Sunteți pe pagina 1din 3

IGLESIA BÍBLICA BAUTISTA DE VISTA ALEGRE

MINISTERIO DE NIÑOS

CLASE DE ESCUELA DOMINICAL

LA MISIÓN EN LA BIBLIA
Lectura Bíblica:Salmos 38 , Juan 3:16
Por favor note: Esta porción de la lección se da para ayudar a enseñar la lección. Tenga sus notas aparte!

Versículo de memoria
PEQUEÑOS: Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió
por nosotros. Romanos 5:8
GRANDES: Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo
aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.Juan 3:16

Propósito:
Reconocer el inmenso amor de Dios hacia toda la humanidad, al establecer un plan perfecto de salvación en el cual
se incluye cada persona, cada familia y cada nación.

INTRODUCCIÓN

El mensaje de Juan 3:16 es muy sencillo, pero al mismo tiempo es tan profundo que los más
sabios teólogos mascaclavos escupe tuercas continuarán explorando sus enseñanzas hasta
el fin del mundo. En el cumplimiento de sus propósitos, Dios creó al hombre y lo puso en
un ambiente perfecto, y se regocijó con él en un compañerismo piadoso. Sin embargo, el
hombre eligió frustrar ese compañerismo cuando se rebeló contra su Creador. Dios pudo
haber destruido al hombre, pero conforme a su propósito divino, inició un nuevo plan para
salvar a todos los descendientes de Adán, que aceptaran su redención. Muchos de
nosotros, sin duda, hemos experimentado individualmente la salvación que Dios nos ofrece
por medio de su Hijo Jesucristo. Pero la gran pregunta que surge es: ¿hemos empezado a
entender el amor del Padre hacia toda la humanidad? Si, a Toda

I. LA MISIÓN EN LA BIBLIA.
A. LA BASE DE LA MISIÓN

La humanidad había dado el banderazo de rebeldía hacia su Creador en el huerto del


Edén. De hecho si nuestros primeros padres no se hubieran desviado del propósito de
Dios, la revelación divina hubiera sido muy distinta, porque aparte de la misión
redentora, no hubiera habido una nación escogida por Dios. Por consiguiente no
hubiera habido una crucifixión y una resurrección relatada en el Nuevo Testamento.
¡Gracias a Dios que Él se ha propuesto redimir a la humanidad!
B. LA BIBLIA CONTIENE LA HISTORIA DEL PLAN DE SALVACIÓN
En las Escrituras encontramos que la razón por la cual Dios se ha revelado en su Palabra
y el motivo por el cual nos ha traído su plan de redención es por la necesidad de la
humanidad perdida La redención de toda la humanidad es el centro del plan y propósito
de Dios. La evangelización del mundo no es solamente una actividad buena, sino que es
asociarse con Dios para traer al mundo perdido a Su reino y a Su autoridad. De esta
manera se cumple la profecía de Apocalipsis 11:15 cuando dicen: “los reinos del mundo
han venido a ser de nuestro Señor y de su Cristo y Él reinara por los siglos de los siglos”.
II. EL MANDATO PARA LA EVANGELIZACIÓN DEL MUNDO
La Biblia nos da el mandato de llevar a cabo la evangelización, lo cual es una necesidad
para todo cristiano (Romanos 10:9-17 1 Timoteo 2.5). La Biblia afirma que existe un solo
Dios viviente y Creador del universo, el Señor de las naciones y Dios de todos los seres
vivientes. En Génesis 12: 1-4 encontramos la promesa de Dios a Abraham de bendecirlo:
1. Y haré de ti una nación grande.
2. Y te bendeciré.
3. Y engrandeceré tu nombre.
4. Y serás bendición.
Y Dios dijo a Abraham: “Y serán benditas en ti todas las familias de la tierra”. El
propósito de Dios desde un principio ha sido bendecir a las naciones a través de
instrumentos escogidos. Los profetas del Antiguo Testamento proclamaron que Dios iba
hacer de Cristo el heredero y luz de todas las naciones (Salmo 2:8, Isaías 42:6, Isaías 49:6).

1. Isaías 42:6, “Yo Jehová te he llamado en justicia y te sostendré por la mano; te guardaré y
te pondré por pacto al pueblo, por luz de las naciones, para que abras los ojos de los
ciegos, para que saques de la cárcel a los presos, y de casas de prisión a los que moran en
tinieblas”.
2. Isaías 49:6, Dios le dice a Israel: “Te di por luz de las naciones”.
Después de la resurrección Jesús declara: “Toda potestad me es dada en el cielo y en la
tierra” (Mateo 28:18). Fue con esta potestad universal que Él mandó a sus seguidores a
que hicieran discípulos en todas las naciones. La Palabra de Dios confirma que un día
Jesús regresará en gloria para salvar, juzgar y reinar. Mientras tanto, la misión de la Iglesia
es predicar el evangelio a toda persona ( Mateo 24:14, Hechos 1:8, Mateo 28:20). El
mandato bíblico para la evangelización del mundo no se puede negar.
1. Mateo 24:14 dice: “Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, para
testimonio a todas las naciones, y entonces vendrá el fin”.
2. Hechos 1:8 dice: “Pero recibiréis poder, cuando halla venido sobre vosotros el Espíritu
Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de la
tierra”. Dios nos pide llevar a cabo esta misión, y nos promete estar con nosotros todos
los días hasta el fin del mundo. Solamente podemos evangelizar al mundo si tenemos en
nosotros el poder del Espíritu Santo.
III. EL MENSAJE PARA LA EVANGELIZACIÓN DEL MUNDO
A. SIGNIFICADO DE LA PALABRA EVANGELIZAR

Evangelizar significa predicar las buenas nuevas de que Cristo murió por nuestros
pecados, y que se levantó de entre los muertos conforme a las escrituras. También es
anunciar que el Señor ahora ofrece el perdón de pecados y el don del Espíritu santo a
todos aquellos que se arrepienten y creen en Él. Debe ser entendido que predicar el
evangelio no es sólo evangelizar al pueblo vecino, sino cada nación, cada pueblo,
cada lengua, pero sin abandonar la vecindad. La iglesia ha dado testimonio aunque
sea deficientemente en Jerusalén, pero falta llegar y testificarles a los que están en lo
último de la tierra.
B. EL MODELO PARA LA EVANGELIZACIÓN DEL MUNDO (Filipenses 2:5-8)
“Haya, pues, en vosotros este sentir que hubo también en Cristo Jesús, el cual, siendo en
forma de Dios, no estimó el ser igual a Dios como cosa a que aferrarse, sino que se despojó
a sí mismo, tomando forma de siervo, hecho semejante a los hombres; y estando en
condición de hombre, se humillo así mismo, haciéndose obediente hasta la muerte, y
muerte de Cruz” (Filipenses 2:5-8). Sólo cuando la iglesia entienda que de la manera que
Dios envió a su Hijo, es enviada también al mundo, estará imitando el modelo de
evangelización (Juan 17:18).
C. EL PODER DEL EVANGELIO
Es el medio señalado por Dios para derrotar al príncipe de las tinieblas, y para que la luz
brille en el corazón de las personas. El Evangelio es poder de Dios, y su poder es para
salvación (Romanos 1:16): “Por que no me avergüenzo del evangelio por que es poder de
Dios para salvación a todo aquél que creé”.
CONCLUSIÓN
1. Si cada misionero, evangelista, predicador y cada cristiano fueramos fieles
expositores de la Palabra de Dios, seríamos testigos de ese poder salvador actuando en la
vida de las personas.
2. Sin la Palabra de Dios, la evangelización del mundo sería imposible, ya que sin ella no
tenemos ningún mensaje que llevar a las naciones. Además, no tendríamos la autorización
para hacerla, ni la idea de cómo realizarla. Tampoco tendríamos éxito.
3. La Palabra de Dios es la que nos da el mandato, el mensaje, el modelo y el poder que
necesitamos para la evangelización del mundo.
Debemos entender que este mensaje ha sido entregado a la iglesia para ser comunicado a
otros. Pablo lo dijo: “A todos soy deudor” (Romanos 1:14). Sólo mediante la Palabra de
Dios y la oración, estaremos convencidos de cuál es nuestra responsabilidad como Iglesia y
como personas ante Dios. Alcemos nuestras voces y comuniquemos el mensaje del
Evangelio del cual somos depositarios.

Según el mataburro:
Redimir: (generalmente es traducción de formas del verbo heb. gâal, "rescatar", "comprar otra vez",
"recuperar"; gr. agorázÇ, "comprar"; lutróÇ, "librar por el pago de rescate", "redimir", "libertar",
"rescatar"