Sunteți pe pagina 1din 2

DE LAS VACAS SAGRADAS SE HACEN LAS MEJORES HAMBURGUESAS

El libro nos lleva a hacer un análisis sobre las vacas existentes en nuestra
empresa para cuestionarlas, hacerlas visibles y hacer que estos aspectos puedan
mejorar, aunque en el pasado pudieron ser de mucha utilidad, a día de hoy son
innecesarios.

El libro propone “cazar” las vacas, tales como, la vaca experta, la vaca comercial,
la vaca cliente, la vaca reacción rápida, la vaca sin errores, la vaca del trabajo
hasta morir, etc. Esta cacería conviene que se inicie en el nivel de dirección, pero
indiscutiblemente es necesario que toda la organización se sume a la cacería. Y
éste es el primer paso para la preparación de los empleados para
transformaciones organizacionales grandes.

El reto es hacer que los empleados estén dispuestos al cambio y a liberar a la


organización de las prácticas anticuadas. Pero el objetivo es crear una
organización de cazadores.

Una empresa donde las personas cumplen su trabajo mientras permanece alerta
con respecto a ideas y procesos anticuados es una organización creadora,
poderosa, dispuesta al cambio y capaz de reinventarse antes de que la necesidad
sea apremiante.

El principio indicado en el libro es “no hay nada sagrado ¡Hay que cuestionarlo
todo!”
Ya que todo cambio genera resistencias, pero si las personas están preparadas
minimizaremos las resistencias y los colaboradores serán más receptivos a la
innovación y a correr riesgos, y es en los últimos capítulos del libro donde
desarrollan los autores las principales ideas sobre cómo gestionar las resistencias
al cambio y cómo motivar a las personas y desarrollar disposición para el cambio.

Desarrollar un ambiente de disposición al cambio


Para que se produzca un cambio y que éste sea exitoso hay que preparar la tierra
antes de sembrarla. Lamentablemente nos encontramos con muchos casos en los
que la organización no ha hecho el trabajo preliminar cuando quiere introducir un
proceso de cambio. Quieren hacer la labor de convencimiento después de
introducir un nuevo proceso o sistema.

Los principales aspectos que debemos trabajar para crear un ambiente dispuesto
al cambio son:

 Construir confianza entre los empleados y los directivos. La confianza se


construye y se la ganan, los individuos y la organización, por sus
acciones mediante:
 Honestidad ¿Se puede creer lo que dicen?
 Integridad ¿cumplen sus promesas?
 Franqueza ¿comparten lo que saben?

Los autores describen los siguientes puntos importantes a cambiar

 Es urgente darle al personal una razón para hacer las cosas de manera
diferente.
 Hay que demostrarles a los empleados que el cambio es aquí y ahora y que
la intención no es asustar a las personas.
 La inspiración eleva el espíritu y orienta. La inspiración convierte a
personas corrientes en personas apasionadas.
 Incitar a los directivos a practicar el aprecio hacia sus colaboradores,
mediante el respeto, la empatía y el reconocimiento

Bibliografia:

Kriegel, R y Brandt, D. (2003) De las Vacas Sagradas se hacen las mejores


Hamburguesas. Editorial Norma