Sunteți pe pagina 1din 10
10 e e e e e TEORIA e e e Boris Arvatov Lenguaje poético y lenguaje practico Tenriay Aniitsie terartoCitedra “= ‘BORIS ARVATOY. Lenguaje pottico y Lenguaje prictico (Para una metodologia de los estudios artisticos) [Titulo original: Jozyk poeticeskij i jazyk prakticeskij (K. metodologij iskusstveznanija, , publicado en Pecat i revoljustsija, n° 7, 1923. Tomado de Rassegna sovietica, n° 2, 1968, pp. 154-165. Traduccién: Jorge Panesi}} [UBICACION DEL PROBLEMA TEORICO. Bons ARVATOV (1896-1940) fue uno de los tedricos del LEF (Frente artistico de izquierda) surgido en la URSS postrevolucionaria, antes de que triunfara la corriente realista (el “realismo socialista”). La polémica con estos ultimos sectores (entre los afios 1924-1928) consistia en la naturaleza y funcién del arte revolucionario, en el centro de estas discusiones se hallaba la “‘cuestiin del realismo”. Los productivistas no desdefiaron los aportes metodologicos de los Formalistas Rusos, a los que por otra parte, criticaron desde el marxismo. Para Arvatov todo arte es “arte de una clase”: fo que busca, entonces, es cam- biar ia propiesiad de los medios de produccién. A los artistas de viejo cufto Arvatov los llama “artista: de caballete”, para indicar le supervivencia de una produccion artistica artesanal, rémmora de una sociedad precapitalista (el arte y el artista como procesos “decorativos”, “superiluos”, “lujosos”, “consumistas”). El arte revolucionario debe tener una funcién social, que estaria, segin Arvatov, en el “industrialismo” 0 “productivisma”’ 1 arte no revela otro mundo (como en el simbolismo), ni es una mimesis o reflejo de lo existente (“el ute figurativo es un complemente imaginado a aquellas necesidades socia- les que no har. sido satisfechas en la realidad”), sino que debe estar ligado a la vida coti- diana, ser una prolongacién de ella y “organizarla”. Con este fin, debe encontrarse inti- mamente uni¢o al proceso productivo y confundirse con él, Esto supone desmantelar completaments las formas artisticas de la burguesia que en una sociedad so e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e e Borie Arvator - 2 cumplen ya furcién alguna. El arte burgués para Arvatov es andrquico, pero la cultura proletaria debe-ia ser consciente y met6dica, basada en “una teoria cientifica” (esto es, el marxismo): “Normalizacién, racionalizacion y concientizacion de los problemas y méto- dos del arte esa deberd ser la politica artistica del proletariado” (Arvatov: EI arte en el sistema de la cultura proletaria), En otros términos, propone la colaboracién de la téc- nica y la ciencia con el arte; asi habla del “artista ingeniero” y de la alianza “del poeta con el linguista” (C. Brik, otro constructivista dijo “el poeta es un téenico de la palabra, al servicio de su slase”), Esta corriente se vio influida por Bogdanov que quiso crear una “ciencia de la organizacién” y se opuso a la “teoria del reflejo”; en términos de Arvatov (que sigue a Bogdanov), el arte no es reflejo sino construccién y organizacién de las ex- periencias sociales, no reproduce una estructura ya dada, sino que organiza y pone en forma lo que n» esta inmediatamente formalizado, ‘Arvatoy y Brik sostienen que el analisis de las formas literarias debia expandirse al “origen de Lis formas”: un método genético. Para ello se debe estudiar la correlacién centre lenguaje poético y lenguaje practico. Aqui el lenguaje es una mediacién entre la esfera practica y la estética (las dos entendidas como productividad social)!.] 1L- La dea fundamental del movimiento “productivista” consiste en que, 2 partir de la siempre ascendente colectivizaciOn de la sociedad, la creacién artstica concluiri por fundirse con las actividades de cardcter socialme te utiliario. Pariendo de este punto de vista, los “productivistas™ se oponen decidids mente a cualquier forma de separacin respecto de la vida, cualquier contrapasicién entre el arte y Ia pric- tice, ‘Al mismo tiempo, los “paoductivistas” son sostenedores del llamado “rnétodo formal” en Jos es- tudios sobre el ar‘, y en particular, en Ia tori de la literatura. Pero, el método formal sostiene el principio dela “contruposiciba” de las leyes del lenguaje poético a las del lengusje prictico" (V. Shklovski, 1917). De agi se deriva una notosia contradiceién que deja petplejos a muchos, y que se manifiesta de manera particulaemente clara en la actitud de los tedricos marxistas hacia el método formal. Los socidlogas consideran como un absurdo total, como una degeneracidn burguesa, la definiciGn del arte como suma de procedimientos contrapuestos ala realidad y autosuficientes. Esta manera de afrontar el problema infuye de manera harto nepativa sobre el trabujo de los eseritores proletarios, particularmente necesitados de una teo- sia de la forma aristica, pero al mismo tiempo, aterrorizados por el “fin en si mismo” del Opajag Y sin embargo, fueron precisamente os miembros de esta organizacién quienes primero propu: sleron un sisters cieatifico bien estructurado en Ia teoria del ante, carente de “subjetivismo critico”, mate- mavicamente exatto en sus métodos, y quienes afrontaron por primera vez el arte “como un aspecto especi- fico y particular le la actividad humana, sujeto a leyes rigurosas y objetivas” (Cf. El articulo de OM. Bok, " Bibliogratie: Boris Arvatov, Arte y produccién, El programa del productivismo, Madrid, Alberto Coraz6a, 197.