Sunteți pe pagina 1din 12

U PAO

UNIVERSIDAD PRIVADA ANTENOR ORREGO

MS. SANTIAGO ARTIDORO CASTILLO


MOSTACERO
ÉTICA Y DEONTOLOGÍA
FILOSOFÍA Y CIENCIAS SOCIALES
ÉTICA
DE LA VIRTUD
ÉTICA DE LA VIRTUD.

*Maraví Lindo (2004), afirma que una


virtud es una disposición adquirida
No se investiga para saber que
por la voluntad y que se ha
es la Ética; qué es la moral o
convertido en un buen hábito;
qué es una virtud o un valor; se
dicho de otra manera una actitud
debe investigar para poner en
virtuosa procede de una elección
práctica todo lo que es bueno
voluntaria. Las virtudes sólo
para el ser humano.
tendrán sentido si las condiciones
de su realización contribuyen a
realizar o a alcanzar la acción
virtuosa.
*José Ingenieros, en su libro “El
*Miguel Ángel Cornejo (1998) en Hombre mediocre”, dice: “el
su libro Líderes del Tercer Milenio, primer germen de perfección
dice: “la virtud sólo se alcanza a moral se manifiesta en una
través de un ejercicio perseverante decidida preferencia por el bien,
de la voluntad”. haciéndolo, enseñándolo,
admirándolo. La bondad es el
primer esfuerzo hacia la virtud”
VIRTUD
A. DEFINICIÓN DE VIRTUD.
La palabra virtud proviene del latín VIRTUS que significa VIGOR, esfuerzo y el ser
virtuoso sólo se logrará con el ejercicio permanente de la voluntad, hasta que se
convierta en un buen hábito.

*Horta Vásquez (2007), dice: “es un hábito o disposición permanente que nos mueve a obrar el
bien y evitar el mal”. Además señala: “a la VIRTUD se opone el VICIO, que es el hábito o
disposición permanente para hacer el mal”.

*Platón en su obra “La Apología de Sócrates”, dice: “No hay que equivocarse, no se camina
hacia la virtud cambiando placeres por placeres, tristezas por tristezas, temores por temores y
haciendo lo mismo que los que cambian una moneda a menudo. La SABIDURÍA es la única
moneda de buena ley, y por ella es preciso cambiar todas las demás cosas. Con ella se compra
todo y se tiene todo: Prudencia, fortaleza, templanza, justicia; es una palabra, la virtud no es
verdadera sino con la sabiduría independientemente de los placeres, de las tristezas, de los
temores y de todas las pasiones”.
VIRTUDES
B. LAS VIRTUDES CARDINALES .

El término CARDINAL significa primordial, fundamental, en


segundo lugar, las virtudes cardinales son aquellas que nos
ayudan a encontrarle sentido a nuestra propia vida, las que
nos ayudan a nuestra autorrealización y a la satisfacción de
nuestras necesidades de convertirnos en seres
primordiales, fundamentales, es decir en hombres de bien.

Hay quienes dividen a las virtudes en: naturales y


sobrenaturales; humanas y cristianas; intelectuales y
morales.
ÉTICA DE LA VIRTUD
LA PRUDENCIA :

«La prudencia es la virtud que dispone la razón práctica a discernir en


toda circunstancia nuestro verdadero bien y a elegir los medios rectos
para realizarlo. “El hombre cauto medita sus pasos” (Pr 14, 15). La
prudencia es la “regla recta de la acción”, escribe santo Tomás (Summa
theologiae, 2-2, q. 47, a. 2, sed contra), siguiendo a Aristóteles. No se
confunde ni con la timidez o el temor, ni con la doblez o la
disimulación.
Es llamada auriga virtutum: conduce las otras virtudes indicándoles
regla y medida. Es la prudencia quien guía directamente el juicio de
conciencia. El hombre prudente decide y ordena su conducta según
este juicio. Gracias a esta virtud aplicamos sin error los principios
morales a los casos particulares y superamos las dudas sobre el bien
que debemos hacer y el mal que debemos evitar.» (Catecismo de la
Iglesia Católica No. 1806)
ÉTICA DE LA VIRTUD
LA JUSTICIA:
El signo de la justicia es la equidad; y, en la historia de la
humanidad el mayor ejemplo de justicia equitativa la dio
Jesucristo cuando pronunció sus célebres frases: “Dad a
César lo que es de César y a DIOS lo que es de DIOS”.
*Descalzi (1996), sostiene que la justicia como virtud tiene
que ver con un adecuado equilibrio entre lo que esperamos
recibir del mundo interior de los demás y lo que nosotros
demos de nuestro mundo interior.
*Horta (2007), afirma, es un acto bueno, porque
perfecciona y eleva al hombre; y el tiempo en el que el
hombre vive la injusticia es malo porque destruye o
aniquila al hombre y a su tiempo.
Etimológicamente justicia: “jus” = derecho; “stare” = estar.
Por lo tanto justicia es estar en el derecho.
ÉTICA DE LA VIRTUD

LaFORTALEZA
Fortaleza:
*Descalzi, dice: la virtud de la fortaleza es la capacidad para
aceptar la adversidad y las frustraciones con la misma entereza
de ánimo, que los triunfos.
Las dudas prolongadas y las dificultades para tomar decisiones
y realizarlas, son reflejos de nuestras debilidades, que
debemos combatir.
*Ingenieros, dice: “la energía es virtud juvenil; quien no la
adquiere precozmente, muere sin ella. Sólo la juventud tiene la
mente plástica para abarcar el panorama de la vida y el abrazo
elástico para vencer las resistencias ancestrales. Los hombres
sin energía no cooperan en cosa alguna de común provecho;
dudan y temen equivocarse, porque no han sabido pensar; y
nunca adquieren la confianza en sí mismo y la fe en los
resultados, indispensables para acometer empresas grandes”.
ÉTICA DE LA VIRTUD
LA TEMPLANZA :

*TEMPLANZA, proviene del latín: TEMPERANTIA que significa temperancia, es decir,


moderación, continencia, sobriedad

Considero que la templanza es una virtud que aunado a una fuerza de voluntad y a una
actitud prudente, nos ayuda a ser lo suficientemente capaces de vencer todo aquello que
nos lleva al vicio de la gula o desorden en los apetitos hedonísticos o placenteros.

*Descalzi, templanza es lo mismo que contención o autoestablecimiento de límites en la


satisfacción de los propios apetitos. Es cuestión de saberse contener y de no permitirse las
satisfacciones que nos dificultan el acceso al bien.

. Horta, la templanza es una virtud que nos induce a moderar los placeres e inclusiones
sensibles dentro del debido límite.
ÉTICA DE LA VIRTUD
C. LAS VIRTUDES TEOLOGALES
La FE:
La FE es un acto íntimo, subjetivo que resulta muy difícil de
entender.
Como humanos la fe es la seguridad y confianza que tenemos en lo
que hacemos. Debemos fortalecer y robustecer nuestra fe que se
debe ayudar con el yo quiero, yo puedo y yo debo, especialmente
este último. Tener fe en nosotros mismos es confiar en nuestras
capacidades y para esto debemos comprobar cuan capaces somos.
En el campo de la FE, hay una dualidad: los crédulos (son los que
creen por creer, los que aceptan que el mundo de DIOS es un mundo
de misterios). Los creyentes (son los creen que la FE en CRISTO es
estar convencido de que ÉL es el CAMINO, la VERDAD y la VIDA y que
nadie va al PADRE, sino a través de su palabra.
ÉTICA DE LA VIRTUD
La Esperanza:

En la Biblia encontramos claros ejemplos de la importancia de


la ESPERANZA en la vida de las personas, creyentes en
CRISTO, el unigénito hijo de DIOS PADRE.
La esperanza es la virtud teologal por la cual confiamos, con
absoluta seguridad, alcanzar la vida eterna. Debemos saber
que JESUCRISTO es la última ESPERANZA de vida y en ÉL y
sólo en ÉL está la salvación; se trata de la esperanza de tener
un lugar en el REINO DE DIOS. Tenemos que vivir la
esperanza de alcanzar mediante la fe y la caridad, de
reencontrar el camino (si lo hemos perdido por el pecado), de
DIOS y lo que el quiere para nosotros y cómo debemos
participar de su obra creadora.
ÉTICA DE LA VIRTUD
La Caridad:

Es la actitud altruista que poseen las personas inclinadas a


servir a su prójimo.
La CARIDAD es un instrumento valioso para la salvación de la
humanidad, DIOS la ha puesto en manos de los hombres para
ayudar, servir, socorrer, proteger a los necesitados y
desamparados, a los más pobres, a los más desvalidos, a los
enfermos.
Dar de comer al hambriento, dar de beber al sediento, vestir al
desnudo, dar posada al peregrino, constituyen ejemplos
fidedignos de caridad que se han perennizado a través del
tiempo y sintetizan elocuentemente la actitud cariñosa y
benéfica de quien tiene la voluntad de servir.