOGENOSIS)


Describir la causa y la fisiopatología de los diferentes tipos de glucogenosis
Tesaurimosis, es un término genérico que designa a enfermedades que se caracterizan por
una acumulación patológica de sustancias endógenas o exógenas en los tejidos producidas
por un déficit enzimático. Es un trastorno metabólico que conduce a una acumulación
intracelular patológica de una determinada sustancia, producida por trastornos enzimáticos
lisosomales primarios o por déficit de cualquier proteína esencial para el normal
funcionamiento lisosomal.
Las más frecuentes son las glucogénicas y la cistínica.
FORMAS HEPÁTICAS.
ENFERMEDAD DE VON GIERKE
Causa

La GSD tipo I está causada por un déficit congénito de la enzima llamada glucosa-6-
fosfatasa. Existen dos subtipos de GSD I:
tipo Ia, en el que la enzima glucosa-6-
fosfatasa es anómala y tipo Ib, que se debe a
un defecto en la translocasa que transporta la
glucosa-6-fosfato a través de la membrana
microsómica. Los defectos en los tipos Ia y
Ib dan lugar a una conversión hepática
inadecuada de la glucosa-6-fosfato en
glucosa y, por tanto, hacen que los pacientes
afectados sean susceptibles a la hipoglucemia
en ayunas.

Fisiopatología

Es una enfermedad metabólica rara hereditaria, incluida dentro de los errores innatos del
metabolismo, que pertenece al grupo de las glucogenosis, enfermedades producidas por
depósito o acúmulo de glucógeno.Se debe a un defecto de la enzima glucosa-6-fosfatasa,
que es necesaria para convertir el glucógeno en glucosa, la sustancia de la que el organismo
obtiene la energía.

Existe un aumento de glucógeno en el hígado, donde los hepatocitos están cargados de


gotitas de lípidos, riñones e intestino. Se produce acidosis láctica recidivante que puede ser
grave y poner en peligro la vida del paciente. Los niños pequeños presentan gran
hematomegalia que puede ser poco llamativa en la vida adulta, en la que por el contrario los
riñones aparecen agrandados y una esplenomegalia discreta.

GSD tipo III (deficiencia de enzima desramificante, dextrinosis limítrofe)


Causa

Es un trastorno recesivo autosómico debido a la deficiencia de una enzima desramificante


del glucógeno. Tal enzima y la fosforilasa se encargan de la degradación completa del
glucógeno; cuando la enzima desramificante está alterada, el glucógeno se degrada de
manera incompleta y se acumula un glucógeno anómalo con cadenas externas cortas y
parecido a la dextrina.

Fisiopatología
La deficiencia de la enzima desramificante del glucógeno causa hepatomegalia,
hipoglucemia, talla corta, miopatía (de músculos de fibra estriada) variable y
miocardiopatía. Lo habitual es que el trastorno afecte al hígado y al músculo y se denomina
GSD tipo IIIa. Sin embargo, en cerca de 15% de los pacientes, la enfermedad sólo afecta al
hígado y se clasifica como tipo IIIb.

La hipoglucemia y la hiperlipidemia se observan en niños, en la enfermedad de tipo III (a


diferencia de lo manifestado en la enfermedad de tipo I) puede ser notable la cetosis en el
ayuno, hay aumento de las concentraciones de aminotransferasa y las concentraciones de
lactato y ácido úrico en sangre por lo común son normales. En ocasiones se pueden utilizar
las concentraciones séricas de creatina cinasa (CK) para identificar los pacientes con
afección muscular, aunque los valores normales no permiten excluir una deficiencia de la
enzima muscular.

En muchos sujetos con enfermedad de tipo III, la hepatomegalia mejora con el paso del
tiempo; sin embargo, a finales de la vida adulta pueden surgir cirrosis hepática y carcinoma
hepatocelular. Se refieren hipertrofia del ventrículo izquierdo y arritmias que ponen en
riesgo la vida. Los individuos con la enfermedad tipo IIIa pudieran experimentar debilidad
muscular durante la niñez, que se intensifica después del tercer o cuarto decenio de la vida.
La enfermedad ovárica poliquística es frecuente en la GSD III, y algunas pacientes
desarrollan características del síndrome de ovario poliquístico, como hirsutismo e
irregularidad menstrual. Los informes sobre embarazos exitosos en mujeres con GSD III
sugieren que la fertilidad es normal.

GSD tipo IX (deficiencia de fosforilasa cinasa hepática)

Causa

Los defectos de la PhK producen un grupo heterogéneo de glucogenosis. El complejo


enzimático PhK consiste en cuatro subunidades (α, β, γ y δ), cada una codificada por genes
diferentes (en el cromosoma X al igual que en los autosomas) que se expresan de manera
diferencial en diversos tejidos. La deficiencia de PhK se puede clasificar en varios subtipos
con base en los genes y las subunidades participantes, los tejidos afectados de manera
primaria y el modo de herencia. El subtipo más frecuente es la deficiencia de PhK hepática
ligada a X, que es también una de las glucogenosis hepáticas más frecuentes.

La actividad de PhK también puede ser deficiente en eritrocitos y leucocitos, pero es


normal en el músculo. En algunos pacientes, incluidos niños, se ha identificado fibrosis del
hígado. Hay incremento mínimo de las concentraciones de colesterol, triglicéridos y
enzimas hepáticas. Otra manifestación de la enfermedad es la cetosis durante el ayuno. Por
lo común son normales las concentraciones de ácidos láctico y úrico.

La hipoglucemia típicamente es leve; sin embargo se han identificado con frecuencia cada
vez mayor variantes fenotípicas, con afectación importante en algunos casos de la forma
ligada al X. El glucógeno acumulado en el hígado (partículas β, forma de roseta) tiene una
apariencia “deshilachada” o rota por estallamiento, y es menos compacto que el glucógeno
presente en GSD de tipo I o tipo III. La hepatomegalia y las anormalidades en las cifras de
la química sanguínea poco a poco se normalizan con el paso del tiempo. Muchos de los
adultos alcanzan una talla final normal y son prácticamente asintomáticos a pesar de que
persiste la deficiencia de PhK.

Otras glucogenosis hepáticas con hepatomegalia e hipoglucemia

Estos dos trastornos son la deficiencia de fosforilasa de hígado (enfermedad de Hers de tipo
VI) y la glucogenosis en dicha glándula con síndrome de Fanconi de riñones (tipo XI). Las
personas con GSD de tipo VI pueden tener retraso del crecimiento, hiperlipidemia e
hipercetosis además de la hepatomegalia y la hipoglucemia.

Fisiopatología

Algunos sujetos muestran una evolución clínica benigna. La GSD XI es causada por
defectos en el transportador 2 de glucosa facilitador (GLUT-2), el cual transporta glucosa y
galactosa al interior y al exterior de hepatocitos, células pancreáticas y membrana
basolateral de células del epitelio intestinal y renal. La enfermedad se caracteriza por
disfunción tubular renal proximal, trastorno de la utilización de glucosa y galactosa y
acumulación de glucógeno en hígado y riñón.

FORMAS DE GLUCOGENOSIS MUSCULARES


GSD tipo V (deficiencia de fosforilasa muscular, enfermedad de McArdle)
La GSD tipo V es un trastorno recesivo autosómico causado por deficiencia de fosforilasa
muscular. La enfermedad de McArdle es un prototipo de los trastornos con alteración de la
energía muscular, como la deficiencia de esta enzima que limita la producción de ATP en la
glucogenólisis y da lugar a la acumulación de glucógeno en el músculo.
Enfermedad de McArdle
Causa
Está causada por un déficit congénito de la enzima llamada fosforilasa en el músculo
esquelético, siendo normal la actividad de dicha enzima en hígado y músculo liso. Se
hereda como un rasgo genético autosómico recesivo.
Fisiopatología
Exclusivamente músculo esquelético: acumulaciones de glucógeno de predominio
subsarcolémicas. Se produce un aumento de glucógeno leve en el músculo.Comienza en la
juventud, a partir de los 20 años, aunque existen casos desde la infancia.
Hay cuatro formas clínicas diferentes en función del grado de afectación:
Fatiga muscular o debilidad muy leve que a veces se etiqueta de psicogénica, fatiga
muscular, debilidad progresiva de inicio muy tardío, pasados los 50 años, debilidad
moderada congénita, miopatía infantil fatal, en los primeros meses, por problemas
respiratorios
La afectación del corazón por lo común no acompaña a la deficiencia de fosforilasa
muscular, pero se ha observado en adultos con GSD V miocardiopatía hipertrófica. En
casos aislados, los hallazgos de la EMG pudieran sugerir una miopatía inflamatoria,
hallazgo que puede confundirse con la polimiositis. Estos pacientes podrían encontrarse en
riesgo de miopatía inducida por estatinas y rabdomiólisis.

En el reposo, las concentraciones séricas de CK suelen ser altas; después del ejercicio sus
valores se incrementan aún más. Con el ejercicio también aumentan las concentraciones
de amoniaco en sangre, inosina, hipoxantina y ácido úrico; estas anomalías reflejan
residuos del reciclado acelerado del nucleótido purínico de músculos, como consecuencia
de la producción insuficiente de ATP. Durante el ejercicio físico no hay producción
suficiente de NADH.

GSD que simula la miocardiopatía hipertrófica

Las deficiencias de la LAMP2 (llamada también enfermedad de Danon) o de la cinasa de


proteína y de la PRKAG2, permiten la acumulación de glucógeno en el corazón y el
músculo esquelético. La deficiencia de LAMP2 está ligada al cromosoma X, en tanto que la
deficiencia de PRKAG2 es de tipo dominante autosómico, los dos subgrupos de pacientes
tienen como cuadro inicial predominantemente la miocardiopatía hipertrófica, los defectos
de preexcitación y conducción ventriculares, los diferencian de los enfermos de
miocardiopatía hipertrófica, que resulta de defectos en los genes de sarcómera/proteína.

En individuos con deficiencia de LAMP2, frecuentemente hay retraso mental, y los


síntomas cardiacos que incluyen dolor retroesternal, palpitaciones, síncope y paro cardiaco
pueden comenzar entre los ocho y 15 años de vida, es decir, en fechas más tempranas que
el promedio de 33 años en el caso de sujetos con deficiencia de PRKAG2. En los
comienzos de la lactancia surge una forma congénita de PRKAG2 que culmina en la muerte
en breve plazo, por miocardiopatía hipertrófica grave y síndrome de Wolff-Parkinson-
White. En dichos pacientes se han observado concentraciones de PhK bajas.
OTROS TIPOS
ENFERMEDAD DE POMPE GSD tipo II (deficiencia de glucosidasa α-1,4 ácida)
Causa
Es un trastorno recesivo autosómico que se debe a la deficiencia de la glucosidasa α-1,4
ácida lisosómica, una enzima que se encarga de la degradación del glucógeno en los
lisosomas. Está causada por un déficit congénito de la enzima maltasa ácida. Es el primer
error metabólico congénito del que se tiene constancia.

Fisiopatología
Esta enfermedad se caracteriza por la acumulación de glucógeno en los lisosomas, a
diferencia de su acumulación en el citoplasma. Se hereda como un rasgo genético
autosómico recesivo. La acumulación progresiva de glucógeno se produce en todas las
células del organismo, aunque se puede observar mayor incidencia en el corazón, músculo
esquelético y sistema nervioso. Existen dos formas clínicas en función de la edad de
comienzo y el pronóstico:

1.- Forma mortal infantil o forma clásica que afecta a los lactantes, es muy grave ya que
resulta mortal alrededor de los dos años de edad y se debe a una alteración estructural de la
enzima. Los niños aparentemente normales al nacer, suelen tener cardiomegalia mínima
con anomalías electrocardiográficas y aumento de glucógeno en distintos tejidos, sobre
todo el hígado y la piel. La afectación muscular se manifiesta como: hipotonía
progresiva con afectación de los músculos respiratorios, que produce disnea, cianosis y
neumonías de repetición. Se acompaña de macroglosia y afectación visceral con gran
cardiomegalia y hepatomegalia moderada.
2.- Forma juvenil tardía o del adulto, es menos frecuente y más leve y se debe a un
déficit enzimático que es detectable desde el nacimiento, manifestaciones clínicas más
leves y los primeros síntomas aparecen más tarde, después de la primera infancia o en
cualquier etapa de la vida adulta. Empeza con debilidad muscular proximal acompañada
de afectación del tronco, afecta más a la cintura pelviana, musculatura paraespinal y
diafragma. Otras veces debuta con fracaso respiratorio, sin hepatomegalia ni cardiomegalia.
Bibliografía:
 Kishnani, Priya S., and Yuan-Tsong Chen.. "Glucogenosis y otros trastornos
hereditarios del metabolismo de carbohidratos." Harrison. Principios de Medicina
Interna, 19e Eds. Dennis Kasper, et al. New York, NY: McGraw-Hill,
, http://accessmedicina.mhmedical.com/content.aspx?bookid=1717&sectionid=1149
40984.
 Tesaurismosis: Glucogenosis. (2015, abril 23). misapuntes, . Consultado el 17:31,
junio 11, 2019
en http://eusalud.uninet.edu/misapuntes/index.php?title=Tesaurismosis:_Glucogeno
sis&oldid=12048.
 Patología Estructural y funcional. Robbins. Ed. Mc-Graw-Hill Interamericana. 6ª
Edición.