Sunteți pe pagina 1din 5

Cuando en nuestra América apareció la propiedad particular

1)Propiedad privada en las tierras agrícolas

En el presente existen en Venezuela y en toda Latinoamérica, haciendas para el


cultivo de una misma planta (monocultivo) y hatos para la cría extensiva de
ganado vacuno. Tanto haciendas como hatos ocupan una inmensa extensión. En
los hatos, toda o casi toda la sabana es espacio donde pasta el ganado; pero en
las haciendas, generalmente dejan grandes espacios sin cultivar y utilizan
instrumentos tradicionales. Cada hacienda y cada hato, con esas características,
constituye un latifundio. El sistema latifundista que hoy tenemos, lo heredamos de
la Colonia.

2)Latifundio

Los reyes de España, otorgaban a los primeros pobladores blancos de sus


colonias, el privilegio de recibir gratuitamente grandes extensiones de tierra, para
que las destinaran a la agricultura o a la cría. La posesión de la tierra era
confirmada mediante una real cédula de gracia o merced emitida por el rey o la
reina, es decir, como regalo de tierras. En otros casos, ese privilegio se denominó
repartimiento, porque se repartieron gratuitamente tierras a los primeros
pobladores blancos de villas y pueblos en el campo.

Posteriormente, la monarquía estableció la composición de tierras. Esta modalidad


surgió porque muchos dueños de tierras recibidas legalmente por merced o por
repartimiento, invadieron ilegalmente tierras adyacentes a las suyas para
acrecentar su latifundio. Para resolver esa irregularidad, la monarquía resolvió
darle legalidad mediante la composición de tierras, que no se entregaban
gratuitamente al invasor sino mediante un pago en dinero a la monarquía, que
variaba según la extensión de tierras ocupadas ilegalmente.

3)Composición de la tierra
Las Leyes de Indias del año 1680 decían textualmente “que a los indios se les
dexen tierras con sobras de todas las que les pertenecieron, así en particular,
como por comunidades, y las aguas y riegos; y las tierras en que hubieran hecho
acequias u otro cualquier beneficio, no se les pueden vender ni enajenar. Esas
leyes prohibían que tierras que hubieran pertenecido a indígenas fueran otorgadas
a blancos propietarios por composición de tierras.

4)Cimarroneras y cumbes de esclavizados

Desde comienzos del siglo XVI comenzaron a traer a Nuestra América africanos
(as) esclavizados. Se inicia entonces, un perverso secuestro y traslado de esos
seres humanos desde su continente hasta América, en barcos esclavistas. Allí les
colocaban grilletes y cadenas y los disponían de forma cruel en compartimentos
con poca o ninguna ventilación y escasa alimentación, por lo que muchos fallecían
en el camino. Otros llegaban enfermos del cuerpo y también del alma, sin familia,
ni amigos (as), se enfrentaban a un idioma y una geografía distintos; a esto se
sumaba el sometimiento a la esclavitud, la carimba y el látigo en la piel.

5)Los esclavos, castigo

Los esclavos se castigaban con azotes o cortándoles una oreja, se le aplicaban


grillos, cadenas y esposas, se encerraban en lugares muy estrechos. Cuando huía
por 4 días o menos, recibía una pena de 50 azotes; si era por 8 días, recibiría 100
azotes y un grillo de 12 libras en un pie por 2 meses; si huía por 6 meses, se le
aplicaba pena de muerte.

Hubo casos en los que el esclavo cometía faltas, como por ejemplo robo o hurto
de elementos que pertenecían a su amo y era castigado con mutilaciones”.

6)Espacio de libertad

Cimarrón llamaban a quién se fugaba.


-Las cimarroneras eran comunidades de esclavizados huidos.
- Ellos ponían sitios de vigilancia en haciendas para controlar el acceso a ellas,
integradas por unos veinte hombres.
-Su función era proteger a los fugados mientras avanzaban hacia el interior de las
montañas, buscando áreas de difícil acceso para establecimientos temporales.

Los cumbes eran asentamientos definitivos de cimarrones.


-Estaban construidos en áreas montañosas, alejadas, pero que permitían la
instalación de ranchos.
-La entrada al lugar era difícil, debido a que incluía trampas y una loma donde se
establecían puestos de vigilancia y protección.
-Los cumbes estaban integrados por unas treinta casas bajo grandes árboles;
cada casa albergaba una familia.
-A su lado construían pequeños conucos.
En ellos había una vida religiosa con reminiscencia africana. Muchos cumbes
constituyeron la base de pueblos que hoy perviven.

7)Los colores de una sociedad desigual

En la sociedad colonial de Venezuela y de toda Nuestra América, hubo desde los


inicios la presencia de tres grupos étnicos, con diferencias en sus rasgos físicos
que, durante un largo tiempo de convivencia, se habían mezclado dando origen a
diversos tipos de mestizaje.
Además, había diferencias por el tipo de trabajo asignado a cada uno de esos
grupos y a sus derechos y obligaciones.

Blancos peninsulares

Blancos peninsulares llamaron a los españoles, porque España está en la


península Ibérica. Tenían todos los derechos políticos (sólo ellos podían ser virrey,
capitán general y ejercer otros altos cargos) y tenían privilegios sociales .
Blancos criollos

Blancos criollos llamaron a las y los descendientes de españoles, nacidos en


América. Tenían limitados sus derechos políticos a ejercer cargos en el cabildo y
desde el siglo XVIII en el Real Consulado. Pero tenían iguales derechos
económicos e iguales privilegios que los y las peninsulares: usar mantón para
abrigarse, tener en la iglesia un sitio aparte, sólo las mujeres blancas podían usar
joyas y adornarse, etcétera.

Blancos de orilla o isleños

Blancos de orilla o isleños llamaron a quienes habían nacido en las islas Canarias
u otras pertenecientes a España. Estos no tenían derecho ni siquiera de ejercer
cargos en el cabildo, ni privilegios sociales, sólo uno: no ser discriminados
abiertamente en público. Trabajaban en oficios manuales, vendían telas y otros
productos; trabajaban como empleados en tiendas; algunos tenían pequeñas
parcelas o pequeños comercios y vivían del producto de las ventas.

8)Indios (clasificación)

Los clasificaban en:

Encomendados; tributarios: eran los que estaban obligados a pagar un tributo,


vivían en pueblos sólo para indígenas bajo la autoridad de un corregidor o en
misiones bajo la autoridad de un “cura doctrinero”.

Indios rebeldes o “alzados”: llamaban a los que hasta fines de la colonia se


resistieron a ser dominados y se fueron a vivir en lugares distantes, sin permitir la
entrada de desconocidos que pudieran atacarlos o tratar de someterlos. Algunos
continuaron la lucha contra invasores; es el caso de los araucanos que lucharon
contra invasores durante 200 años al sur de Chile y Argentina.
Negros: africanos y afrodescendientes, esclavizados y libertos. Sólo tenían
deberes, carecían hasta del derecho a su libertad. Las mezclas de indios, negros y
blancos recibían distintos nombres:

• Mestizos: llamaron a hijos e hijas de blanco-indio, eran los menos discriminados.

• Mulatos: resultan de la mezcla blanco-negro.

• Zambos: resultan de la mezcla indio-negro.

• Pardos: resultaban de mezclas que tenían sangre africana directamente (por ser
descendiente de padre o madre negro(a) o indirectamente por ser el resultado de
mezclas en las que algún antepasado era zambo o mulato.